BLOGS
Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

Preventorios: “Mientras nos duchaban hacían comentarios jocosos de lo flacas o gordas que estabamos, era humillante”

Por Carmen Pavón.

No tengo documentos ni fotos de aquel momento que pasé en mi vida, tampoco sé bien la edad que tenía, creo que unos 12 años. Le pregunto a mi madre que me dé algún dato y me dice que no se acuerda, pero yo es algo que siempre la he tenido en cuenta. No podía, ni puedo entender como me dejó en un sitio así, sin tener mas datos y conocimientos de donde mandaba a una niña. Ella dice que estaba muy delgada y no comía, me mandó para que respirase el aire de la sierra y comiera mejor, pero yo si me tienen un mes más no sé que hubiera hecho. Tenía pensado tirarme por una ventana.

Me llevaron en un autocar una mañana, creo que era el mes de abril o mayo, hacia frío, me cortaron el pelo muy corto y me dieron un uniforme y una cinta del color que sería mi habitación, en mi caso la Sala Blanca. En el último piso, nos empezaron a mirar la cabeza, buscando qué decía yo, más tarde lo supe: piojos. La que no comía o devolvía se lo hacían comer de nuevo, algunas compañeras más antiguas que yo, llevaban debajo de la falta un bolsillo que llamaban faldiqueras para guardar lo poco de valor que tenían. Estaban todo el día poniéndonos vacunas, haciendo colas interminables para pincharnos, y lo que peor llevaba era rezar el rosario sentada en la hierba en el mes de mayo en Guadarrama dos horas.

Cuando crecí y vi una película de los campos de concentración pensé que aquello se parecía a donde mi madre me dejó. Nos duchaban una vez a la semana en un sótano, también en fila desnudas, con tal vergüenza que no me quiero ni acordar. Unas señoritas que estaban haciendo el Servicio Social, creo que lo llamaban así, una nos enjabonaba y la otra nos aclaraba, mientras hacían comentarios jocosos de lo flacas o gordas que estábamos, era humíllate, ahora y entonces lo peor que nos podía pasar en la vida.

Los baños eran unos agujeros negros y no tenían puertas, por la mañana nos ponían para desayunar leche con nata recocida con un olor espantoso y algo que era como la Maicena. Todo el día nos amenazaban niñas mayores que nosotras, te ríes o no verás el domingo a tus padres, saltas o no verás a tus padres. Creía que lo tenía un poco olvidado, pero cuando he leído los comentarios de varias personas, no me lo podía creer.

También recuerdo que si te ponías enferma te mandaban a una especie de Hospital que llamaban ‘la casita’ y allí estabas mejor, según las compañeras que habían estado, yo no tuve la fortuna de ponerme enferma para estar allí. Dormíamos sin ropa interior y yo no entendía por qué, no entendía nada, no entendía por que mi madre me dejo allí y la pregunto aun ahora y cree que era para ayudarme a comer mejor.

Recuerdo que una mañana estábamos en un partido de baloncesto, giré la cabeza y vi a mi hermana entra unas rejas en la calle, le grité que me quería marchar y me entraron de los pelos a rastras. Estoy relatando esto y después de casi 40 años, aun huelo aquel lugar, siempre me recuerda a los campos de concentración y sigo sintiendo miedo.

Espero que esto sirva para algo, a mí por lo menos que lo he contado y sé que aquello no estaba bien y que otras personas lo vivieron como yo. En casa decían que era muy exagerada y que estaba un poco apegada a mi casa y que no sería para tanto. Pues sí que fue para tanto.

20 comentarios

  1. Dice ser jose

    jajajajaja un nuevo capitulo, esto ya es ridiculo, y cuando yo estuve en la mili me hacian duchar con gua fria.

    25 Septiembre 2012 | 13:21

  2. Dice ser pepi

    De verdad alguien no se acuerda de algo así de tremendo hasta 40 años despues????? que raro …..

