BLOGS

Cuando la violencia se mide en euros

SusanaMartinezNovo70Por Susana Martínez Novo

Con demasiada frecuencia nos llega la noticia de la muerte de una mujer a manos de su pareja o expareja. ¿Qué está fallando en nuestra sociedad para que esto se repita hasta el punto de formar parte irrelevante de nuestro entorno cotidiano.

Es imposible ofrecer una respuesta sencilla a una cuestión tan compleja y tan arraigada en nuestra sociedad como las violencias sobre las mujeres, por mucho consenso  unánime y políticamente correcto que haya al condenarlas. Hay muchas barreras que impiden a las mujeres salir del círculo de la violencia: una de ellas, habitualmente oculta, es control económico que muchos hombres ejercen sobre sus parejas.

No hablo de mujeres que sufren desigualdad salarial. Hablo de mujeres que acuden a mi despacho profesional y  cuentan que no tienen ni idea del salario, de las cuentas o de las deudas que comparten con su esposo. Paradójicamente cuando la cosa se pone mal, las deudas son lo único seguro que se comparte. Hablo con mujeres que no pueden decidir libremente sobre su  futuro ni el de sus hijos, porque no tienen medios con los que afrontar las más elementales necesidades  de su familia si se separan.

Esta mujer siente que hay algo  todavía peor que soportar el insulto. Tiene que pedir dinero para coger el metro o el autobús, para ir al mercado o para comprar unas zapatillas a su hijo. En cualquier momento se le chantajea con la precariedad económica si no rinde cuentas en casa de lo que hace, con quién sale  o dónde va.

Muchas veces, una vez separada o divorciada, sigue bajo control económico: su expareja incumple el pago de las pensiones de los hijos, o de las prestaciones económicas establecidas en la sentencia. Así la obliga a cargar con todo el peso del mantenimiento y cuidado de niñas y niños. ¿El resultado? Sobrecarga de preocupación,  de trabajo, y un impacto negativo sobre su salud.

Hablo con mujeres inmigrantes que dependen económicamente  de su pareja y carecen de familiares o redes sociales de apoyo. Y sé que hay muchas otras mujeres de avanzada edad que pasan por el mismo sufrimiento y que por su educación ni siquiera se plantearán acudir a un abogado o pedir ayuda fuera de casa. Muchas creen que esto es normal en una relación de pareja, no tienen conciencia de la desigualdad y el menosprecio en que están sumidas.

Se les está impidiendo ejercer su derecho  fundamental a una vida digna, y un desarrollo personal completo. Simplemente, no tienen libertad de movimientos, ni autonomía para gestionar  sus actos más cotidianos. Cuando la fuerza de las situaciones extremas les hace tomar conciencia, se enfrentan al chantaje o se dejan la vida. Y muchas veces hasta ese momento nadie pensó que tenían un problema.

Recursos contra el maltrato a las mujeres en malostratos.org

Sólo se puede abordar la ruptura de la relación de pareja en conflicto por existencia  de violencia desde una perspectiva integral. Sólo se puede reducir la bolsa oculta de mujeres que en silencio sufren agresiones si se reconoce la violencia económica como una forma más, y especialmente grave de violencia contra la mujer. Sólo se puede ayudar de verdad a las víctimas si se les ofrece una   perspectiva laboral y económica que les permita romper la dependencia económica de sus agresores.

Y para ello se necesitan no solo declaraciones bien intencionadas, sino políticas públicas serias y concretas, que prioricen adecuadamente los escasos recursos disponibles y se atrevan a abordar la violencia económica en el seno de la pareja y a ofrecer a las mujeres una salida  airosa a esta situación. Necesitamos medidas de fomento del empleo especialmente dirigidas a víctimas de violencia por su especial situación de vulnerabilidad, y no recortes que afecten a los recursos  sociales para las víctimas y sus hijos, como los servicios de atención psicológica y los Puntos de Encuentro familiar.

