BLOGS Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Quién fue… John L. Sullivan, el último campeón de boxeo con los puños desnudos

15 de octubre de 1858. Roxbury, Boston, Massachussetts. Dos inmigrantes irlandeses, Michael Sullivan y Catherine Kelly, tienen un hijo al que bautizan con el nombre de John Lawrence. Ya desde joven, John es arrestado en numerosas ocasiones por pelearse. En esta época, el boxeo tal y como lo conocemos no existía. Las peleas estaban prohibidas en la mayor parte de los Estados Unidos y se hacían de modo clandestino.

El joven Sullivan es un hombre fuerte y atlético, hasta el punto de que los Boston Red Sox de béisbol le ofrecen 1.500 dólares anuales por jugar con ellos. Pero a este irlandés lo que le gusta es dar tortazos. Y con los puños desnudos.

En 1880 disputa su primer combate de exhibición, ante Joe Goss. Nacía así una leyenda. Un tal Billy Madden se convierte en su consejero y lo primero que hace es llevárselo a Nueva York, donde podría demostrar sus condiciones como boxeador.

Es en 1882 cuando nuestro héroe puede disputar por fin un combate con mayúsculas, bajo las reglas del London Prize Ring Ruling, el sistema bajo el que se boxeaba con los puños desnudos. Fue en Gulfport, Mississippi, el 7 de febrero del citado año. Su rival fue Paddy Ryan, que por cierto, también era irlandés (éste de nacimiento). Sullivan ganó el combate y se convirtió Campeón de América, o al menos así lo catalogaron. El combate fue todo un acontecimiento y se dice que entre el público estaba el legendario pistolero Jesse James. Con colores alusivos en ambos casos a su Irlanda original, ambos contrincantes dieron un buen espectáculo. Como curiosidad, os diré que los árbitros de ese combate (eran dos) fueron elegidos minutos antes del comienzo del choque. El motivo es que si se les elegía con demasiada anticipación, eran presa fácil de las extorsiones de apostadores y mafiosos. De cualquier manera, la victoria de Sullivan fue incontestable, puesto que en el noveno asalto, Paddy Ryan no pudo levantarse del suelo.

Sullivan, el campeón americano, se recorrió su joven país de cabo a rabo para defender su título. Iba noqueando rivales a lo largo y ancho de Estados Unidos y dicen que también a todos aquellos que osaban ofrecerle amaños de combates. Con el paso de los años, John L. Sullivan se convirtió en uno de los personajes más famosos del país. No obstante, en 1883 estuvo a punto de sufrir una derrota, cuando el inglés Charley Mitchell lo tiró a la lona en el primer asalto. La llegada de la policía para clausurar el espectáculo lo libró, casi seguro, de su primera derrota.

En 1883 y 1884 siguió con su gira, en la que disputó 195 combates en sólo 238 días, pasando por 136 ciudades diferentes. Por cada victoria, se embolsaba 250 dólares. Además, desafiaba a cualquiera a enfrentarse a él. Si le aguantaban cuatro asaltos, el valiente se llevaba un premio que, según las fuentes, oscilaba entre los 50 y los 1.000 dólares. Sólo un hombre consiguió batir el reto.

Por lo demás, Sullivan también ganó fama fuera de los rings por su forma de celebrar las victorias: con alcohol y prostitutas. Una vida disoluta que luego le pasaría factura.sullivan

En 1888 le llegaría la revancha con Mitchell. El combate tuvo lugar en un castillo en Chantilly, Francia. El boxeo era ilegal en el país galo en aquella época pero a pesar de ello, fue épico. Ambos contendientes estuvieron dos horas golpeándose. Dicen los que estuvieron allí que era imposible reconocer sus rasgos faciales al final del combate y que sangraron como cerdos. El combate fue declarado empate y acto seguido, la policía francesa acudió a detener a ambos titanes. Mitchell pasó varios días en la cárcel, pero Sullivan logró evitarla, gracias a la intercesión, dicen, del barón Rotschild. Tras ese combate, Mitchell se convirtió en el ayudante de esquina de Sullivan.

