BLOGS
La gente de Rosy Runrún La gente de Rosy Runrún

Historias del corazón con mucha guasa

La Verdú se rodea de amigos para recibir el premio Málaga

imageMaribel Verdú, Maribel Verdú ya tienes dos Goya, Maribel Verdú. Uno por Blanca Nieves de Pablo Berger y otro por Siete mesas de billar francés”. Esta es la letra con música de ABBA que los amigos de Maribel Verdú eligieron para cantarle a la actriz el día que el festival de cine de Málaga le rendía homenaje por una carrera llena de éxitos. La canción fue cantada por su amigo Jorge Calvo, pero lo mejor fue que utilizo a las estiradas Aitana Sánchez Gijon e Irene Escolar como coristas y bailarinas. ¿A qué no os las imagináis bailando y cantando ésto? Pues fue real como la vida misma. Yo me quedé muerta al verlas.

Fue emocionante descubrir a una Verdú relajada, emocionada y no tan encorsetada como siempre estamos acostumbrados a verla. “Ella es pura energía positiva, ella es vida“, aseguraba su mejor amiga, Sánchez Gijon.

“Es como mi hermana pequeña. Nos vemos poco pero estamos siempre para los momentos importantes, como la familia”, aseguraba María Barranco. “Con ella se puede contar para todo y es una de las actrices a las que más gana le tengo”, bromeaba el actor Jorge Bosh, gran amigo tanto de Maribel como de Pedro Larrañaga.

Las únicas mejores amigas que no pudieron acompañarla en su homenaje fueron Ariadna Gil y Emma Suárez, a las que la Verdú justifico: “Están conmigo cada semana en la gira de teatro (Los hijos de Kennedy) y son madres y tienen que pasar tiempo con sus hijos”, aseguró.

Sobre la maternidad también habló. Está harta que le sigan preguntando por eso. El hecho de ser mujer no hace que tenga que querer ser madre. Ella asegura que nunca ha querido serlo y que cuando le entran ganas llama a Irene Escolar que sigue siendo muy jovencita y está muy bien criada.

Después de este derroche de sentimientos sobre el escenario del teatro Cervantes de Málaga, Maribel los invitó a todos a una cena de la que solo sabemos que acabó por la mañana.

¡Enhorabuena Maribel!

Los comentarios están cerrados.