¿Qué es una noticia?

27 marzo 2008

Estos días se celebra en Huesca el noveno Congreso de Periodismo Digital y cientos de profesionales discutimos sobre medios, sobre el viejo oficio de la prensa, sobre la eterna crisis de la profesión y su inminente desaparición a manos del monstruo de Internet. Entre un suave y perpetuo susurro de teclas (más de 100 ordenadores conectados al mismo tiempo) directores, redactores, becarios y analistas intentan inventar el periodismo de mañana y para ello mastican ideas como la organización de las redacciones, la publicidad en la Red, la adecuada formación del periodista digital, la rentabilidad (o la falta de ella) de los nuevos medios… Como en cualquier reunión gremial, los cotilleos y las novedades de empleos y proyectos ocupan los tiempos de pasillo. Y ahora la negra nube de una sensación de crisis inminente ayuda a centrar el discurso y el debate. Los periodistas más implicados en el mundo digital están (estamos) preocupados por el futuro de la profesión. Vehementemente preocupados.

Lo que está ocurriendo en el mundo de la publicidad, una de las principales fuentes de ingresos de las empresas periodísticas, es una revolución. Las empresas necesitan conectar con su público potencial para ofrecerle productos y servicios, y los medios tradicionales (prensa, radio, televisión) se muestran cada vez menos capaces de cumplir ese papel vital. La parte más interesante de ese público, la gente más joven y con mayor poder adquisitivo, ha desaparecido de las audiencias. Los anunciantes recurren cada vez más Internet como canal, pero sus inversiones van a buscadores como Google o a otros sistemas de publicidad contextual, más económicos y rentables, y no a las páginas web de los medios. Los blogs, las redes sociales y otros sistemas de autopublicación del estilo de YouTube abren la puerta a que millones de personas se expresen, democratizando la difusión de información. La Red crece vertiginosamente y el público de los medios digitales también, pero más despacio; la vanguardia del avance de Internet no está ocupada por la prensa profesional. El hueco entre los medios profesionales y el futuro parece aumentar, y no reducirse. Los periodistas temen por sus empresas, por sus productos, por su profesión, y buscan soluciones. Está en duda saber qué es un medio, cuál es el trabajo del periodista, de qué forma se financia la información, cómo se relaciona el periodismo y los nuevos fenómenos de la Red. Y no hay muchos avances. El problema, tal vez, es que no somos lo bastante radicales. Porque cuando los problemas son tan graves como los que tiene esta profesión, hay que resolver las crisis desde la raíz.

Y la raíz del periodismo, lo que nos funda y define, es la noticia: el elemento básico que constituye los medios, la unidad mínima e irreductible de información cuya construcción es la esencia de la profesión periodística. Solo que ni siquiera tenemos demasiado claro lo que es o no es una noticia en el nuevo entorno digital.

Hay muchas formas de definir lo que es una noticia. Una de las clásicas, proveniente del periodismo de investigación, define noticia como algo que alguien quiere ocultar; otra sería considerar noticia cualquier sucedido lo bastante interesante, aunque eso nos pone ante otro problema, que es el de la selección; ¿qué significa ‘lo bastante interesante’?. El cómico estadounidense Seinfeld se maravillaba en una de sus bromas de que en el mundo ocurra cada día el número exacto de noticias para llenar The New York Times: la cuestión, claro está, es la selección. Pero los criterios de selección están basados, al menos en parte, en el espacio disponible en un periódico o informativo de radio y televisión, un problema que Internet (en principio ilimitada) no tiene. La voz de los blogs (¿son noticias los ‘posts’?) y de sistemas de clasificación como Menéame o Barrapunto nos indican que nuestros criterios profesionales no siempre encajan con lo que los lectores quieren. La estructura misma de la noticia se basa en la llamada ‘pirámide invertida’, un concepto con raíces en la época de las linotipias y la impresión con plomo. El modo de contar las noticias ha dependido siempre de los límites de sus diversos soportes: el papel no podía usar vídeo o audio, la radio no podía usar fotos ni aguanta textos largos, como le ocurre a la televisión. La limitación de la competencia, derivada del enorme coste de la impresión y distribución de los periódicos impresos (o de las redes de repetidores electrónicos de radio y televisión) forzó la aparición de un cómodo oligopolio en el que diferentes empresas en competencia no innovaban en exceso para evitar complicar las cosas al sector entero. La esencia de lo que es o no es noticia y cómo se construye ha dependido hasta ahora de la estructura física de los medios. Y hoy ese sustrato ha cambiado, con la Red.

