BLOGS
Madre Reciente Madre Reciente

Vivir es cabalgar un dragón y disfrutar del viaje

Entradas etiquetadas como ‘Manga’

‘Padre e hijo’ de Mi Togawa, el amor, las alegrías y los retos de la paternidad hechos manga

Día del padre. Día también de abuelos y bisabuelos en nuestro caso (tengo la suerte de que uno de mis abuelos aún nos acompañe). Un día para vernos, pasarlo juntos y hacer algún pequeño presente, tener algún detalle que manifieste el cariño que nos tenemos.

Hoy os quiero hablar de uno de los regalos que ha recibido mi santo. Acompañando a una maqueta de un tanque de la Segunda Guerra Mundial, le hemos dado los dos primeros tomos de una manga precioso, dedicado por entero a la paternidad, al descubrimiento mutuo de un padre y un hijo.

Se llama Padre e hijo, Chichikogusa en su título original. Su autora es la ilustradora Mi Togawa y ha sido editado en España por Milky Way. Cada volumen cuesta 8 euros. Y hace ya bastante decidí que era un regalo de lo más apropiado en un día como hoy. Padre e hijo es un viaje al amor de un padre por su hijo y de un hijo por su padre.

La historia está ambientada en el Japón rural del siglo XIX. Torakichi es un joven boticario ambulante cuyo trabajo consiste en viajar sin parar llevando los medicamentos a sus clientes, medicamentos que conoce y prepara con frecuencia a partir de plantas. Su hijo tiene tres años y es un desconocido para él. Quedó viudo y de su crianza se encargó su hermana. Pero sus aventuras arrancan cuando decide afrontar la crianza de Shiro y llevarlo con él en esos viajes pese a la oposición de muchos que no ven que sea vida para un niño.

A lo largo de las casi doscientas páginas que tiene cada tomo iremos viendo como Torakichi aprende a ser padre, los retos que se va encontrando, las dudas que le surgen, cómo cambia su actitud y aprende a tener más paciencia y encarar la vida de manera más asertiva.

Pero también tenemos el punto de vista del pequeño Shiro, la devoción que desarrolla por su padre, la aparición de celos infantiles, las pesadillas nocturnas, el querer que le mimen, el miedo y la superación de la pérdida, la búsqueda de atención…

Padre e hijo es una deliciosa y ajustada plasmación de las reacciones infantiles, las inseguridades de la paternidad y el amor que lo sostiene todo.

Un manga de lo cotidiano en una época y un lugar que nos resultan exóticos. Pero por lejano que nos quede el tiempo y el lugar, la ropa que visten, los alimentos que toman y las fiestas que celebran, la relación entre un padre y su hijo pequeño no podría ser más cercana.

¡Feliz día del padre!

‘¡Yotsuba!’, un buen ejemplo de que el manga también puede ser para niños pequeños

De pequeña leía muchísimo. Muchos libros, pero también leía y releía una cantidad ingente de tebeos en diferentes formatos. Los libros de películas de Disney, mortadelos, súperhumores, zipizapes, al tío gilito y los sobrinos de Donald, tintines, Asterix, Súperlopez… de todo. Y todos los buenos ratos pasados leyendo bocadillos también contribuyeron a desarrollar mi amor por la lectura y a convertirlo en un hábito.

Más tarde llegó algo de Marvel y DC (aunque nunca he sido una fan acérrima ni mucho menos), las revistas Creepy compradas en el mercadillo de segunda mano y Ralf Konig. Luego me hice adulta y las novelas ganaron a los cómics, pero Maus sigue pareciéndome una obra maestra más apetecible que Proust y últimamente me ha dado por hacer incursiones en el manga.

Fruto de esas incursiones descubrimos en casa a Yotsuba, de Kiyohiko Azuma, que es en estos momentos uno de los personajes literarios favoritos de mi hija de siete años y la prueba evidente de que el manga también es cosa de niños pequeños. Y de adultos, porque tanto mi santo como yo también disfrutamos con las aventuras de esta niña de cinco años con el pelo verde.

Sobre el manga sobrevuela mucho prejuicio, pese a contar con obras que son auténticas maravillas con todo tipo de temática. A mucha gente la palabra manga le sugiere poco más que altas dosis de violencia y sexo junto a colegialas de ojos grandes. Claro que hay de eso, pero también mucho más. No hace mucho os recomendé aquí mismo una manga para adolescentes que contribuía a luchar contra el acoso escolar, Mi amigo Capricornio y las versiones en manga de clásicos como Hamlet o El Quijote. Y no es el único de los que he leído recientemente que recomendaría a chavales de instituto.

Lee el resto de la entrada »

‘Mi amigo capricornio’, un manga con el que trabajar el acoso escolar

Últimamente estoy muy japonesa. En mi anterior post os hablaba de las películas de animación procedentes de aquel país con las que más ha disfrutado mi hija de siete años, una recopilación que también es una recomendación para que podáis ver con vuestros niños. Son historias hermosas cuya calidad supera con frecuencia a muchas de las cintas infantiles de grandes estudios occidentales que nos meten a carretadas en los cines.

