BLOGS Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Archivo de la categoría ‘Fútbol americano’

Trofeos, copas y medallas. Paul Bunyan’s Axe: el hacha por la que se pelean dos universidades

Los jugadores de Wisconsin portan orgullosos el hacha en 2009 (WIKIPEDIA).

Buscando trofeos curiosos para esta sección encontré uno bastante curioso, y no me he resistido a traéroslo. Es un hacha. Y dos Universidades compiten por lograrla. Es el Hacha de Paul Bunyan.

La rivalidad entre los equipos de fútbol de las Universidades de Minnesota y de Wisconsin data del siglo XIX, en concreto desde 1890. El odio era tan enconado que, en 1906, el presidente Teddy Roosevelt llegó a suspender el encuentro, debido a que se produjeron graves lesiones y peleas.

En 1930 se instauró el primer ‘trofeo’ que se pone en juego cuando estos equipos se enfrentan en liga: el Trozo de Bacon (Slab of Bacon). Se trataba de una pieza de madera con una pelota de metal en medio y en ella, una M o una W (dependiendo de quién ganara, se ponía en un sentido u otro) y la palabra ‘BACON’ (en referencia la expresión ‘llevarse el bacon a casa’, que sería similar a la que usamos en España de ‘llevarse el gato al agua’).

En 1943, el Trozo de Bacon se perdió en el fragor de la celebración de los estudiantes de Minnesota y no se halló hasta 1992, en un viejo almacén del estadio de Wisconsin (que curiosamente, sólo la ganó tres veces, por 11 de Minnesota). Ahora está expuesta en el museo del equipo.

En 1948 se estrenó el trofeo actual, el hacha de Paul Bunyan, una invención de uno de los clubes de la Universidad de Wisconsin. Paul Bunyan es un personaje del folklore popular del norte de Estados Unidos (los estados de Minnesota, Wisconsin y Michigan, aunque también de Canadá y los estados del noroeste) y es un leñador gigante. Su ‘hacha’ mide 1,80 metros y en su mango se anota el marcador de cada partido. En 2004 se renovó el trofeo. En la actualidad, la Universidad de Wisconsin la ha ganado 42 veces y la de Minnesota, 24 (con 3 empates). La tradición dice que si un equipo repite victoria, va con el hacha hasta el campo rival y ‘corta’ los postes. Si hay nuevo campeón, son estos los que van al campo contrario y ‘roban’ el hacha. En 2013, los jugadores de Minnesota hicieron un círculo para evitar que sus rivales ‘cortaran’ su poste, por lo que en 2014 no hubo ceremonia alguna, si bien en 2015 se retomó. Wisconsin lleva ganándola de manera consecutiva desde 2004. Habrá que esperar hasta octubre o noviembre (cuando se disputa el encuentro) para ver si se rompe la racha.

Hasta mañana.

Santuarios del deporte. Beaver Stadium, el tercero más grande del planeta

Panorámica del estadio (WIKIPEDIA).

Todos sabemos de la importancia del deporte universitario en Estados Unidos. Para hacerse una idea de ello, basta con ver el tamaño de sus estadios. Es el caso del Beaver Stadium.

Nombre oficial: Beaver Stadium.

Ubicación: 127 Bryce Jordan Center, University Park, PA 16802, Estados Unidos.

Capacidad: 106.572 espectadores.

Año de inauguración: 1960.

Propietario: Pennsylvania State University.

Más cosas: Como os decía en el titular, el Beaver Stadium es el tercer estadio más grande del planeta -en términos de capacidad-, sólo por detrás del Rungrado May Day norcoreano y del Michigan Stadium. Inaugurado en 1960, se erige sobre el anterior estadio de la Universidad Estatal de Pennsylvania. En sus inicios, tenía algo más de 46.000 espectadores.

El estadio fue sometido a seis remodelaciones, hasta alcanzar los más de 106.000 espectadores actuales. La última ampliación fue algo polémica porque tapó las vistas al cercano monte Mittany, lo que provocó algunas quejas de fans.

La instalación, que debe su nombre a James A. Beaver, gobernador de Pennsylvania a finales del XIX, fue elegido el año pasado como el mejor estadio del fútbol universtario en Estados Unidos, y fue el primero en ser ‘mapeado’ por Google Street View.