En Internet, por primera vez, tenemos capacidad infinita y la posibilidad de utilizar todos los medios (audio, vídeo, foto, texto) para contar una historia. Es posible ampliar hasta el infinito la información relacionada mediante enlaces; podemos utilizar bases de datos y hacerlas cantar, y podemos reutilizar y volver a poner en valor información del pasado. Tenemos la posibilidad de construir noticias en las que estén integrados todos los formatos según las necesidades de la historia a contar; en la que el contexto esté integrado mediante enlaces; en la que la información complementaria esté buscada y valorada por el periodista, para ahorrar al lector el trabajo de buscarla; en la que sea el usuario el que decida hasta qué profundidad desea navegar, y sea el trabajo del periodista el que ofrezca todas esas posibilidades. Hablamos de periodismo de enlaces, de pirámides infinitas, de noticias vivas que no son productos finales, sino que van evolucionando con el tiempo y con la aparición de nueva información. Hablamos de información sin noticias, de bases de datos noticiosas, de infografías y animaciones diseñadas para facilitar la comprensión de información. Hablamos de una noticia diseñada no sólo para comunicar lo nuevo, sino para ofrecer toda la ayuda posible a la comprensión.

La infinita competencia de blogs, páginas web empresariales, proyectos de conocimiento libres como Wikipedia, chats, foros y redes sociales ofrece un variadísimo ecosistema rico en posibilidades de enriquecimiento de la información. Nunca en la historia ha habido un potencial tan grande para la innovación y la mejora de los productos informativos. los límites que nos ataban han desaparecido. Los periodistas, los medios, podemos contar lo que queramos y como queramos. Y sin embargo seguimos contando todos lo mismo de la misma forma. Atados a un concepto de noticia que tiene sus orígenes en limitaciones tecnológicas del siglo XIX, la profesión entera parece incapaz de superar los estrechos muros que empequeñecen nuestros productos, y en última instancia nuestras empresas y nuestra profesión. Si no somos capaces de reinventar la noticia misma, si no sabemos adaptar a la nueva realidad la unidad básica de nuestra profesión, nos habremos merecido lo que nos ocurra. Que será primero la quiebra, y más tarde la irrelevancia.

19 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Jeipi

    Creo que en las escuelas de periodismo contaban algo sobre un perro que muerda a un hombre y un hombre que muerde a un perro.Pero eso ya es historia.(O tal vez sea otra historia.)

    30 noviembre -0001 | 0:00

  2. Dice ser JoseAngel

    Bueno, si noticia es lo que se publica como noticia, la transformación esa a la que aludes ya está en marcha desde siempre, y sobre todo con la transformación de los medios. Los blogs han transformado la definición de noticia. E influyen a su vez en los medios “tradicionales”. A veces el hecho mismo de que algo en principio no noticiable se vuelva noticia es noticia. Pero lo que nunca habrá es una noticia que lo sea al gusto de todos, o que esté contada al gusto de todos.

    27 marzo 2008 | 18:54

  3. Dice ser armstrongfl

    Creo que la noticia es la narración objetiva de un suceso que resulta interesante a un posible lector. También, la narración subjetiva de un suceso, contar un suceso de forma atractiva.La noticia debe ser fresca y nueva. Debe ser expuesta de forma clara. A la noticia se la debe dar notoriedad, esto es, hacerle publicidad.Después de la noticia, en una fase posterior aparece la opinión y la participación de los lectores.

    27 marzo 2008 | 18:55

  4. Dice ser Benjamin Sachs

    El concepto de noticia no es una variable en virtud de un espacio-tiempo determinado: es lo mismo aquí que en Kuala Lumpur; hoy, que hace 100 años.El medio no es el mensaje, por mucho que dijera McLuhan, pero el problema estriba en que para muchos, sí lo es. Es muy común escuchar en las redacciones digitales: “esto es Internet”.Pero… ¿eso qué significa? ¿Quiere decir que como estamos en Internet podemos permitirnos el lujo de despreciar el libro de estilo del medio? ¿Quiere decir que está permitido poner tetas y culos en las fotos y titulares con tal de ganar clics?El problema del periodismo digital es que las empresas buscan desesperadamente el clic y de todos es sabido que hasta el filósofo más profundo y anacoreta se pirra por una foto de Carla Bruni en bolas.Mientras en los medios digitales no entiendan que el Periodimos es Periodismo sea cual sea el soporte, perderán audiencia. Los que buscan tetas y culos, a las páginas de tetas y culos; los que buscan rumores; a las webs de rumores; los que buscan vídeos, a las webs de vídeos…