Reconocemos la violencia de género en una agresión física o psicológica que se ejerce sobre las mujeres, y existe una ley de protección integral para estos casos. Pero ¿quién protege a las mujeres que viven en silencio día a día este otro tipo de violencia, sutil e invisible, del dominio económico?

Información y apoyo para personas que sufren violencia en malostratos.org

20 comentarios

  1. Dice ser Amalia García

    Nunca había pensado en estos términos, se nota que la persona que escribe es abogada por su sobriedad, pero me parece que muchas de estas situaciones son tan “normales” como desesperantes. Tengo amigas que simplemente por tener sus bienes en régimen de gananciales se ven abocadas a deudas imposibles… O que no saben si podrán pagar el comedor o la ropa de los niños cada mes. Es espantoso y debemos reconocerlo así y apoyar a las mujeres que lo sufren, también legalmente y exigiendo a los gobiernos.

    14 mayo 2013 | 11:42

  2. Dice ser Antonio

    No hablo de mujeres que sufren desigualdad salarial. Hablo de mujeres que acuden a mi despacho profesional y cuentan que no tienen ni idea del salario, de las cuentas o de las deudas que comparten con su esposo. Paradójicamente cuando la cosa se pone mal, las deudas son lo único seguro que se comparte. Hablo con mujeres que no pueden decidir libremente sobre su futuro ni el de sus hijos, porque no tienen medios con los que afrontar las más elementales necesidades de su familia si se separan.

    14 mayo 2013 | 12:54

  3. Dice ser Antonio

    Perdon, el portapapeles la lio…..

    Esta es mi respuesta:

    Si me permites comentar por puntos….

    “Con demasiada frecuencia nos llega la noticia de la muerte de una mujer a manos de su pareja o expareja. ¿Qué está fallando en nuestra sociedad para que esto se repita hasta el punto de formar parte irrelevante de nuestro entorno cotidiano?”

    Fallan la cultura(posesion,machismo),leyes(mas duras para asesinos y maltratadores) y mas leyes(igualdad de penas en ambos sexos, cuestiones de divorcios).

    “Es imposible ofrecer una respuesta sencilla a una cuestión tan compleja y tan arraigada en nuestra sociedad como las violencias sobre las mujeres, por mucho consenso unánime y políticamente correcto que haya al condenarlas. Hay muchas barreras que impiden a las mujeres salir del círculo de la violencia: una de ellas, habitualmente oculta, es control económico que muchos hombres ejercen sobre sus parejas.”

    A no ser que sea el antiguo caso de ama de casa, y marido trabajador, creo que esto que dices es incorrecto, ya que cada uno tendra su salario y sus cuentas, y ante eso, no existe control.

    “No hablo de mujeres que sufren desigualdad salarial. Hablo de mujeres que acuden a mi despacho profesional y cuentan que no tienen ni idea del salario, de las cuentas o de las deudas que comparten con su esposo. Paradójicamente cuando la cosa se pone mal, las deudas son lo único seguro que se comparte. Hablo con mujeres que no pueden decidir libremente sobre su futuro ni el de sus hijos, porque no tienen medios con los que afrontar las más elementales necesidades de su familia si se separan.”

    Esto es algo mas bien de personas, que tanto hombres como mujeres, no saben que tienen en comun ni saben hechar cuentas.

    Sobre la ultima frase discrepo, si tienes un nivel de vida en pareja, como comprenderas es decision tuya y tus cuentas ver si te compensa el divorcio, ya que no se puede pretender que si entre ambos suman 4000, despues del divorcio se pueda tener un nivel de vida de 4000.

    “Esta mujer siente que hay algo todavía peor que soportar el insulto. Tiene que pedir dinero para coger el metro o el autobús, para ir al mercado o para comprar unas zapatillas a su hijo. En cualquier momento se le chantajea con la precariedad económica si no rinde cuentas en casa de lo que hace, con quién sale o dónde va.”

