BLOGS
El ojo de Gran Hermano

"Cual babosa se están arrastrando por la casa de habitación en habitación según les conviene" Javi Gran Hermano 8 (Año 2006)

Archivo de Diciembre, 2016

Y éstos son los concursantes de Gran Hermano VIP 5: que Dios nos coja confesados

Caparrós, Blume y Gibaja. Dios Bendito.

Hola amigas, amigos, amadas todas.

Ya se van conociendo quiénes serán los valientes que entrarán a Gran Hermano VIP. ¿Bruce Willis vestido de astronauta y andando a cámara lenta hacia la nave que salvará al mundo? Una mierda con patatas comparado con el arrojo de estas mujeres y hombres que nos van a dar para unas risas los próximos meses.

El haterismo corre ya por nuestras venas como si fuera a llegar la primavera del despelleje. Analicemos rápidamente a los primeros confirmados (y alguno que no).

Irma Soriano: Me he documentado ampliamente (vamos, que he mirado la wikipedia) y esta mujer es una chica Hermida. Es como ser una chica Almodóvar pero sin tener la nariz como un tucán con gigantismo o estar histérica día si, día también. Ha presentado muchas cosas, como Por la mañana, A mi manera, La ruleta de la fortuna, Lluvia de estrellas, a una amiga de Logroño con un conocido de Teruel… lo normal. Si le va mal entrará al confe y dirá: Yo soy Irma y quiero Irme.

Alonso Caparrós: Claro, han visto que a Lozano le fue guay el año pasado y han dicho todos los presentadores “tate, ésta es la mía”. En la APPPRA, Asociación de Presentadores y Presentadoras con Poca Repercusión Actualmente había hostias para entrar a GH VIP. Eso era un quítate tú pa’ ponerme yo. Mis fuentes (inventadas como el estilo al vestir de Messi) me dicen que Caparrós llegó a arañarle la cara a Andoni Ferreño para quedarse con el hueco. Va a tener mucho apoyo de los amantes de las al-caparras.

 Aless Gibaja: Cada vez que este tío dice “hola bebés”, Dios mata un gatito. Y un hada pierde sus alas. Y los angelitos del cielo lloran. Claro ejemplo de alguien sobrevalorado e hiperpostureado que va a perder el ¿glamour? y va a parecer tu amigo el friki al segundo día de estar en la casa. Es como un Flanders, pero intentando poner acento raro. En una psicofonía prefiero que me salga un demonio diciendo que quiere mi alma a este tío diciendo around the world. Se viste como si quisiera quemarte las retinas con el brillo de su ropa. Lo alterna con un chandalismo salvaje que haría las delicias de los yonkis de los 80.

Resultado de imagen de daniela blume gifDaniela Blume: Es una simpática muchacha que ya vimos en Supervivientes. Bueno y en el medio millón de vídeos en los que aparece haciendo twerking, que no es apretar tuercas, si no menear el culo como si hubieras ido a hacer pis al campo y te hubieras rozado el ano con una ortiga. En Supervivientes, como en la vida, “se nace solo y se muere solo”, dijo. Joder, espero que no pretenda morirse en GH VIP. Que en GH agonizas y aprovechan para nominarte.

Imagen relacionada Toño Sanchís: El exrepresentante de Belén Esteban. Con ese currículum vas a cualquier parte. – ¡Señor, no puede entrar, esta es una zona militar restringida! – Soy el expresentante de la Esteban. – Perdone, pase, pase… le acompaño en el sentimiento. Sanchís intentó entrar en GH VIP Nueva Zelanda, para alejarse lo más posible de Belén, pero no hubo manera. Las hostias que le van a caer cuando comenten GH VIP en Sálvame van a ser como para matar a Drácula sin estaca ni nada. Ya no lleva esa melenita de padre molón de serie de los 90, lo que es una lástima, porque ya no le van a poder tirar de los pelos.

Y la no confirmada es…

 ¡Terelu!. Sí, la Kim Kardashian española podría estar negociando para entrar. Aún no se sabe nada, porque ha exigido que haya suficientes porras para desayunar todas las mañanas y en Telecinco no saben si podrían afrontar ese gasto, porque supondría tener que meter de concursante a un churrero, una freidora industrial, 600 kilos de harina y energía como para iluminar Tokio. Podría aportar mucho al concurso, por ejemplo, una sirvienta, porque claro, no va ella a hacerse las cosas sola. En realidad ha dicho que no puede, pero tenía que meterla en esta lista. Es adorable.

Bea es la ganadora de Gran Hermano 17, Jorge Javier hace otra salida de tono y Adara reventada

Hola a todas y todos.

Ha pasado: ha terminado Gran Hermano 17. Antes de que se me olvide… ¡¡ESTARÉ CON VOSOTRAS EN GH VIP!!

Y una vez hecha la autopromo (mis 15 hijos tienen que comer) vamos con la final de Gran Hermano 17.

¡¡GANÓ BEA!!

TOMAAAAAAAAAAA

TOMAAAAAAAAAAA

A ver, que no es que fuera mi más favorita del mundo mundial, pero de lo que había era de lo mejorcito. Que sí, que tiene más defectos que una copia china de un bolso de Chanel, pero en el fondo es buena chica y todo, como el diamante,​ antes que luz es carbón.​ Sí, sí, ahí, citando a José Martí como el que no quiere la cosa.

Vamos con el resumen antes de que me ponga tierno.

Lo primero que vimos fue a los centenares de personas que se habían ido a la puerta de Telecinco a pasar más frío que los huevos de un oso polar metidos en nitrógeno líquido. Pero eh, merece la pena por ver pasar un segundo a un concursante de Gran Hermano.

JJV me dio una alegría: se puso una chaqueta color burdeos y dejó atrás el traje de conducir coches fúnebres que suele ponerse. Que le faltaba una coctelera para ser bartman en un garito, sí, eso también.

JJV nos contó en directo que a Meri le habían ofrecido diez vestidos diferentes para la gala y que ninguno de ellos le había gustado. Se había puesto uno de color verde con una raja de esas para sacar la pierna que por ahí podía sacar la pierna, el resto del cuerpo y hasta una banda de música.

El vestido de Meri tenía una apertura muy por encima de lo prudente. Estaba viendo que en un momento dado salía el pavo a saludar por ahí. Y que no se le constipe. Sabes que la falda era demasiado corta o el vestido demasiado abierto cuando oyes ¡achús! y no ha has sido tú y no hay nadie más cerca. La gripe mejillonera, se llama.

Por otro lado, los tres finalistas se habían hecho unos estropicios en el pelo que eso lo ve una cabra y vomita. Rodrigo se había puesto el pelo de color me he quedado debajo de un pino y me han cagado todas las palomas de la ciudad.

Bea de un color como de haber visto un fantasma comiéndose a un zombi y haberse cagado tanto de miedo que se te ha quedado el pelo color ceniza azul.

Meritxell llevaba el pelo así como si quisiera salir en Juego de Tronos adorando al dios del fuego, porque la final es oscura y alberga horrores.

Vídeo de la última prueba. Meritxell al megáfono. Bea le dice a Meri: “pero no grites tanto”. Tócate los cojones y el ovario izquierdo. Es como si Nacho Vidal dice “no me jodas” o Jack el destripador te dice “cuidado no te vayas a cortar”.

La madre de Meri entró en la casa mientras ellos están en la sala de expulsión, porque fueron familiares los que hicieron los últimos alegatos. Menos mal que no es como la hija, porque a Meri la dejas sola en la casa y sale de ahí con la cubertería de plata escondida en la ropa interior.

“Somos culo y mierda”, dijo Meri sobre su amiga Laura. Es un piropo precioso y elegante donde los haya. Si vais a una cena con los reyes en el Palacio Real y os preguntan por vuestras amistades decidles que sois culo y mierda. Es más, decidles que os compenetráis como picha y culo. O que os oléis los pedos y os huelen a Nenuco. Saldréis así:

La madre de Meri hizo el alegato: “has sido auténtica, todo lo has hecho de corazón, no ha sido un reto económico, ha sido tu sueño, tú has sabido discutir sin insultar ni faltar al respeto”, dijo la señora. Meri la vio en el confe y puso cara de ser culo y mierda con su madre. “Estoy en choc”, dijo. Tal cual. Choc.

“Tía, mi madre, la amo con locura”, añadió. Nos ha jodido. Sería noticia si dijera “tía, mi madre, es una gilipollas… no la soporto, somos culo y diarrea”.

Vídeo lacrimógeno de Rodri. El objetivo era que no quedara ni un rímel sin correr. Era como un bukake de rímeles. Si no sabéis lo que es un bukake yo os lo explico, pero por dios NO lo pongáis en Google Imágenes.

Dijo Rodri que Gran Hermano 17 ha sido como estar en un psicólogo 24 horas al día durante tres meses. Joder, que pastizal en terapias. Te vas de la consulta y le tienes que dejar al psicólogo en el diván un riñón, el hígado, medio pulmón y tres bolsas de sangre para los trasplantes.

Habló el padre de Rodrigo: “Debes ganar porque es un concurso de comportamiento y has tenido un comportamiento ejemplar pero no por eso has jugado un papel de buenismo”. Pobre hombre, “buenismo”. Se le han pegado los términos inexistentes de GH.

“Es un concurso de comportamiento”, dijo, ja ja ja ja. A este hombre le han estado poniendo Saber y Ganar y le han dicho que era Gran Hermano. El caso es que al acabar Rodrigo salió y abrazó a su padre, que tiene el pelo cano y juntaron las cabezas y eso parecían los padres de Copito de Nieve.

Los tres trillizos copitos.

Vamos con Bea. “Me parece surreal, es muy hardcore“, dijo Bea de estar en GH. Sí, ha creado una nueva vanguardia: el surrehardcorismo. Artistas de todo el mundo se han volcado a pintar eso. Básicamente son cuadros de gente riendo como Mozart con un pito atravesado en la garganta.

Habló su abuela: “Mi Bea es como es, de sincera, de buena, de trabajadora, ha superado todo, yo ya no sé lo que ha hecho de tantas cosas buenas, tiene que ganar por sus maneras y sus formas de ser. Y ya no sé qué deciros más porque estoy muy nerviosa”, dijo la señora. ¡¡La abuela carmen a GH VIP!!

JJV empezó ya ahí a meterse con Meritxell, en un alarde de afán de protagonismo. Es el mocito feliz de Gran Hermano, siempre quiere robar protagonismo a los que de verdad deberían tenerlo.

En plató Pablo lloró. Vio su vídeo de gofrero cuando le dijeron que era sólo aspirante y se puso a decir que eso no era justo, como si le hubiera tocado en un sorteo hacer la mili en Melilla. Para Pablo un día que no llora es un día perdido.

Poco después JJV se puso en plan actriz de telenovela colombiana cuando se pelean y despeinó a Clara. Porque Clara se lo tomó a bien, porque si se cabrea y se lía a hostias con él tienen que llamar a dos ambulancias para que se lleven los pedazos. Aquí vemos a JJV sentado y la hipotética reacción de Clara:

Resultado de imagen de abuela patada gif

Dice JJV que se oía en los vídeos y que “le sale una voz muy bonita“. “No sé por qué decían que lo hacía mal”, dijo. Joder, si nos ponemos a hacer una lista no acabamos. Pero si JJV ha encajado super bien, joder, así como si intentas meter un tren por el culo de una mosca…

Dijo Meri en un vídeo que si iba al plató iba a hacer un baile “patidifuso”, lo que significa que las patas van a estar difusas. O sea, desenfocadas. Va a bailar a lo molinete y con una pata por cada lado, como si se la hubiera metido en la boca un cocodrilo y la estuviera menando para ponerla blandita.