    27 marzo 2008 | 19:39

  5. Dice ser jesúsb

    magnífico análisis

    27 marzo 2008 | 21:27

  6. Dice ser Eva Peregrina

    Hola Señor EscolarMe llamo Eva, estoy registrada en su diario como Eva Peregrina, debido a que estoy muy implicada en el Camino de Santiago, y quiero protestar porque el 20 Minutos se ha convertido, con respecto a la censura, en una “razón de la sinrazón que a mi razón se hace que con razón me quejo de la vuestra fermosura”.Vale que haya normas. Lo entiendo. Pero es increible el grado de “burrez” que demuestran los encargados de ese cometido de censurar. O de capricho subjetivo, que es mucho peor.NUNCA he dejado un comentario fuera de tono o que no estuviera relacionado con el tema. El otro día en una de las noticias me votaron más de cincuenta lectores en “positivo”.Tampoco tengo una foto porno en mi avatar, simplemente tengo la mía y es mi cara.No entiendo porqué a lo largo del día de hoy me han borrado mis comentarios.¿Será porqué bajo mi nombre aparece una URL? Ustedes dan esa opción y me parece INCREIBLE y VERGONZOSO, si ese es el motivo, que esos incapacitados no se tomen la molestia de mirar que “mi página” ni siquiera es “mi página”, sino que he puesto mi web favorita sobre el CAMINO DE SANTIAGO.Mírela usted mismo. http://www.arteycamino.com¿Encuentra ahí algo reprochable o reprobable? ¿Se venden chorizos de Pamplona rellenos de cocaína?Es una simple web (bueno, no tan simple porque es preciosa) que enlaza con un foro del camino, un chat de peregrinos, la guía del camino, etcSé que no nos dará una respuesta y menos a mí. Pero cada día aumentan las protestas, no ya por la censura necesaria en muchos casos, sino por el grado de estupidez de las personas que se ocupan de ese cometido.Creo que sus lectores merecemos un poco más de respeto y una atención por su parte en este tema que podría solucionar en media hora si se tomara la molestia de preocuparse un poco por las personas que le damos de comer, tanto a usted como a esa pandilla de iletrados censores.Un saludo.Eva Peregrina.

    28 marzo 2008 | 1:46

  7. Dice ser Mancha/Man!

    Eva Peregrina ….. 10 puntos!Es capricho subjetivo , a no dudarlo y falta de clase profesional.Es que he mirado solo parte de tu pagina … y deseo preguntarle …que es eso del “CAMINO DE SANTIAGO”?Mancha/Man!

    28 marzo 2008 | 2:27

  8. Dice ser juancar

    Estimado amigo CerveraLos periodistas seguirán haciendo falta, ¿quién si no transmitirá al mundo lo que pasa en las zonas en conflicto? Lo que caerá en desuso serán los periodistas de despacho, los que solo publican su opinión o cogen las noticias de una agencia porque eso se lo va a comer Internet.Por otro lado la prensa tradicional no me deja hacer esto que hago ahora mismo, comentar la noticia delante del mundo. Me he sentido muchas veces frustado ante la prensa en papel por no poder contestar a ciertos artículos. Sí, están las cartas al director, pero ¿se las leen?¿las responden?¿se publican? Rara vez.

    28 marzo 2008 | 9:28

  9. Dice ser Suso

    ¡Como hecho de menos más gente en los medios con opiniones así! Como cliente, lo que yo hecho en falta en los medios digitales es esto: Enlaces a las fuentes, documentación, etc.Por otra parte, en la época que vivimos de saturación de información, lo que dices de la selección es realmente importante.Pero por encima de todo, lo que hace valioso a un periodista y a un medio es su CREDIBILIDAD. Algo que escasea en esta época en la que todos parecen defender intereses de todo tipo en lugar de informar.

    28 marzo 2008 | 12:09

  10. Dice ser Suso

    Por Dios, “echo” de “echar”, sin hache, que vergüenza…

    28 marzo 2008 | 12:10

  11. Dice ser cilindro lector

    A mi me parece que radio y TV no están en crisis, dadas sus millonarias audiencias. Tampoco prensa escrita gratuita e internet. En definitiva, lo que cada vez se lleva menos son los periódicos de pago. En el transporte público se ve como son muchísimos los usuarios que leemos periódicos gratuitos, en bares y cafeterías también de pago, pero que presta el local al cliente sin coste para éste. Aquellos medios afectados tendrán que ponerse las pilas y reciclarse, supongo que algunos perecerán. No pueden negarse al futuro. El cliente siempre tiene razón y si prefiere otros soportes, así será. Creo que el futuro periódico de papel será todo gratuito y más corto, como el que hacen Udes. ¿cuánto se tardaría en leer un periódico tipo El País, El Mundo,… completo?

