BLOGS
Casi enteros Casi enteros

Casi enteros: un blog sobre los medios de comunicación, la publicidad, su papel en la financiación de los medios, la investigación y otros temas relacionados con todo esto

El zapping disminuye

Hace unos días mis amigos de Barlovento publicaron un interesante informe, que ha tenido una importante repercusión en los medios.

El zapping dejó de ser noticia; últimamente se hablaba muy poco de ese tema. Supongo que se daba por hecho que ese era un tema que estaba ahí y que no habría variado en los últimos años.

Pero no es así. Según el informe de Barlovento (basado en datos de Kantar Media) el número de cambios de canal ha disminuido drásticamente: ha pasado de 21 al día en el año 2009 a 12 en la actualidad.

Robert Adler, inventor del mando a distancia (y, con él, del zapping)

Robert Adler, inventor del mando a distancia (y, con él, del zapping)

¿A qué se debe esta disminución?

Barlovento presenta los hechos pero no entra en los motivos. Voy a intentarlo yo. Estas podrían ser algunas de las explicaciones:

1.- En estos últimos años la oferta audiovisual ha aumentado de manera exponencial. Podría ser que cada espectador (o un número cada vez más elevado de espectadores) tiene claro que está viendo lo que quiere ver y por tanto no necesita cambiar de canal para buscar alternativas. Puede explicar una pequeña parte de la reducción.

2.- Los bloques publicitarios de tamaño descomunal (más de 30 spots consecutivos) que hace unos años eran habituales ahora son mucho menos frecuentes. Además hay un número elevado de bloques que van precedidos por un aviso de su duración aproximada. Puede que quienes huyen de la publicidad se limiten a un cambio y vuelvan cuando ha transcurrido el tiempo marcado. Puede ser. Y aquí habría otra parte de la explicación.

3.- En 2009 todavía había publicidad en TVE. Ahora los espectadores de sus cadenas (desgraciadamente muchos menos desde entonces) seguramente harán menos zapping. Explicaría otra parte.

4.- Cada vez son más las personas que simultanean su visionado de televisión con otros dispositivos. Lo relevante no es si el televisor es la primera o la segunda pantalla en este caso. Si la atención está repartida, cuando llegan los bloques de publicidad se concentrará más en el otro dispositivo. El televisor queda ya claramente como segunda pantalla y no hace falta cambiar de canal. Seguro que aquí hay una parte mayor de la explicación.

y 5.- En la misma línea que la anterior: cada vez hay más programas, ya casi todos, que buscan la interacción con los espectadores en una segunda pantalla mediante la introducción de hastags. Si estás dialogando sobre el programa, a través de Twitter, WhatsApp, Facebook, Snapchat o cualquier otra red, la probabilidad de que te vayas a otra cadena disminuye.

Estas dos últimas explicaciones eran las que encontrábamos en Zenith cuando, hace algo más de un año, realizamos el estudio sobre el fenómeno multipantalla.

Que disminuya el número de cambios de canal es una buena noticia para las cadenas (¿y para los publicitarios?). Que se deba a una dispersión de la atención no sé si será tan bueno.

3 comentarios

  1. Dice ser Lola

    Buenas tardes, es cierto que ahora anuncian casi siempre el tiempo que va a durar la publicidad, pero hay una cadena, concretamente Antena 3 o sus derivados que es la que más veo, que llegado un momento no dicen el tiempo que va a durar el bloque publicitario, casi siempre es cuando está a punto de terminar un capítulo de alguna serie,total que casi siempre termino yéndome a la cama sin ver el final, y es que no hay nada como un montón de anuncios para que a una le entre sueño.

    23 Septiembre 2016 | 18:26

  2. Dice ser Jean Luc Picard

    Hay una explicación aun más simple, y si quien ha redactado esto entrara en foros, o preguntara por el tema a la gente que le rodea, le hubiese aparecido, y no tendría que haber puesto tanto punto:

    La gente está HARTA de tener que tragarse casi más tiempo de anuncios que de programa, así que lo que hacen es DESCARGARSE EL CONTENIDO DESDE INTERNET y verlo SIN anuncios.

    Por tanto, lo que ocurre no es nada de lo que pone el autor del artículo, es simplemente que la gente ESTA DEJANDO DE VER LA TELEVISION. Y eso se demuestra también en las audiencias, que cada vez son menores para películas y series -para programas, menos-, mientras que, en Internet, cada vez son más los que se las descargan.

    Por otro lado, me ha hecho gracia (mucha!) la broma del punto 2: ¿Que los bloques publicitarios son ahora de menos de 30 anuncios? ¿Donde? ¿EN TVE1, no? Se supone que hay una ley Europea -por la que ya multaron al gobierno español- que dice que solo se pueden emitir 12 MINUTOS DE PUBLICIDAD POR HORA de emisión. Hagamos las cuentas: “volvemos en 7 minutos” + 20 segundos de programa + “volvemos en 7 minutos” (y esto es demostrable, por ejemplo, cada día a las 16 h / 16:15 en la Sexta, en Zapeando) = 14 MINUTOS DE PUBLICIDAD. Ley saltada. Y si aun luego no emitieran más anuncios en lo que queda de hora…. pero va a ser que no, en 20 minutos tenemos otro cortecito de 7 minutos… como mínimo.

    Un saludo!

    24 Septiembre 2016 | 09:17

  3. Eduardo Madinaveitia

    Lola: tienes razón en que ocurren esas cosas, pero ya ocurrían (los datos dicen que en mayor medida) hace siete años. Esa no sería la razón por la que disminuye el zapping.
    Jean Luc: Hay gente que está dejando de ver la televisión, sin duda. Pero según los datos no es una cantidad relevante. Si lo ven en internet no cuentan en este estudio; y el número de personas que ven en el televisor lo que se han bajado de internet es todavía pequeño. Además,los que no ven la televisión, ni aumentan ni disminuyen el zapping (que se mide entre las personas que sí ven televisión). Y sí, como le decía a Lola: sigue habiendo bloques muy largos (pero menos que hace siete años, cuando tampoco se cumplían las leyes).

    24 Septiembre 2016 | 11:19

Los comentarios están cerrados.