A veces soy tan generoso que me doy la razón

23 octubre 2006

En la campaña política para las elecciones catalanas he visto una imagen desconcertante: Anxo Quintana, líder del Bloque Nacionalista Galego, de izquierda, haciendo campaña en favor de Artur Mas, presidente de CiU, una coalición de partidos democristianos y liberales de derechas. Les vi abrazados, y me pareció, no ya el abrazo del oso (el oso es Mas, mucho más), sino el abrazo del cactus a un bebé.

Anxo Quintana es socio del PSOE en el gobierno de Galicia, nada menos que su vicepresidente, partido que es el principal adversario de CiU en las próximas elecciones. Digamos que, al menos, es una situación incómoda, lo que se llama “tener el corasón partío”. Y me lleva a darme la razón a mí mismo mismamente (a veces soy tan generoso que me doy la razón) cuando pienso que el nacionalismo es para sus practicantes como una religión que está por encima de cualquier otra causa, como un estadio superior de conocimiento. Unos nacionalismos matan (ETA, el fascismo) y otros hacen el ridículo (papeles de Salamanca, el catalán por puntos para los inmigrantes), pero sus defensores consideran esos efectos colaterales como menores comparados con la grandeza de la nación.

Tanto las religiones como los nacionalismos saben que lo importante es que el producto se consolide en el mercado, que ya veremos después quién vende más, quién se hace con un mayor número de clientes. Sin ir más lejos, ayer mismo (mismamente, también) el Papa Benedicto XVI enviaba un “cordial saludo” y deseos de “serenidad y paz” a los musulmanes que acaban de terminar el Ramadán. Artur Mas y Anxo Quintana, Benedicto XVI y los musulmanes. Eso se llama comunión de intereses, más que amor.

Así, llegados a este punto, me asaltan varias preguntas. ¿Por qué el Papa no nos manda nunca deseos de paz a los ateos, y sí a los practicantes de una religión “de muerte”? ¿Porque, quizá, no somos posibles consumidores? ¿Por qué un líder de izquierdas cree que el nacionalismo le une más a la derecha nacionalista que a otros partidos de izquierda? ¿Por qué Anxo Quintana no se come a besos con Carod Rovira o Joan Saura de la Izquierda Unida de Cataluña? ¿Qué tendrá el nacionalismo exacerbado que nos lleva a plantearnos preguntas tan absurdas?

13 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser johnymepeino

    Siento ser el primero en ensuciarte el blog pero es que mañana no estoy. Nos matan los prejuicios: Sacar las pecas al gobierno nos convierte ahora en extrema derecha como otrora preguntarle a la extrema derecha ¿Quién ha sido? nos convertía en miserables.Señalar (acertadamente) que el nazi-onanismo es retrógrado y rancio nos convierte en nazi-onales, madrileños y añoradores del dictador.Si -con matices- entendemos perfectísimamente los discursos de Arnaldo Otegui y Carod Rovira aunque no los compartamos es porque al menos el lenguaje nos es familiar: es de izquierda.El “más que nacionalidad pero menos que estado”, “el futuro de lo que euskadi quiera ser” y otras cataplasmas nos suena a “flatus vocis”. Estos aldeanos de: “Mi pueblo es el mejor”, holligans de la patria chica pierden los papeles cuando ven banderas, escuchan himnos, les imponen escudos, y les hablan de patrias: buen homenaje al dictador.Por otro lado, somos tan escasos los federalistas…