Os dejo con un vídeo del estadio a vista de dron:

Hasta mañana.

Trofeos, copas y medallas. El Vince Lombardi Trophy: el premio de la SuperBowl

El trofe Vince Lombardi, alzado tras la SuperBowl de 2009 (Archivo 20minutos).

El trofe Vince Lombardi, alzado tras la SuperBowl de 2009 (Archivo 20minutos).

Es la uno de los eventos deportivos más vistos, año tras año. Todo en la SuperBowl es excesivo. Conoceremos hoy algo de más de cerca el trofeo que se entrega después.

El trofeo Vince Lombardi se entrega desde enero de 1967. El diseño es de Oscar Riedner, en aquella época vicepresidente de la firma de joyería Tiffany de Nueva York, encargada de fabricarlo en los primeros años.

Debe su nombre a Vince Lombardi, un mítico entrenador que falleció de cáncer. Desde 1970 lleva su nombre. Hasta 1996, se entregaba en el vestuario del equipo ganador, pero desde entonces se entrega en el terreno de juego al acabar el partido. Al contrario que en otros deportes, todos los años se fabrica un trofeo nuevo.

Desde el punto de vista técnico, deciros que mide 56 centímetros y pesa 3.2 kilos, y está fabricado enteramente de plata.

El primer equipo en recibirlo fue los Green Bay Packers. Los Pittsburgh Steelers son el equipo con más trofeos (6), seguidos de los Dallas Cowboys y los San Francisco 49ers (5 cada uno).

Os dejo con un fantástico vídeo de cómo se hace el trofeo:

Hasta mañana.

Escudos y logos. Oakland Raiders: una estrella de Hollywood como emblema

Logotipo de los Raiders (WIKIPEDIA).

Logotipo de los Raiders (WIKIPEDIA).

Los logos de los equipos de deportes típicamente estadounidenses suelen dar mucho juego, pero pocos lo hacen tanto como el de hoy: el de los Oakland Raiders.

Los Raiders son un equipo de fútbol americano con sede en Oakland, California (en la zona de la Bahía de San Francisco, donde también están radicados los Golden State Warriors). El equipo regresó a esta ciudad en 1995, tras haber sido movido a Los Ángeles (entre 1982 y 1994).

El actor Randolph Scott (WIKIPEDIA).

El actor Randolph Scott (WIKIPEDIA).

Cuando el equipo nació en 1960, un periódico local convocó un concurso para elegir nombre. El nombre ganador fue ‘Señors’ (sic). Los dirigentes se enfadaron bastante, porque al parecer, el concurso fue manipulado (hoy diríamos que fue ‘trolleado’). El motivo es que el primer presidente del club, un empresario muy famoso en Oakland llamado Chet Soda, tenía la costumbre de llamar a sus amigos “señor” (así, en español), por lo que se cree que la elección del nombre era una broma. Así las cosas, decidieron cambiarlo por Raiders (algo así como los ‘corsarios’), nombre que había quedado tercero en el concurso.

Para el logo, decidieron poner la cabeza de un hombre con parche pirata y casco de fútbol (de los de la época). Pero lo interesante del logo es que el corsario no tiene un rostro cualquiera, dibujado por un artista, sino que es el retrato de un actor de la época.

Se trata de Randolph Scott, un actor muy famoso en su época, que por su planta solía interpretar a héroes del ‘western’, de cine bélico o de aventuras.

El logo tuvo mucho éxito. Tanto, que casi 60 años después sigue en activo, sin apenas modificaciones (sólo el color de fondo, que al principio era dorado), y además, no sólo es uno de los más reconocibles de la NFL, sino que es uno de los que más éxito tiene en ventas de ‘merchandising’ en todo el mundo.

Espero que os haya gustado el artículo. Hasta mañana.

Qué fue de… Brett Favre: leyenda de la NFL y ‘novio’ de Cameron Diaz en ‘Algo pasa con Mary’

Favre, con Cameron Diaz en un fotograma de 'Algo pasa con Mary' y a la derecha, con los NY Jets (20th Century Fox / WIKIPEDIA).

