BLOGS Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Camisetas para la historia. Francia 1984 y 1998

Francia es una de las selecciones de fútbol con más solera de Europa y del Mundo. Además, es una de las que más se caracteriza por unos colores, en concreto tres, azul, rojo y blanco.

Sobre esta base, el equipo nacional francés ha vestido casi siempre, como uniforme principal, con camiseta azul, pantalón blanco y medias rojas. El azul de la camiseta francesa no ha sufrido grandes variaciones, si bien la indumentaria que os traigo hoy llevaba algunos detalles que la hicieron pasar a la fama.

1984. Francia celebraba en su propio país la Eurocopa. Durante los 12 años anteriores (esto es, desde 1972), la marca alemana Adidas proveía de equipaciones a la FFF. La presencia de Adidas en la camiseta francesa se caracterizaba por un pequeño detalle en las tres franjas de los hombros que casi siempre han caracterizado a la marca fundada por Adi Dassler. Estas tres franjas eran blancas pero las dos del centro (que en teoría debían ser azules, como el fondo de la camiseta), eran una azul y la otra roja. Pero en 1984 fue incluida una novedad. Tres finas líneas blancas bajo una roja, más gruesa, adornaban la camiseta azul. Sobre la franja roja aparecía el logo de Adidas y las tres F de las siglas de la federación francesa, que servían de apoyo al gallo, el símbolo del país vecino.

Ni que decir tiene que esa camiseta fue un verdadero talismán para la Francia de los Platini, Amoros o Luis Fernández, que logró su primer título internacional tras derrotar a nuestra España arconadiana en un partido de infausto recuerdo.

Tras esa primera mitad de los 80, Francia vivió una verdadera crisis futbolística (a pesar de mi idolatrado Eric Cantona), con dramas como quedarse fuera de los Mundiales de 1990 y 1994. Por eso, y con motivo de una nueva competición de alto nivel en suelo francés (el Mundial del 98), Adidas recuperó el diseño de 1984 (con el único cambio de la mejora obvia de los materiales -cosas de la tecnología- y del cuello en blanco). Esta casi réplica volvió a causar el efecto de su original y como recordamos, la Francia de Zidane, Henry and company ganó su primer Mundial. La camiseta con los detalles en rojo y blanco entraba en la historia y ganaba un sitio en el olimpo de las camisetas exitosas.

Tras casi 39 años de relación entre Francia y Adidas, desde el 1 de enero de 2011 Nike es la proveedora oficial de les bleus, algo que no ha conseguido la firma estadounidense con Alemania, por cierto, ya que a pesar de las mareantes ofertas americanas, la DFB se mantiene fiel a su marca de las tres franjas. El acuerdo entre Nike y Francia es, además, el más lucrativo de la historia del fútbol. Nike pagará 320 millones de euros por un contrato que expira en 2018.

Los comentarios están cerrados.