¡¡¡Y RODRIGO A LA CALLE!!!

Bueno, tampoco es que fuera una sorpresa. El señor que se ha puesto el pelo del color del culo de un anciano se fue dejando el que era el duelo lógico: Meri VS Bea.

Sacaron a Rodrigo de la casa en el mismo cochecito rojo de juguete en el que entró. Es descapotable y él y su padre iban sentados atrás, sobre la carrocería. Si les llevan así a Telecinco cuando llegan están más fríos que Walt Disney.

58,9% a 41,1%, así estaban los porcentajes. ¿No hubo sorpasso ni empate? Esto no es Gran Hermano ni nada.

“¿Podrías verme como la madre tus hijos?”, le dijo Bea a Rodrigo en un vídeo. A él se le pusieron los cojones apretados y como para dentro. Bea le dejó estéril sólo con ese comentario. Si esto fuera La Vida es Así, un mensajerillo de esos que corría mucho habría aparecido en los cojones de Rodri gritando ¡Parad la producción de semen! ¡Que no salga ni un espermatozoide más!

Bea entró a la casa y se encontró con su abuela. La señora había llevado un arroz al horno. Eso lleva de todo menos arroz. Madre mía. Necesitas dos cerdos enteros para hacer ese plato. Eso se lo das a un caminante blanco y entra en calor. Allí se quedó, qué desperdicio.

“Doña Carmen, no se querrá quedar en la casa unos días”, le dijo el Súper a la señora. Ella se descojó y dijo “no, que aquí hay mucha faena que hacer”. Qué sabia es.

Vídeo de Meri. Esta chica tiene un problema con la geografía. Creo que piensa que la Sagrada Familia está al lado de la Cibeles. Sabía más del mundo Colón con diez años que Meri  con el Google Maps abierto. Cuando Meri vio a su madre en la casa pegó un berrido que ese sonido ha llegado hasta el mar y mañana van a aparecer ocho ballenas jorobadas varadas en una playa de Torrevieja con los tímpanos rotos.

JJV se puso en plan stripper y se sentó encima de Clara. Le dijo: “toca, toca, aprovecha”. “No, no”, dijo Clara, que preferiría tocar una espada a medio forjar y recién sacada de la fragua que a JJV. Poco después llegaría el movidón.

El Súper se despidió de las chicas con una clara intención de hacerlas llorar. Para hacer ese discurso ya podría haber entrado en la casa y haberles echado en la cara spray de pimienta. A este hombre lo sueltan en medio de las trincheras de la Primera Guerra Mundial y acaban todos abrazados y pidiéndose perdón.

En el jardín y para la final habían montado un bosquecillo a lo Frozen. Solo faltó que saliera Elsa cantando sueltalooooo, sueltaloooooo. Bea entendería el mensaje y se tiraría un pedo. Meri, con sus conocimientos sobre el mundo apostaría a que Elsa es originaria del Congo.

Vídeo de Bea. Dos detalles: se ha puesto jamona y se ha desilynenizado. O sea, que es menos Ylenia.

“Yo soy fan de Belén Esteban, no de Picasso, que a mi Picasso me pica el cazo“, dijo en su vídeo Bea. Cristo Bendito. Ahora mismo están en varios museos de todo el mundo tirando a la calle los cuadros de Picasso y poniendo fotos de Belén Esteban.

Me lo he pasado muy bien presentando GH17 y espero presentar el 18, el 19…“, dijo JJV. Tampoco pasa nada si no, ¿eh?

Bea, mirando a ver si encuentra el ego de JJV.

¡¡¡Y BEA GANÓ GRAN HERMANO 17!!!

“Ay, que me da, que me da”, declarÓ Bea tras conocer que ha ganado el premio. Menos mal que no todo el mundo celebra los grandes acontecimientos así. Ya estoy viendo a Neil Armstrong diciendo al pisar la luna “ay, que me da, aluciflipo con la luna”.

“Muchas gracias a todos los que habéis votado a mi hija, os lo voy a agradecer a cada uno con un beso“, dijo la madre de Bea, que se va a dejar los labios en carne viva y no va a ganar para comprar cacao.

Entrevista a Rodri:

Primera pregunta, que qué tal con Pol. Ambos se portan como caballeros y de dicen cosas amigables y elegantes. No sé muy bien el qué, porque cuando enfocaban a Pol salían de fondo las domingas de Montse mirándome fijamente y no me enteré. No sé, las mamellas de Montse son como las montañas en los paisajes: siempre están al fondo y aún desenfocadas son impresionantes.

“No hace falta gritar para que se te escuche”, dijo Rodrigo. Bueno, eso es si o estás cerca de Bárbara, entonces necesitas un micro y los altavoces del coche de un cani para que se te oiga. En esa casa para hacerte oír tenías que esperar a que los demás estuvieran durmiendo.

JJV lo volvió a hacer: se subió la silla para estar más alto que Rodri. Pobre. No es culpa suya ser bajito y haber podido trabajar haciendo de niño en ‘Cariño, he encogido a los niños’. ¿Acaso es responsable de necesitar una escalera para hacer el 69?

JJV le preguntó a Rodri si iba a culminar con Bea: “a ver qué pasa”, dijo él, que tiene “un poco de ganas”. La madre de Bea dio permiso en directo para que presenten la vieira de Bea al percebe de Rodri. Es la fiesta del marisco. Sólo le faltó a la señora poner encima de la mesa una caja de condones y lubricante anal.

MERI LLEGÓ A PLATÓ

“Eras una concursante muy sin sustancia, muy traicionera, pero luego te has ido asentando”, le dijo JJV. Y ella le dio las gracias. Joder, gracias. A mí me dice eso y le doy un navajazo.

Bisbi cantó con voz en directo. Las pataditas y las posturitas también eran en directo. Me han filtrado unas imágenes del coreógrafo de Bisbal:

Imagen relacionada

Bea apareció montada en un coche por debajo de las piernas de Bisbal, que las arqueó al pasar la comitiva. Era una imagen maravillosa, como si Bisbal estuviera cagando en el campo y apartara las patillas para no mancharse.

BEA, NARANJITA LA LÍA, ENTRÓ EN PLATÓ

Abrazos a todo el mundo. Cuando se abrazó a su suegra se rió. Bea se le rió en la oreja. Esa señora está hoy a primera hora pidiendo cita en GAES.

Bea veía sus vídeos y bajaba la cabeza. Tenía más vergüenza que Rajoy probándose biquinis.

“A mí que me digan agresiva me vuelve loca, no han visto gente agresiva en su vida”, dijo Bea al acabar sus vídeos. No claro, habráse visto, si ni les dio con un bate en los dientes ni nada. “Suanica es falsa en mi idioma”, reveló Bea, que le va a comer terreno al esperanto como idioma internacional de todas las razas, culturas y naciones.

Ya veréis cuando el embajador ruso en la ONU le diga al de EE UU que es un suanico. Se va a liar parda.

Y JJV LA LIÓ PARDA

“Me llamó la atención el respeto reverencial lindando con el miedo que le tenías a Clara”, dijo JJV.

No te permito que digas que mis compañeros me tenían miedo“, saltó Clara, ofendida.

“El respeto reverencial lindando con el miedo que le tenías a Clara, ¿te lo digo más alto?“, le respondió JJV, al que sólo le ha faltado menear la cabeza y el cuello como si viviera en el Bronx. ¿SE PUEDE SER MÁS CHULO?

“Eso de ‘no te permito’ nunca se lo habría dicho yo a alguien que te saca muchos años y que presenta un programa'”, dijo JJV, porque claro, cómo le van a decir a él lo que puede decir. Si JJV fuera chino se llamaría Chu Lin. Y si tuviera una aerolínea se llamaría Fly Pao.

“Preparad los titulares de mañana, que me voy a pelear con Clara”, dijo JJV, que si fuera monja se llamaría Sor Berbia. El perfume preferido de JJV es Dict a d’or. Se va a comprar dos periquitos y les va a llamar Misco y Jones.

Clara se puso a llorar. Eso es como hacer llorar a Godzilla. Es jugársela mucho. “¿Crees que tengo algo personal contra ti?“, preguntó JJV, a lo que Clara… ha contestado… que SI.

“¿Tú ésto no me lo dices fuera? ¿No eres capaz de decirme que te sientes incómoda? No entiendo vuestro comportamiento, entendéis un plató como un campo de batalla”, dijo JJV, que ha presentado Sálvame durante años. JA JA JA JA el plató de Sálvame es como la puta sala de reuniones de la Cruz Roja, no me jodas.

“Ha sido uno de los grandes fallos de Gran Hermano, que no os habéis sabido escuchar“, añadió, ya con los cojones tan gordos que parecía que llevaba dos sandías en los pantalones. Sí, pon Sálvame cualquier día y lo único que ves es gente escuchando.

“Cuando acabes tu argumentación, que escucharé con atención, me gustaría refutar tu teoría“, es la frase que más se le oye a Belén Esteban.

Y después de un vídeo de Meri robando que haría que los cabecillas de la trama Gürtel se sintieran orgullosos, vino la segunda bronca de la noche, esta vez entre Bea y Adara.

Adara estaba así:

R   E   V   E   N   T   A   D   A

“Me gustaría saber qué te he hecho yo a ti para que tomes esta actitud conmigo“, dijo Adara tras ver unos vídeos de broncas con Bea.

“Así como el otro día viniste a mi costa a Gran hermano (en los careos) hoy no quieras buenas palabras“, le dijo Bea. ZAS EN TODA LA BOCA

Y Adara se levantó de la silla (en una actitud que ella misma habría definido como agresiva) y se puso a chillar.

QUE ME ESTOY COMIENDO LOS MOCOS…“, le dijo con ironía Bea. Adara ahí estaba el ejército de EE UU está pensando en quitar las cabezas nucleares de sus misiles y poner a Adara. “¡¡¡Te los vas a comer fuera!!!”, gritó.

Y Adara chilló de nuevo porque dijo que a la madre de Bea no le llamaban la atención y a ella sí que eso injusto. JA JA JA me descojono. ADARA TIENE MÁS RABIA DENTRO QUE EL DEMONIO DE TASMANIA. Está tan amargada que si la echas café la endulzas.

Creo que está llevando guay que Bea haya ganado. EN TODO: se ha llevado al chico que le gustaba y el premio que se creía que ella iba a ganar.

“Yo estaba acostumbrada a malotes y esas cosas, que no vale para nada, eso”, dijo Bea tras un vídeo en el que ella y Rodri se hacían una cantidad de ñoñerías y pasteladas que harían arrancarse los ojos Candy Candy. Eso lo ve Hello Kitty y lo consideraría cursi.

Rodrigo vio un vídeo de su madre haciendo la croqueta en el plató y le dio más vergüenza que ponerse él vestido de flamenca y con el pene fuera en plena Puerta del Sol.