Favre, con Cameron Diaz en un fotograma de ‘Algo pasa con Mary’ y a la derecha, con los NY Jets (20th Century Fox / WIKIPEDIA).

A veces, las estrellas del deporte estadounidense dan el salto al mundo del espectáculo. Ello provoca que en el viejo continente, en ocasiones, los recordemos más por esto último que por su desempeño deportivo. Es el caso de Brett Favre.

¿Quién era?: Un ‘quarterback’ estadounidense de los 90 y la pasada década.

¿Por qué se le recuerda?: A nivel deportivo, por ser una de las principales estrellas del fútbol americano en su época, ganador de la Super Bowl de 1996. Extradeportivamente, por su cameo en la taquillera comedia ‘Algo pasa con Mary’.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 2010 en los Minnesota Vikings. En la actualidad, tiene diferentes intereses. Tiene un restaurante en Green Bay. Trabaja para Squor, una red social enfocada al mundo del deporte, como embajador y como asesor especial. Además, dirige una fundación benéfica con su nombre. También ha ejercido de analista en televisión.

¿Sabías qué…?: En 1998 participó en ‘Algo pasa con Mary’. En el filme se interpreta a sí mismo (o al menos, a un jugador de fútbol americano llamado Brett), un viejo novio de la protagonista (Cameron Diaz). Favre sólo aparece unos minutos al final de la película.

Favre, en su etapa en los Vikings (WIKIPEDIA).

Favre, en su etapa en los Vikings (WIKIPEDIA).

– Brett Favre era la segunda opción de los hermanos Farrelly para interpretar el papel del exnovio de Mary. Steve Young era el elegido, pero rechazó el papel por considerar el guion demasiado vulgar.

– Es el quarterback con más victorias de la historia de la NFL, empatado con Peyton Manning (186) y por delate de Tom Brady (172).

– Ostenta otros récords: más pases completados, más pases intentados o más intercepciones.

– Tiene antepasados franceses, suizos y nativos americanos de la tribu choctaw.

– Con 20 años, antes de ser profesional, tuvo un gravísimo accidente de coche tras el que le extirparon 76 cm de intestino delgado. Menos de dos meses después, estaba jugando de nuevo.

– Apoya públicamente al Partido Republicano.

– En 2010 fue investigado por acosar sexualmente (por teléfono) a la periodista deportiva Jenn Sterger.

– En 1996 fue suspendido por su adicción al alcohol y a la vicodina.

– Mide 1,88 metros.

Biografía, palmarés, estadísticas: Brett Lorenzo Favre nació el 10 de octubre de 1969 en Gulfport, Mississippi. Debutó como profesional en 1991 en los Atlanta Falcons. Entre 1992 y 2007 jugó en los Green Bay Packers. En 2008 jugó en los New York Jets. Entre 2009 y 2010, en los Minnesota Vikings. En su palmarés tiene una Super Bowl.

Os dejo con jugadas de Favre:

Hasta mañana.

Quién fue… Pudge Heffelfinger: el primer profesional de fútbol americano cobró a escondidas

Heffelfinger, en Yale (WIKIPEDIA).

Heffelfinger, en Yale (WIKIPEDIA).

Vamos a cerrar la semana con un pionero, en concreto del deporte americano, que siempre da mucho juego. Os voy a contar la historia de Pudge Heffelfinger.

William Walter Heffelfinger, que nació el 20 de diciembre de 1867 en Minneapolis, está considerado como el primer jugador profesional de la historia del fútbol americano.

Lo curioso de esta historia es que el hito de Heffelfinger no se conoció hasta años después de la propia muerte del protagonista. Hasta los años 60, se consideraba que John Brallier era el primer jugador de la historia del fútbol americano que jugó cobrando, cuando en 1895 la Latrobe Athletic Association le pagó 10 dólares por un partido.

Pero en los 60, se supo que tres años antes, otro jugador había cobrado en secreto por jugar. La historia la desveló un tal Nelson Ross, que tras estudiar documentación de la época, entregó las pruebas de su trabajo al presidente de los Pittsburgh Steelers, Art Rooney. En esa documentación había pruebas de que la Allegheny Athletic Association pagó el 12 de noviembre de 1892 la suma de 500 dólares a William ‘Pudge’ Heffelfinger, un graduado de Yale, por jugar un partido ante la Pittsburgh Athletic Association, que cusiosamente había intentado lo mismo, pero ofreciendo sólo 250 dólares a Heffelfinger, que rechazó la oferta.