El 8 de julio de 1889, Sullivan disputó el combate más importante de su vida. Se disputó en Richburg, Mississippi, y fue el último combate de la historia disputado bajo las reglas del London Prize Ring Ruling, esto es, a puño descubierto. En juego estaba el campeonato del mundo y su rival era Jake Kilrain, también originario de Massachussets. El combate fue toda una aventura, ya que en un principio se iba a celebrar en Nueva Orleans, pero el gobernador de Louisiana lo prohibió. Así que se eligió la citada localidad de Mississippi de forma casi secreta, pese a lo cual más de 3.000 personas la presenciaron. Este combate, además de ser el último de puños desnudos, fue el primer acontecimiento deportivo de la historia de Estados Unidos en recibir cobertura informativa a nivel nacional.

La lucha fue terrorífica. Comenzó a las 10.30 de la mañana y duró más de dos horas. Parecía indicar que Sullivan iba a perder el combate, ya que en el asalto 44 (habéis leído bien) empezó a vomitar. Al parecer, la causa fue que había bebido whisky congelado. Pero ese no fue obstáculo para que Sullivan siguiera combatiendo hasta el asalto número ¡75!, en el que Kilrain tiró la toalla. John Lawrence Sullivan, The Boston Strongboy, como le conocían, se convertía así en el último campeón del mundo de boxeo con los puños desnudos.sullivan2

Pero, ¿y con guantes? Como sabréis, el boxeo actual se rige por las reglas del Marqués de Queensberry. Una de ellas es que los púgiles han de llevar guantes protectores en el combate. Aquí hay algo de lío. Al parecer, se considera que John Sullivan fue el primer campeón del mundo de boxeo bajo las reglas del Marqués de Queensberry, ya que en 1885, derrotó en Cincinnatti a un tal Dominic McCaffrey con guantes, en un combate que se organizó para dirimir al campeón del mundo de boxeo bajo la nueva modalidad. No obstante, otras fuentes no consideran a Sullivan como primer campeón del mundo bajo las reglas del Marqués de Queensberry. Ese honor se lo otorgan a Jim Gentleman Corbett.

Este Corbett era un californiano que antes de boxear era ex empleado de banca. Para muchos, es el padre del boxeo moderno. Pues bien, el 7 de septiembre de 1892, Corbett y un Sullivan que no había puesto en juego su supremacía en el mundo del boxeo, se enfrentaron con guantes en Nueva Orleans. Las nuevas técnicas de Corbett desarbolaron a Sullivan y en el 21 asalto, cayó, esta vez sí, en lo que significó la primera y única derrota de su vida.

Tras este choque se retiró y siguió disputando algún combate de exhibición. Estuvo metido en política y abrió un bar. Pero como os decía, la mala vida le pasó factura y el 2 de febrero de 1918, John Sullivan murió de un ataque al corazón. Tenía 59 años.

El legado de Sullivan es mayor de lo que parece. Se dice que fue el primer deportista de la historia de Estados Unidos en ganar un millón de dólares. Hoy en día, sus recuerdos o sus autógrafos valen una fortuna. Así que si alguna vez vais a Boston, buscad el cementerio de Old Cavalry, donde podréis rendir homenaje a una de las primeras leyendas del noble arte del pugilato.

Os dejo un vídeo con imágenes de la época:

Saludos y buen fin de semana.

16 comentarios

  1. Dice ser AreaEstudiantis

    Genial la historia de hoy!!! Buen fin de semana!!

    http://areaestudiantis.com

    19 Julio 2013 | 09:01

  2. Dice ser Cris

    ¡Que buena historia! y vaya con Sullivan. Acostumbrado a pelear a puños desnudos, le debió costar hacerlo con guantes.

    19 Julio 2013 | 09:54

  3. Dice ser Dr. J

    Muy buena historia, si lo llego a saber cuando estuve en Boston, habría ido al cementerio.

    Decir que Roxbury, entonces no sé, pero ahora es una de las zonas más peligrosas de la ciudad.