¿Sabéis por qué Bea MERECÍA GANAR?

Con el premio voy a pagar la deuda de mi madre y traérmela a vivir a España [ha estado ocho años trabajando fuera], voy a ayudar a Alain con lo que quería hacer y voy donar una pequeña parte a los niños con cáncer“, dijo Bea. Por eso lo merecía

OLE SUS SANTOS OVARIOS

Y JJV se despidió como más le gusta: SIENDO EL PROTA

“Mis compañeros ya trabajan en en Gran Hermano 18. Y aunque no me lo habéis puesto fácil, me encantaría seguir, ojalá me lo permitáis”. Bueno, tú tranquilo, si tampoco nos consultan…

¡¡¡Y SE ACABÓ LO QUE SE DABA!!!

En un rato habrá vídeo.

Y recordad, ¡¡No me voy!! Estos días haré post de First Dates. Y luego… ¡¡GH VIP!! Me encontráis en Twitter: @realityblogshow y en Fb: Gus Superviviente Hernández.

Pasad unas fiestas felices.

Muchas gracias por estar ahí, por cada palabra de ánimo, por cada vez que me habéis dichos que os hice reír. Besos.

Gus.

Bea gana Gran Hermano 17

TOMAAAAAAAAAAAAAAAA

TOMAAAAAAAAAAAAAAA

“Ay, que me da, que me da”, declara Bea tras conocer que ha ganado el premio.

“Muchas gracias a todos los que habéis votado a mi hija, os lo voy a agradecer a cada uno con un beso”, dice la madre de Bea, que se va a dejar los labios en carne viva.

La mujer dice que con el premio podrá quedarse en España, porque lleva ocho años trabajando fuera.

Bea recorre la casa. “Aquí me declaré, he aprendido a poner lavadoras…”, rememora. Es una romántica.

El Súper inicia un nuevo ataque lacrimógeno. A este hombre lo sueltan en medio de las trincheras de la Primera Guerra Mundial y acaban todos abrazados y pidiéndose perdón.

Y Bea se va de la casa. Ay.

Volvemos a plató. Con Rodrigo. Vídeo de su paso por la casa. Me cae bien porque en general me gusta mucho la gente seria que suelta gracias sin mover un músculo.

Primera pregunta, que qué tal con Pol. Ambos se portan como caballeros y de dicen cosas amigables y elegantes. No sé muy bien el qué, porque cuando enfocaban a Pol salían de fondo las domingas de Montse, mirándome fijamente y me han inquietado.

En fin, que lo que pasó es que Pol y él se llevaban bien hasta que se metió por medio Adara. Ella es al buen rollo como la sal a un cultivo: lo mata. Adara sería capaz de hacer que un vegano se enemistara con un gatito.

Vídeo lacrimógeno. Joder, de verdad, con tanto lloro se podría montar una central hidroeléctrica en los lacrimales de esta gente y tendríamos energía limpia para todos. Total, que el vídeo es de Rodri explicando 40 veces que es reservado por la separación de sus padres.

“No hace falta gritar para que se te escuche”, dice Rodrigo. Bueno, eso es si o estás cerca de Bárbara, entonces necesitas un micro y los altavoces del coche de un cani para que se te oiga.

Y ahora dejamos de lado GH y empezamos terapia familiar con Rodrigo. Hoy, en Gran Psiquiatra, JJV pregunta cosas personales que no le importan a nadie una mierda.

JJV lo ha vuelto a hacer: se ha subido la silla para estar más alto que Rodri. Es como el malo de Shreck.

Rodri dice que si se hubiera cruzado por la calle con Bea no le habría dicho ni una palabra.

JJV le pregunta si esta noche culminará con Bea: “a ver qué pasa”, dice él, que tiene “un poco de ganas”. La madre de Bea da permiso ahora en directo para que presenten la vieira de Bea al percebe de Rodri. Es la fiesta del marisco.

“Se puede aguantar, Jorge, pruébalo alguna vez si quieres”, dice Rodri.

MERI LLEGA A PLATÓ

“Yo he sido tan pesado como tú algunas veces”, dice JJV. Gracias por la revelación.

Meri dice que está en “choc”, ooootra vez, esta chica va a tener que anunciar cuando NO está en choc.

“Eras una concursante muy sin sustancia, muy traicionera, pero luego te has ido asentando”, le dice JJV. Y ella dice “gracias”. Joder, gracias. A mí me dice eso y le doy un navajazo.

Bisbi canta ahora en directo. VOZ EN DIRECTO. Las pataditas y las posturitas también son en directo.

Molaría una coreografía en la que aparecieran muchas chicas disfrazadas de Chenoa y que él fuera haciéndoles la cobra.

Bea aparece montando en coche por debajo de las piernas de Bisbal, que las arquea. Es una imagen maravillosa. Es como si Bisbal estuviera cagando en el campo y apartara las patillas para no mancharse.

BEA, NARANJITA LA LÍA, ENTRA EN PLATÓ

Abrazos a todo el mundo. Cuando se abraza a su suegra se ríe. Bea se le ha reído en la oreja. Esa señora está mañana a primera hora en GAES.

“Entraste hecha una loca, aquí nos alarmaron los gritos que pegabas”, dice JJV. Ella confiesa que reflexionó y cambió por las palabras de su madre y que en la casa ha aprendido a “escuchar las cosas que hago mal”.

Y ahora bajo el volumen de la tele porque los vídeos de Bea gritando son como para que suban a echarme la bronca los vecinos. Los del pueblo de al lado. Todos.

Bea ve sus vídeos y baja la cabeza. Tiene más vergüenza que Rajoy probándose biquinis.

“A mí que me digan agresiva me vuelve loca, no han visto gente agresiva en su vida”, dice Bea al acabar el vídeo. No claro, habráse visto, si ni les dio con un bate en los dientes ni nada.

“Suanica es falsa en mi idioma”, revela Bea.

“Me llamó la atención el respeto reverencial lindando con el miedo que le tenías a Clara”, dice JJV.

“No te permito que digas que mis compañeros me tenían miedo”, dice Clara.

“El respeto reverencial lindando con el miedo que le tenías a Clara, ¿te lo digo más alto?”, le dice JJV, al que sólo le ha faltado menear la cabeza y el cuello como si viviera en el Bronx.

“Eso de ‘no te permito’ nunca se lo habría dicho yo a alguien que te saca muchos años y que presenta un programa'”, dice JJV, que claro, cómo le van a decir a él lo que puede decir. Por dios.

“Preparad los titulares de mañana, que me voy a pelear con Clara”, dice JJV, que si fuera monja sería Sor Berbia.

Clara llora. Y ante la pregunta de JJV le dice que cree que tiene algo personal contra ella.

“¿Tú ésto no me lo dices fuera? ¿No eres capaz de decirme que te sientes incómoda? No entiendo vuestro comportamiento, entendéis un plató como un campo de batalla”, y lo dice JJV, que presenta Sálvame. JA JA JA JA el plató de Sálvame es como la ala de reuniones de Cruz Roja, no me jodas.

“Ha sido uno de los grandes fallos de Gran Hermano, que no os habéis sabido escuchar”, dice. Sí, pon Sálvame cualquier día y lo único que ves es gente escuchando.

Vídeo: recopilatorio de los robos de Meri. Lo del asalto al tren del dinero era una broma comparado con lo que roba esta chica. Antes dejo a Winona Ryder sola en una joyería que a Meri.

Y vídeo de Meri y la vagancia. Meri ha tenido dos amores en la casa: Alain y la pereza. Con Alain no consiguió nada, pero con la pereza consumó.

Vídeo de los primeros tonteos de Adara con Rodri. A ella le moló tontear con los dos hasta que vio que Rodri pasaba de su cara. Ahí ya no le gustaba.

Adara en plató pone cara de que no va con ella. “Me gustaría saber qué te he hecho yo a ti para que tomes esta actitud conmigo”, dice Adara.

“Así como el otro día viniste a mi costa a Gran hermano hoy no quieras buenas palabras” (en los careos), le dice Bea. ZAS EN TODA LA BOCA

Adara chilla. JA JA JA JA

R  E   V   E   N    T   A    D    A

“QUE ME ESTOY COMIENDO LOS MOCOS…”, le dice Bea, ja ja ja ja. Adara revienta de nuevo. “¡¡¡Te los vas a comer fuera!!!”, grita. No, mujer, no, ha ganado GH y tú no.

Y Adara chilla de nuevo porque dice que a la madre de Bea no le han llamado la atención y dice que es injusto. JA JA JA me descojono. ADARA TIENE MÁS RABIA DENTRO QUE EL DEMONIO DE TASMANIA.

Está tan amargada que si le echas café la endulzas. Creo que está llevando guay que Bea haya ganado. En todo: se ha llevado al chico que le gustaba y el premio que se creía que ella iba a ganar.

“Yo estaba acostumbrada a malotes y esas cosas, que no vale para nada, eso”, dice Bea. Ella y Rodri se han hecho una cantidad de ñoñerías y pasteladas que harían vomitar a Candy Candy.

Rodrigo ve a su madre haciendo la croqueta y le da más vergüenza que ponerse él vestido de flamenca y con el pene fuera en plena Puerta del Sol.

“Con el premio voy a pagar la deuda de mi madre y traérmela a vivir a España, ayudar a Alain con lo que quería hacer y donar una pequeña parte a los niños con cáncer”, dice Bea.

OLE SUS SANTOS OVARIOS

Y JJV apaga la casa. Ay. Milá. Te echo de menos, que lo sepas.

“Mis compañeros ya trabajan en en Gran Hermano 17, aunque no me lo habéis puesto fácil. Me encantaría seguir, ojalá me lo permitáis”. Joder, JJV se tiene que despedir de prota…

¡¡¡Y SE ACABÓ LO QUE SE DABA!!!

MAÑANA, COMO SIEMPRE, RESUMENCITO.

Ah, y una cosa…

¡¡GRACIAS POR ESTAR AHÍ, POR LEERME… Y NOS VEMOS EN GH VIP!!

Y ¿quién ha ganado Gran Hermano 17 ?

Vamos que nos vamos. A punto de conocer a la ganadora.

Dice en directo JJV a Alain que él piensa que pasado un tiempo va a acabar con Meri. “NO”, dice Alain como al que le dicen que se le ha reproducido una almorrana extirpada en el ano.

Rodri abandona la casa. Antes, se encuentra con su padre en el salón. El señor tiene el pelo del mismo color que su padre. Es maravilloso ponerte a juego con las canas de tu padre. Menos mal que su padre no lleva rastas.

Van a sacar a Rodrigo en el mismo cochecito rojo de juguete en el que entró. Es descapotable y van sentados atrás sobre la carrocería. Como les lleven en ese coche a Telecinco cuando lleguen van a estar más fríos que Walt Disney.

58,9% a 41,1%, así están los porcentajes. ¿No hay sorpasso ni empate? Esto no es Gran Hermano ni nada.

Vídeo resumen del pastel de Bea y Rodrigo.

“¿Podrías verme como la madre tus hijos?”, le dijo Bea a Rodrigo. A él se le pusieron los cojones apretados y como para dentro. Bea le ha dejado estéril sólo con ese comentario. Si esto fuera Así es la vida, un mensajerillo de esos que corría mucho abría aparecido en los cojones gritando ¡Parad la producción de semen! ¡Que no salga ni un espermatozoide más!