Pese a las protestas de la Pittsburgh Athletic Association, Heffelfinger no sólo jugó, sino que anotó el único ‘touchdown’ del partido, que le dio la victoria a la Allegheny A. A.

Heffelfinger fue luego entrenador y falleció el 2 de abril de 1954 en Blessing, Texas, a la edad de 86 años.

Os dejo con un vídeo con imágenes de Heffelfinger:

Buen fin de semana.

Santuarios del deporte. Los Angeles Memorial Coliseum: un estadio de cine

Puerta principal del Memorial Coliseum (WIKIPEDIA).

Puerta principal del Memorial Coliseum (WIKIPEDIA).

Vamos a empezar la semana con una de esas instalaciones que tienen un halo de leyenda gracias a haber albergado citas olímpicas. Ésta, además, es famosa por otros asuntos. Es el Los Angeles Memorial Coliseum.

Nombre oficial: Los Angeles Memorial Coliseum.

Ubicación: 3911 South Figueroa Street, Los Ángeles, California, Estados Unidos.

Capacidad: 93.607 espectadores.

Año de inauguración: 1923.

Propietario: Estado de California y Condado de Los Angeles.

Más cosas: Pues se trata del primer estadio del mundo que acogió dos Juegos Olímpicos, en 1932 y en 1984, pero el Memorial Coliseum es más antiguo. Sus obras empezaron en 1921 como homenaje a los estadounidenses caídos en la I Guerra Mundial. Diseñado por John y Donald Parkinson y con un coste cercano al millón de dólares de la época, abrió sus puertas en 1923. El primer equipo que lo ocupó es el único que lo sigue haciendo hoy en día: los Trojans de la Universidad de Southern California (fútbol americano).

Interior del estadio en un partido de los Trojans en 2006 (WIKIPEDIA).

Interior del estadio en un partido de los Trojans en 2006 (WIKIPEDIA).

Su capacidad ha oscilado entre los 75.000 y los 100.000 espectadores. Destaca por el pebetero instalado en 1930 y el arco de entrada al recinto, frente al cual hay dos estatuas de bronce que representan a un atleta masculino y a una femenina. Fueron creados por Robert Graham con motivo de los Juegos del 84 y tomó como modelos al jugador de waterpolo Terry Schroeder y a la saltadora de longitud de Guyana Jennifer Innis.

Además de a los Trojans, en el Coliseum han jugado los Dodgers de béisbol durante dos años, los Aztecs de fútbol (soccer, vamos), los Rams de fútbol americano entre 1946 y 1979 (y a partir del año que viene, con la vuelta de la franquicia a Los Ángeles, también) y otros equipos.

Pero desde el punto de vista extradeportivo, el Coliseum ha sido escenario de muchas películas conocidas, por su proximidad con Hollywood. Se ha visto en pelis como ‘El Último Boy Scout’, ‘Jerry Maguire’, ‘S1m0ne’ o’Guerra Mundial Z’, así como en series como ‘Colombo’, ‘Los Ángeles de Charlie’, ‘Alias’, ’24’ o ‘Padres Forzosos’.

Os dejo con un precioso vídeo del estadio grabado por un ‘drone’:

Hasta mañana

Escudos y logos: ¿Son racistas los equipos que usan a los nativos americanos como imagen?

De izquierda a derecha y de arriba a abajo: Atlanta Braves (béisbol, ya en desuso); Universidad de Ilinois (ya en desuso); Chicago Blackhawks; Cleveland Indians; Washington Redskins y Florida State University (WIKIPEDIA).

De izquierda a derecha y de arriba a abajo: Atlanta Braves (béisbol, ya en desuso); Universidad de Illinois (ya en desuso); Chicago Blackhawks (hockey); Cleveland Indians (béisbol); Washington Redskins (fútbol americano) y Florida State University (WIKIPEDIA).

Pues la segunda entrega de esta sección de escudos y logotipos no se va a centrar en uno concreto, sino en varios, de deportes diferentes, pero unidos por una misma polémica: el racismo.

