BLOGS
Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

Mi encuentro con un héroe no laureado

Por Daniel Castro

Hoy podía haber sido un día más de monótono entreno en la pista de atletismo, después de volver del trabajo en bici. Preparándome para mi afición, un triatlón el domingo en la Casa de Campo.
Pero ya en las primeras vueltas, en la pista casi vacía, salvo por los chicos de la escuela de atletismo que entrenaban en una curva relevos, me ha llamado la atención la estampa de un hombre ya entrado en los 50 que peinaba canas y que con un bastón de trekking soportaba su lado yermo del cuerpo, hemipléjico del lado derecho, mientras caminaba trabajosamente, una vuelta tras otra sobre el tartán.
Una y otra vez le doblabla, no era nada más para mi que una baliza en la pista, absorto en mis pensamientos, mis sensaciones y mis tiempos. No he pensado en él, era un elemento más del entorno.blogf
Al acabar mi entreno y aprovechando las vallas de obstáculos que rodean la cuerda, he realizado una tabla de estiramientos y al poco se ha acercado este hombre con su tortuoso caminar, a realizar unos limitados movimientos, dejando su bastón y apoyando su mano izquierda en la barra. Me ha sonreído y yo le he saludado.
Y no sé como hemos comenzado una difícil conversación y una suerte de pequeño viaje interior que me tiene delante del teclado, esbozando mis emociones. Con una afasia del lenguaje severa, he conseguido discernir que tras pasar varios meses en coma por un infarto cerebral, llevaba años de rehabilitación luchando por recuperar tanto su capacidad de habla como su lado derecho del cuerpo. Siempre con una sonrisa en la boca y animándome a mí con un ¡muy bien, muy bien! mientras estiraba.
Me he sentido derrotado…el héroe no laureado, el ganador de unos juegos no celebrados era él. Yo sólo podía animarle con otra sonrisa en mi rostro a seguir luchando, que si quería podía y que mañana le quería volver a ver en la pista, que iba a buscarle cada vez que fuera a entrenar.
Nos hemos despedido y dado la mano izquierda, yo soy zurdo, mi mano buena, de él no lo sé…a lo mejor no lo era hace unos años.
Así he salido reforzado en mi ánimo de disfrutar cada de día con una sonrisa porque en cualquier momento puede cambiar mi suerte y con mi reconocimiento para tantos pacientes afectados por enfermedades duras, que no le pierden la cara al día a día, sus familias que los apoyan con paciencia y a todos los profesionales,terapeútas ocupacionales, enfermeros, rehabilitadores y trabajadores sociales que pese al poco reconocimiento social y recortes que están sufriendo sus servicios, luchan cada día por recuperar no sólo las habilidades físicas si no también la dignidad de estos campeones, ellos si, sin olimpiadas.
Recuperemos personas, no bancos.

3 comentarios

  1. Dice ser LINCE 1

    Sí, gracias a todo el personal sanitario por su dedicación y esfuerzo; ellos (hay excepciones, desde luego) son los que hacen que la sanidad pública funcione, los que nos compensan de todas las arbitrariedades de los González, Lasquetty y compañía; ellos son los que, con su dedicación y profesionalidad nos ayudan, nos animan y nos consuelan. ¡¡SANIDAD PÚBLICA!!

    30 Septiembre 2013 | 14:43

  2. Dice ser Helena

    Una persona con afasia tiene lenguaje interior, no es un problema de inteligencia ni de pensamiento.
    La afasia es una gran desconocida y genera frustración y aislamiento social.

    Cada día admiro a las personas que han estado a punto de morir y luchan día a día para mejorar.Siempre me preguntan como estoy y me dan ánimos si estoy cansada. Siempre me animan a mi a seguir adelante ¡Gracias!

    09 Octubre 2013 | 8:02

  3. Dice ser Rogarne

    Gracias! Nunca serán suficientes testimonios, para alentar a seguir luchando!

    09 Octubre 2013 | 10:37

Los comentarios están cerrados.