Bea entra a la casa y se encuentra con su abuela. La señora ha llevado un arroz al horno. Eso lleva de todo menos arroz. Madre mía. Necesitas dos cerdos enteros para hacer ese plato.

“Doña Carmen, no se querrá quedar en la casa unos días”, le dice el Súper a la señora. Ella se descojona y dice “no, que aquí hay mucha faena que hacer”.

Vídeo de Meri. Esta chica tiene un problema con la geografía. Creo que piensa que la Sagrada Familia está al lado de la Cibeles. Sabía más del mundo Colón con diez años que Meri  con el Google Maps abierto.

La mandan a la casa. Allí está su madre, con un poster de Meri. Es como si se fuera a manifestar. Se encuentran. Meri chilla. Los tímpanos estallan. Ese sonido ha llegado hasta el mar y mañana van a aparecer ocho ballenas jorobadas varadas en una playa de Torrevieja.

Le dicen a la señora que tiene que salir por el almacén. Que poco glamour por Dios.

Isisto: el vestido de Meri lleva una raja muy por encima de lo prudente. Veo que en un momento dado sale el pavo a saludar por ahí. Y que no se le constipe. Sabes que la falda era demasiado corta o el vestido demasiado abierto cuando oyes ¡achús! y no ha has sido tú y no hay nadie más cerca.

JJV se ha puesto en plan stripper y se ha sentado encima de Clara. Le dice: “toca, toca, aprovecha”. No, no, dice Clara, que preferiría tocar una espada a medio forjar que a JJV.

El Súper se despide de las chicas con una clara intención de hacerlas llorar. Para hacer ese discurso ya podría haber entrado e la casa y haberles echado en la cara espray de pimienta.

Se van al jardín. Han montado un bosquecillo a lo Frozen. Ahora sale Elsa cantando sueltalooooo, sueltaloooooo. Bea entenderá el mensaje y se tirará un pedo. Meri dirá que Elsa es originaria del Congo.

Vemos un vídeo resumen de Meri, y cuando acaba Meri dice “me parto el culo de ti… contigo, contigo”. JA JA JA Sí, y unos cojones. Se está riendo de ella más que de un chiste de Jaimito. Bea, con esa risa armónica que parece un delfín borracho.

Vemos el vídeo de Bea. Dos detalles: se ha puesto jamona y se ha deslynenizado. O sea, que es menos Ylenia.

“Yo soy fan de Belén Esteban, no de Picasso, que a mi Picasso me pica el cazo”, dice en su vídeo Bea. Cristo Bendito. Ahora mismo están en varios museos de todo el mundo tirando a la calle los cuadros de Picasso y poniendo fotos de Belén Esteban.

Rodrigo llega al plató.

Vemos un primer plano de un señor de seguridad que se está preguntando porqué no se metería pastelero.

¿Para qué se ha puesto pajarita Rodrigo si no se la iba a anudar? Cuánto daño han hecho los anuncios de colonia para hombre.

Lleva en la mano un pañuelo amarillo que es de Álvaro. A tenor de decirlo, hacen un primer plano de Álvaro, que no os acordaréis de él, pero era el señor ese de la barba rara del que no se ha vuelto a saber y que siempre tiene cara de querer estar en cualquier lado menos en el plató.

SE CIERRAN LOS TELÉFONOS

JJV conecta con la casa.

“Una de las dos es ya la ganadora de Gran Hermano 17”, les dice. Ellas se miran. Y vídeo de los ganadores de GH que les dieron consejos. Coooonsejos que se pasaron por el forro de los cojones.

“La lengua me habla sola”, dice Meritxell.

“Me lo he pasado muy bien presentando GH17 y espero presentar el 18, el 19…”, dice JJV.

JJV mira el sobre. Ya sabe quién ha ganado GH y nosotros aquí esperando.

¡¡¡BEA GANA GRAN HERMANO 17!!!

CAMBIO DE POST.

CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

Comienza la gala final de Gran Hermano 17: síguela en directo

¡¡Hola a todas y todos!!

¿Nervios? ¿Sois ricos porque os ha tocado el gordo? ¿Queréis que os toque? hum….

¡EMPEZAMOS!

Vamos allá. Vemos a los centenares de personas que se han ido a la puerta de Telecinco a pasar más frío que los huevos de un oso polar enterrados en la nieve.

OJO: han entrado en el confe, la madre de Meri, el padre de Rodrigo y la abuela de Bea.

JJV me ha dado una alegría: se ha puesto una chaqueta color burdeos y ha dejado atrás el traje de conducir coches fúnebres que suele ponerse.

44,4%, 35,2% y 20,4%: así están los porcentajes.

JJV nos cuenta en directo que a Meri le han ofrecido diez vestidos diferentes para la gala y que ninguno de ellos le ha gustado. Ahora lleva puesto uno de color verde con una raja de esas para sacar la pierna que por ahí puede sacar la pierna y el resto del cuerpo.

Por otro lado, los tres finalistas se han hecho unos estropicios en el pelo que eso lo ve una cabra y vomita. Rodrigo se ha puesto el pelo de color me he quedado debajo de un pino y me han cagado todas las palomas de la ciudad.

Bea es un color como de haber visto un fantasma comiéndose a un zombi y haberse cagado tanto de miedo que se le ha quedado el pelo color ceniza azul.

Meritxell lleva el pelo así como si quisiera salir en Juego de Tronos adorando al dios del fuego, porque la final es oscura y alberga horrores.

Vídeo de mucho llorar con imágenes de los concursantes y una música como de estar recordando a un muerto. Es una putada, porque es como recordarles que todos están en la puta calle.

Bueno, vemos un vídeo de la prueba. Meritxell al megáfono. Bea le dice a Meri: “pero no grites tanto”. Tócate los cojones y el ovario izquierdo. Es como si Nacho Vidal dice “no me jodas”.

JA JA JA

JJV le dice a Meri que se parece a Jessica Rabbit y ella dice “no sé quién es”.

– Ya me extraña que no sepas tú quién es alguien…

Y responde Meri “guñéeeee”. No he podido hacer mejor la onomatopeya. Ha sido un sonido como de que se te cae la baba y te hace gracia.

La madre de Meri entra en la casa mientras ellos están en la sala de expulsión. Espero que no sea como la hija, porque a Meri la dejas sola en la casa y sale de ahí con la cubertería de plata escondida en la ropa interior.

“Somos culo y mierda”, dice Meri sobre su amiga Laura. Es un piropo precioso y elegante donde los haya. Si vais a una cena con los reyes en el Palacio Real y os preguntan por vuestras amistades decidles que sois culo y mierda.

La madre de Meri hace el alegato: “has sido auténtica, todo lo has hecho de corazón, no ha sido un reto económico, ha sido tu sueño, tú has sabido discutir sin insultar ni faltar al respeto”, dice la señora.

Meri en el confe la ha visto y pone cara de estar haciéndose culo y mierda. “Estoy en choc”, dice. Tal cual. Choc.

“Tía, mi madre, la amo con locura”, dice. Nos ha jodido. Sería noticia si dijera “tía, mi madre, es una gilipollas… no la soporto”.

Vídeo lacrimógeno de Rodri. El objetivo hoy es que no quede un rímel sin correr. Es como una orgía de rímeles.

Dice Rodri que esto ha sido como estar en un psicólogo 24 horas al día durante tres meses. Joder, que pastizal en terapias. Te vas de la consulta y le tienes que dejar al psicólogo en el diván un riñón, el hígado y medio pulmón.

Habla el padre de Rodrigo: “Debes ganar porque es un concurso de comportamiento y has tenido un comportamiento ejemplar pero no por eso has jugado un papel de buenismo”. Pobre hombre. Se le han pegado los términos inexistentes de GH.

Rodrigo llora.

Vamos con Bea. “Me parece surreal, es muy hardcore”, dijo Bea de estar en GH. Sí, ha creado una nueva vanguardia: el surrehardcorismo. Artistas de todo el mundo se han volcado a pintar eso. Básicamente son cuadros de gente riendo como Mozart con un pito atravesado en la garganta.

Habla la abuela: “Mi Bea es como es, de sincera, de buena, de trabajadora, ha superado todo, yo ya no sé lo que ha hecho de tantas cosas buenas, tiene que ganar por sus maneras y sus formas de ser. Y ya no sé qué deciros más porque estoy muy nerviosa”, dice la señora.

Bea se ríe como si estuvieras exprimiendo un pollo de plástico con pitador.

JJV se ha comido esta noche un payaso. Un payaso al que le gustaba burlarse de Meri. “Bueno, pues nada, a por mí. Voy a pillar un poquito esta noche”, dice Meri ya harta de que JJV le de hostias.

Esto es ya como la escena de Rocky hostiando al lomo de vaca colgado.

Vídeos recordando cómo entraron en la casa. Esto va a ser un revival del 15.

Ay. Que me emociono. Oímos a Milá en la primera gala y a mí sí que me da ahora la llorera.

En plató Pablo ya está llorando. Ha visto su vídeo de gofrero cuando le dijeron que era sólo aspirante y puso a decir que eso no era justo, como si le hubiera tocado en un sorteo hacer la mili en Melilla.

JJV se ha puesto en plan actriz de telenovela colombiana cuando se pelean y ha despeinado a Clara. Porque Clara se lo ha tomado a bien, porque si se cabrea se lía a hostias con él y tienen que llamar a dos ambulancias para que se lleven los pedazos.

Dice JJV que se oye en los vídeos y que “le sale una voz muy bonita”. “No sé por qué decían que lo hacía mal”, dice. Joder, si nos ponemos a hacer una lista no acabamos.

Pero si JJV ha encajado super bien, joder, así como si intentas meter un tren por el culo de una mosca.

Bea se ve en los vídeos y dice “yo no estoy bien”. El primer paso es reconocerlo. Bea destaca que cuando entró era rencorosa, soez y no sé cuántas cosas más. Lo dice como si ya no lo fuera. No, ahora la van a llevar a los conventos a dar charlas de comportamiento.

Les han dado un móvil para que se hagan un selfie los tres juntos. Como Bea ya no es presumida ni rompecuellos lo coge ella para salir más cerca y pone morritos. A continuación dice “me estoy meando, ¿sabes? Pero meando pardamente”. Sí, está claro que es una virtuosa que a su lado Juana de Arco parecería una macarra.

Los tres se van al club. Sacan una imagen general y es precioso porque a Meri se le pone encima el anuncio de que mañana echan el Hobbit. Y más planos de esos. Se le tapa toda la cara. Podría ser ella o una señora de Mataluenga con el pelo rojo.

47,1% 34,5% y 18,4% así están los porcentajes. Y se cierran los teléfonos.

Dice en un vídeo Meri que si va al plató va a hacer un baile “patidifuso”, lo que significa que las patas van a estar difusas. O sea, desenfocadas. Va a bailar a lo molinete y con una pata por cada lado, como si se la hubiera metido en la boca un cocodrilo y la estuviera menando para ponerla blandita.

Vídeo lacrimógeno de las expulsiones. Meri y Bea están con la lagrimilla aflorando. Si siguen así a Bea no le va a hacer falta mear. Meri lo mismo hasta tiene que beber agua.

¡¡¡RODRIGO A LA CALLE!!!