Desde hace décadas, casi desde principios del siglo XX e incluso antes, miles de equipos deportivos estadounidenses (y también canadienses), profesionales o de universidades e institutos, adoptaron nombres que hacían referencia a los nativos americanos. Por ejemplo, los Atlanta Braves nacieron (en Boston) en 1912, mientras que los Cleveland Indians lo hicieron en 1914.

A partir de los años 40, diversas asociaciones de indígenas americanos empezaron a mostrar su disconformidad con el uso de la figura del nativo americano como mascota o símbolo de algunos equipo. Esta disconformidad fue aumentando con los años, sobre todo por medio del Congreso Nacional de Indios Americanos (NCAI, por sus siglas en inglés). Su postura oficial es que estos equipos “sacan provecho de estereotipos dañinos originados en épocas en las que lo común era la superioridad de los blancos y la segregación”. En una reciente declaración, la NCAI añade que “calumnian, difaman y envilecen a los pueblos nativos, a las culturas nativas, a las naciones tribales y perpetúan un legado de actitudes y racistas prejuciosas. En concreto, las caricaturas ‘salvajes’ y ‘cómicas’ usadas por los equipos deportivos con mascotas ‘indias’ favorecen la idea de los pueblos nativos como salvajes y refuerzan el mito de que se trata de grupos étnicos congelados en el tiempo. Todo ello contribuye a intoxicar las relaciones de este país con los pueblos nativos y perpetuar la desigualdad racial y política”.

Hay otros argumentos, como por ejemplo, los que creen que el uso de mascotas, apodos y logos ‘indios’ pueden generar violencia contra estas etnias por parte de los rivales (hay un ejemplo muy conocido de un fan de Philadelphia que acude a los partidos de los equipos de la ciudad contra otros equipos de apodo ‘indio’ con una cabeza de goma representando a un jefe tribal clavada en un machete). También es muy común la pregunta de qué ocurriría, o que se pensaría, si hubiera equipos que adaptaran sus logos a otras etnias: los ‘Hispanics’, los ‘Asians’ o los ‘Africans’ o incluso los ‘Caucasians’.

Argumentos a favor

Pero también hay argumentos a favor. El principal es que estos equipos adoptaron en su día estos símbolos por las cualidades positivas de los indios americanos: valor, arrojo, nobleza, ferocidad en la batalla o respeto a unos valores. Es decir, que no usan descripciones peyorativas sobre los nativos. Los defensores de estos logotipos afirman asimismo que la nativa americana no es la única etnia que se usa para nombres de equipos deportivos. Hay clubes que se llaman ‘Vikings’ o ‘Irish’ por todo el país y ni los nórdicos de origen ni los irlandeses se ofenden. Además, existen encuestas que dicen que este tema no preocupa a los nativos americanos en general, sino que es un argumento usado por grupos activistas, separados de las preocupaciones reales de la población llana de orígen indígena. Por último, está el argumento mercantilista: los propietarios de los equipos ven inviable el coste de sustuir todo el ‘merchandising’ de los equipos.

Por deportes

En la NBA no hay ya referencias a indios americanos, aunque dos equipos, los Atlanta Hawks y los Golden State Warriors, sí deben sus nombres a antiguas ‘marcas’ que sí se inspiraban en los nativos. En la liga de béisbol hay dos claros ejemplos: los Atlanta Braves y los Cleveland Indians. Los primeros usaban la cabeza de un indio mohawk como logo, aunque finalmente, desapareció. El actual logo del equipo es un tomahawk. En cambio, los Indians siguen usando al Chief Wahoo (que así se llama el personaje representado en el emblema). No obstante, hay que decir que el club empieza a usar alternativas en su merchandising, si bien sigue siendo el logo principal. Es uno de los más criticados por tratarse de una caricatura.

Otro ejemplo famoso es el de los Chicago Blackhawks de la NHL de hockey hielo. Curiosamente, hace poco fue elegido por la revista The Hockey News como el mejor logo de la Liga. El equipo se llama así porque su fundador sirvió en el Ejército en la U.S. 86th Infantry Division, conocida como la ‘Blackhawk Division’ en honor, a su vez, de un jefe indio de principios del siglo XIX llamado Black Hawk. Recibe críticas pese a que el club colabora con iniciativas que dan a conocer la historia y las costumbres de los nativos americanos y que los directivos dicen que el jefe Black Hawk es un personaje histórico.

