BLOGS Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Qué fue de… Rodion Camataru

Este futbolista igual os es desconocido. No creo, porque en su época, allá por los 80, fue bastante conocido. En realidad, su fama se debe a uno de los mayores fraudes de la historia del fútbol europeo. Sí, este artículo se me ocurrió preparando el del viernes. Volvemos a Rumanía para hablar de Rodion Camataru. Por cierto, no sabéis lo que me ha costado saber cosas de este tipo. El rumano parece similar al español, pero los cojones… menos mal que hay buenos traductores on-line.

¿Quién era?: Un delantero rumano de finales de los 70 a principios de los 90.

¿Por qué se le recuerda?: Por ser la Bota de Oro europea del 87, un galardón que luego se demostró haber ganado de forma fraudulenta y que le fue retirado hace poco.

¿Qué fue de él?: Se retiró en 1993 en el Heerenveen holandés. Tras colgar las botas ha estado metido en política municipal (en Craiova) y ahora se dedica al mundo inmobiliario, es constructor. Al parecer, ha hecho bastante pasta y está intersado en comprar el Universitatea Craiova, uno de los clubes en los que jugó (de todo esto me he enterado leyendo la prensa rumana, aquí donde me veis).

¿Sabías qué…?: Os cuento lo del fraude. En 1987, por la lucha de la Bota de Oro estaban compitiendo Camataru, que jugaba entonces en el Dinamo de Bucarest, y nuestro viejo conocido Anton Polster, que por aquel entonces jugaba en el Austria Viena. Cuando quedaban pocos partidos para acabar la temporada, Polster tenía una clara ventaja sobre el rumano, pero en los últimos seis encuentros del campeonato de Rumanía, Camataru marcó ¡20 goles!, lo cual le permitieron ganar el trofeo con 44 tantos. En concreto, en la jornada 29 de la Liga rumana de ese año marcó 3 goles. En la 30 marcó otros 3. Hizo dos en la 31; 4 en la 32; 5 goles en la 33 y otros 3 goles en la jornada 34 y última. Ya entonces tenía mala pinta, era demasiado, pero hubieron de pasar 20 años para que la UEFA reconociera el fraude y concediera el título de Bota de Oro al austríaco Polster. Al parecer, todo fue una maniobra del régimen de Nicolae Ceaucescu. El Dinamo de Bucarest era el equipo del Ministerio del Interior rumano, y además, contaba entre sus fans con la esposa del sanguinario dictador. El régimen decidió que a toda costa Camataru debía ser el máximo goleador europeo y dio órdenes precisas para que así fuera. Camataru reconocería después que en aquellos seis últimos partidos, los defensas rivales ni se le acercaban, le dejaban llegar a la portería con toda comodidad.

– A pesar de todo, Camataru era un gran goleador. De hecho, es el séptimo jugador con más goles con la camiseta de Rumanía, detrás de hombres como Hagi, Mutu o Bölöni y por delante de otros como Raducioiu o Dumitrescu.

– Su último gol lo metió en el último partido que jugó. Fue la final de la Johann Cruijff Schaal (la Copa holandesa) del 93, con el Heerenveen, ante el Ajax. Perdió la final, por cierto.

– Le precedió como pichichi rumano Gheorghe Hagi.

– Jugó el Mundial de Italia 90 con el 9 a la espalda.

– Acabó la temporada del 87 con la increíble media de 1,3 goles por partido.

Biografía, palmarés, estadísticas: Rodion Gorun Camataru nació el 22 de junio de 1958 en Strehaia, Rumanía. Debutó como profesional en 1974 en el Universitatea Craiova, donde estuvo hasta 1986, año en el que fichó por el Dinamo de Bucarest. Allí estuvo tres años, tras los que saltó a la Liga belga para jugar en el Charleroi. Pasó una temporada allí y luego emigró a Holanda, para jugar tres años en el Heerenveen, donde se retiró. En su palmarés tiene dos Ligas y cuatro Copas rumanas. Con la selección jugó 75 partidos y metió 22 goles.

Mañana ciclismo, para no pensar en la Copa del Rey. Aunque no sé si le haréis mucho caso al post cuando lo suba…

Los comentarios están cerrados.