    23 octubre 2006 | 01:08

  2. Dice ser Joaquim

    Lo del BNG, querido Manolo, es simplemente “pragmatismo nacionalista”.Nacionalista y de izquierdas es un oxímoron, una pura contradicción en los términos; las razones son complejas, pero explicables. En todo caso el BNG no es un partido de izquierdas, como no lo es ERC (y en este caso aún resulta mucho más clara su condición de partido de derechas por historia, valores, origen social y composición de militancia y electorado).Tanto el BNG como ERC representan a clases medias-medias y medias-bajas ansiosas de modernizar los aparatos productivos y financieros de sus respectivos países y alcanzar el control sobre ellos, en pugna tanto con la oligarquía españolista local como con las clases medias-altas que juegan al “hecho diferencial” como modo de reclamar su derecho a participar en el banquete de la dominación social. Todos quieren su parte del pastel, obviamente.La originalidad gallega reside en que oligarcas y gran burguesía local comparten por ahora partido, el PP, lo que obliga a las clases medias bajas a radicalizar su discurso social; de ahí el “izquierdismo” del BNG. En Catalunya la oligarquía españolista y la gran burguesía tienen instrumentos políticos diferentes (PP y CiU, respectivamente), lo que permite a las clases medias bajas un discurso menos “izquierdista” y más ideologizado en el sentido nacional, como modo de abrirse paso entre las dos grandes fracciones de la derecha.

    23 octubre 2006 | 09:59

  3. “¿Por qué un líder de izquierdas cree que el nacionalismo le une más a la derecha nacionalista que a otros partidos de izquierda?”Excelente pregunta, Sr. Saco. A mi también me extrañó verle en el mítin de CiU. Hoy me siento con fuerzas para especular, así que especulemos: El BNG es un partido curioso, con implantación más rural que ciudadana… pero hoy en día no es necesariamente un “partido de izquierdas” aunque confieso que tendría problemas para definir qué es un “partido de izquierdas”. El BNG compite directamente con el PP en estas zonas rurales así que no nos extrañemos si, para atraer más clientes, pone el acento en el mercado “nacionalista” y se olvida del mercado de “izquierdas” que en Galicia es mucho más reducido. Claro que para que el BNG ocupara el espacio de CiU y PNV, – también representado en el mismo mítin – tendría que haber una clase empresarial nacionalista en Galicia… y el riesgo de que esto ocurra en Galicia a corto plazo es pequeño (Una sonrisa, por favor). Saludos.

    23 octubre 2006 | 10:14

  4. Dice ser Sayonara

    Yo también pensaba en el oxímoron. Un partido de izquierndas nacionalista es un absurdo, aunque en este mundo absurdo, lo absurdo ha llegado a parecernos normal.

    23 octubre 2006 | 10:25

  5. Dice ser irene

    hablando de absurdos aqui en valencia se inicio un movimiento que se autodenominaba anarko-catalanistas…tocate los cojones…es si es absurdo..el nacionalismo tanto periferico como nacional es dañino para el bienestar general, el unico nacionalismo que deberia existir seria el amor hacia la tierra, la de todos, independientemente se llame Africa o se llame europa ese trozo de tierra, tal vez asi empezaramos a ser mas solidarios con nuestra propia especie y podriamos empezar a serlo con las demas…saludos

    23 octubre 2006 | 11:32

  6. Dice ser ateo

    Don Manuel, estoy absolutamente de acuerdo con su opinión (y suele ser raro, je je)Creo que el gran problema que tiene España es su sistema electoral, estamos abocados a un BIPARTIDISMO con bisagra NAZIONALISTA. En la calle, la gente percibe que el voto nazionalista vale siempre más que un voto estatal y no se entiende.Si yo voto por un proyecto que considero que es el más beneficioso para todo el Estado, resulta que, salvo si se obtiene mayoría absoluta, el programa se ve modificado por grupos con un apoyo ridículo, pero localizado en un pequeño territorio. Y claro está que un partido nazionalista sólo se preocupará de hacer una política que beneficie a su territorio (y dentro de este a su selecto electorado). Yo eso no lo entiendo. Hemos pasado del “respeto a las minorías” a la “dictadura de las minorías”.Por otro lado, tampoco se entiende que cuando uns fuerza política gana aplastantemente unas elecciones se le pueda quitar el gobierno con las alianzas más inverosímiles o, incluso, que la ley D’Hont le otorgue menos escaños que a otra más votada.Alguien dirá que ese es el juego de la democracia, pero yo creo que el gobierno debería ser para el más votado y, si no tiene mayoría absoluta, estar obligado a pactar las leyes con el resto. En paises como Reino Unido usan este sistema y creo que les va mejor.Yo propondría tres medidas muy simples que creo q mejorarían la situación:1- Sufragio universal (un hombre un voto)2- Gobierno para la coalición más votada (a nivel estatal, regional, provincial o local) y reparto proporcional de diputados, senadores, concejales, etc.3- LISTAS ABIERTAS YA!!!!!!Se podrá estar o no de acuerdo, pero en lo que seguro que coincidimos casi todos es que éste sistema electoral sólo beneficia a las opciones localistas y por lo tanto más reaccionarias ¿SE PUEDE SER NAZIONALISTA DE IZQUIERDA?