En el deporte universitario hay innumerables casos, pero destacamos al Chief Illiniwek de la Universidad de Illinois, que fue eliminado, o a los Seminoles de la Florida State University. Este logotipo sigue usándose, pero tiene causa menos polémica por hacer referencia a una ‘nación’ india (los semínolas, habitantes de Florida) más que a una raza.

En cuanto a la NFL, tenemos a los Kansas City Chiefs, que es un caso parecido al de los Braves de béisbol y que lo único que muestran como logotipo es una punta de flecha, y por supuesto al que quizá sea el club más polémico en este sentido, es decir, los Washington Redskins. Hay dos factores importantes: uno, que Washington es la capital y otro que ‘Redskins’ significa ‘pieles rojas’, lo que sí se considera de manera generalizada como un apelativo racista. Es el club que más quejas recibe y desde hace más tiempo. Sus dirigentes resisten a cambiar el nombre y el logotipo, y se apoyan en lo que os comentaba antes: que es un homaneje, no una burla. Numerosas encuestas realizadas sobre los fans revelan que los hinchas están con la directiva.

Sea como sea, la polémica está servida. Aún hay unos 2.000 equipos deportivos sólo en institutos de secundaria de Estados Unidos con nombres referentes a los nativos americanos. Pero hace no tanto eran 3.000. El propio presidente Obama se ha manifestado en contra. Todo parece indicar que el uso de estos logos y nombres está condenado a desaparecer. Pero ya sabéis, amigos, lo importantes que son para los hinchas los símbolos del club de sus amores.

Espero que os haya gustado. Mañana, más.

Qué fue de… Dan Marino: el mejor ‘quarterback’ sin título y su lucha por las personas con autismo

Cromo de Dan Marino (Pinnacle)

Cromo de Dan Marino (Pinnacle).

Hace mucho que no hablamos de fútbol americano y vamos a desquitarnos con un famoso jugador que los legos en la materia no conoceréis, pero que es uno de los mejores de la historia. Es Dan Marino.

¿Quién era?: Un ‘quarterback’ estadounidense de los 80 y los 90.

¿Por qué se le recuerda?: Pues porque está considerado como uno de los mejores ‘quarterbacks’ de la historia sin poder lograr un título, pese a ser una leyenda de la NFL.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 1999 en el único equipo en el que jugó, los Miami Dolphins. Nada más retirarse, tuvo un cargo en la directiva del club, para luego abandonarlo y ser comentarista. Desde el pasado verano, ha vuelto a trabajar en los Dolphins como consejero. Además, dirige una Fundación que lleva su nombre, dedicada a “mejorar las vidas de las personas con autismo y otras necesidades especiales”, según él mismo dice.

¿Sabías qué…?: Es de origen italiano por parte de padre y de origen polaco por parte de madre.

– En 1984, en su segundo año en los Dolphins, estuvo a punto de ganar la Super Bowl, pero para su desgracia, enfrente estaban los 49ers de Joe Montana.

– Su dorsal, el 13, está retirado tanto por los Dolphins como por los Panthers de la Universidad de Pittsburgh.

Dan Marino, en una entrevista en 2005 (WIKIPEDIA).

Dan Marino, en una entrevista en 2005 (WIKIPEDIA).

– Excepto en uno, todos los años de su carrera fue elegido mejor jugador del año de los Dolphins.

– Jugó 242 partidos en su carrera, de los que 240 fue como titular.

– Mide 1,93 metros.

– Tiene un hijo con autismo (Michael, nacido en 1988), motivo por el que fundó junto a su esposa Claire la Dan Marion Foundation. La fundación ha generado más de 50 millones de dólares en investigación y tratamiento. Además, en Miami abrió el Dan Marino Center, un centro integral que atiende a unos 48.000 niños al año.

– Dan y Claire Marino tienen seis hijos en total (el mayor tiene 29 y la menor, 19 años).

– En 2013, Marino hizo público que tiene otra hija, nacida en 2005. de una relación extramatrimonial con una empleada de la CBS.