    Este caso si la mujer no tenia o no tiene trabajo, es muy cierto, lo he visto yo y la verdad es que es bastante vergonzoso.

    “Muchas veces, una vez separada o divorciada, sigue bajo control económico: su expareja incumple el pago de las pensiones de los hijos, o de las prestaciones económicas establecidas en la sentencia. Así la obliga a cargar con todo el peso del mantenimiento y cuidado de niñas y niños. ¿El resultado? Sobrecarga de preocupación, de trabajo, y un impacto negativo sobre su salud.”

    Nuevamente cierto pero con matices. Si no se pasa la pension correspondiente esta penado, en cambio incumplir el regimen de visitas, no esta penado.

    “Se les está impidiendo ejercer su derecho fundamental a una vida digna, y un desarrollo personal completo. Simplemente, no tienen libertad de movimientos, ni autonomía para gestionar sus actos más cotidianos. Cuando la fuerza de las situaciones extremas les hace tomar conciencia, se enfrentan al chantaje o se dejan la vida. Y muchas veces hasta ese momento nadie pensó que tenían un problema.”

    Para evitar esto, nada mejor como no dejar de trabajar, ni ser ama de casa. Es una ventaja para los dos, mayor independencia de ambos, y mejor futuro en caso de divorcio, por un lado el de menor ingreso no depende del de mayor, y el de mayor no tenga que pagar compensacion al de menor ingreso.

    A la violencia economica se le podria añadir la de los divorciados que despues de abandonar la casa comun, tienen que seguir pagando su parte de la hipoteca/alquiler que junto con la pension compensatoria y la de manutencion, se quedan en la indigencia y sin nada que perder.

    “Reconocemos la violencia de género en una agresión física o psicológica que se ejerce sobre las mujeres, y existe una ley de protección integral para estos casos. Pero ¿quién protege a las mujeres que viven en silencio día a día este otro tipo de violencia, sutil e invisible, del dominio económico?”

    ¿Y quien protege a los hombres de esa violencia no fisica?

    Un saludo.

    14 mayo 2013 | 12:56

  4. Dice ser Carlos

    No deja de ser un punto de vista, aunque llegados a este punto mercantilista (violencia económica) cabe entonces plantear otras muchas cuestiones.
    Porque tal como entiendo este escrito, cabe señalar las condiciones económicas particulares antes del matrimonio. Tales como aportación económica de cada uno, valoración de las labores familiares, reparto de dichas labores etc … y por supuesto balance anual de ingresos y gastos. Pudiendo cualquiera de las partes irse si la otra no cumple con la suya pero sin ‘acumular’ derechos … vamos lo que se llama una simple relación comercial.
    Pero eso también sería aplicable al derecho a decidir de la mujer en cuanto al aborto. Esta claro que si su pareja no quiere hacerse cargo de ese niño (ahora y/o en el futuro) la decisión la debe tomar la mujer aceptando que estará sola (y que ese esfuerzo no podrá incluirlo en el balance anterior)

    No es una mala fórmula pero si queremos ser justos (con ambas partes) las condiciones del contrato deben ser detalladas y conocidas por ambas partes sino la violencia se ejecutará en sentido contrario. Tal como ocurre en muchas ocasiones hoy en día contra hombres divorciados y cumplidores.. que un buen día ven como se quedan en la calle y obligados a mendigar ayuda a sus padres.

    Los problemas no se resolverán jamás si nos empeñamos en verlos solo desde un punto de vista … y esa es la impresión que tengo con este artículo. Una denuncia que solo ve un lado del problema

    14 mayo 2013 | 13:27

  5. Dice ser Juan Ferradas

    Para mí se queda corta. He tenido más de una bronca con “presuntos amigos” por este tema. Me toca la moral la “solidaridad del divorciado” en contra de las mujeres. Es muy cómodo en teoría. Yo te contesto en la práctica. A ver:

    Los divorciados, aunque nos separemos de la pareja, seguimos teniendo hijos, y por estar separados de su madre no somos menos responsables de mantenerlos, incluyendo la casa donde viven. Los jueces hacen, en general, cálculos razonables de las capacidades económicas de cada uno en los procesos de divorcio o disolución. Y el régimen regulatorio se puede cambiar si te quedas sin trabajo o tienes una disminución de ingresos.