    25 Septiembre 2012 | 13:33

  3. Dice ser Pablo

    En Orihuela (Alicante) Colegio San Jose Obrero de la Calle Santiago nº 20 (años 1960-1963) no habia tazas de vater lo que habia era un agujero y la señal donde debias de poner los pies, todo de cemento no habia puertas y nos veiamos unos a otros hacer las necesidade en cunclillas, el agua de los vateres salia aleatoriamente no habia para tirar de la cadena y cuando no era asi los vateres se llenaban con tal cantidad de mier… que habia que empujarla con escobas, los niños ante la imperiosa necesidad de hacer lo que ya habeis entendido lo tenian que hacer fuera y todos los alrededores se llenaban de mierda, las ratas campaban por sus fueros || y que ratas || parecian conejos de lo bien alimentadas que estaban
    Se ve que no pasasteis por ello en vuestra tierna infancia ¿seguimos?

    25 Septiembre 2012 | 13:39

  4. Dice ser Paco

    Jose, bonico, qu’e edad ten’ias cuando hiciste la mili?, y te crees muy hombre por pegar cuatro tiros con un cetme y soportar las vejaciones con falso orgullo espaniol?, tambien tu eres un s’adico? o es qu’e simplemente reprimes tus miedos y te asusta quienes sacan a la luz qu’e pasaron anios atormentados? Haz el favor de respetar a la gente, si tu no estiviste en uno de esos preventorios o no tuviste esas experioencias no quiere decir que no existan, si tu dogma pol’itico de inculto ultraderechista no te deja ver, te dir’e que a los tontos neonazis les cuentas milongas y se las creen de pe a pa, incluso niegan el holocausto, negemos el preventorio, no existi’o, ni la guerra entre hermanos, ni 30 anios de dictadura, y Don Francisco Franco media dos metros era rubi atl’etico y sabia 15 idiomas
    por si no lo pillas, como dir’ia Homer, “pretendia ser sarc’astico”

    25 Septiembre 2012 | 13:47

  5. Dice ser Pablo

    Junto al comedor de mayores habia un vertedero de restos de comida a rebosar dicho vertedero maloliente atraia a las ratas y los niños cuando veian a una nos alborotabamos e ibamos a cazarla con la consiguiente algarabía, casi nunca se escapaban vivas
    Dicho vertedero cuando se limpiaba lo hacian con palas dada la cantidad de restos solidos y liquidos negros que contenia

    25 Septiembre 2012 | 13:47

  6. Dice ser Pablo

    Vi como de noche el vigilante le sacudio tal puñetazo en la nariz a un niño que roncaba con tanta saña que este niño tuvo una hemorragia nasal impresionate

    25 Septiembre 2012 | 13:50

  7. Dice ser Pablo

    El vigilante antes de dormir reclamaba a los niños que tenian Tebeos para que se los prestaran y el selecionaba los que le gustaban , los niños para tener contento a este maltratador le ofrecian los Tbos, este vigilante se llamaba Esteban

    25 Septiembre 2012 | 13:54

  8. Dice ser Pablo

    Los niños recibian cartas de sus familiares y dichas cartas nos llegaban abiertas , la pobre abuela nos decia en ellas que nos mandaba 5 Pesetas pues bien, la mayoria de las veces noveiamos el dinero
    Asi como nuestras cartas debiamos de entregarlas abiertas para pasar inspeccion

    25 Septiembre 2012 | 13:57

  9. Dice ser JLRZ

    “lo que peor llevaba era rezar el rosario sentada en la hierba en el mes de mayo en Guadarrama dos horas”

    Quitémosle al menos una hora – ni idea de cuanto se tarda, pero es que el texto destila “imparcialidad” – y llegamos a la conclusión de que lo que más le jodía es que le hicieran rezar una hora al día al aire libre en primavera. Tremebundo oiga, ni en la guerra del Vietnam lo pasaron los occidentales peor!

