BLOGS
Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

Solidaridad navideña

Por María José Viz Blanco

Reyes Magos.

La Navidad es, por antonomasia, la época del año en la que florece la solidaridad.

España es un país solidario. Prueba fehaciente de ello es que es líder mundial en donaciones y trasplantes de órganos. Es algo de lo que tenemos que sentirnos muy orgullosos, por ser demostración de un alto grado de generosidad y altruismo. Si hay una época del año que se considere solidaria por antonomasia esa es, sin duda, la Navidad. Hay una gran sensibilización hacia el sector de la población que más sufre, en estas fiestas que ahora terminan. Quisiera hacer mención de dos gestos solidarios –entre los innumerables que abundan, cualquier día y en cualquier lugar- que tienen que ver con el final de las fiestas navideñas, concretamente con la festividad de los Reyes Magos.

En vísperas de la cabalgata, unos vándalos quemaron las carrozas que se iban a usar para la misma en el pueblo malagueño de Arriate. Casi de inmediato, un aluvión de ofrecimientos de ayuda surgió de puntos muy distantes de la geografía española, lo cual produjo asombro en los felices y desbordados paisanos. Por supuesto, la ilusión de la noche mágica por excelencia llegó al pueblo. En A Coruña, los Reyes Magos de Oriente visitan, en la mañana del día 5, a los niños enfermos del Hospital Materno Infantil Teresa Herrera que no pueden estar en sus casas en estas fechas. Sus Majestades, acompañados de una parte de los integrantes de la Agrupación Musical Albéniz, recorren las habitaciones y los artistas van tocando y cantando populares villancicos. Todos los que han podido vivir esta hermosa experiencia resaltan la expresión en las caritas de estos pequeños pacientes, entre sorprendidas y asustadas, esbozando una tímida sonrisa.

Es mayor la satisfacción del que da que la del que recibe. No lo opino yo sola: millones de españoles demuestran continuamente ser unos grandes altruistas. Ni que decir tiene que debemos seguir cultivando esa faceta tan positiva del ser humano, ese lado noble que todos tenemos, aunque comencemos con pequeños gestos que son igualmente importantes para el conjunto de la sociedad.

1 comentario

  1. Dice ser Paco antequera Alabau

    NECESITAMOS MÁS GESTOS SOLIDARIOS… PERO DEL ESTADO
    .
    …Pues sí, amiga María José. Debemos seguir cultivando la generosidad y el altruismo entre los más necesitados. Y dar un paso más allá. No sólo hacer felices a los niños en Navidad, sino también a las personas mayores, discapacitados y parados de larga duración. ¿Qué Cómo…? Muy sencillo. El tema niños ya lo ha dicho usted muy bien: visitando hospitales, dando regalos a los críos enfermos o procurándole regalos a aquellos otros de familias que no tienen recursos. Pero no nos quedemos ahí.
    .
    …Los Reyes Magos deberían visitar también todos los centros de la Tercera Edad. Nuestros mayores son como chiquillos, necesitan alegrías en los últimos años de su vida, que alguien se acuerde de ellos. Sobre todo de aquellos que no tienen ya ni familiares. Ya sabe usted que para el Estado, los jubilados no son económicamente rentables. Tampoco las viudas. Pese a cobrar poca pensión, el Gobierno prefiere que estos sectores desaparezcan a tenerles que pagar una mensualidad vitalicia. De ahí que se olvide de ellos para que se mueran prontito. Pues no. Promovamos nosotros lo contrario. Pidámosle al Estado más ayudas para nuestros abuelos.
    .
    …Las personas mayores, además de ser la voz de la experiencia, constituyen el trabajo de otras personas (sanitarios privados, residencias, balnearios, asistentas sociales, terapeutas, nano-médicos, cuidadores, peluqueras, empresas dedicadas al ocio y turismo para mayores…). Si ellos desaparecen, otros van derechitos al paro.
    .
    …Otro sector olvidado por sus majestades de Oriente es el de los discapacitados. En España existe más de 1 millón de personas dependientes que no reciben asistencia o la reciben de forma deficiente. Los Reyes Magos deberían regalarles una mayor calidad de vida, y cuando digo los Reyes, me refiero a este Gobierno miserable que tenemos (o al injerto que está por venir). La primera medida tendría que ser la de procurarles un trabajo digno. Un trabajo adaptado a ellos en empresas privadas (que recibirían, a cambio, bonificaciones) y en la administración pública. ¿Qué hace un funcionario de una Delegación provincial que no pueda realizar un parapléjico? Ya se lo digo yo a usted: nada.
    .
    …Por último, tampoco nos podemos olvidar de los parados de larga duración. Parados de 10-15 años de antigüedad en el INEM, con carreras universitarias, solteros o en tránsito de formar familia. Los Reyes Magos –o sea, el próximo Gobierno– debería crear, sólo para ellos, unas listas de empleo únicas. No podemos olvidar que estamos hablando de un sector que, en su día, sirvió a la Patria haciendo el Servicio Militar Obligatorio y ahora tiene más de 40 años. Si encima están licenciados, graduados o las dos cosas, nos hallamos ante un grupo de mediojóvenes muy valiosos que este país no puede perder.
    .
    …Por tanto, el Estado debería crear unas Bolsas de Trabajo especializado para estas personas –ya no tan jóvenes–, donde la vinculación Universidad-mundo laboral sea estrecho y directo, sin necesidad de exámenes de acceso. Por ejemplo, un licenciado o graduado en Letras o Medicina, y que esté actualmente en paro, tendría que entrar a trabajar, como mínimo, en la Enseñanza pública, sin necesidad de aprobar ningunas oposiciones. El Estado se ha de hacer cargo de estos ciudadanos de alguna manera. O en el peor caso, buscarles acomodo en otros países, a través de la embajada.
    .
    …Todo esto y más debería realizarse en un país solidario. O mejor dicho, en un país donde el Gobierno hiciera bien su trabajo. De esta manera, disfrutaríamos todos los años de muy buenos regalos de Reyes. Como dice usted, amiga María José, en su fantástico post: ‘[…] comencemos con pequeños gestos que son igualmente importantes para el conjunto de la sociedad.’

    12 Enero 2016 | 23:07

Los comentarios están cerrados.