BLOGS
Madre Reciente Madre Reciente

Vivir es cabalgar un dragón y disfrutar del viaje

‘Virus’, un juego de cartas la mar de recomendable para niños

jugandoEl domingo estuve gran parte del día en el último Jugando por ellos, un evento que se realiza dos veces al año con el objetivo de reunir fondos para distintas asociaciones protectoras de animales en el que por apenas diez euros se disfruta de diferentes juegos de mesa, se aprende a pintar figuras y se desayuna y se come lo que la gente ha llevado allí. Todo en el centro de Madrid, en un colegio con un patio precioso y un ambiente de lo más agradable.

Estuve presentando Galatea y jugando. Y me arrepentí de no haber llevado a Julia, allí había unos cuantos niños y se lo hubiera pasado muy bien, pintando y jugando, que ya os he contado en anteriores posts que en casa nos gustan mucho los juegos de mesa y solemos jugar con ella. A sus seis años ya hay muchos con los que puede jugar, con los que podemos jugar todos.

barajaEn Jugando por ellos descubrimos un juego de cartas cuyos tres autores han editado y que nos pareció tan divertido y adictivo, tan apropiado para Julia, que lo compramos sin dudarlo. Se llama Virus y ayer ya estuvimos echando unas cuantas partidas después de cenar. A Julia le gustó tanto que estaba dispuesta a renunciar al cuento por jugar un par de manos más.

El objetivo es conseguir un cuerpo humano completo, que en el juego consiste en tener un corazón, un estómago, un cerebro y un hueso sanos. El primero que lo logre, gana. Para evitarlo el resto de jugadores tienen virus que pueden lanzar a esos órganos, con dos virus el órgano queda inutilizado. También nos podemos defender con medicamentos, con dos curas ese órgano ya no puede ser atacado. Y hay un puñado de cartas especiales que nos permiten robar órganos, intercambiarlos, tener un órgano comodín…

imageAdemás hay dos cartas en blanco que podemos dibujar como queramos e idear nosotros qué hacen en el juego. Me gustan mucho los juegos de mesa que incluyen esta opción que nos ayuda a personalizar el juego y obligan a estrujarse la mente de una manera diferente.

Virus (de dos a seis jugadores) está bien pensado, las partidas son rápidas y tiene la complejidad necesaria para poder elaborar estrategias y tener distintos caminos por los que optar. Y al ser juego de cartas podemos llevarlo a cuestas con facilidad para entretener los tiempos de espera y los viajes con nuestros niños.

No es un juego necesariamente infantil, pero os aseguro que es altamente recomendable para niños. Cuesta 14,95 euros, al comprarlo estamos ayudando a tres emprendedores que se lo han currando la mar de bien y que operan bajo el nombre de Tranjis Games. Y si lo compramos en Cien doblones también estaremos apoyando a un emprendedor con buen corazón e implicado en diferentes causas.

Otras entradas que pueden interesarte:

4 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Julián

    Pude probarlo y la verdad es que fue muy divertido. Nos llegó de rebote, y aunque no éramos críos (estaba madre, tía… incluso mi abuela jugando, jeje ) nos picamos… pero bien.

    Imagino que para niños debe ser incluso mejor.

    Saludos!

    12 mayo 2015 | 10:53

  2. Dice ser Raul

    Me ha encantado tu blog. Me encantan este tipo de juegos, y me has convencido tanto, que voy a comprarmelo sin dudarlo.
    Muchas gracias por explicar el funcionamiento del juego con tanto detalle.

    12 mayo 2015 | 12:14

  3. Qué buena recomendación, tomo nota para próximos regalos.

    12 mayo 2015 | 12:17

  4. Me viene de perlas la recomendación, precisamente estoy buscando juegos de mesa para jugar con mi niño, así que muchas gracias 🙂

    12 mayo 2015 | 12:18

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.