BLOGS

Mujeres en campaña: Begoña Villacís

Por Nuria Coronado

Cuando Begoña Villacís decidió cambiar la abogacía por la política lo hizo porque quería transformar la vieja manera de hacerla con el “y tú más” por una nueva “en la que encontrar las cosas que nos unen y no que nos dividen”. Desde entonces ha puesto todo su conocimiento y experiencia como licenciada en Derecho y Máster en Asesoría Fiscal por la Universidad Pontifica de Comillas, al servicio del cargo que representa en Ciudadanos como responsable de Relaciones Institucionales y portavoz en el Ayuntamiento de Madrid. Un cambio profesional que reconoce que si en algo le ha afectado es en su vida familiar. “Para dar el paso a la vida pública necesitaba el apoyo de mis seres queridos porque sabía lo que acarrearía para todos nosotros. Hablé con ellos y su apoyo absoluto fue el mejor empujón para dar el salto. Todos ellos me ayudan a tirar del carro”.

Presentando a Mika al padre Ángel

Presentando a Mika al padre Ángel

Ahora en plena campaña electoral pasa “entre 12 y 14 horas al día dándolo todo y haciendo un esfuerzo extra ya que la situación de tener que repetir en tan corto período de tiempo elecciones, así lo requiere”. Una jornada que aunque sabe que no casa con la defensa de la jornada laboral flexible que permita conciliar trabajo y familia de su propio programa electoral, va con el cargo que representa. “Soy una mujer más de este país. Nuestra vida es una lucha contra el crono y contra nosotras mismas. El problema de la política es que no tienes horarios y que el día a día es muy poco predecible. Intento buscar huecos para estar con la familia e incluso lo consigo”, se ríe.

¿Y cómo lo hace? Pues pasando ratos con sus hijas Jimena y Paula de 9 y 10 años e incluso llevándolas consigo el fin de semana. “Creo que el que ellas vean lo que hago y porque lo hago es una manera de educarlas en la responsabilidad. Y me han salido dos buenas aprendizas. No paran de hacerme propuestas para cambiar el mundo y mejorar el Ayuntamiento. Siento con sus respuestas que lo que estoy haciendo tiene todo el sentido y me compensa de los momentos que me pierdo o de los ratos que me reclaman, porque son niñas, y como tales, necesitan ver a su mamá y no a la política. Intento educarlas de la mejor manera que puedo y se”, dice. Con su marido le pasa igual.Contar con una buena pareja al lado que te entienda y te acompañe es lo mejor que te puede suceder. De no ser así, y da igual que sea en la política o e cualquier otro trabajo que te apasione, sería imposible”.

Por ella, y por tantos millones de mujeres en las que se ve reflejada la representante de Ciudadanos, repite en su discurso la palabra mágica de la corresponsabilidad. “Hasta que no logremos de verdad que ellos se enfrenten a los mismos retos que nosotras y a que hagan los mismos equilibrios y esfuerzos, a que sepan dónde están las prioridades, la desigualdad seguirá existiendo”. Y para Villacís la solución no pasa por la imposición. “Es básico que en esta defensa la presión deje de hacerse sobre la mujer. Que dejemos de sentirnos culpables por todo y podamos levantar el pie del acelerador del estrés. El hombre tiene que entrar en el debate y ser su aliado. La mejor manera de protegernos a nosotras es protegerles también a ellos”. Y para ello pone un ejemplo. “Tiene que haber las mismas bajas de maternidad y paternidad. Se trata de que las mujeres dejemos de ir con un cartel en la frente que ponga fértil en las entrevistas de trabajo y que la sociedad comprenda y apoye que somos igual de capaces que los hombres. Que haya la misma protección como padre y como madre. Ese es el camino”, finaliza.

Nuria Coronado es periodista, editora en www.lideditorial.com  y responsable de Comunicación de Juan Merodio.

Los comentarios están cerrados.