BLOGS
La energía como derecho La energía como derecho

Las claves de un tema que nos afecta a todos

Menos subvenciones y más planificación en política energética

 Fernando Ferrando – Vicepresidente de la Fundación Renovables

planificar

La ausencia de planificación energética en España está suponiendo la toma de decisiones de carácter puntual que están basadas en la aprobación de partidas presupuestarias para subvencionar actuaciones concretas.

La subvención como medida puntual carece de valor si no forma parte de un plan integral de actuación, y además está en el origen de muchos procesos especulativos y de corrupción motivados por la propia concepción de la iniciativa a subvencionar y por el proceso arbitrario de adjudicación, que en muchos casos ayuda a proyectos con el único fin de captar los recursos públicos ofertados en el plan de ayudas.

Si analizamos las medidas que el gobierno ha adoptado en las últimas semanas, podemos observar cómo éstas han estado basadas exclusivamente en aprobar partidas presupuestarias, en forma de subvención, en vez de enclavarlas dentro de planes de carácter más global. Veamos algunos ejemplos de actuaciones recientes.

– Plan Movea como apoyo a la incorporación del vehículo eléctrico. Su concepción como ha pasado en años anteriores se ha definido solamente a través de la aprobación de una línea de subvención. Los resultados para el Gobierno los podríamos considerar como buenos porque en un tiempo record se aplica a su finalidad dicha partida presupuestaria, pero en términos reales el resultado es claramente insuficiente sobre todo si constatamos que la penetración ha sido inferior al 2 por mil de todos los vehículos matriculados o si los comparamos con los resultados de los planes que han puesto en marcha otros países como Noruega, Holanda, Francia que lideran la penetración del Vehículo Eléctrico.

Trabajar por la movilidad sostenible exige un plan integral que incorpore una política fiscal activa que grave los vehículos más contaminantes y apoye a los que menos emisiones produzcan y especialmente a los vehículos eléctricos, planes de accesibilidad a infraestructuras y ciudades de carácter global y no dejar exclusivamente esta labor a los ayuntamientos sin que estos cuenten con medios y capacidades suficientes, medidas que faciliten los sistemas de carga tanto individual como de carácter público, sistemas de intercambio de energía bidireccional vehículo/red….

Apuesta por la eficiencia energética. El apoyo en España para fomentar las mejores prácticas en eficiencia energética se está desarrollando a través de la creación de un Fondo para subvencionar iniciativas. Este fondo trasladado a las CCAA solo sirve para la identificación interesada de iniciativas puntuales y no para generar la puesta en marcha de proyectos replicables, que se desarrollen porque generan retornos económicos suficientes para amortizar las inversiones necesarias.

De la experiencia de otros países trabajar en el fomento de la eficiencia supone la necesidad de implicar y exigir a los suministradores de energía objetivos vinculantes para que sus clientes dispongan de señales de precio transparentes y adopten medidas de reducción del consumo frente a nuestra realidad actual que es disponer de una ventanilla abierta para ver si alguien se acerca a presentar para obtener la subvención un proyecto. La exigencia a las comercializadoras de energía eléctrica que actúen en la reducción de consumos debería ser la línea de actuación que acompañara a los planes sectoriales de actuación, fundamentalmente en la edificación y en el transporte que suponen las dos terceras partes del consumo de energía en España.

En esta ola de calor que estamos sufriendo, vuelvo a acordarme de los efectos que introducen la ausencia de política energética cuando todos vemos como única solución puntual la utilización del aire acondicionado, con excepción del Consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid que apuesta por la papiroflexia como medida para paliar el calor. Cuando en realidad deberíamos pensar si nuestras viviendas y nuestros comportamientos se adaptan a la realidad de nuestro clima presente y al que desgraciadamente vamos a tener en el futuro si mantenemos el proceso suicida por no poner medidas contra el Cambio Climático.

La ausencia de políticas de rehabilitación de edificios, de utilización en el diseño arquitectónico de soluciones pasivas que consideren el clima y el entorno, de fomento de la sensibilización de la ciudadanía frente al clima es algo que debería estar en nuestra apuesta de cambio de modelo energético antes que fomentar como única solución el incremento de consumo de energía para paliar el efecto adverso, calefacción cuando hace frio o aire acondicionado cuando hace calor.

– Subastas para asignación de potencia renovable. Ya hemos tenido dos, sin la existencia de noticias sobre su desarrollo real. La semana pasada se ha publicado la próxima celebración de una tercera de otros 3.000 MW de potencia, ésta vez solo eólica y fotovoltaica, en la que se va a definir cuál debe ser la subvención económica para asignar la potencia, en vez de utilizar su asignación para el menor coste de generación y para la idoneidad de la energía producida en relación con la demanda y su gestionabilidad. Nadie se ha preocupado en analizar qué tipo de tecnologías deberían entrar y su cuantía, dónde se debe instalar, a qué ritmo, si interesa diversificar agentes para reducir la concentración del mercado

De hecho la realidad es tan absurda que en el único sitio que necesitamos ayuda, que es el fomento del autoconsumo, es donde se han considerado, pero con cuantía negativa en el denominado “impuesto al sol”. Es decir debe pagar un precio el que apueste por las renovables y no al revés

Las actuaciones en política energética en España son efectistas en cuanto a su objetivo de difundir la preocupación del Gobierno por la sostenibilidad y por su apuesta por las energías renovables y la eficiencia energética pero no son eficientes porque carecen de compromiso y de visión integral para conseguirlo.

Esta semana la Unión Europea la ha definido como la Semana Europea de la Energía Sostenible (EUSEW17), sería una buena oportunidad para reflexionar y diseñar la apuesta energética para el futuro acorde con el potencial disponible de fuentes de energía renovable y recuperando el liderazgo tecnológico e industrial que nunca debimos perder.

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.