BLOGS

Nuestro cuerpo es como una máquina. Hay que engrasarla, revisarla, meterle un buen carburante... Sólo tenemos una, y nunca es tarde para empezar a cuidarla

Entradas etiquetadas como ‘dietas’

¿Educamos bien a los niños respecto a la alimentación?

El otro día, un amigo del trabajo se trajo comida de casa. Y lo que comió fue una ensalada de pasta comprada en el supermercado. Todos nos “burlamos” de él, porque una ensalada de pasta es de lo más fácil de cocinar, pero lo más sorprendente de todo es que llevaba piña, pimiento y pavo…. ¡y le quitó todo menos el pavo!

Ahí nos enteramos que no come prácticamente verduras “porque no me gustan”. O que odia el tomate: “Sólo con olerlo ya me da asco”…. ¡y tiene 28 años!

Eso me hizo recordar cómo, cuando era pequeña, odiaba tener que comer todos los días de verano gazpacho (y ahora me lo bebo como si fuera agua), o el cabreo que me pillaba cuando llegaba a casa y olía a coliflor (imposible disfrazarla con ninguna salsa mágica o condimento), o cómo me fastidiaba el día que tocaba lentejas (verdura y legumbre que ahora me vuelven loca)…

Eso me hizo plantearme cómo hay sabores que, de pequeños, no gustan a la mayoría de los niños pero, a fuerza de que mamá y papá te obligaran a comer de prácticamente todos los alimentos (aunque al final te perdonaran un poquito), acababas por cogerles el gusto.

Pero a ver quién convence ahora a mi amigo de la versatilidad del tomate (crudo, al horno, seco, a la plancha, en gazpacho, como crema, en mermelada…), de las buenas propiedades del brécol, de cómo puedes dar un toque sano y rico a un montón de platos con calabacín, berenjena, puerros, maíz…

Y pensando en estas cosas, descubrí una noticia de la Comunidad Valenciana en la que se informaba de que, a partir del próximo curso, los comedores escolares de los centros dispondrán de más de un menú especial o de régimen para atender a los alumnos que lo necesiten y lo acrediten mediante el correspondiente certificado médico. Uno de los motivos de esta iniciativa es prevenir la obesidad infantil.

E investigando sobre esto, he encontrado una Guía de los menús escolares (a la que corresponde la imagen superior) que puede servir a gente que tenga niños a su cargo para ver cómo se alimenta de manera sana y equilibrada a los más pequeños. A mi me ha parecido interesante. Espero que os resulte útil. Aunque hay partes que van claramente dirigidas a los centros, hay otras que son bastante claras para los padres.

Y si lo básico ya lo sabes y buscas algo un poco más desarrollado, echa un ojo al manual La alimentación de tus niños. Nutrición saludable de la infancia a la adolescencia. Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Ministerio de Sanidad y Consumo. Madrid 2005.

¿Quieres controlar tu peso?

¿Por qué siempre queremos adelgazar en verano? La respuesta es bastante evidente: La ropa es más ligera y marca más; llega el momento de ponerse el bikini o bañador y no nos sentimos tan bien como con los vaqueros apretando esas carnes de más u ocultando la tripilla tras las camisas…

En resumen, que lo que principalmente valoramos en nuestro sobrepeso es la estética, cuando el lucir mejor o peor tipo es lo menos importante de tener sobrepeso.

Escribo este post porque me mandan a mi correo personal con relativa frecuencia publicidad de cursos de mailxmail.com (algunos de pago y otros gratuitos), y el 16 de junio los cursos que llegaron, bajo el título de “Aprende a encontrar tu peso ideal” ,eran los siguientes:

Cómo adelgazar comiendo

Cocina para adelgazar

Cómo perder peso definitivamente

Pilates. Glúteos y abdomen (con vídeo)

Dieta. Adelgazar siendo intuitivo

Tentaciones light

El cuerpo que deseas

Bajar de peso de forma sana y segura

Recetas light

Dieta. Adelgaza sin estar a dieta

Como nunca es tarde si la dicha es buena, y teniendo en cuenta que si queremos estar bien con nosotros mismos no debería ser sólo cuando los demás puedan vernos, sino siempre, os dejo estos enlaces, que traen bastantes cosas interesantes, para cuando os apetezca echarles un ojo.