    Ese victimismo del divorciado -espero que teórico- es basura. Tus hijos son tus hijos. Si te molesta mantenerlos, o que su madre siga cuidando de ellos, háztelo mirar. Haberlo pensado antes. Es antieconómico el divorcio, pero porque la familia hace economía de escala y porque por falta de acuerdo se incurre en gastos legales y otros igual de absurdos. Los servicios se resuelven de una vez, y si son dos casas, se duplican. Pero de ahí a cómo lo presentas, como si fuera siempre culpa de la madre, o de la ley que protege a la madre menudo abismo, colega.

    Hace falta estar muy enfermo para querer que tus hijos vivan peor para hundirle la vida a su madre. Yo no llegué a casarme nunca, y la convivencia era espantosa. No estoy de acuerdo con ella en casi nada. Pero mis hijos son míos, y quiero que vivan bien cuando están conmigo y cuando estén con su madre.

    Eso se llama ser hombre y asumir la realidad. Y si por hacerlo te sientes un calzonazos, lo que eres es un desgraciado, en todos los sentidos de la palabra. Perdón por el insulto.

    14 mayo 2013 | 13:54

  6. Dice ser Antonio

    #Juan Ferradas.

    No es victimismo, y nadie dice que no quiere lo mejor para los hijos, pero no puede ser que en caso de divorcio, uno de los dos pueda mantener mas o menos un estilo de vida, y al otro se le niegue toda posibilidad de seguir con su vida.

    Ese es un problema real que esta ahi, y mientras no se quiera ver, nada cambiara por muchas leyes que se saquen, carcel o demas.

    Cuando no tienes nada que perder, todo lo demas sera positivo.

    Una cosa es seguir manteniendo a tus hijos, y otra que acabes en la indigencia mientras tu te llevas la peor parte, y la otra persona, sigue y rehace su vida.

    14 mayo 2013 | 14:12

  7. Dice ser Antonio

    Es mas, añado unas cuetas simples.

    Los dos ganan 1500. En pareja nivel de vida 3000.Con un alquiler de 1000 al mes y dos hijos.

    Ahora despues del divorcio.

    La persona que se queda con la custodia.

    500 de alquiler.

    Quedan 1000.

    La que no se queda con la custodia.

    500 de alquiler.
    300 por cada hijo = 600.

    Total 1100

    Quedan 400.

    ¿Quien tienes mas posibilidades de seguir con su vida el que se queda con 400 sin tener donde vivir, o la persona que se queda con un lugar donde vivir y 1000 euros?

    Un saludo.

    14 mayo 2013 | 14:19

  8. Dice ser Antonio

    Y ten en cuenta que esos 600 euros que van del No custodia al Si custodia con lo que al final son.
    1600 al final y 400 otro.

    14 mayo 2013 | 14:23

  9. Dice ser Óscar

    Con lo fácil que es ser soltero de por vida. Lo que les gusta complicarse la vida algunos hombres…

    14 mayo 2013 | 15:29

  10. Dice ser Juan Ferradas

    Teoría, teoría… Muy cómodo tu caso hipotético en el que el hombre se “queda en la indigencia”, pero no es real. Lo real es que se calculan los gastos de los niños para adjudicar a cada uno su mitad. Sí conozco más de un caso de ocultamiento de bienes para simular insolvencia y no pagar los gastos de los niños. Y no sé si me repito, pero cuando veo esto me da vergüenza ajena.

