BLOGS
Todo es coyuntura Todo es coyuntura

La vida tiene mil detalles. Ninguno permanece… por suerte o por desgracia.

Archivo de la categoría ‘Sin categoría’

Un cuento con Moraleja

Colegio Aldovea de La Moraleja (Street View).

Colegio Aldovea de La Moraleja (Street View).

Una madre hablando por teléfono una amiga: “Sí, qué horror. Casi secuestran a un niño en La Moraleja, cerca de la entrada del cole. Estamos todos asustadísimos. Yo ya les he dicho a mis niñas que tengan mucho cuidado, que no hagan caso a desconocidos”.

De inmediato, circulares informativas de un montón de centros advirtiendo a los padres para que extremen la precaución, noticias en medios de comunicación que cuentan el intento de rapto de un niño de 11 años, refuerzo de la vigilancia policial en Alcobendas y alrededores, constatación de que hay una denuncia de los padres, apertura de una investigación policial… y tras esta, conclusión final: el niñito se lo ha inventado todo.

¿La culpa es del niño o de los padres por no ser capaces de advertir la mentira? Anda, que si el niño cuenta que un avión se ha caído al mar

 

Gran lección en el ‘insti’

Un pequeño Fuenteovejuna. No ha sido un Sintel ni un Gamonal.

Apenas ha durado unos días y ha tenido una repercusión mínima. Pero dice mucho de cómo a veces la denuncia y la protesta fundada tiene sus frutos.

Padres, alumnos y profesores se levantaron en pie de guerra cuando supieron que el instituto público del barrio de Simancas (San Blas) iba a cerrar el próximo curso. Un centro que desde hace casi 50 años ha sido referente en un barrio humilde y trabajador.

La movilización consiguió que en muy poco tiempo la Consejería de Educación reculara y decidiera mantenerlo abierto. Decisión inteligente: cerrar la (innecesaria) herida antes de que empezara a supurar.

Una gran lección por ambas partes: por los que protestaban con razón y por los que han aceptado la petición antes de que la queja fuera más.

 

Borrón a tanta bazofia

Como en aquel viejo anuncio de “tacita a tacita” nos vamos enterando del tejemaneje y las trampas con los cursos de formación subvencionados por la Comunidad de Madrid.

La justicia sospecha que puede haber fraude de la administración pública, estafa, asociación ilícita, blanqueo de capitales, falsedad documental…

Están implicados personajes de toda condición y calaña: empresarios, directivos de la patronal madrileña, políticos, familiares de unos y de otros.

Y entre toda esta bazofia, guerras intestinas desde años atrás por ambición de poder, por ocupar sillones en despachos, por aumentar el beneficio propio a costa del ajeno.

Así, con cierta distancia, todo da asquito. Ojalá pudiéramos hacer borrón y cuenta nueva con toda esta clase de políticos y empresarios de tres al cuarto. Si pudiéramos…

Test del botellón

La Policía Municipal de Madrid se ha comprometido a multar con conocimiento de causa en los botellones. No han sido pocas las quejas de los que se han sentido “indefensos” porque les habían empapelado sin comprobar que efectivamente estaban consumiendo alcohol en la calle.

La cuestión es que los policías no llevarán alcoholímetros al uso para detectar el nivel de borrachera. Y no valdrá solo el ‘olorcímetro’ para ratificar que la mezcla echa para atrás.

Los agentes tendrán que disponer de la aparatología necesaria para analizar in situ que, sí, esto es un cubata o un calimocho.

Puede ser divertido –si no grotesco–, ver a un policía cogiendo una muestra del vaso de plástico y esperando a que una maquinita le dé el resultado del análisis.

Risas no van a faltar. Lo mismo hasta suben el importe de las multas por botellón, para compensar las horas extra… y el ridículo.