    23 octubre 2006 | 15:12

  7. Dice ser David malaguita

    La pregunta recurrente parece ser: ¿es posible, lógico y natural ser nacionalista de izquierdas o es una opción espuria dentro de ella? Yo no lo sé, pero por lo que se ve no sólo es así sino que además constituyen los más radicales, fanáticos, odiosos e intransigentes: en Galicia con el Bloque, partido que no tiene rubor en declararse marxista-leninista, en el Pais Vasco, con la izquierda abertzale y su facción armada, los marxista-leninistas etarras, y en Cataluña con Esquerra, partido que tiene en su haber gestas heróicas como la de promover junto con el PSOE un golpe de Estado contra el gobierno de la República en 1934. Junto a ellos, y hermanados en su odio a España, está la derecha nacionalista más reaccionaria, ahora atemperada (en contraste a sus conmilitones de la izquierda), esa derecha clerical y rascista del PNV y de CIU.Pero el problema de todo esto es el sectarismo de la izquierda nacional española que la lleva a reeditar de una manera impulsiva y mecánica, además de lamentable, el frente guerracivilista contra el partido que en su imaginario representa al bando de Franco, el PP. Este es el talón de Aquiles de esta izquierda estúpida representada por PSOE e IU que sufrimos en España, debilidad que sabe explotar con mucha habilidad los nacionalistas para minar la Nación española y dar realce a las suyas locales….Ya se sabe que la divisa de todo nacionalista es: la debilidad de la Nación española es nuestra fortaleza, existiendo una relación inversamente proporcional entre ella y las nuestras: su medra es nuestra debilidad y viceversa.En este país, al contrario de lo que pasa por ejemplo en Francia, ser partidario de la Nación española (concepto progresista y liberal donde los haya) es rápidamente tildado de nacionalista español, de ahí el bochornoso espectáculo que cada día ofrecen los izquierdistas en este y otros blogs, y es casi imposible encontrar un izquierdista desacomplejado de ser español y defender su Nación, es patético y absurdo… siempre que algún izquierdista se atreve a criticar a los nacionalistas siente un impulso irresistible dentro de sí que le lleva a tomar todo tipo de precauciones, asustado de que alguien se le ocurra tildarlo de nacionalista español…. a tal llega la situación que están dispuestos a negar la realidad de la Nación española al mismo tiempo que ensalzan la irrealidad de las mininaciones de iluminados nacionalistas….Por ello hay que decir que la izquierda actual en España es errática, loquinaria y traidora con sus propios votantes y su historia.Desde luego una solución al chantaje permanente que practican un puñado de nacionalistas sobre el grueso del cuerpo electoral español, es el cambio de la ley electoral.Es indispensable cambiar esta ley absurda que permite a los odiadores y cizañeros de esta Nación dinamitarla desde dentro.Saludos.

    23 octubre 2006 | 18:17

  8. Dice ser Julia

    Les invito a relajarse con un poco de musica GRATIS en http://www.buenosangeles.com espero les guste y pasen la WEB entre sus amistades merece la pena GRACIAS.