    14 mayo 2013 | 15:32

  11. Dice ser Juan Ferradas

    Hay algunos que tienen mucho tiempo libre y saben poco de lo que hablan. Y son anónimos. Un último comentario y no te voy a dar ningún dato económico porque hablo con mi nombre y tú no. Tu razonamiento falla. Si los dos trabajan y tienen iguales ingresos, los gastos de los niños se dividen a la mitad. Pero los niños no usan todo el alquiler/vivienda, así que se calcula con porcentajes, teniendo en cuenta que uno de los dos cónyuges vive en la casa y el otro no.
    Antes de echar cuentas ficticias, infórmate.

    Ya es bastante trauma la separación de los padres para que encima se tengan que ir de casa. Prefiero pagarlo en alquiler que en psiquiatras.
    Lo otro es teoría, ideología, y ganas de enredar.

    14 mayo 2013 | 15:44

  12. Dice ser susi

    siempre lo digo y por supuesto me tachan de feminista histérica: no hay peor violencia ni mayor vejación q depender económica mente de otra persona. Es peor q una agresión física. Si tienes dinero, controlas tu vida, sino, estás a merced de quien te lo proporciona. Y sin llegar al caso extremo de los malos tratos, no nos engañemos, quien tiene el dinero tiene el poder en una pareja. Cuando haya discusiones, te saltarán con la frasecita: es q yo traigo el dinero a casa. Es como ser una eterna menor de edad, es degradante. En serio, creo q ser prostituta es más digno (me refiero a las q ejercen pq quieren no a las secuestradas por las mafias): el dinero q ganas es tuyo. No es una cuestión de materialismo, ni de comprarse caprichitos, sino de una mínima autonomía personal: coger el metro, autobús, tomarse un café….

    14 mayo 2013 | 15:55

  13. Dice ser Carlos

    #Juan Ferradas

    Pues no entiendo exactamente lo que dices. ¿que tienen que ver los hijos en todo este embrollo? Por lo que he leído (o entendido) se habla de MALTRATO ECONÓMICO.

    De todos modos dices ..
    “Los divorciados, aunque nos separemos de la pareja, seguimos teniendo hijos”
    Cierto, pero con salvedades … pues para el hombre dependerá de como reaccione su ex.

    “Los jueces hacen, en general, cálculos razonables de las capacidades económicas de cada uno en los procesos de divorcio o disolución.”
    Osea que de una tacada te has cargado toda la explicación del blog de Susana. Pues según tú, los jueces se ocupan de ajustar esas cantidades por lo que YA NO EXISTE MALTRATO ECONÓMICO.
    Aunque … ya puestos ¿no sería preferible conocer el ‘contrato mercantil’ antes de tener hijos y/o casarse? Sea el porcentage que sea .. y la aportación de ambos en función a los cambios de cada.

    “Y el régimen regulatorio se puede cambiar si te quedas sin trabajo o tienes una disminución de ingresos.”
    Cierto … aunque ¿cuanto tiempo tarda en ejecutarse ese cambio? La justicia no es especialmente rápida en este país (personalmente llevo más de 8 meses esperando)

    “Ese victimismo del divorciado -espero que teórico- es basura.”
    TODOS los victimismos son basura … aunque unos se venden mejor que otros ¿no?

    “Tus hijos son tus hijos. ”
    Cierto … aunque realmente no son MIS hijos sino hijos NUESTROS madre-padre (por mucho que a veces sus madres se nieguen a reconocerlo)

    “Si te molesta mantenerlos, o que su madre siga cuidando de ellos, háztelo mirar.”
    Ahora aquí alucino un poco …osea que si un hombre desea cuidar a sus hijos ¿debe hacerselo mirar? Creo que es el comentario más machista que he leído por aqui.

    “Es antieconómico el divorcio, pero porque la familia hace economía de escala y porque por falta de acuerdo se incurre en gastos legales y otros igual de absurdos.”
    A ver, pero esos gastos legales ¿quien los paga? (además de ser inciertos si hay acuerdo)
    Y es cierto que hay una economía de escala … pero al divorciarse, se vuelve al origen (o asi debiera ser) ¿no? Que cada uno corra con sus gastos …

    “Pero de ahí a cómo lo presentas, como si fuera siempre culpa de la madre, o de la ley que protege a la madre menudo abismo, colega.”
    Pues no entiendo porque la madre es la que obtiene casi siempre la custodia de los niños (especialmente si son menores de 6 años) y casualmente se queda ‘disfrutando’ de esa vivienda.

