BLOGS
Casi enteros Casi enteros

Casi enteros: un blog sobre los medios de comunicación, la publicidad, su papel en la financiación de los medios, la investigación y otros temas relacionados con todo esto

Entradas etiquetadas como ‘Movierecord’

Noche de emociones en la Academia

El pasado jueves fue un día de grandes emociones. Tras las de la mañana, que espero poder contar otro día más ampliamente, por la tarde se celebró la gala de la Academia de la Publicidad.

La Academia tiene como misión principal reconocer los méritos de personas que han sido claves en la profesión publicitaria; en la gala se entregan los premios a sus Miembros de Honor.

Esta era la octava gala. Por primera vez se cambiaba de escenario: de la solemnidad y tradición de la biblioteca de ABC en los locales de Vocento, se pasaba al más moderno y funcional Espacio Bertelsmann, en las proximidades del Retiro.

No conocía a Jesús Olmedo; creo que muy poca gente conoce a Jesús Olmedo. Pero todos conocemos su voz; en cuanto comenzó a hablar ya vi que íbamos a estar entre amigos. Su voz profunda y majestuosa, su saber hacer, fueron claves en la conducción de una gala que todos los que la presenciamos vamos a recordar siempre. Muchas gracias, Jesús.

El otro gran protagonista no estaba en la sala; pero estuvo todo el tiempo.

Juan Mariano Mancebo ha sido el alma del Premio Joven, que también llamamos Tú y el gurú. En los últimos años la gala comienza con la entrega de este premio. El equipo ganador destacó que los tres grupos finalistas estudian en la Universidad Complutense; una alegría para la veterana universidad. No se podía ver a Juan Mariano, pero seguro que estaba por allí, apoyando a los ganadores.

Este año los nuevos miembros de honor eran sólo cuatro pero tocaban cuatro aspectos muy diferentes, todos importantes para la profesión: el sonido, el cine, la prensa profesional y la creatividad.

El primero en recoger su nombramiento fue Bartolomé Espadalé, la persona que desde los estudios Sintonía ha hecho más por el sonido de la publicidad española. El mundo del sonido me queda un poco lejos pero incluso en mi caso el nombre de Espadalé me resulta una referencia.

Conozco mucho más a Jesús Martín. Jesús ha sido el alma de Movierecord durante cerca de cuarenta años; desde la época en que la publicidad audiovisual sólo se veía en las más de seis mil salas de cine que había en España. Movierecord acompañó a la publicidad en su paso hacia la televisión a finales de los cincuenta y luego fue languideciendo (ya sin Jesús) mientras el Cine vivía su particular vía crucis. Ahora resurge de la mano de Alfonso Oriol, que el jueves acompañaba a Jesús Martín en la sala. Todos tenemos en la cabeza la sintonía de Movierecord.

A mediados de los noventa, cuando Jesús presidía la Asociación Ibérica de Cine Publicitario, pusimos en marcha el estudio Lumière, con el que demostramos que el Cine es el medio más eficaz en la generación de recuerdo. Siempre me he sentido muy orgulloso de aquel estudio, que luego AIMC ha reproducido en varias ocasiones, y de que Jesús Martín depositara su confianza en mí y en el equipo de Investigación de Zenith, que creo que aún se llamaba Central Media.

Enric Nebot escribía en el salón de su casa, con su rotulador de Puntafina, casi todos los contenidos de la revista Control, una de las más veteranas de las especializadas en el mundo de la publicidad. Esa y muchas intimidades más nos contaron sus hijos en el emotivo vídeo de presentación. Yo conocí a Enric al poco tiempo de pasarme al lado publicitario de mi profesión. Creo que congeniamos pronto; en muchas ocasiones me llevó a aquellas comidas en el restaurante Los Porches de las que él sacaba contenido para casi la mitad de la revista. También en varias ocasiones me pidió artículos; uno nunca podía negarse a colaborar con una persona como Nebot. Un grande.