    25 Septiembre 2012 | 14:47

  10. Dice ser Maika

    No sé que pretenden conseguir publicando semejantes cosas

    25 Septiembre 2012 | 15:55

  11. Dice ser pilpil

    Creo que sois muy muy valientes.
    Solo las personas que han pasado esta tremenda pesadilla, os entiende perfectamente, y es un alivio que os tomen en serio ya que cuando uno es pequeño. Los mayores siempre dicen, que los niños, mienten, exageran y distorsionan la realidad.
    Uno cuando tiene tan tan claro, después de tantos años lo vivido y puedes plasmarlo. Uno se da cuenta del calvario que habéis pasado.
    Es bueno sacar demonios fuera, para descansar y ver que, aunque un poco tarde te tienen en cuenta.

    25 Septiembre 2012 | 17:04

  12. Dice ser fali

    Es normal que la gente no dijera nada hasta ahora porque creian que eso era una vida normal en esas carceles del franquismo y lo han guardado en secreto hasta que se ha destapado toda esa represion es ahora de que salga a la luz toda esta mierda de aquella epoca maldita y oscura de este pais, algun dia saldran los abusos de pederastia de la iglesia catolica en españa al tiempo.

    25 Septiembre 2012 | 17:25

  13. Dice ser membri64

    En el hospicio de San Luis de Sevilla: Ingresé en el año 1951 hasta 1962, o sea, desde los 7 años hasta los 22. Pasaron muchas cosas, incluso muertes de niños, sin nadie que reclamasen sus restos; eran huérfanos o abandonados; éramos considerados en Sevilla como hijos del pecado, y por lo tanto, los hijos de las putas, aunque en mi tiempo ninguna puta metía a sus hijos en aquel hospicio y abandonarlos. Eran madres viudas o las que abandonaban al nacer en la Casa Cuna, que luego cuando tenían 7 años pasaban al hospicio.
    A mí me metieron mis tíos maternos al fallecer mi madre por padecer una enfermedad incurable, ahora se cura.
    Era regido por las monjas de las Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl, que de caridad tenían poca y vigilados por celadores pedófilos, aunque yo me libré de ser objeto de abusos, por ser un niño inválido y no muy guapo; a Dios gracias. Yo necesitaría un libro para narrar las atrocidades, que durante 9 años viví. Contar tantas cosas, como dije antes, es largo de contar.
    Algunas veces, ahora, me encuentro por la calle algunos ex alumnos, que no quieren recordar aquel lugar, sienten como un lugar que les hacen temblar aún. Las bazofias de las comidas, daban arcadas con sólo olerlas.
    Cenábamos a las 6 de la tarde, hasta el desayuno, a las 8 de la mañana; los domingos y festivos, primero a misa y luego a desayunar, por lo que muchos niños, en plena misa, caían desmayados; estábamos famélicos todos, excepto los que tenían familia que cada 15 días eran visitados y les traían alimentos, que los guardaban en maletas en un cuarto. La llave de este cuarto las tenían un celador y una monja. Dicho cuarto era de unos 20 metros cuadrados por unos 4 metros de alto.
    Más de una vez, de noche habían entrado y robado comida del cuarto, culpando a algún niño; era inverosímil que un niño con 8 o 9 años pudiera escalar la altura del tabique para hurtar; ésto pasaba cada cierto tiempo. Un día, no sólo habían robado alimentos, sino que se habían cagado en una de las maletas, por lo que había que descubrir quién era el autor, y le achacaron la culpa al más desgraciado, el niño se llamaba Chávez, era un niño que fue abandonado en la Casa Cuna y que como dije antes pasó al hospicio con 7 años.
    Cogió el celador de turno, y a instancia de la monja sor María del Carmen, que cogieran una sábana, la enroyase, pusiese la mierda y se la atase a la boca; con la misma sábana le ataron las manos en cruz a una ventana de rejas:. así pasó desde la mañana hasta la noche. Las lágrimas, los mocos, y decía sollozando ¡¡¡Yo no he sido!!! ¡¡¡Yo no he sidoooo!!! La monja antes dicha pasó por el lugar, diciendo: “¡¡Ahí, ahí!! ¡¡Para que aprendas a no robar!! ¡¡Y ahora no comerás en todo el día!!”
    Nunca se supo realmente el autor, pero a los demás niños sabíamos quién era: El celador, pero cualquiera era capaz de levantar la liebre.