    28 marzo 2008 | 21:20

  12. Dice ser Dubitador

    Creo que lo que plantea Retiario es el criterio para elevar hechos al rango de noticia en el contexto de la existencia de internet con su inmediatez, cuasigratuidad y multiplicidad de medios de representacion y fuentes.En los tiempos pre-internet es el medio empresarial difusor (prensa,radio,TV) el que impone el criterio en tanto que capaz de definir la realidad segun y como decida explicarla. Se acabo pues el halagador soniquete de que lo que no salga en tal o cual periodico no existe, no ha sucedido, no es relevante.Sin embargo, lejos de desaparecer, la figura del periodista cobrara mayor importancia, a la vez que ya no obtendra y conservara cada agente tan clara ni meridianamente su status o tan siquiera el reconocimiento como periodista.El periodista se impondra al patrono periodistico pero continuara necesitando de un medio en que apoyar y rentabilizar su tarea, de modo que el periodico, el medio, debera pasar a ser un pool de periodistas que suman y coordinan sus recursos individuales, a la vez que deberan subsidiar las tareas de otros periodistas que hagan el trabajo mas cotidiano, menos glamouroso sin el cual la fama del periodista estrella, que basicamente vierte opinion, careceria de sustento narrativo.

    30 marzo 2008 | 22:46

  13. Dice ser Goliat

    Pepe, enhorabuena. Hoy nos has demostrado por qué Arsenio te tiene “en plantilla”. Como sabrás hay 2 opciones: bien que la situación actual tenga una o varias soluciones, bien que no tenga ninguna.Creo que para esa crema del mercado que son “los jóvenes” no la tiene. Pero creo que para el otro segmento que siempre representará más del 50% de la población, sí la tendrá. Yo empezaría resolviendo esa parte del problema, dado que es imposible por ahora resolverlo por completo.Y te regalo una noticia: HOY a las 23h se muere oficialmente la música comercializada en soportes físicos, tanto analógicos como digitales:http://blogs.20minutos.es/entradagratuita/post/2008/03/31/los-dis…Saludos y gracias.

    31 marzo 2008 | 18:38

  14. Dice ser Cynega

    Interesante post.Igualmente interesante es ver cómo los dos principales diarios de Argentina, Clarín y La Nación, tiene perspectivas diferentes de la misma realidad. La diferencia: ver el vaso medio lleno cuando se acompaña al oficialismo o el vaso medio vacío cuando los intereses difieren a los del matrimonio K.Ver en Cynega: http://www.cynega.com.ar¡Saludos!

    02 abril 2008 | 6:45

  15. Bueno las noticias son muy importante porque asi nosotros sabemos como esta nuestro país o distintos países del mundo, para que así se puedan enrriquecer nuestros conocimientos como personas o estudiante.A todas las personas que entren a esta página les aconsejo que vean bastante las noticias para que así ustedes puedan saber que es lo que pasa en distintos lugares del mundo y alrededor de ustedes este consejo que les doy tomanlo encuenta todo lo que les digo porque les va a sevir en el futuro.Gracias a todos los amigos que han leído este mensaje esto fue un mensaje de su amiga Bianca Lindsay Ramirez Soria les quiero mucho cuídense besos.

    03 abril 2008 | 21:55

  16. Dice ser TOTO

    cuando tengan algo interesante y que no sea tonteria avisenme porfaa…hablen de cosas mas interesantes y no se rebajen demasiado chicos..toto87

    04 abril 2008 | 4:58

  17. Dice ser TOTO

    me referia a Benjamin, en el primero.. estoy de acuedo con vos Bianca. pero hay que saber de donde provienen las noticias, y ver desde un punto de vista de que no todas las noticias son verdaderas..

    04 abril 2008 | 5:03

  18. Dice ser César

    Estimado Pepe, coincidir o no coincidir es la cuestión primordial con tu planteamiento.Cuando arranqué mi profesión, como pinche de la revista Primera Plana, mi jefe me mandó a la esquina a ver si llovia…volví y le dije que no..me dijo que era un boludo, que nunca más volviera sin la noticia y que para el caso era traer el pronóstico del tiempo…Eso hace más o menos unos 30 años.Afortunadamente no me “eduqué” en ninguna facultad sino el la Universidad de las Redacciones, a los golpes pero sin los vicios de la demasiada intelectualidad.Saludos desde Coronel Suárez (Argentina)

    25 abril 2008 | 5:54

Los comentarios están cerrados.