    19 Julio 2013 | 09:59

  4. Dice ser igesar75

    Sí, efectivamente debió ser un cambio radical…… no solo por el tema de los guantes, en aquella época “pre-reglas de Queensberry” se debía permitir prácticamente todo: codazos, cabezazos, mordiscos, etc. Lo que haría que la estrategia, técnica, etc, que se ve en el boxeo actual, fuera prácticamente inexistente en aquella época y los boxeadores que se basaban en la fuerza bruta, como debía ser el caso de este Sullivan, lo tuvieran bastante difícil en un deporte ya más reglamentado.

    Otra cosa que me llama la atención es que el boxeo en aquella época ya era un deporte de masas, tal vez sea el primer deporte moderno tal y como lo conocemos actualmente (en el sentido del espectáculo, seguimiento de los medios de comunicación, seguimiento por parte de la afición, los boxeadores eran estrellas mediáticas, etc).

    19 Julio 2013 | 10:06

  5. Dice ser dam

    Puede parecer que el boxeo sin guantes es “más duro” que el de sin guantes…nada más lejos de la realidad. Teniendo en cuenta que un boxeador actual o simplemente alguién que entrena, acostumbrado a pegar con guantes y la protección de las vendas, si se pelea en la calle se romperá la mano porque con guantes pegas más fuerte. Los boxeadores sin guantes tendrían que tener más cuidado con la fuerza y cómo pegaban y claro así un combate a lo mejor duraba de 20 a 40 asaltos o más

    19 Julio 2013 | 10:29

  6. Dice ser larry33

    Vivió dando hoxtiax, ganaba y lo festejaba con alcohol y mujeres. El sueño de muchos hecho realidad.

    19 Julio 2013 | 11:12

  7. Dice ser Lio

    Interesante historia. ¿Conoceis la historia de cuando el Barcelona jugaba de blanco?: http://xurl.es/v3cl4

    19 Julio 2013 | 12:24

  8. Dice ser joseba

    muy bien buen reportaje

    19 Julio 2013 | 13:30

  9. Dice ser euskaldunbet

    vaya salvajada

    19 Julio 2013 | 13:32

  10. Dice ser PEDRALBES

    Hola a todos

    No sé qué pasa hoy, que me carga fatal la página y no puedo ver el video.

    Gran historia, Edu. Parece que el prota de hoy fue todo un personaje, genio y figura. Deduzco (aun a riesgo de equivocarme y recibir collejas como ayer) que en el boxeo pre-Queensberry no había medidas de protección para los púgiles y por eso no llevaban guantes y quizás los combates eran hasta que uno de ellos caía noqueado o exhausto, y de ahí el gran número de asaltos

    Sin ser el boxeo el tema central de la película, os recomiendo que veais “El hombre tranquilo”

    Respecto al offtopic tuitero, estoy de acuerdo con Cowboy: son mucho peores las fotocopiadoras que las impresoras. De hecho, siempre digo que Terminator (la rebelión de las máquinas) está empezando ahora, cuando mandas algo a la máquina y ella considera que es más lista que tú y lo saca como le sale de los circuitos

    Saludos y buen finde

    19 Julio 2013 | 14:05

  11. Dice ser ruomalg

    Pedazo de historia la de hoy. Debí de leerla de pasada cuando salió publicada en blogia, porque no recuerdo la mitad. No tenía idea de que el boxeo generara tantas pasiones en aquella época, ni que ya se introdujeran los guantes. No deja de llamar la atención está modalidad sin guantes.

    Malísima noticia la de esta tarde. Mi más profundo mensaje de ánimo para Tito.

    20 Julio 2013 | 00:33

  12. Dice ser igesar75

    Exacto Pedralbes, al final las reglas de Queensberry lo que persiguían era eso, proteger la salud de los púgiles, normalizarlo, y en definitiva, convertir una pelea barriobajera (aunque hay gente que en su ignorancia todavía sigue considerando al boxeo como tal) en un deporte. Son básicamente estas:

    http://es.wikipedia.org/wiki/Reglas_del_marqu%C3%A9s_de_Queensberry

    Aunque antes de las reglas de Queensberry ya existía otra reglamentación, que eran las London Prize Ring Rules, que reglaban las peleas “a puño limpio” según se explica en ese mismo artículo.