    “Yo no llegué a casarme nunca, y la convivencia era espantosa. No estoy de acuerdo con ella en casi nada. Pero mis hijos son míos, y quiero que vivan bien cuando están conmigo y cuando estén con su madre.”
    Pues tienes suerte … te dejan tenerlos y además hasta te dejan tenerlos en buenas condiciones. Lo que me lleva a pensar 2 posibilidades.
    1 .- Que tu ex es una gran persona
    2.- Que cuentes con grandes recursos económicos … imaginate un sueldo de 1600€, tener que pagar 800€ de la hipoteca del piso en el que vive tu hijo (y tu ex) pero que no puedes usar, 150 € de pensión compensatoria y 300€ para tu hijo. Ya me dirás como puedes vivir así en buenas condiciones.

    “Eso se llama ser hombre y asumir la realidad. Y si por hacerlo te sientes un calzonazos, lo que eres es un desgraciado, en todos los sentidos de la palabra. Perdón por el insulto.”
    Alucino de nuevo … comentario de lo más machista. Pero que yo sepa y comparto a medias (por el victimismo de la mujer en este caso) el este articulo es el hecho del maltrato economico …

    14 mayo 2013 | 16:22

  14. mas-de-la-mitad

    “Para combatir el antisemitismo no hace falta ser judío, como para luchar contra el racismo no hace falta ser negro. Lamentablemente, a veces parece que para combatir la discriminación de la mujer hace falta ser mujer.”

    Soledad Gallego-Díaz.

    14 mayo 2013 | 16:41

  15. Dice ser María Rosa Monteserín

    La violencia ejercida contra la mujer es siempre una agresión que sufren tantos las mujeres como sus hij@s. La violencia ecónomica como dice Susana es una de las violencias que queda muchas veces oculta y que genera unas dificultades en el día a día para las personas que lo sufren. No me quiero acordar de casos concretos de niñ@s manipulados por padres tremendamente egoistas de presentarse ante sus hij@s como “pobrecitos” porque mamá “se queda con todo” -casa, coche, dinero- y el papá no tiene nada. No quiero generalizar -no es adecuado- y seguramente hay situaciones para todo. Pero apelo a esos padres que tienen dinero para irse de vacaciones a la otra punta del mundo y luego escatiman una Navidad con sus hij@s, un cumpleaños que por venganza no son capaces de comprarle nada de nada al hij@ y seguir explotando la postura de víctima “pobrecito mi papá” que “vende” mucho en menores que se están formando como futuras personas adultas, con vínculos sanos, positivos. Aquellos padres que quieren seguir “controlando la vida de la ex-pareja” a través del dinero que necesitan sus hij@s para crecer de manera sana, alegre. Al final esto esto es lo que les queda, -el día a día-, las situaciones concretas y que no les damos importancia pero que son las que formarán su personalidad, su futuro.

    14 mayo 2013 | 17:16

  16. Dice ser Antonio

    #mas-de-la-mitad

    Cuando una parte de la sociedad defiende solo sus intereses, el resto de la sociedad defiende solo los suyos.

    #Juan Ferradas

    Tu “divorcio” debió ser muy bueno, tienes una buena capacidad económica o tendrías otra casa a la que irte a vivir, lamentablemente cuanto menor son tus ingresos mas ves el problema

    Un saludo.