Hoy os traigo un manga de Otsuichi y Masaro Miyokawa editado en España por Milky Way Ediciones que he disfrutado leyendo este fin de semana y que creo que puede ser una buena herramienta para que nuestros chicos reflexionen sobre el acoso escolar, sobre si el papel que desean ocupar es el de meros observadores cuando vean a un compañero abusar de otro.

imageSe trata de Mi amigo capricornio y no es apto para los niños más pequeños. Lo recomendaría para chicos a partir de unos catorce años. Y no porque haya violencia o sexo, en absoluto, sino porque en él se lleva al extremo la situación de acoso, con un matón que acaba siendo asesinado, un suicidio en el aire y otro en el pasado.

Así es la sinopsis de la contraportada:

Una noche, Yuya Matsuda se topa con su compañero de curso Naoto Wakatsuki, que acaba de cometer un asesinato. Wakatsuki, agobiado por el horrible acoso escolar al que es sometido, acaba matando a su maltratador. El sentimiento de culpabilidad que atenaza a Yuya, que hasta ahora no había hecho nada para evitar ese acoso a pesar de haber sido testigo a menudo, le insta a tomar la decisión de huir con él. Una impactante verdad espera a los dos jóvenes al término de su huida. ¿Se cumplirá el predestinado desenlace…?

En Mi amigo capricornio también hay magia, un viento que sopla trayendo noticias del futuro que el protagonista querrá evitar, personajes conmovedores y un misterio a resolver, porque no todo es ni mucho menos lo que parece en este libro francamente recomendable que puede abrir la puerta a una buena charla.

Eso sí, tal vez la historia hubiera mejorado si mostrara algunos grises en el acosador, algunos claroscuros. Si ese personaje no fuera eminentemente un monstruo habría ganado en profundidad.

image

“Fuimos nosotros quienes optamos por sacrificarlo a él para poder vivir seguros”

Son 224 páginas en edición rústica con sobrecubierta de 13×18 centímetros. Cuesta ocho euros.

Otras entradas que te pueden interesar.

Otra forma de acercarse a los clásicos como ‘Hamlet’ y ‘El Quijote’: el manga

imageHace bastante que quería traer aquí los libros de la editorial la otra h, nada mejor que hacerlo en torno al Día del libro, que recuerda especialmente a Shakespeare y a Cervantes, pero que en general sirve para recordarnos a todos que leer es volar, en el mejor de los sentidos.

La otra h es un sello editorial nacido el año pasado de mano de la editorial Herder y que está adaptando obras clásicas al formato manga; lo está haciendo con tino y calidad y en un tamaño de libro muy manejable. Aunque tal vez algo más grande luciría más, ese formato permite que el precio sea de 9,95 euros.

Ahí tenéis dos de sus títulos, los dos más relacionados con el Día del libro: los protagonizados por el hidalgo manchego, del que ya habló en su día mi compañero Diego G. Moreno, y el príncipe danés.

Hamlet lo leí con gusto y gana y por iniciativa propia estando en mi primer año de carrera. Descubrí entonces que Shakespeare era fascinante y paseé por muchas de sus obras. En cambio aún recuerdo cómo me empujaron desde el instituto a leer a Cervantes. El profesor lo pidió con tan poco entusiasmo como teníamos los cuarenta adolescentes que tenía delante de adentrarse por imperativo educativo en las andanzas de caballero que hablaba en castellano antiguo. El docente sabía que no lo haríamos, que como mucho leeríamos adaptaciones mejores o peores, veríamos alguna serie de televisión o, con mucha suerte, superaríamos sin entender del todo la primera parte del libro.

Leer no admite modos imperativos, ya lo dije aquí mismo hace tiempo. Y la forma de presentar la literatura a niños y jóvenes en el sistema educativo español dista mucho de ser óptima.

Para que se construya un lector desde la infancia el goce es la clave. Que lean lo que les apetezca, por ligero o liviano que nos parezca. Lo importante para niños y adolescentes, también para los adultos, es leer y divertirse haciéndolo, más que el qué leer.

Volviendo a los libros de la otra h, estas adaptaciones en manga son respetuosas, conservan la esencia de los libros originales y estoy convencida de que animan a seguir descubriendo clásicos, a perderles el miedo, a entender que muchos son sorprendentemente modernos. No son un sustituto que limite el acercamiento a los originales, no lo creo. En cambio pueden ser una herramienta educativa fantástica que amplíe horizontes y contribuya a leer más.

En la colección de la otra h están el Hamlet y el Don Quijote de la Mancha que ilustran este post, pero hay muchos otros. De hecho es sorprendente (para bien) la cantidad y calidad de la selección de títulos existente, que siguen ampliando a buen ritmo. Por ejemplo:

Dan ganas de completar toda la colección, ¿verdad?

No sé vosotros, pero a mí se me ocurren pocas formas mejores de acercar a Goethe, Rousseau, Darwin, Confucio o Descartes a muchos lectores a los que jamás se les ocurriría abrir las obras originales. Y no hablo sólo de niños o jóvenes, el manga resulta muy atractivo para muchos adultos.

Por cierto, la web de la otra h Tampoco es la de una editorial al uso, de hecho se podría considerar una web cultural, que explica y pone en contexto las obras que publica. No dejéis de echarle un ojo.