BLOGS
Madre Reciente Madre Reciente

Vivir es cabalgar un dragón y disfrutar del viaje

¿Os parece excesiva la cantidad de regalos que reciben los niños en Reyes?

No es un problema en todos los hogares con niños pequeños, pero sí en muchos. Con frecuencia la cantidad de regalos que reciben los niños parece excesiva a los padres e incluso abruma a los pequeños, incapaces de valorar e incluso de recordar todo aquello con lo que son agasajados.

Muchos padres ponemos nuestras normas. Nosotros elaboramos una carta en la que solo hay una petición para cada casa. Dado que yo no tengo hermanos y mi santo solo uno, la cosa es más o menos controlable. Pero siempre hay alguna cosa más que cae en nuestra casa por sorpresa y son, sin duda, muchas cosas en una misma mañana.

Difícil resistirse a vivir esa ilusión por poderes, aunque tal vez deberíamos empezar a hacerlo. Aunque en nuestro caso no sentimos abrumados a los niños ni a nosotros desesperados por achicar espacio. Tal vez porque Jaime con su autismo hace que lo que se recibe esté muy medido y Julia nunca ha sido niña de pedir muchos juguetes. Este año ha pasado todas las páginas del catálogo de El corte inglés sin que nada llamas su atención hasta llegar a los videojuegos del final.

Me siento tentada, no obstante, a aplicar los consejos que distintos expertos dan hoy en un reportaje titulado en web “Si Jesús recibió tres regalos de los Reyes Magos, probablemente es que con tres sea suficiente”  y en la edición impresa como Cuando los juguetes son un alud abrumador que os invito a leer.

Que siempre haya algún libro y algo útil entre sus regalos, también una experiencia en familia y algo que transmita valores. Esperar y dedicar tiempo a cada regalo que se abre y no abrir sin parar y sin saborear, donar alguno de esos juguetes nuevos que ha recibido, guardar alguno para más adelante, pedir cosas que pueda disfrutar en verano y tener reservadas hasta entonces…

¿Qué os parecen a vosotros esos consejos? ¿Creéis excesiva la cantidad de regalos que reciben vuestros niños? ¿Tenéis algunas normas para limitarlos?

 

GTRES

Os dejo, por último, la pequeña columna que escribí para acompañar al reportaje en la edición impresa de 20minutos:

La magia no debería estar reñida con la cordura

No nos engañemos. El Día de los reyes Magos nos hace tanta ilusión a muchos mayores como a los pequeños. En algunos casos puede que incluso más. Sobre todo los pocos años que dura la magia. Revisitamos nuestra infancia y eso se une con el amor a nuestros pequeños. Una combinación ganadora. Irresistible.

Nada caldea tanto el corazón como verles felices y estamos dispuestos a cualquier cosa por lograrlo, jugar al escondite y al corte de celo y papel nocturno, sacar tiempo de dónde no lo hay, hacer un esfuerzo no siempre fácil para llegar a fin de mes…

Pero la magia no debería estar reñida con la cordura, con el transmitir valores positivos, que las cosas son solo cosas, que lo importante es jugar juntos y atesorar recuerdos.

Estoy convencida de que es algo que se puede enseñar. Algo que también se puede aprender por tarde que nos parezca. Y de nuevo, la mejor manera de ser maestro es dando ejemplo. La mejor y siempre la más difícil.

 

Otras entradas que pueden interesarte:

 

7 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Gonzalo

    Yo creo que no hay que hacer ni muy pocos ni demasiados regalos..hay que hacer los justos, que no sé que cantidad es esa. Pero creo que lo m´´as importante es que hay que regalar a los niños con responsabilidad y hacerles ver que los regalos cuestan y que a vece ssuponen un esfuerzo y que no todo es gratis…En resumidas cuentas que no hay que mimarles

    04 enero 2017 | 07:45

  2. Dice ser Alberto

    Tengo tres hijos y soy padre soltero. Desde siempre, los Reyes nos han traído tres regalos sin nombre cada 6 de Enero.

    Eso hace que cada niño tenga tres regalos que contar, que disfrutar, pero no pueden decir esto es mío y tú no juegas, porque todo es de todos.

    Acompaño esos tres regalos de juguetes, con tres libros que nutren nuestra biblioteca y con tres regalos blanditos (pijama, camiseta chula, algo de ropa que necesiten).

    Y nunca les he visto que les falte.

    Al revés en otros sitios, lo que he visto es que un exceso de regalos hace que algunos se abran y se olviden, nunca se usen y acaben arrinconados. Una pena.

    04 enero 2017 | 10:49

  3. Dice ser marian

    Ahora ya tiene 12 años, pero nunca ha sido niño de pedir más de dos regalos, era yo que presionada por la familia, le animaba a pedir otros cuatro mas para que lo echara cada tía y abuelos.
    En fín una odisea que ya pasó, yo me consolaba pensando que al menos esa “locura juguetera” daba trabajo a más personas (nunca hay mal que por bien no venga, vaya).

    04 enero 2017 | 11:45

  4. Dice ser SiTeSobraLaPastaAyudaALosPobres

    Me parece una vergüenza publicar esta noticia cuando existen muchas familias que no pueden permitirse regalar lo que sus hijos piden o incluso regalar algo. En fin, problemas del primer mundo, lo que hay que leer

    04 enero 2017 | 12:27

  5. Dice ser descargar itunes

    Solo pienso que no hay que regalar ni mucho ni poco, una cosa normal. Los niños se acostumbran a lo que les da y el día que no se pueda cualquiera los aguantará. Como dice el dicho: lo poquito gusta y lo mucho empalaga.

    04 enero 2017 | 13:24

  6. Dice ser Ignotis parentibus

    Si eres vendedor de juguetes NO, pero si eres el comprador SI.

    04 enero 2017 | 13:40

  7. Dice ser marian

    Número 4, pues entonces no hablamos de nada o de la subida del perejil no?

    04 enero 2017 | 13:48

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.