    14 mayo 2013 | 17:27

  17. Dice ser qïp

    Generalizar es tan injusto (más en estos casos que estamos hablando de personas): mi caso particular, mi ex-pareja no quiere que le hagan un contrato legal donde lleva trabajando años (incluyendo prestaciones de seguridad social que le van a convenir cuando se vaya a jubilar) y ganar “en negro” porque así evita que yo pueda solicitar una rebaja de la pensión que paso por mi hija (que jamás he dejado de pagar, incluyendo el incremento anual de IPC). Súmele a esto el pago de hipoteca (incluyendo gastos de comunidad) más los gastos escolares que compartimos y díganme qué posibilidades tengo de comprar otra casa (por ejemplo) o qué poder adquisitivo me queda.

    No estoy diciendo que no se cometan abuso contra mujeres, tampoco digo que el caso que más se da es entre las mujeres, solo digo que es injusto meter en el saco a todo el mundo y generalizar y que igual que hay hombres que le hacen la vida imposible a la mujer o que se aprovechan de ella, existen casos de mujeres que maltratan al hombre (física, moral, psicológica o económicamente) y se encuentran amparadas en las leyes de discriminación positiva que cargan al hombre con el peso de la prueba y presuponen que la mujer es la víctima.

    14 mayo 2013 | 17:29

  18. Dice ser Chon

    ¿Que si se mide en euros la violencia? Mira a todos los machistas del mundo echando cuentas en los comentarios. Algunos parece que no tenéis remedio…

    14 mayo 2013 | 18:02

  19. Dice ser Antonio

    #Carlos,

    Secundo tus palabras.

    #Susi

    Deacuerdo con tus palabras, nada mejor que mantener tus ingresos e independencia, no hay nada peor que depender de otra persona.

    #María Rosa Monteserín

    Y el caso contrario seria asi….

    La violencia ejercida contra el hombre es siempre una agresión que sufren tantos los hombres como sus hij@s. La violencia ecónomica como dice Susana es una de las violencias que queda muchas veces oculta y que genera unas dificultades en el día a día para las personas que lo sufren. No me quiero acordar de casos concretos de niñ@s manipulados por sus madres tremendamente egoistas de presentarse ante sus hij@s como “pobrecitas” porque papa “no les paga suficiente” -alquiler, pension compensatoria, manutencion- y el papá no les quiere, por eso le ven menos que a ella. No quiero generalizar -no es adecuado- y seguramente hay situaciones para todo. Pero apelo a esas madres que tienen dinero para irse de vacaciones a la otra punta del mundo y luego intentan exprimir al exmarido,no formalizar una relacion o no reconocer que viven con su pareja en el piso comun por no perder parte de la pension y seguir explotando la postura de víctima “pobre de mi” que “vende” mucho en menores que se están formando como futuras personas adultas, con vínculos sanos, positivos. Aquellas madres que quieren seguir “exprimiendo economicamente a su ex-pareja” a través del dinero que no usan para sus hij@s y para crecer de manera sana, alegre. Al final esto esto es lo que les queda, -el día a día-, las situaciones concretas y que no les damos importancia pero que son las que formarán su personalidad, su futuro.

    #chon

    Uy si!! que violencia por dios, de hecho tambien existe la violencia de los concesionarios, los bancos o las agencias de viajes, ya que tienes que echar cuentas…

    14 mayo 2013 | 18:54

  20. Dice ser Carlos

    #Chon

    Pues yo le veo fácil solución que los matrimonios se sometan a Leyes mercantiles y si una de las partes no cumple con el contrato pues que la otra parte solicite indemnización o desvincularse de su pareja. Desde luego se generarían problemas en cuanto a las valoraciones de trabajo, perdidas de oportunidades, pero todos sabrían EXACTAMENTE donde se mete y cuales son los efectos económicos de sus acciones y sobretodo dejaría de existir esa violencia económica que pueden sufrir tanto las mujeres como los hombres mientras que la física (moral) es normalmente ejercida por el hombre (por llamarlo de algún modo) debido a su mayor fuerza física.

    Por lo demás es el mismo tipo de violencia que podría denunciar mi hijo por tener que pedir dinero para sus cosas

    14 mayo 2013 | 20:33

Los comentarios están cerrados.