    25 Septiembre 2012 | 20:12

  14. Dice ser qué HIstoria....

    Qué país… y qué Historia la qu etiene… oculta bajo la maravilla de los NODOS, sólo existente en los NODOS, dándoselas de santos y aceptando barbaridades a punta pala. Los sistemas dictatoriales siempre han sido muy cobardes, temerosos. Por eso utilizan el poder para sentirse con razón a base de machacar otros corazones que sienten igual o mejor, mejor seguramente, que ellos…. Pobres víctimas de las represiones… cómo se pagará ese sentimiento de injusticia y rabia que debieron sentir en sus amargos momentos…. y viendo luego por la tele que todo era color de rosa… bonito y alegre….
    Represiones, opresiones, abuso de poder, creando estado de pensamiento desde la maldad para hacer sus males bien… abuso contra personas, animales…
    El país que tenemos es el que nos merecemos. Sin más. Si queiren algo mejor, piensen diferente, si les dejan… en pleno siglo 21… con Constitución y “democracia”… menos mal que han hecho algo de provecho…. pero algunos medios de comunicación del poder…. creí ver NODO hace poco en la tele…
    Pobres hijos de las dictaduras oficiales o soterradas… Pobres víctimas de los nefastos abusadores humanos.

    25 Septiembre 2012 | 21:46

  15. Dice ser fede

    Buah…. Seguro que así se hicieron más fuertes. Como cuando algunos hicimos la mili. Sí, era duro y las condiciones eran a veces insalubres, pero de ahí salimos fortalecidos y con una gran experiencia que nos hizo apreciar de verdad las cosas.
    Será mejor el libertinaje de hoy en día. Así nos están saliendo estas nuevas generaciones de españoles… ninis y mimados.

    25 Septiembre 2012 | 23:29

  16. Dice ser Rocanrola

    Algunos comparan estas cosas con la mili. Yo no he sufrido ni lo uno ni lo otro, pero no creo que se pueda comparar el sufrir ciertos abusos siendo adulto que auténticas vejaciones siendo un niño.

    26 Septiembre 2012 | 0:37

  17. Dice ser vuvucelo

    pobrecitos, hasta los cojones de ésta mierda, dándose publicidad aprovechándose del escándalo de los niños robados, patéticas

    26 Septiembre 2012 | 1:20

  18. Dice ser Papua

    A algunos parece que les da rabía que alguien explique como les maltrataban.

    Puede existir alguien así y peor aún ser religioso.

    Seguramente estos trolls harían lo mismo si les dejaramos.

    La mili? En la mili solo se aprende a ser un borracho y a no protestar al jefe. Eso sí, ni te pegan palizas ni nada de eso.

    26 Septiembre 2012 | 8:24

  19. Dice ser Roberto

    Ylo más seguro es que tambien habría algún que otro abuso sexual. Estas mujeres tienen cara de lesbianas. Qué pena de país. Cuánta pobreza desde siempre. Siempre hemos sido un país vergonzoso en todos los aspectos. Pero oiga, es que somos muy generosos!, Generosos de qué?, cuando alguien tiene un problema, la gente habla mucho de ayudarle y en cuanto llega la hora de la verdad los españolitos echan a correr que se las pelan. Es un país de cobardes, así nos luce el pelo. Qué ganas tengo de largarme de aquí.

    26 Septiembre 2012 | 17:07

  20. Dice ser Rafa

    Los retardados mentales que se rien en los comentarios luego son los primeros que lloran ante cualquier mínimo problema en la vida.
    Si no sabes lo que dura un rosario mejor callarse que escribir tonterías. Tu no encuentras la madurez ni en el diccionario.

    Esto no es una novela, es la realidad de una persona, un testimonio de dolor, pero, claro, vuestro entendimiento no os da para ello. Patanes.

    04 Octubre 2012 | 0:51

Los comentarios están cerrados.