Bueno, tampoco es que haya sido una sorpresa. El señor que se ha puesto el pelo del color del culo de un anciano se va a la calle.

Y como bien dice JJV, es el cuarto año que una mujer gana Gran Hermano.

Y CAMBIAMOS DE POST.

CAMBIOOOOOO REFRESCAD, NUEVO POOOOOOOOST.

Hasta aquí hemos llegado: Gran Hermano se enfrenta a su final

Rodrligo y Bea se besan, Meri… ya si eso hace otra cosa.

A la final de este año, no os flipéis, que si se acaba ya para siempre a mí me da un patatús.

Así que sí: esta noche es la gran noche. ¿Acaso van a anunciar Pitingo y Bertín Osborne que dejan la música? No: es la final de Gran Hermano.

Por si se lo está usted preguntando, amada lectora y/o lector, ésto no es un artículo, ni una noticia, es… un blog de humor. Me dan un plus de 50 euros por cada comentario tipo “¿pero esto es noticia?”.

Y sin más preámbulos, les voy a contar que hoy es la final de Gran Hermano 17, ese programa que llena nuestras vidas de conocimiento. De conocimiento de lenguaje choni y de los insultos más de moda en los after hour.

Llegados a la final hagamos repaso de lo que ha dado esta edición. Ha sido un Gran Hermano atípico: No estaba Mercedes Milá. La llegada de Jorge Javier Vázquez como presentador fue bien recibida entre los fans del programa, más o menos como el chasquido de un guante de látex en la consulta del proctólogo.

El casting reunió a tantos perfiles choni/tronistas que dejaron las calles vacías de ellas y ellos. Era más fácil cruzarse con un lince por la calle que con unas mallas de leopardo.  Tan sólo había un par de frikis: un gofrero que resultó tener más mala leche que un babuino con almorranas y una chica que tenía orgasmos cerebrales pero de los otros… nada sin pasar por el altar.

Si algo ha habido esta edición han sido broncas. El Súper, esa voz profunda y desconcertante que lo mismo vale para anunciar nominaciones que para decirte que montes una secta de extraterrestres, les tuvo que llamar la atención dos veces.

Y también se la llamó el presentador. Y no intervio la  ONU con una resolución porque la vetó EE UU, que es muy de realities. A los caballos de la policía les ponen Gran Hermano para que se acostumbren a los griteríos y las marabuntas.

Luego van a los aledaños de los estadios y les parecen bibliotecas.No ha ido mal de audiencia. Es verdad que no ha sido sobresaliente y que ha caído, pero hay un par de millones de espectadores que verían Gran Hermano aunque concursaran seis gallinas, dos cajas de cartón y cuatro papeles de magdalena repegados. Y ahí sigue, 17 ediciones regulares después (más las VIP y las de reencuentro) líder de audiencia.

Fuera de la final, donde se juegan un maletín con 300.000 euros, que eso lo llevo yo día sí día también para pagar el autobús, se han quedado algunos concursantes: Un chaval llamado Miguel que se afeitaba el pelo para poder pegarse en la calva artificial un peluquín, lo que es absurdo como si Nacho Vidal se corta el… bueno, ya saben, para ponerse un consolador.

Había una señora youtuber tan macarra que sería capaz de montarle una bronca a la Madre Teresa de Calcuta y lograr que ésta acabara tirándole de los pelos. Tenía un padre, que la defendía en plató, que era un encanto, pero falleció durante el concurso, lo que provocó el abandono de su hija.

También hubo un luchador chulito llamado Pol que acabó siendo el síBuana de Adara, la que fue la gran favorita del programa y la Amancio Ortega de los celos. Su novio, Pol, se ducha ahora con guantes, porque a ella no le gusta que nadie le toque. Tampoco le tocaba mucho ella, a pesar de que el muchacho le enseñó la «baguette» como el que enseña la foto de su perro. Muchas veces.

Adara, que se podría decir que aprecia más a un espejo que a la mayoría de las personas, protagonizó el más sonado enfrentamiento de expulsión con Clara, una chica alta que en lugar de cantar “quisiera ser tan alta como la luna”, canta “quisiera no darme con la luna en la cabeza todos los santos días”.

Ahí GH se hizo un poco lío con las matemáticas, pues la diferencia entre ambas fue de tres llamadas, pero con los porcentajes de cada una que dio el concurso era difícil cuadrar las cuentas.

A esas alturas la gente creía en un único dios, en una única receta de la paella y en Adara como única ganadora. Pero no. La expulsaron el día que salía nominada con un francés llamado Alain que ha posado para muchos catálogos. Como el de IKEA.

Cuando los amigos de Alain decían que tenían un amigo invisible, lo decían de verdad. Quien sí le veía era Meritxell (no, creo que esta  gente no tiene apellidos, sólo nombre propio), una de las finalistas, que se pegó tanto a él que la muchacha salía en la foto del pasaporte de Alain. En esta edición, por lo demás bastante más aburrida que otras, ha habido mucho amor, pero más platónico que la teoría de las ideas.

Bueno, hubo edredonings, pero lo único que se hizo bajo las sábanas fueron trabajos de artesanía. O sea, manuales. La Navidad llegó a Gran Hermano a base de zambomba. Bueno, ya pillan la metáfora. Y aquí estamos. Si están pensando que cómo puede haber GH y cómo es que la gente lo ve todavía, les adelanto que en enero, o la cosa cambia mucho, o empieza Gran Hermano VIP. Y que dure.

FINALISTAS:

Rodrigo

BIO… Tiene 26 años. Es de Villanueva de la Cañada (Madrid). Trabaja en el departamento financiero de una tienda de moda

Está en la final por… Nadie lo sabe. Los científicos más prestigiosos lo están investigando. Quizá por haber sabido librarse de las nominaciones y por haberse emparejado con Bea.

Bea

BIO… Tiene 19 años. Es de Valencia y de profesión peluquera. Se hace llamar a sí misma “Naranjita la lía”. Escalofriante.

Está en la final por…  Méritos propios. Esos méritos incluyen reírse como una hiena que hubiera respirado helio y participar en broncas, bromas y en cariños a partes iguales.

Meritxell

BIO… Tiene 20 años. Es de Barcelona y estudia Enfermería. Piensa que “el muro de Berlín separaba América”. A tope.

Está en la final por…  Prácticamente ha heredado su puesto en la final de Adara, su superamiga en las últimas semanas de concurso. Sin Alain (y con él)_se ha quedado sola y de sujetavelas

Encuentran números de concursantes de Gran Hermano 17 en una página de contactos eróticos

Anuncio inocente de Meri.

Bueno, amigas y amigos.

En estas fechas hay muchas tradiciones: el belén, el árbol de Navidad, un señor gordo prácticamente embozado que se cuela de noche en tu casa, tres colgados que siguen una estrella miles de kilómetros, una gala de varietés infumable en TVE por Nochevieja… y que aparezcan los números para votar a los concursantes de GH en una página de hacer cochinadas.

En GH VIP fue con Laura Matamoros. Su número para votar, que no olvidemos que tiene coste (pero no coste de “oh, qué caro”, no, coste de que cuando llamas te preguntan de qué riñón te quieres deshacer) apareció en una página de contactos y hasta en Wallapop.

También apareció en el teléfono de información de la Real Academia de la Historia, pero ahí no llamó nadie. No, es broma. Es broma lo de que apareció el número, es en serio que ahí no llamó nadie.

Y en esta ocasión han sido Meritxell y Bea las que han visto sus 905 publicados en una web de esas a las que entras para hacer amigos y porque consideras a las mujeres como iguales y no como meros objetos sexuales.

Vamos con Meritxell.

“ESTOY SUPER CALIENTE. Estoy Mojada. Si queréis me podéis llamar y quedamos y pasamos un buen rato. Edad 24 años”, dice su anuncio, que lleva tres días colgado.

Analicémoslo:

“ESTOY SUPER CALIENTE”. Esto entra en conflicto con lo que viene a continuación. A no ser que esté en un jacuzzi con el termostato roto y se esté escalfando la coquina.

“Estoy Mojada”. Se ha caído en un charco y tiene más agua que un filete con hormonas. Nótese que “Mojada” lo han puesto con mayúsculas. Lo mismo es su apellido. No sabemos. “Señorita Mojada, Señorita Mojada, pase por recepción, le está esperando el doctor Secante”.

“Si queréis me podéis llamar”. Que no obliga ella a nadie, oye. Sí queréis.

“Y quedamos”. Claro, no vas a ir por la puta vida buscando a una chica mojada así sin más datos. Mejor quedar. Buena idea.

“Y pasamos un buen rato”. Es que si pone “y os reviento el alma a hostias“, lo mismo no va nadie. Bueno, el caranchoa.

“Edad 24 años”. Eso está bien. Porque lo mismo es una señora de 90 años y te la imaginas mojada y una de dos, o te da ternura o te da un miedo que te cagas por si es la abuela de la niña de The Ring.

El anuncio de Bea es el que más tiempo lleva colgado (casi 8 días) y el más explícito y ajustadito a su historia en GH:

Anuncio de rabos y esposas de Bea.

“MI NOVIO NO ME DA RABO. Llevo dos meses con mi novio y no me da rabo, sexo asegurado, llámame al XXXX y sexo guarro con disfraces y esposas. Edad 19 años”.

Esto… es poesía. Es la gramática conformada con piezas de oro que se engarzan en una danza con el espíritu, elevándolo y poniéndote el pene más que lo pones delante del Partenón y no sabes cuán es pene y cual columna.

Análisis:

“MI NOVIO NO ME DA RABO”. Bueno. Ni le dará tampoco carrilleras, ni lomo, ni falda, ni entrecot. Que se lo compre ella, vamos, qué caradura, con lo cara que está la carne.

“Llevo dos meses con mi novio y no me da rabo”, reitera. Ahí sí lo mismo sospechamos que el tío es un poco rata, porque joder, llévala a cenar aunque sea al burguer, que está pasando hambre.

“Sexo asegurado”. O sea, con el cinturón de seguridad puesto. Ni misionero, ni amazona, ni from behind,  la postura de la DGT.

“Sexo guarro con disfraces y esposas”. O sea, que no se lava. Que eso huele como una quesería donde tengan de especialidad queso de oveja con anchoas. Una cerdería que podría matar a Pepa Pig del asco. Lo de las esposas es porque le detienen de lo cochino que es todo. El disfraz ya es vicio.

Y… luego está Rodrigo. No, él no tiene número. Eso también le define mucho, porque es tan soso que su anuncio sería: “Hola. No llames. Voy a tumbarme. Tengo una enfermedad en los huesos y vivo recostado”.

Ya puestos… podría haber más anuncios:

Bárbara: “Ama dominátrix. Lo mismo no eyaculas, pero te vas a cagar la pata abajo. Te dejo los tímpanos que te los vas a tener que pegar con cinta de embalar”.

Pablo: “Soy virgen. Mando foto en una bañera rodeado de gofres. Unas guindas tapan mis pezones y una bananita impide que me veas el sirope”.

Clara: “O me llamas y quedamos o te suelto una hostia que te comes el teléfono y estás cagando megas un mes. Trae a un colega que contigo no tengo ni para rellenar el hueco entre los dientes, medio mierda”.