    23 octubre 2006 | 19:01

  9. Dice ser Stifmacuin

    Como antiguo votante del BNG, en mi epoca gallega, y muy vinculado con algunos cargos del mismo, voy a dar mi opinión y puntualizar algunos aspectos.El Bloque no es un partido político, sino una coalición de partidos. De los cuales, el mayoritario y que marca un poco el devenir de la coalición, la Union do Pobo Galego, es comunista y hace unos cuantos años que no se considera marxista leninista. Concretamente desde que se excindio la FPG. De hecho, hay personas de centro derecha dentro del Bloque. Pocas, pero las hay.Hay una gran diferencia entre BNG y ERC. La burguesía en Galicia es españolista, mientras que en Catalunya, el poder esta mucho más repartido. Incluso, más en manos catalanistas que españolistas. Una de las lacras de Galicia es que cuando un gallego ha tenido poder, y recuerdo uno que se tiró cuarenta años, ha pensado más en los demas que en los suyos. Lo cual no está mal, todo lo contrario, sino fuera porque no solo no invirtió en Galicia sino que la dejó anclada en el siglo XIX.Discrepo con Galego esceptico en la localización del BNG. Si algo tiene el Bloque es voto en las ciudades, normalmente de la juventud. En el campo, o agro, el voto es tan cautivo para el PP “Cuidado con la izquierda, que viene y os quita las tierras,…”, que dificilmente consigue escaños. De hecho no hay mas que ver como se perpetuan los mismos en las diputaciones de Ourense y Lugo. Por lo demas totalmente de acuerdo.Con respecto a lo que plantea Ateo, no tengo tiempo para contestarle ahora pero merece un debate mas amplio, y me parece muy interesante.

    23 octubre 2006 | 19:04

  10. Dice ser imagina

    A veces es conveniente darse la razón, si no se la da usted quién se la dará.Por lo demás, la tiene. Estos abrazos pre electorales, esas coaliciones post electorales, esos mensajes subliminales entre religiones “verdaderas”; algo se cuece en Dinamarca.Y me retiro, porque si releo mi comentario, no me doy la razón.Saludos

    23 octubre 2006 | 19:41

  11. Dice ser pericles

    nación.(Del lat. natĭo, -ōnis).1. f. Conjunto de los habitantes de un país regido por el mismo gobierno.2. f. Territorio de ese país.3. f. Conjunto de personas de un mismo origen y que generalmente hablan un mismo idioma y tienen una tradición común.nacionalismo.1. m. Apego de los naturales de una nación a ella y a cuanto le pertenece.2. m. Ideología que atribuye entidad propia y diferenciada a un territorio y a sus ciudadanos, y en la que se fundan aspiraciones políticas muy diversas.3. m. Aspiración o tendencia de un pueblo o raza a tener una cierta independencia en sus órganos rectores.Contra lo que alguno parece opinar, me considero de izquierdas, no me gustan los nacionalismos, pero me siento español. Si nos fijamos en las definiciones que la Real Academia de la Lengua da a los términos NACION y NACIONALISMO, que en principio podrían ser considerados sinónimos, pueden observarse varios matices.Como NACION, se contempla a un conjunto de personas, con un idioma común y algunas tradiciones, que habitan un mismo país y que se rigen por un mismo gobierno. Hasta aquí ningún problema. Siguiendo la tradición de los reformistas ilustrados de la Segunda República, me considero español en todos los sentidos, por lengua, por tradiciones y por gobierno. Y como persona de izquierdas, preocupado por los derechos del hombre a título individual, creo que amar a tu nación, que yo prefiero llamar país ( Del fr. pays.1. m. Nación, región, provincia o territorio), es trabajar por que el lugar en el que uno vive sea más próspero, más libre y más justo. Y lo que no puedo pretender es contraponer mi término de nación al de otros. Esto es, lo mejor para mi país y a los demás que les den. No, quiero lo mejor para el territorio donde nací y vivo y también quiero lo mejor para todos los que viven fuera de él. Porque son seres humanos como yo. Y merecen tener las mismas oportunidades y los mismos derechos que los que nacimos en este lugar.Y aquí creo que ya chocamos con el término nacionalismo. Los nacionalistas son personas amantes de su lengua, sus tradiciones y del territorio que los delimita. Hasta aquí no hay problema. El problema viene cuando la sensación es que este mirar hacia el propio terruño viene acompañada con una diferenciación militante contra los que considera diferentes o los que consideran que les dejan ser ni vivir como a ellos mismos les gustaría. No veo ningún problema en cuanto que defiendan su forma de sentir. El problema es que para sentirse así crean que deben discriminar a los que viven en su territorio y no participan de su forma de sentir su “nación”, o que aun viviendo allí, se consideran parte de otro nacionalismo, éste de tipo centralista. Ambos nacionalismos, el centrípeta y el centrífugo chocan. Ambos se llenan de razones y elaboran listas de agravios comparativos. Pero se olvidan de cuales son los verdaderos problemas de los ciudadanos de su “nación”. Y pierden mucho tiempo en estos enfrentamientos, que quitan al que deberían dedicar a resolver los que son los verdaderos problemas de los ciudadanos (vivienda, empleo, seguridad ciudadana, etc.En cuanto al asunto que algunos han presentado, referente a una reforma del sistema electoral, en otro blog y hace algún tiempo alguien planteo una curiosa propuesta. Hablaba de la reforma de las dos Cámaras. Y la propuesta era que para elegir los diputados al Congreso existiera una circunscripción única, tal y como se realiza en las elecciones para el Parlamento Europeo, y que la lista con más escaños fuera la que gobernara. Esto evitaría dos cosas. Por un lado que partidos políticos de implantación regional estuvieran sobrerrepresentados en la Cámara, mientras que otros, como Izquierda Unida se veían por el contrario infrarrepresentados. Y por otro, que un partido de implantación nacional, como el PP, siga obteniendo un gran número de escaños en provincias de poca población, gracias a que en las mismas el número de diputados es bajo, y siempre, por escaso margen, consigue un diputado más, por lo que también se ve sobrerrepresentado con mayor número de diputados que por los votos realmente recibidos. Y en cuanto al Senado, proponía que éste fuera una verdadera cámara territorial, en la que la circunscripción fueran cada Comunidad Autónoma, no las provincias, y que cada uno pudiera votar a un número determinado de senadores, dependiendo de la dimensión de su territorio y de su población. En ambos casos, las listas serían abiertas y cada elector marcaría el número de diputados y de senadores máximo que fueran de su elección.Era sólo una propuesta. Pero no estaría de más reflexionar los pros y los contras de la misma.Saludos.

