BLOGS
Trasdós Trasdós

No nos disgusta la definición del término trasdós: la "superficie exterior convexa de un arco o bóveda". En este blog perseguimos estar en alerta y con el objetivo siempre dispuesto para capturar los reflejos, destellos, brillos y fulgores que el arte proyecta.

‘MOON’, la reproducción más exacta de la Luna

'MOON' - © Oscar Lhermitte

‘MOON’ – © Oscar Lhermitte

La cara oculta de la Luna es aquella que nunca veremos desde la Tierra. Al tardar el mismo tiempo en rotar sobre sí mismo que en girar alrededor de nuestro planeta, el satélite mantiene escondida a la humanidad el 41% de su superficie. Para conocerla hubo que esperar hasta el 7 de octubre de 1959, cuando la sonda automática soviética Luna 3 tomó las primeras imágenes de aquel terreno para nosotros siempre oscuro, que resultó ser mucho más montañoso.

MOON es un proyecto romántico y científico a partes iguales, una escultura cinética con una abundante recopilación de datos detrás. Ideada y fabricada por el artista francés Oscar Lhermitte en colaboración con el estudio londinense de diseño Kudu, es la esfera lunar más precisa jamás creada.

En escala 1:20 millones, el modelo es un clon del satélite: en la superficie no hay fotografías o ilustraciones pegadas, sino que se reproducen “todos los cráteres, elevaciones y relieves” en 3D, también los de la fascinante cara oculta.

Para su fabricación, Lhermitte pidió a la NASA datos recopilados por la Lunar Reconnaissance Orbiter, la sonda espacial lanzada en 2009 por la agencia espacial estadounidense y dedicada a rastrear la Luna, en especial los polos, aquellas zonas que nunca reciben la luz directa del sol.

“Me imaginé que, con los datos correctos, podría construir un detallado modelo en 3D de la luna”, cuenta el artista, que pasó muchas horas trasladando los datos de las imágenes en 2D a las tres dimensiones. Introdujo el archivo con los datos en una impresora 3D y creo así la copia original para los moldes. “Incluso busqué un trabajo con expertos fabricantes de moldes para aprender el oficio y crear el molde más detallado”.

Detalle de la base de 'MOON' - © Oscar Lhermitte

Detalle de la base de ‘MOON’ – © Oscar Lhermitte

Un anillo de luz —del mismo diámetro que la esfera, para reproducir de manera fiel la luz solar en el espacio— representa al Sol. Cuando la luz se proyecta sobre la superficie rugosa de cráteres y mares, el efecto es hiperrealista.

El astro artificial y el sistema rotatorio son obra del estudio Kudu: imitaron con datos las posiciones del Sol y la Luna para sincronizarlos con los días, las noches, las fases lunares… El pequeño ordenador de la base permite seguir la rotación de la luna en tiempo real, acelerarla para resumir el movimiento a 30 segundos o elegir un momento determinado de la trayectoria.

Tras cuatro años en la creación del producto, Lhermitte y Kudu buscan microfinanciación en Kickstarter para comercializarlo. A pesar de que es necesaria una aportación de 450 libras esterlinas (unos 570 euros) para recibir el set completo —por 300 libras sólo recibes la Luna—, a más de 20 días de que finalice el plazo para contribuir, MOON ha conseguido más de 61.000 libras (77.350 euros) cuando sólo pedían 25.000.

Helena Celdrán

Los comentarios están cerrados.