Alain: “Yo no quiero poner el número de teléfono que me llama Meritxell”.

Miguel: “Soy abierto de miras. Bueno y de frente, eso también lo tengo despejado. Calvo fogoso. Te quemo el vello púbico en la primera cita y te grito que eres libre”.

Adara: “Eres muuuuuy pesado, sinvergüenza. Seguro que tienes novia y estás aquí poniendo mensajitos. Qué vergüenza, ¿vale?”.

Pol: “Lo que diga Adara”.

Jorge Javier, tras echar de mala manera a una defensora: “Ha sido un momento de exaltación en el que me he sobrepasado”

JJV, pidiendo perdón al altísimo. Vamos, a Miguel.

Hola zagalas y zagales.

Madre del amor hermoso. En la gala de anoche se repartieron más sopapos que si entras en un gimnasio de macarras al grito de ¡¡CARANCHOAAAAS!!

Sí, es esa gala que Gran Hermano dice que sirve para acercar posturas entre los concursantes y que sólo vale para acercar a los propios concursantes para que puedan repartirse mierda como si estuvieran abonando un parque.

La sala en la que se hacían los encuentros habría que inspeccionarla bien y no dejar nada punzante, porque ahí se te cae un cortauñas antes de una gala y son capaces de usarlo los concursantes para cercenarse la yugular los unos a los otros.

Uno de los encuentros más tranquilos fue el de Bea y Adara. Bueno, eso si “tranquilo” significara “sacarle las tripas al otro”. El careo de Adara y Bea se lo pones a un consumidor de cine gore y se le revuelve el estómago por la violencia. Bueno, tampoco fue para tanto, pero si queríais un relato exacto haber llamado al Luisma, que es notario.

Peeeero, antes de que entrara Adara a hablar con Naranjita mandaron al banderillero, a Pol, a ver si la cansaba un poco. “¿Me das dos besos?”, le dijo Bea y Pol respondió elegante y conciliador: “No”. Si por las ganas de poner paz de Pol fuera, la guerra de los seis días habría durado seis años.

“Me has decepcionado mucho. Si algo te parece que no estás de acuerdo no lo consientes“, empezó a decir Pol, al que se le notaba incómodo como si tuviera el calzoncillo demasiado metido por el ojete. Probablemente llevaba puesto un cinturón de castidad cuya llave tenía Adara guardada… en el fondo de un río.

Y como la cosa se puso aburrida, como es Pol desde que está con Adara, por cierto, largaron a Pol y metieron a Adara. En serio, ¿os habéis fijado que ahora es como si Pol viviera en un colegio de curas? Sonríe menos que el retrato de un Cristo crucificado. Sí, Adara le hace feliz.

Total, que Bea se enfrentó a Adara, que tras varias semanas fuera de la casa está más reventada que un conejo tumbado en una autopista en la operación salida de agosto. Me encanta porque Adara piensa que si ella se tira un pedo y lo que sale es superioridad moral.

Ella entra en los sitios y los llena de autosuficiencia. Adara te mira y te perdona la vida. La tuya y la de tus descendientes hasta la vigésimo quinta generación. Y eso si te mira de reojo. Si te mira de frente no es que sea capaz de perdonarte la vida, es que puede resucitar gente muerta hasta del siglo XII.

“Me da vergüenza verme así”, dijo Bea cuando vio los vídeos de las broncas dentro de la casa. Bueno, un resumen, porque si le ponen todos la gala dura hasta el año 2025. Y ahí entró la perdonavidas de Adara: “¿Vergüenza? Si sigues hablando igual ahora“, dijo la protagonista de la peli Celosaoscuracasinegra.

“Tu entras en un programa y te fijas en un chico y cuando se aparta de ti te vas a por otro, me da que pensar“, le dijo Bea. ZASCA. Pero no un zasca de “uy, qué leche dialéctica me ha dado”, no, leche de “me ha dejado el cuello de la hostia que lo puedo girar como una lechuza”.

“Me estás cansando”, dijo Adara un segundo después de que empezar a hablar Bea. Qué poco aguante tiene Adara para las conversaciones. Ella es la única que piensa que Christian Gálvez lee despacio en Pasapalabra. “Eres una falsa. Ibas de amiguita mía y me la metiste por detrás. No una vez, sino muchas”. Joder. Adara debe tener el culo como un bebedero de patos. Aquí una foto de Adara posando de espaldas:

Así se te queda el culo cuando te da por detrás Bea. (Foto: bigdutchman)

“Traías el papel de víctima”, le dijo Bea. ZASCAZO. Si Adara siguiera las enseñanzas de Jesús y pusiera la otra mejilla a esas alturas no le quedarían mejillas que poner, porque qué sucesión de soplamocos se llevó.

Otro gran encuentro fue el de Meri con Alain. Es como cuando crees que ya te has librado de un grano en el culo y te sale el mismo pero en la otra nalga. JJV se puso en plan pesado porque quería saber con pelos y señales qué había pasado debajo de las sábanas en sus edredonings. A JJV no le valía ninguna sutileza, quería que Meri dijera que le había retorcido el cuello a la oca de Alain.

Pusieron los nunca vistos vídeos de la relación de Alain con Meritxell (es broma, están más vistos que la hucha de un albañil agachado) y JJV se puso en plan personaje de serie adolescente y le dijo a Meri: “¡Que brasas, tía!”. Para mí que JJV es muy de pasar de Paulo Coelho y es más de citar a Física o Química. Tía.

Coelho tó, que no se te Olvihde ná.

Pero sí, Meri lo reconoció que “puede llegar a cansar”, pero dijo que haría lo mismo. Así me gusta, que no se diga que no se aprende de los errores. “Si te lo hicieran a ti, ¿qué pensarías?”, inquirió JJV. “Si fuera él, le perdonaría“, respondió Meritxell, que sí, que efectivamente, lo volvería a hacer.

El día que Alain muera espero que su familia lo entierre profundo, porque si no en cuanto caiga la noche se encuentran a Meri con una pala en el camposanto.

Después entró Rebeca. Ahí se armó una de gritos que no los soportaría ni un interrogador de la Inquisición con 40 años de experiencia. En China hay un señor de Matalascañas que ve Gran Hermano sin sonido porque lo oye directamente desde la casa de Guadalix.

Y Alain… bueno, ahí estaba él, quieto, desapercibido, sin moverse ni hablar. Alain es el eslabón perdido entre el mundo animal y el mineral.

Ya en plató JJV le preguntó a Noelia quién quería que se fuera de la casa. Como ella no era demasiado concisa, se lo preguntó de nuevo. Ella se hizo la sueca. JJV la cogió y le metió la cabeza en una bañera llena de agua e intentó ahogarla varias veces. Ella aguantaba, por lo que le dio garrote y le hizo la gota malaya y le puso astillas de bambú bajo las uñas. Finalmente no sacó nada en claro.

Y MIGUEL A LA CALLE

De nuevo en directo, JJV le felicitó el cumpleaños a Bea, que hacía 20 añitos y que dice que para celebrarlo “po” tendrá que “moderar este lenguaje” y a continuación lanzó una carcajada que parecía que se ha comido a Mozart.

Vídeo: Bea está ya tan salida que el día que pille a Rodrigo y se lo trinque le va a dejar con pronóstico reservado. Se lo va a tener que fornicar con un gotero de suero puesto para que vaya reponiendo líquidos mientras triscan.

“Tengo una calentura, loco, que la puedes calmar solamente tú”, le dijo Bea al sinsangre y no se refería a una herida en el labio. Rodrigo se pasa el día teniendo erecciones al estilo de poner una capilla en un club de carretera: no valen para nada.

Y cameo estrella: la yaya de Bea, lo que viene siendo su abuela.

JJV intentó timarla para que le diera permiso a Bea para hacer edredoning y la señora dijo “no hijo, no”. “Yo también lo he pasado mal muchas veces y me he aguantado”, le dijo la señora.

“Ahí no está eso bien”, insistió la señora Carmen, que tiene más guasa que una chirigota. “No, no, no, edredoning no”, apostilló. Joder. Si es que ahora me da cosa follar hasta a mí sin que me autorice. Bueno, la verdad es que no aparco el pene ni con la bendición del Papa, para qué engañarnos.

OJO: Le explicó a Rodri la receta del arroz al horno para que se lo pueda hacer a Bea. “Tienes que tener el arroz, coges costillitas, choricitos, morcillas, panceta, garbanzos, tomates, ajos secos y patatas”, dijo la señora. Joder ese arroz lleva más cosas que una caravana de aprovisionamiento del ejército.

Eso se lo come Victoria Beckham y se muere por sobredosis de lípidos. Haces una paellera de eso y quitas el hambre en el mundo. Qué de carne lleva eso, santa Virgen del michelín, que cada vez que esta mujer hace arroz Dios mata un vegano.

Y Miguel entró en plató.

Sus amigos no le hicieron una bienvenida, le hicieron una melé de rugby que sólo faltaba el balón apepinado.

Una vez sentado, JJV se subió la silla unos dos metros y medio para no parecer un hobbit al lado de Miguel. Si se sube un poco más la silla mete la cabeza en un foco. Desde la silla de JJV se podía hacer salto base.

“Me parece que has entendido Gran Hermano y que has sido un gran concursante… pero espero que no te enfades cuando acabe esta entrevista”, le dijo al excalvo JJV, que hizo una versión con vaselina de la caranchoa, porque a continuación le iba a soltar una de hostias que podían dejarle las muelas como una maraca.

“Te quedaste con las ganas de retorcer nuestra relación”, dijo Adara, como si lo suyo con Pol fuera como una balleta de cocina que has enjuagado. Y como a la defensora de Miguel en plató le dio por meter baza, JJV la echó, cogiéndose un cabreo más tonto que meter un dedo en una licuadora.

ANAAAAAAAAAAAA, A LA PRÓXIMA TE VAS. NO ME VACILES. CUIDADO, EH. SI NO VAS A SER CAPAZ, MEJOR TE VAS… ESTOY CANSADITO YA DE ALGUNAS COSAS, le dijo. Y al final, por algo que no sabemos porque no se vio, JJV le dijoFUERA. Y la echó.

mic great dictaror

“Eres un tramposo emocional”, le dijo JJV a Miguel. Esa entrevista era la forma de compensar a los Adaristas por la expulsión de su líder.

“Ella se cree siempre tan protagonista…”, dijo Miguel de Adara y su afán de protagonismo, que una vez fue a la Capilla Sixtina e intentó poner su cara al viejo ese que le va a tocar el dedito al jovenzuelo que está en cueros.

“Ella quiere ser presentadora, ten cuidado”, le dijo Miguel a JJV sobre Adara, que detrás ponía cara de pavo viendo poner un árbol de navidad.

Vídeo del pelo de Miguel:  “Yo ahora lo llevo pintado el pelo, me lo pinto con rímel“, confiesa Miguel aclarando el misterio de su pelazo creciente.

“No dudo que hayas sufrido con este asunto pero lo has usado dentro de la casa y lo has dosificado”, le dice JJV.

Noooo, que vaaaaa, ha sido todo tal cual, natural, sin preparar nada ni hacer teatrillo… amos no me jodas, que sólo le ha faltado tener un regidor que le fuera dando paso.