Algunos vienen con recetas interesantes para estos días calurosos, que apetece más comer ligero, otros nos hacen pensar por qué y para qué comemos (no sólo como fuente de placer, sino para aportar a nuestro organismo las sustancias que necesita)…

En muchos de ellos veréis que se habla de la importancia de hacer deporte, orientan sobre fórmulas para comprobar si tenemos o no sobrepeso…

¿Te cuidas todo el año o en verano haces más hincapié en ello? ¿Te parecen útiles los cursos con orientaciones que os he puesto?

Mejora tu salud en el trabajo gracias al correo electrónico

Hace unos días leí con curiosidad el titular de una noticia que decía “Programa de e-mail mejora la alimentación y el ejercicio de los empleados”.

Resulta que en una gran empresa de California (EE UU),realizaron hace un tiempo un estudio poniendo en práctica el programa ALIVE, que permite que los empleados elijan una de tres áreas de su estilo de vida que quieren mejorar: comer menos grasas y azúcares; comer más frutas y verduras o hacer más ejercicio.

Tras responder un cuestionario sobre su alimentación y su actividad física, los empleados reciben correos electrónicos semanales para fijar y alcanzar ciertos objetivos del estilo de vida.

Al final, el equipo observó que los trabajadores en el programa comían de manera más saludable y hacían más ejercicio que el grupo de control.

A las 16 semanas, los empleados que habían participado en el programa dedicaban una media hora más por semana al ejercicio moderado que aquellos que no participaban del programa. También hacían unos 12,5 minutos extra de ejercicio fuerte, como correr.

Respecto a la alimentación, los trabajadores que habían recibido los correos comían más fruta y verdura y menos grasas saturadas y trans.

Los resultados, publicados en American Journal of Preventive Medicine, sugieren que el recurso electrónico podría ser una forma simple y económica de promover un estilo de vida más saludable.

¿Te parece realista y útil una medida así? Parece que para las empresas sería un servicio bastante económico, y mejora bastante la calidad del vida de los empleados. ¿Te gustaría que tu empresa te ofreciera un servicio así?

La crisis económica ¿también afecta a las dietas?

Estamos a mitad de mayo. ¿Quién no ha pensado, al menos, en la operación biquini (o bañador, según preferencias y sexo)? Ayer me topé con un teletipo en la redacción en el que, basándose en un estudio de la Asociación de Mujeres y Consumidores Tyrius, se afirma que el 77,1% de las mujeres encuestadas dice “no estar realizando ningún tipo de régimen para adelgazar”.

Con este dato aseguran que la tendencia a realizar dietas ha descendido, y que los motivos principales son el “aburrimiento, la desmotivación y el sacrificio”. También aseguran que un 29,4% de las encuestadas aluden “al coste económico adicional que supone” una dieta en la economía familiar.

Pero yo me pregunto ¿por qué hacer dieta implica gasto? Pues ellos dan la respuesta: “El 57,1% reconocen que hacer régimen lleva aparejado un gasto adicional en su economía doméstica derivado de la compra de medicamentos (según el 64,28%), de honorarios médicos (42,8%), de los gastos por gimnasio (17,85%) o del coste por un centro de salud (3,59%)”.

De estos datos hay bastantes cosas que no me cuadran… Lo primero es que una dieta te la puede hacer tu médico de cabecera. Vale que implica esfuerzo, privarse de caprichos, en algunos casos pasar un poquito de hambre (si es que realmente necesitamos esa dieta)… pero normalmente los médicos no nos dan pastillas. Esas pastillas suelen ser los fármacos milagro que busca mucha gente que lo que quieren es seguir comiendo cosas que engordan sin sentir los efectos en su cuerpo.

También me ha hecho mucha gracia lo del gasto en gimnasio… como si no se pudiera hacer deporte en la calle (correr, caminar, montar en bici, patinar…), en casa (abdominales, flexiones, bici estática…)…

¿Realmente crees que adelgazar cuesta dinero? Si te propones adelgazar unos kilos (no hablo de la gente que tenga problemas graves de sobrepeso) ¿no crees que con fuerza de voluntad y la orientación del médico es suficiente?