BLOGS
Todo es coyuntura Todo es coyuntura

La vida tiene mil detalles. Ninguno permanece… por suerte o por desgracia.

Archivo de la categoría ‘Iglesia’

Fuerzas vivas… y muertos

Monumento a Cervantes

De izquierda a derecha: Pedro Corral (delegado de Las Artes del Ayuntamiento de Madrid), Joaquín Martín Abad (vicario de Vida Consagrada del Arzobispado de Madrid), Darío Villanueva (director de la Real Academia), Ana Botella (alcaldesa de Madrid) y el general de brigada Antonio Nadal. FOTO: Ayuntamiento de Madrid.

Por fin. Tras haber estado trabajando más un año en el proyecto, se hizo la convocatoria definitiva en la iglesia de las Trinitarias.

Fue el último acto oficial de Ana Botella como alcaldesa. Orgullosa estaba de que así fuera, tal y como ella misma manifestó.

Para tal magnánimo acontecimiento –recordemos, mostrar una placa (con errata incluida) que asevera que allí descansan los huesos de Cervantes–, la aun alcaldesa se rodeó de lo mejor de las fuerzas vivas del momento, como en otrora ‘mejores’ tiempos… Iglesia y Ejército flanqueando a los próceres políticos y culturales para hacerse la foto.

Si Cervantes levantara la cabeza alucinaría. Digo yo que a la nueva alcaldesa no le dará por este tipo de convocatorias, a no ser que recurra al también en mejor vida Luis García Berlanga para organizar estos esperpentos. Al menos nos reiríamos un poco.

La ‘x’ del IRPF es voluntaria

Otro efecto colateral más de la crisis: más de 100.000 personas acudieron el año pasado en Madrid a los bancos de alimentos, esas organizaciones sin ánimo de lucro que ayudan a gente sin recursos.

Banco de alimentos

Dos voluntarios trabajando en el Banco de alimentos de Madrid. FOTO: Jorge París

Instituciones que se gestionan de manera altruista por miles de voluntarios; entregados, apasionados, solidarios… Personas que pueden parecer anónimas, pero que tienen nombres y apellidos, y que piensan casi más en otros que en ellos mismos.

Voluntarios que trabajan en organizaciones que mayoritariamente se sufragan con subvenciones de las administraciones públicas.

Administraciones públicas que derivan esas partidas de nuestros impuestos

Ahora que estamos en campaña de la renta, pensemos dónde ponemos nuestra “x” para asignar el 0,7% de nuestra cuota íntegra del IRPF.

Hay dos opciones (*) : sostenimiento económico de la Iglesia católica o financiación de actividades de interés social. Cada uno decide.

—————

*ACTUALIZACIÓN. Como algunos lectores bien me han apuntado por correo electrónico o en el blog, este planteamiento no está del todo bien expresado. Mi intención era exponer que el Estado solo nos da la opción de poder decidir a qué asignamos el 0’7% de nuestro IRPF. Y Hacienda solo nos presenta dos opciones: el mantenimiento de la Iglesia católica o fines de interés social. Dentro de estas dos opciones cada uno decide qué hacer. Lo que no está del todo explicado en el texto es cuáles son las posibilidades a la hora de poner la “x”: no marcar ninguna casilla, marcar solo una de las dos, o marcar las dos (ambas opciones reciben el 0,7%). En el caso de los borradores del IRPF, llegan siempre al contribuyente con la opción que por defecto hayamos indicado el año anterior, con lo que si se quiere elegir otra modalidad hay que modificar el borrador.

El coste de la otra casta

Rouco Varela

El exarzobispo de Madrid, Rouco Varela. FOTO. EFE

Al que fuera arzobispo de Madrid le han puesto un piso. Literal. El arzobispado de Madrid ha hecho una reforma propia de un palacete (más de medio millón de euros para acondicionar una vivienda de 370 metros cuadrados) para que el ínclito Rouco Varela viva como los ángeles, casi rozando el cielo en un lujoso ático de la calle Bailén.

La Iglesia sabrá en que se gasta sus dineros. Si decide invertirlos en que un cura retirado viva en un casoplón o prefiere destinarlo a desahuciados sin vivienda, por poner un sencillo ejemplo.

Lo que no me parece de recibo es que las administraciones públicas sigan el juego y otorguen a la Iglesia prebendas propias de otros tiempos.

La ‘casita’ de Rouco está exenta de pagar el IBI por una curiosa normativa que permite que las propiedades de la Iglesia no paguen este impuesto, que en este caso particular sería de no menos de 3.500 euros. El coste que nos cuesta la otra casta.

Tren de la sexualidad

Juan Antonio Reig Plà

Juan Antonio Reig Plà, obispo de Alcalá.

Que le destituyan de una vez o que pongan ya un monumento en la plaza de Cervantes al obispo de Alcalá.

Que levanten una tremenda escultura en homenaje al máximo exponente de la ignominia a este cura de Guinness, hombre-récord de barbaridades, que no de cerveza… supongo.

La última ocurrencia del ínclito Juan Antonio Reig Plà ha acabado en los tribunales, por comparar el Tren de la Libertad (en el que miles de mujeres se manifestaron en contra de la reforma de la ley del aborto) con los trenes nazis de Auschwitz.

Los demandantes piden en la querella que se retracte públicamente, que pague una indemnización simbólica que iría destinada a una asociación de planificación familiar y que acuda a una clase de educación sexual.

Sí, señor obispo, aproveche esta oportunidad y vaya a esos cursos. Todavía está usted a tiempo de coger el tren de la información sexual real, ese que viaja por calles e institutos y no ese otro que traquetea en despachos con crucifijo en la pared.

Cervantes, mito y rito

Hay que ver el miedo que la mayoría de la gente tiene a la muerte, pero el juego que puede dar un finado años después.

Ir en busca de los huesecillos de Cervantes bajo la iglesia de las Trinitarias para corroborar que realmente son del insigne escritor suena friki. Pero si la operación de búsqueda se baña de mito, de historia, de tecnología, de expertos y de oportunidad única todo va adquiriendo más sentido.

Iglesia de las Trinitarias

Dos operarios rastreando con un georradar el suelo de la Iglesia de las Trinitarias (DAVID SIRVENT).

El objetivo de la aventura es simplemente confirmar que efectivamente los huesos de Cervantes están ahí. Una vez sea así, la idea es ocultarlos allí de nuevo y poner otra placa en la iglesia (que ya hay una) que de fe del gran descubrimiento.

Y entonces marcar iglesia como foco de peregrinación turística. Y aquí es ya cuando el mito se convierte en rito y el rito en negocio. Una oportunidad única también.