“¿Tú pillarías conmigo?”, le pregunta Miguel a JJV, que le dijo que “no, pero ni tú conmigo”. Pero al momento se lo pensó y dijo que bueno, que él “no se cierra a nada”. Buena política. Así empezó la Bernarda y ahora es la prota de un refrán.

“A mí me la suda que no me entienda nadie, con que me entienda una persona me vale”, dijo Miguel, que parece que está sacando a gente de la droga en lugar de quitarse un peluquín.

“Yo creo que Ana te ha defendido muy bien”, dijo JJV, que se hacía el gracioso sobre el suceso de la expulsión, y en un acto magnánimo, permitió a la defensora de Miguel volver al plató.

“Ha sido un momento de exaltación en el que yo a lo mejor me he sobrepasado”, le dijo a Ana. Mira, reconocerlo en directo le honra.

Y poco más, amigas y amigos. Hoy por motivos personales ineludibles no hay vídeo.

¡¡¡LA SEMANA QUE VIENE LA FINAL!!!

 

Encontronazo entre Adara y Miguel, el expulsado de Gran Hermano 14

Mientras Miguel llega y no al plató vemos un vídeo de la carpeta de Bea y Rodri.

Bea está ya salida que el día que pille a Rodrigo lo va a dejar con pronóstico reservado. Se lo va a tener que trincar con un gotero de suero puesto para que vaya reponiendo líquidos mientras triscan.

“Tengo una calentura, loco, que la puedes calmar solamente tú”, le dijo Bea y no se refería a una herida en el labio. Rodrigo se pasa el día teniendo erecciones como poner una capilla en un club de carretera: no valen para nada.

Ahora vemos a la yaya de Bea, lo que viene siendo su abuela. JJV intenta timarla para que le de permiso para hacer edredoning y le dice la señora “no hijo, no”. “Yo también lo he pasado mal muchas veces y me he aguantado”, le dice la señora.

“Ahí no está eso bien”, insiste la señora Carmen, que tiene más guasa que una chirigota. “No, no, no, edredoning no”.

OJO: Le va a explicar a Rodri la receta del arroz al horno para que se lo pueda hacer a Bea. La señora le dice que nones, que hay que aprender muchas cosas que hacer para el arroz. “Tienes que tener el arroz, coges costillitas, choricitos, morcillas, panceta, garbanzos, tomates, ajos secos y patatas”, dice la señora. Joder ese arroz lleva más cosas que una caravana de aprovisionamiento del ejército.

Eso se lo come Victoria Beckham y se muere por sobredosis de lípidos.

Miguel entra en plató.

Sus amigos no le hacen una bienvenida, le hacen una melé de rugby que sólo falta el balón apepinado.

Una vez sentado, JJV se sube la silla unos dos metros y medio para no parecer un hobbit al lado de Miguel. Su sube un poco más la silla mete la cabeza en un foco.

“Me parece que has entendido Gran Hermano y que has sido un gran concursante… pero espero que no te enfades cuando acabe esta entrevista”, le dice JJV, que hace una versión con vaselina de la caraanchoa, porque le va a soltar una hostia que le va a dejar las muelas como una maraca.

Vídeo de Adara diciendo que se sentía traicionada por el juego sucio de Miguel y de Pol renegando de Miguel que parecen las tres negaciones a Cristo.

“Si estoy aquí y pasé un casting de 60.000 personas será por algo”, dice Miguel sobre las palabras de su cásting.

“Te quedaste con las ganas de retorcer nuestra relación”, dice Adara.

JJV EN PLAN

ANAAAAAAAAAAAA, A LA PRÓXIMA TE VAS. NO ME VACILES. CUIDADO, EH. SI NO VAS A SER CAPAZ, MEJOR TE VAS… ESTOY CANSADITO YA DE ALGUNAS COSAS, dice JJV a la defensora de Miguel.

Y al final, por algo que no sabemos, JJV le dice FUERA. Y la echa. La parcelita autoritaria de JJV.

“Nunca tuve esa intención para nada”, dice Miguel sobre “zumbarse a Pol”. “Claro que me gustaba, sí”.

De fondo, Adara llama idiota a Rebeca y JJV le llama la atención a Rebeca. Tócate los cojones.

“Eres un tramposo emocional”, le dice JJV a Miguel. Bueno, esto ya queda claro lo que es: la forma de compensar a los Adaristas.

Uy, se nos han cabreado porque la pesada se ha ido a la calle, vamos a linchar a Miguel y así tienen un poco de sangre.

“Ella se cree siempre tan protagonista…”, dice Miguel de Adara.

“Pesada, pesada”, le dice Miguel a Adara, que está más reventada que un campo de pruebas de bombas nucleares.

“Ella quiere ser presentadora, ten cuidado”, le dice Miguel a JJV.

JA JA JA JA

JJV le dice ahora a Adara que si sigue así la tendrá que expulsar y ella dice que si se refieren a ella tendrá que defenderse. Lo que pasa es que para Adara cualquier cosa se refiere a ella, porque es el centro del universo.

El día que Adara llegue al cielo le va a decir a Dios que se eche un poco a un lado para sentarse ella en medio y que se quede él a la diestra.

Vídeo del pelo. “Yo ahora lo llevo pintado el pelo, me lo pinto con rímel“, confiesa Miguel aclarando el misterio de su pelazo creciente.

“No dudo que hayas sufrido con este asunto pero lo has usado dentro de la casa y lo has dosificado”, le dice JJV.

Noooo, que vaaaaa, ha sido todo tal cual, natural, sin preparar nada ni hacer teatrillo… amos no me jodas, que sólo le ha faltado tener un regidor que le fuera dando paso.

“Yo cuando empecé a trabajar en ésto decía me da igual, me da igual… y no puede darte igual lo que piense el público”, le aconseja JJV poniéndose en plan abuelo cebolleta.

“¿Tú pillarías conmigo?”, le pregunta Miguel a JJV, que le dice que “no, pero ni tú conmigo”. Pero al momento se lo piensa y dice que bueno, que él “no se cierra a nada”. Buena política. Así empezó la Bernarda y ahora es la prota de un refrán.

Vemos la escena de la quema del pelo. Madre del amor hermoso. Eso no tiene cojones a escribirlo un guionista de Hollywood. Qué dramón. No sé cómo no le han nominado a los Goya.

“A mí me la suda que no me entienda nadie, con que me entienda una persona me vale”, dice Miguel, que parece que está sacando a gente de la droga en lugar de quitarse un peluquín.

“Yo creo que Ana te ha defendido muy bien, dice JJV”, que se hace el sueco y dice que por qué está fuera del plató y en un acto magnánimo, le permite volver.

“Ha sido un momento de exaltación en el que yo a lo mejor me he sobrepasado”, le dice a Ana. Mira, reconocerlo en directo le honra.

Miguel se despide de la casa, de los finalistas de GRAN HERMANO 17.

Y se acabó lo que se daba.

Mañana, como siempre, resumencito de la gala. ¡Besos!

La gala de Gran Hermano de los careos y los cabreos ¡¡Y MIGUEL A LA CALLE!!

¡Hola!

Me reincorporo tarde, pero más vale tarde que nunca. ¡Os cuento!

Vemos vídeos de Meri. MADRE MÍA. Increíble, son vídeos que nunca habíamos visto. Bueno, nunca, nunca… unos seis millones de veces, nada más.

JJV se pone en plan personaje de serie adolescente y le dice a Meri: “¡Que brasas, tía!”. Para mi que JJV es muy de pasar de Paulo Coelho y es más de citar a Física o Química. Tía.

Pero sí, Meri lo reconoce, que “puede llegar a cansar”, pero dice que haría lo mismo. Así me gusta, que no se diga que no se aprende de los errores.

“Si te lo hicieran a ti, ¿qué pensarías?”, le dice JJV. “Si fuera él, le perdonaría”, respode Meritxell, que sí, que efectivamente, lo volvería a hacer.

El día que Alain muera espero que su familia lo entierre profundo, porque si no en cuanto caiga la noche se encuentran a Meri con una pala en el camposanto.

“No existe ninguna posibilidad, ninguna, lo ha dicho él en los vídeos”, dice Meri de que Alain llegue a sentir algo por ella.

ALELUYA, JODER.

Y ahora entra Rebeca, archienemiga de Meritxell, que tiene tanto celos de ella que podría montar una fábrica de celofix.

Se ha montado la mundial. Meri y Rebeca se chillan como si fuera un concurso de decibelios y hubieran llegado mano a mano a la final. En China hay un señor de Matalascañas que ve Gran Hermano sin sonido porque lo oye directamente desde la casa de Guadalix.

Ahora entra Clara. Meri la recibe con mucho amor, pero ya verás cuando Meri vea los vídeos de Clara tonteando con Alain.

Meri tiene cara de haber ido al baño y haberse encontrado la tapa levantada y una anchoa agarrada a la loza. Ella es así: gastaría todo su dinero en ponerle alambre de espino a Alain.

Clara tiene que a-Clara-r que no ha pasado nada con Alain fuera de la casa. Le dice a Meri que la ha decepcionado. Y que ella hacía que se separara de Alain por los caretos malos que ponía cuando se acercaba al maromo francés.

Y es que Meri es como un radar de cosas que se acercan a Alain. Meri podría controlar el tráfico de submarinos nucleares de combate por el Mediterráneo si pones a Alain en medio en una barca.

“Sabes que estás en Gran Hermano, ¿verdad? Sabes que todo está grabado ¿Verdad?”, dice Clara antes de irse de la sala de reencuentros.

JJV le pregunta a Noelia quién quiere que se vaya. Como ella no es demasiado concisa, se lo pregunta de nuevo. Ella se hace la sueca. JJV la coge y le mete la cabeza en una bañera llena de agua e intenta ahogarla varias veces. Ella aguanta, por lo que le da garrote y le pone astillas de bambú bajo las uñas. Finalmente no saca nada en claro.

SALA DE EXPULSIÓN

Y Miguel a la calle. Se va a liar parda en plató.

Bueno, una pequeña victoria para los/las Adaristas.

Adara en plató sonríe. Dice que va a aprovechar para decirle cosas a Miguel. Venga, ¿nos apostamos algo a que dice “pesado” y “sinvergüenza”?

Vídeo. Meritxell ve cómo fue Bea and Company quienes les pusieron sal en sus vasos en una de las pruebas. En plató, Adara pone cara de estar viendo quién mató a Kennedy.

El caso es que para Meri aquello fue una ofensa. No hacer ni una sola prueba porque se pone mala cada vez que le toca no es malo.

“Me siento el alma en pena de Gran Hermano 17”, dice Meri, que se va a convertir en una leyenda en Guadalix. En las frías noches de dentro de 100 años se oirán los lamentos de Meri por Guadalix: “Alaaaaaaain, Aaaaaaaaaaaaalainnnnn”.

Ojo: en directo, Pol ha hablado unos 5 segundos. No ha dicho nada de interés. Suerte la próxima vez, Pol.

“Ni mi familia es rica ni mis padres son ricos, yo sé lo que es no tener agua caliente para no ducharse. Mi madre tenía que pagar con una tarjeta en grandes almacenes sin tener dinero. Hubo navidades en los que tenía de regalo unos calcetines y para mi eran como 27 teléfonos móviles. Yo era un niño mimado y un gilipollas y de repente te las ves putas y cambias”, confesó Rodri en un vídeo.