– Tiene el título de Periodismo por la Universidad de Pittsburgh.

– También posee dos tiendas de vino y licores en Miami y Las Vegas.

Biografía, palmarés, estadísticas: Daniel Constantine Marino Jr nació en Pittsburgh, Pennsylvania, el 15 de septiembre de 1961. Formado en la Universidad de Pittsburgh, fue seleccionado en la primera ronda del draft de 1983 por los Miami Dolphins, donde se retiró en 1999. Su palmarés es individual es extenso. Destacaremos que en 1984 fue elegido MVP de la liga y ese mismo año campeón de la AFC (del Este, vamos). Además, participó nueve veces en el Pro Bowl.

Os dejo con un vído de grandes momentos de Dan Marino:

Hasta mañana.

Quién fue… Darryl Stingley: el drama de quedarse tetrapléjico en un terreno de juego

Darry Stingley, en una entrevista (YOUTUBE).

Darryl Stingley, en una entrevista (YOUTUBE).

El lector neike me recomendó hace unas semanas que contara la historia de este deportista. Le eché un vistazo, me informé, y aquí os la traigo. Es de las tristes, aviso. Os presento a Darryl Stingley.

Nacido el 18 de septiembre de 1951 en Chicago, desde joven destacó para la práctica del fútbol americano. Sus cualidades la valieron una beca para la Universidad de Purdue, en Indiana, donde se adaptó a la posición de receptor. En el draft de la NFL de 1973 fue elegido en primera ronda por los New England Patriots.

Sus cinco primeras temporadas fueron muy buenas, con 110 recepciones y 14 ‘touchdowns’, hasta el desgraciado día en el que Stingley se hizo, a su pesar, mundialmente famoso.

Ocurrió en un partido de pretemporada, el 12 de agosto de 1978. Los Patriots visitaban California para jugar contra los Oakland Raiders. En un lance del partido, Stingley chocó con el defensor de los Raiders Jack Tatum. LA colisión fue violentísima. Stingley se rompió la cuarta y quinta vértebras cervicales, dañándose la médula espinal. El resultado no podía ser más desolador: tetraplejia. Como ironía del destino, Stingley acaba de negociar una mejora de contrato, que se iba a rubricar al regreso de California y que le iba a convertir en uno de los receptores mejor pagados.

Stingley, atendido tras el golpe (YOUTUBE).

Stingley, atendido tras el golpe (YOUTUBE).

Aunque la acción de Tatum no supuso ninguna infracción de las reglas del juego, el incidente fue un auténtico shock para este deporte. Así, la NFL legisló para evitar jugadas agresivas.

El mítico John Madden, entonces el entrenador de los Raiders, fue el primero en visitar a Stingley en el hospital. Sería el comienzo de una estrecha amistad. Al poco tiempo, la NFL y los Patriots acordaron que el equipo de Massachussets se haría cargo de todos los gastos médicos de Stingley de por vida, así como la educación de sus hijos.

Por el otro lado, Jack Tatum se quedó profundamente marcado para toda la vida. Se le puso el sobrenombre de ‘el Asesino’. No se puso en contacto con Stingley, aunque según su versión, quiso visitarlo en el hospital y fue la familia de Stigley quien lo rechazó. La televisión intentó reunirlos a principios de los 80, pero Stingley lo impidó, alegando que era una estrategia publicitaria por parte de Tatum, que acababa de publicar su autobiografía.

Jack Tatum, de joven (YOUTUBE).

Jack Tatum, de joven (YOUTUBE).

Con el tiempo, Stingley rehizo su vida. Se licenció en Educación Física por la Universidad de Purdue y se incorporó a los Patriots como director ejecutivo de personal.

El 5 de abril de 2007, Darryl Stingley, de 55 años, fue hallado muerto en su casa de Chicago. Falleció a causa de una neumonía que lo provocó un paro cardiaco, debido a su estado cuadriplégico. Poco más de tres años después, a la edad de 61, falleció en Oakland Jack Tatum, a causa de un ataque al corazón. Tenía 61 años. Se iban así los protagonistas de una de las más duras y controvertidas historias del fútbol americano.

Así se vio en televisión el desgraciado choque de Stingley:

Buen fin de semana.