Los nuevos Miembros de Honor de la Academia con Fernando Herrero, Presidente, y Ana Mancebo (FOTO: E.Madinaveitia)

El cuarto premiado era Juan Mariano Mancebo y aunque todos notábamos que estaba por allí, no salió a recoger el premio. En su lugar lo hizo Ana, su hija. Y ese fue el momento en que las emociones de la noche se desbordaron. Ana Mancebo empezó leyendo la letra en español de la canción en inglés que ha escrito para dedicarla a su padre. A todos se nos llenaron los ojos de lágrimas mientras a ella se le quebraba la voz.

Así que, cuando le acercaron una guitarra para que la cantase, todos pensábamos que no podría pasar ese trance. Pero lo hizo ¡vaya si lo hizo! Como la auténtica profesional de la música que quiere llegar a ser, no falló ni una sola nota, nos puso a todos los pelos de punta y consiguió la ovación de la noche. Los aplausos ¿para Ana?¿para Juan Mariano?¿para los dos? no cesaban.

Seguro que Juan Mariano, que estaba por allí, no lo duden, salió muy orgulloso de su hija, de la canción que le dedicó y del cariño que ha dejado por aquí entre tantas y tantas personas que le queremos.

Ahora el problema queda para lor organizadores de la novena gla, la del año que viene. ¿Cómo podrán alcanzar ese nivel?

 

El precio del Cine

Se está celebrando estos días una nueva Fiesta del Cine; creo que ya es la novena edición. Vuelve a ser un éxito.

La Fiesta mantiene el procedimiento (inscribirse previamente en una web) y el precio (2,90€) y se mantiene también el éxito de casi todas las ediciones anteriores (en alguna, la coincidencia con partidos importantes de la Champions perjudicó algo el número de asistentes).

Se han inscrito en la web más de millón y medio de espectadores. El martes, el primer día, asistieron a las salas de cine 495.368 espectadores, según datos de Rentrak, lo que multiplica por ocho la cifra de asistentes del martes de la semana anterior y aumenta un 53% la cifra de la edición anterior, la de mayo.

Eso demuestra, de nuevo, que el Cine es muy sensible al precio, que tiene, en términos económicos, una gran elasticidad, como recogía, hace ya dos años en un artículo Alfonso Oriol, CEO de Movierecord, que algo debe de saber del tema.

En la Fiesta del Cine se vuelven a ver colas para entrar

También hace dos años por estas fechas yo hacía una propuesta en este blog: que durante todo el año (y no sólo en la Fiesta del Cine) los precios varíen a lo largo de la semana y sean más bajos en los días de menor asistencia (que así dejarían de serlo).

No tengo los datos de asistencia por día de la semana, pero bastaría analizar la información de Rentrak para realizar un estudio de precios que sirviera para maximizar los ingresos.  Una propuesta, (sin datos es osada y seguramente errada), podría ser: los lunes 3€, los martes 4€, los miércoles 5€, los jueves 6€ y los fines de semana los precios actuales. Desaparecería el concepto de Día del Espectador porque todos lo serían. Incluso se podría sofisticar más la fórmula en función de las sesiones.

No creo que nadie esté más interesado en mantener unos precios elevados que en obtener mayores ingresos. Y siempre es mejor mantener las salas llenas que vender unas pocas entradas por sesión, algo que para el espectador es bastante deprimente.

Como se puede leer en el artículo de Alfonso Oriol en las fiestas del cine (yo diría con los precios variables) ganan todos: productores, distribuidores, exhibidores y hasta el Ministerio de Hacienda, porque aumenta la recaudación de IVA. Y por supuesto el espectador, que podría acudir más veces a ver las películas como más le gustan por un precio más asequible. Además haría al Cine aún más atractivo para los anunciantes, que conseguirían una mayor audiencia.

¿Por qué no probar?