    Pues desde aquí todas mis fuerzas y mi ánimo a Tito, aunque me temo que la cosa huele bastante mal por desgracia (espero equivocarme, obvio). Estoy de acuerdo con el tweet del presi, aunque yo añadiría que no solo conocían este riesgo sino que me da la impresión de que el “plan B” está fijado desde el principio. El entrenador sustituto lo tienen apalabrado desde el minuto 1 y desde la temporada pasada, sea quien sea éste. De todas formas, esto es lo de menos y carece de importancia, lo que importa realmente es que se cure para siempre y de una vez por todas.

    También matizaría a todos los medios que están hablando de “recaída”, que en mi opinión yo creo que no es tal. En realidad nunca se ha curado. Las supuestas curaciones, posteriores recaídas, etc, no son más que fases de un tratamiento y de un mismo proceso.

    Un abrazo grande para él y para su familia.

    20 Julio 2013 | 15:44

  13. Dice ser Carhartt

    Menudo desfase!!!!!

    21 Julio 2013 | 20:25

  14. Dice ser CowboyZZ

    Esperemos que Tito Vilanova se reponga de esta terrible enfermedad.

    Igesar, supongo que el deporte de masas siempre ha existido, pongamos por caso los torneos o incluso las luchas del circo romano. Una vez lei una historia sobre un corredor de cuadrigas romano que gano muchísimo dinero como profesional, e incluso hicieron el cambio a dinero moderno y posiblemente fuera mas de un millón de dolares.

    Sullivan fue un gran boxeador, pero no tanto como deportista pues como ha dicho Edu, no se enfrentaba a profesionales sino a aficionados, en peleas de exhibición donde podia ganar mucho dinero. Segun me han contado fue un caso similar al de Urtain, que fue campeon de los pesados, pero boxeaba con no profesionales como estibadores, y por tanto no tenia técnica.

    He leido una biografia suya donde dice que en su epoca los Boston Red Sox de beisbol le ofrecieron $1500 dolares anuales de contrato, pero que los rechazo para seguir boxeando.

    En sus ultimos tiempos, cuando estaba enfermo, reconocio que el alcohol tenia la culpa de sus problemas de salud y dio discursos contra el alcoholismo. La prohibicion en EEUU no fue hecha por motivos religiosos ni morales, sino por los problemas derivados del alcohol que casuaban violencia y pobreza (todo el que haya visto beber a un anglosajon, lo entiende).

    A pesar de vencer a Jake Kilrain no hubo mala sangre, y Kilrain se hizo amigo de Sullivan e incluso llevo su ataud durante el funeral (una costumbre muy irlandesa).

    21 Julio 2013 | 23:45

  15. Dice ser PEDRALBES

    Todos mis ánimos para la parroquia blaugrana en general y para Tito Vilanova y sus allegados en particular

    22 Julio 2013 | 09:19

  16. Dice ser igesar75

    Cowboy, me refería desde un punto de vista del deporte de masas tal y como lo conocemos ahora y que persiste en nuestros días; lo de los gladiadores, los corredores de cuádrigas, los toreros (una cosa que ha existido en España ininterrumpidamente desde la época romana), los antiguos juegos olímpicos, etc, es algo parecido pero para mi no es lo mismo. No sé si me he explicado.

    Se ha exagerado mucho con lo de Urtáin. Tal vez a lo mejor sí al principio de su carrera, para hacerse un nombre, pero ni mucho menos sus combates estaban amañados, ni le ponían a paquetes, ni era un tronco, etc, etc. Recordemos que fue campeón de Europa ganando a tíos que eran estrellas en aquella época como Peter Weiland, y se quedó a las puertas de un mundial con Muhammad Ali si hubiera ganado a Henry Cooper en Londres, un tío que sí se enfrentó a él cuando se llamaba Cassius Clay (y al que casi gana).

    22 Julio 2013 | 11:18

Los comentarios están cerrados.