BLOGS
Trasdós Trasdós

No nos disgusta la definición del término trasdós: la "superficie exterior convexa de un arco o bóveda". En este blog perseguimos estar en alerta y con el objetivo siempre dispuesto para capturar los reflejos, destellos, brillos y fulgores que el arte proyecta.

Entradas etiquetadas como ‘fast food’

¿Comida basura recubierta de cristales Swarovski?

'Alot of Spam' y 'Wakeup Call' - Jonathan Stein - Fotos: gallerybiba.com

‘Alot of Spam’ y ‘Wakeup Call’ – Jonathan Stein – Fotos: gallerybiba.com

“Vivimos en un mundo bling donde brillante significa mejor y una deslumbrante superficie puede enmascarar lo que sea que está podrido por dentro o cargado de grasas saturadas tapona arterias”.

Aunque las palabras del escultor Jonathan Stein (Nueva York – EE UU, 1978) son duras, el artista no habla desde su torre de marfil, se considera “un hijo de los medios de comunicación de masas y un esclavo parcial de los anuncios” con una “mórbida curiosidad por el consumismo y su constantemente fascinante atractivo”.

Una lata de fiambre de cerdo Spam o unas patatas fritas de McDonald’s son preciados trofeos en esculturas que superan en tamaño al original. Así como el pop art certificó que el objeto ordinario e industrial también era arte, Stein, con sorna, transforma comida basura en tesoros fulgurantes.

Lee el resto de la entrada »

Sean Norvet, pinturas surrealistas de gula y comida podrida

'Bad Trip Bologna' - Sean Norvet

‘Bad Trip Bologna’ – Sean Norvet

Pasa hasta en las mejores familias. Dentro de la nevera, olvidadas por completo, están aquellas sobras que confiábamos en aprovechar, metidas en un recipiente hermético y opaco que contribuye a que se mantengan en buen estado más tiempo, pero también a que pasen desapercibidas. Las descubrimos cuando ya es demasiado tarde y nos sometemos a una visión terrorífica, pero también fascinante, porque la comida estropeada provoca cierta curiosidad científica y llama a la observación, si no llega a ser porque el olor apremia a deshacernos de ella cuanto antes.

Con óleos sobre tabla o lienzo, Sean Norvet (1987, Los Ángeles – EE UU) se refocila en la podredumbre. En sus trabajos, la comida es la hermana siamesa de la decadencia, una presencia repulsiva y grasienta con cierto regusto apetecible. Practica un surrealismo pop ya tradicional de la cultura underground californiana, pero con especial interés en la gula, en el consumo impulsivo de fast food.

Lee el resto de la entrada »

Comida rápida, bodegones y posados renacentistas

'Jorrit' - Rebecca Rütten

‘Jorrit’ – Rebecca Rütten

La composición cuidada, el empeño por transmitir sensualidad a través del detalle, las expresiones beatíficas de los modelos… Rebecca Rütten (Colonia – Alemania, 1991) admira el “erotismo” y el “carisma” de la pintura renacentista tardía y se recrea con el lujo de los bodegones flamencos y holandeses.

Al contrario de lo que pueda sugerir nada más verlas, las imágenes de Contemporary Pieces (Piezas contemporáneas) no son parodias, el tono humorístico es secundario. El proyecto de la artista alemana es sobre todo una reflexión sobre la calidad de los alimentos, el precio de comer bien o la comodidad de llevarse a la boca algo tan procesado como carente de nutrientes.

'Tacobell' - Rebecca Rütten

‘Tacobell’ – Rebecca Rütten

Fotografía naturalezas muertas de bollería industrial o retrata a jóvenes (amigos y conocidos a los que pidió colaborar) ataviados sólo con telas de colores oscuros, sujetando en actitud mística un monstruoso bocadillo o una porción de pizza grasienta. “Me gusta que mis amigos lleven en estas fotos tatuajes y piercings, subraya el concepto de que son hijos de la edad moderna, criados en una América cambiante, a menudo definida por la cultura del fast food“. “Muchos de ellos tratan de evitar la comida rápida”, dice refiriéndose a los mismos que posan. “La comida se vuelve un objeto no comestible y pierde su valor”.

'Giovanni' - Rebecca Rütten

‘Giovanni’ – Rebecca Rütten

Aprovechando su contacto con los EE UU —estudió un semestre en California y ahora vive en Nueva York—, Rütten mezcla los clásicos europeos con una realidad actual: en los Estados Unidos, y cada vez en más países, resulta caro comer de modo saludable y la comida rápida se presenta como la única opción cuando tu sueldo es miserable.

Es acertado hablar de un problema de tinte económico y social, pero Rütten se deja llevar por visiones reduccionistas y aborda el problema de modo parcial. Los Estados Unidos son una entelequia de más de 316 millones de personas y poco tiene en común —en cuanto a precios y acceso a alimentos frescos, por ejemplo— la situación de Nueva York con la de San Diego, Albuquerque o Kansas City.

Es conveniente añadir a la balanza otros factores, como el desconocimiento a la hora de cocinar o la falta de ejercicio físico. Que la tasa de obesidad en el país sea ya de más de un 36% (según datos de la OCDE) demuestra la dificultad de atajar un problema que afecta a todos los países desarrollados, incluido España, donde la tasa es de un 26%. La comida basura es sólo un síntoma.

Helena Celdrán

'Donuts' - Rebecca Rütten

‘Donuts’ – Rebecca Rütten

'Thea' - Rebecca Rütten

‘Thea’ – Rebecca Rütten

'Evan' - Rebecca Rütten

‘Evan’ – Rebecca Rütten

Huesos de pollo para reproducir esqueletos de aves extintas

Reproducción de la extinta alca gigante de Islandia - Christy Rupp

Reproducción de la extinta alca gigante de Islandia - Christy Rupp

Las esculturas de Christy Rupp podrían ser inocentes reproducciones de pájaros extintos, un ejercicio de romanticismo para recrear la especie perdida. Pero hay algo más que un mero estudio en la obra de la artista estadounidense.

Lleva años denunciando que hemos creado una situación límite en el planeta, que tenemos la ilusión falsa de poder contrarrestar con tecnología el calentamiento global, la contaminación del agua y la pésima calidad del aire. “Cuando vemos el medio ambiente como un problema sociológico y solucionable mediante la tecnología, ignoramos que somos parte de un sistema con un equilibrio frágil“, dice.

La artista está especialmente concienciada con la calidad de la comida que consumimos: “Las industrias de comida hacen que en seis semanas un pollo pase del huevo a ser comida. Sólo hacen falta unos segundos para que un pájaro vivo se convierta en un producto envuelto en plástico y listo para cocinar”.

Sus obras son un reflejo de la perversión alimenticia en la que vivimos. Rupp utiliza los huesos de pollo de estas explotaciones intensivas para crear sus esqueletos: “Son aves criadas como materia prima de los fast food, de la forma más barata y poco saludable en la que se puede tener a un animal. Los comemos junto con sus antibióticos, hormonas y pesticidas“.

Como resultado, la materia prima de las esculturas de dodos, moas neozelandeses y pájaros carpinteros reales  son huesos de pollo frágiles, procedentes de las sobras de las cadenas de comida rápida, que cierran el círculo de la irracionalidad humana con una nueva forma: la de un pájaro que no existirá nunca más.

Helena Celdrán