    23 octubre 2006 | 20:36

  12. Dice ser luismi

    Pericles y ateo dan,desde mi punto de vista, con dos de las claves en el asunto nacionalista. Apunta ateo sobre el bipartidismo que nos aboca al nacionalismo, y pericles da con la consecuencia de ésto, y que no es otra cosa que la discriminación territorial. Por otro lado, los nacionalismos, cada vez más arraigados en España, han de crecer paulatinamente, y la forma más elemental es la de buscar como sea la manera de asomar la cabeza en el debate político. Para ello, no dudarán jamás en eludir sus afinidades, asimilando así los principios y esencias de los partidos nodriza. No es más que eso: intereses mediáticos y políticos.Saludos.

    23 octubre 2006 | 23:23

  13. Dice ser Tengo una pregunta

    E estau leyendo sobre el carlismo y me parecen muy interesantes los movimientos actuales federalistas y socialistas,además sin necesidad de tocar el nacionalismo.me ha gustado porque se acerca al anarquismo (mas que a los propios origenes del carlismo).por ello lo que yo me pregunto, si tan lejos queda aquello del absolutismo,el integrismo religioso y Carlos María Isidro,porque no CAMBIAN DE NOMBRE las corrientes actuales!.me imagino que muchos como yo, deseosos de cambios sociales y hasta de verdaderas revoluciones, verían con buenos ojos la formacion de un partido socialista y regionalista, simplemente para empezar haciendo frenete a todos los demás (hasta Iu lamentablemente) e ir desfragmentando las potencias actuales.pero esque con ese nombre…Éso es tener poca vision de futuro, o estar enamorado de la tradición.Una de las manías actuales consiste en aferrarse a lo establecido parece ser…por poner un ejemplo, el partido de zapatero y compañia, aun habiendose declarado no-marxista ya hace tiempo (zp todavia tenia las cejas pobladas)…continua llamandose Partido SOCIALISTA OBRERO Español.la verdad es que ralla lo absurdo, ya que mucho se parecen a los de la oposicion(partido !!POPULAR!).Asi que porfavor si alguien me supiese contestar explicandome como ingiere uno lo del carlismo en este mundo de contradicciones estaría muy agradecido, y haber si desvia un poko el debate, o me poneis a parir o algo asi.ale, saludos a todos

    27 noviembre 2006 | 23:14

Los comentarios están cerrados.