Ahora en directo, JJV le felicita el cumpleaños a Bea, que hace hoy 20 añitos y que dice que para celebrarlo “po” tendrá que “moderar este lenguaje” y a continuación lanza una carcajada que parece que se ha comido a Mozart.

CAMBIO DE POST. CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO

Bea y Meritxell, a codazos y puñetazos en Gran Hermano 17

Meri y Bea, en la jaula de Mad Max. Dos entran, una sale.

Meri y Bea, en la jaula de Mad Max. Dos entran, una sale.

A ver, que no fue como el soplamocos sonoro, certero e hipnótico del cara-anchoa, pero entre Meri y Bea hubo intercambio doloroso. Bien es cierto que me recordó a cuando yo me zurraba con mis hermanos y hermanas y/o con mis amigos.

Lo que pasó fue ésto:

Estaban Meri y Bea encerradas en la jaula de la prueba, cosa que por otra parte era lo más lógico que se ha podido hacer con las dos y se pusieron a comportarse como los monos de culo rojo del zoo, que son unos macarras que sólo les falta llevar navaja y riñonera.

Claro que a eso contribuyeron Miguel y Rodrigo, que se pusieron a picar a Meritxell desde fuera de la jaula como cuando sacan a King Kong al escenario en la peli y se encabrona y al final acaba subiéndose al Empire State porque quería ser tan alto como la luna, como la luna, para ver los soldados de Cataluña, de Cataluña.

El caso es que Meri reaccionó dando manotazos como si la estuvieran friendo en la silla eléctrica y se les hubiera olvidado ponerle las correas de las muñecas. Y Bea, que estaba al lado se llevó un codazo en la cabeza que eso no lo ves ni en una pelea de Fast and Furious.

Y Bea, amablemente, le dijo a Meri que le había hecho daño y que dejara de hacerlo. Pero como Miguel y Rodrigo seguían tocándole los ovarios que lo mismo les convalidan la carrera de medicina con especialidad en ginecología, Meri volvió a revolverse repartiendo con las manos como las aspas de una cortadora de césped.

Y Bea se llevó otro codazo en el coco. Y como gesto refejo, le dio a su vez a Meri en la cabeza, en lo que Meritxell definió como un puñetazo y que no llegó ni a capón.

No te voy a permitir que me des gratuitamente“, le gritó Meri, pero claro, gratuito no había sido, era un intercambio.

– Tengo codazo repetido, te lo cambio por un capón.

– Nole. Vale.

A todo ésto Rodri y Miguel pasando del asunto como si ellos no hubieran tenido nada que ver. ¿Sabéis lo de tirar la piedra y esconder la mano? Pues éstos habían tirado el puñetero Teide y luego habían metido sus manos en la caja fuerte de un banco.

Total, que luego entraron un poco en bucle:

Que tú me has dado dos veces. Que no te lo permito. Que tú me has dado dos veces. Que no te lo permito. Que tú me has dado dos veces. Que no te lo permito. Que tú me has dado dos veces. Que no te lo permito. Que tú me has dado dos veces. Que no te lo permito. Y así hasta el infinito. Y más allá no porque estaban en una jaula.

MERI: AGENTE BIOLÓGICO

A Meritxell se le ha ido la pinza y se ha alistado en el ejército de los doce monos y quiere purgar el planeta con un virus mortal.

Como la tiene cogida con Miguel y el excalvo decidió burlarse de que Meri tiene mocos, ella cogió todos sus pañuelos llenos de mocos verdes frescos, frescos y se los rebozó por la almohada a Miguel, para después metérselos en la funda de la almohada, con la intención de que se contagiara.

Hostias que miedo. Esto que lo vea todo el mundo no sea que pida trabajo en un laboratorio del ejército o algo. Que acaba con la vida en el planeta. Creo que lo de la Peste Bubónica fue culpa de un tataratataraabuelo de Meri.

¿Y de dónde sacó Meri todos esos pañuelos llenos de mocamen? ¿De la basura? ¡No!, de su propia cama, porque los tenía ahí almacenados. Ah, los pañuelos llenos de secreción nasal, qué cariño se les coge. ¿Qué desalmado sería capaz de deshacerse de ellos? No, los metes en tu camita contigo, para que se sientan seguros y no tengan pesadillas.

Pero Meri no ha parado de atacar a Miguel, que si yo fuera el señor que se pegaba pellejos de reno en la cabeza, escondía todos los cuchillos de la casa. Se supone que en broma, pero yendo a tocar los cojones como un urólogo con adicción al trabajo, le tiró dos vasos de agua a la cara. Nooo, no fue como cuando Indhira, porque no había suficiente mala leche.

Bombazo: Yo sí me creo el amor de Rodrigo por Bea en Gran Hermano 17, que ha sido cuestionado

Rodrigo y Bea, compartiendo paluegos de la merienda.

Rodrigo y Bea, compartiendo paluegos de la merienda.

¡Hola amores y amoras!

¿Cómo lo lleváis? Yo no lo sé, la verdad, porque con la niebla que hay he ido a mear y creo que he hecho pis con la pirindola de otro señor que estaba meando al lado. Así que no sé como lo llevo, espero que colgando.

Y una vez que he hablado de mis cosas, hablemos de Gran Hermano, que me consta que están los mercados bursátiles internacionales en un sin vivir a si se caen o suben o qué.

El caso es que este domingo el bueno de Alain, con esa pasión que siempre le pone él a todo, idéntica a la pasión que le pone un oso perezoso a cagar, dijo que él nunca le había dicho a Meritxell que le gustaba.

En primer lugar… ¿Qué cojones le ha pasado a Alain? Estaba más aburrido que de costumbre, por el amor de Dios. Si es que se camuflaba con las gradas. Me dicen mis contactos en Telecinco que estaba tan en plan mueble que antes de empezar la gala se le sentó encima una señora de Murcia pensando que era un taburete.

Alain se pone a jugar a eso de mirarse serio y no reírse con Darth Vader y acaba Darth Vader descojonado antes de que Alain haga siquiera una mueca.

Total, que en el plató del Debate, en el que sabían dónde estaba porque le pusieron un cascabel, le preguntaron que si no le gustaba Meritxell que por qué se había metido debajo de las sábanas tres veces con ella.

A ver, señores colaboradores, si los hombres sólo se enrollaran con la chica que les gusta de verdad y no con lo que pillen, la especie humana se habría extinguido y en la casa de Gran Hermano entrarían simios. Bueno, ésto ya ha pasado alguna vez.

Alain dijo que probó tres veces “porque estaba confundido“. A ver, Alain, que no lo sabes tú porque eres guiri, pero esa excusa ya estaba cogida por Dinio. En cualquier caso, se excusó diciendo que las tres veces “lo que pasó fueron diez minutos“.

Bueno, pues nada, eso dice mucho de Alain, que tampoco aclaró si fueron diez minutos entre los tres días o diez minutos cada día. Si pilláis cacho con este hombre ya sabéis que podéis hacer planes después a corto plazo.

“Entré con la ilusión de conocer a alguien, de enamorarme, de sentir atracción por alguien, de vivir algo grande…”, dijo el muchacho sobre su predisposición a pillar cacho. Pero Alain sólo sintió atracción por el mobiliario, como un lobo extraviado que encuentra su manada, sólo se enamoró del acabado y el tapizado del sofá y lo único grande que vivió fueron los gritos de Bárbara.

Y de ahí nos vamos a Rodrigo, otro sinsangre. En serio, Rodrigo podría pasear por una reunión de vampiros y no serían capaces ni de olerle. A Rodri le muerde un murciélago y la sangre pasa por vasos comunicantes del pobre bicho a Rodri. Este chaval es la única persona a la que cuando la operan no hace falta ponerle sangre porque no pierde nada. Es como operar a una barra de chóped.

Total, que muchos de vosotros habéis dudado del amor entre Chonija/Naranjita y Rodrigo/Pijoman. Que oye, lo mismo el hecho de que Rodrigo le haya dicho a Bea con dos cojones que no está enamorado de ella lo mismo un poquito os daba la razón, pero no.

Os cuento: Meritxell, que como no tiene a Alain para fagocitarlo se dedica a preguntar a los demás sobre el amor, le preguntó a Rodri qué fue lo que le enamoró de Bea. Y Rodrigo, que sabe romper corazones como un picapedrero un pedrusco, dijo “No estoy enamorado”.

Y ésto delante de Bea. Aquí podéis ver a cámara lenta a Bea (izda) en el momento exacto en el que se le rompió el corazón.

Naranjita intentó salvar la dignidad diciendo que ella tampoco estaba enamorada, que “podría estarlo” pero que “ahora no” lo estaba. Y una mierda como la pata de un bisonte. Le quieres más que Paquirrín a un tatuaje hortera. Tratar de ocultarlo es más inútil que regalarle un jamón a un vegano.

Pero ¿Sabéis qué?

Voy a ponerme tierno como una patata sobrecocida: Rodrigo sí quiere a Bea, y ella a él. Y da igual que lo oculten o les de vergüenza o miedo: están enamoraditos. Y eso se nota en cosas pequeñitas.

Tú ves a Adara adiestrando a Pol y apartándose de él cuando se pone cebollón y piensas que si ahí hay amor también quería Caín a Abel y que lo mató por su bien.

Pero Rodrigo mira a Bea con ternura. Y ella a él, después de una risa como de hiena respirando helio, también le mira con amor. Y así se tratan, por más que Rodrigo no quiera presentarle su gusanito del amor al berberecho cariñoso de Bea.

Sin ir más lejos, Rodrigo le pidió al Súper que consiguiera la receta del plato preferido de Bea, para poder hacérselo en su cumpleaños. Si vas a un sitio público a pedir que la yaya de tu chica te mande una receta “por whatsapp o por fax”, eso es amor.

“Si me dices cosas bonitas ponme la cara cerca para que te pueda dar un beso“, le dijo un día Rodri a Bea. A mí me dice eso y no le pongo la cara, se la pego a los morros con dos kilos de pegamento industrial.

¿Qué pensáis? ¿Hay amor o no lo hay? Podéis contestar a esta trascendental pregunta que cambiará el mundo aquí o en mi Twitter: @realityblogshow o Facebook: Gus Superviviente Hernández. Por supuesto compartiendo el post, faltaría más… ejem. Esto último si os sale de dentro. 

Una gala centrada en el acoso y derribo a un concursante de Gran Hermano 17: el caso de Alain y Meritxell

Si coges a doscientas plañideras profesionales y les echas limón en los ojos te salen menos lloros que en la gala de anoche de Gran Hermano 17. Ahí lloró hasta un señor de Cuenca que ni estaba en el plató, ni veía la gala ni nada. Un señor que estaba en un bar cerca tomando café y de repente le pilló la onda lloronsiva y se puso triste.

Fue la gala en la que los concursantes abrieron los regalos de los familiares, que son una panda de cabrones con mala leche, porque anda que les regalan una corbata o una colonia como hacemos todos, no, les regalaban cosas para hacerles llorar. Y no me refiero a gas lacrimógeno, sino a recuerdos emotivos y cosas de esas de mierda.

Pero, ya lo sabéis, adoro ir en orden, así soy yo, que cuando juego al bingo saco las bolas siempre en orden del uno en adelante. No pilla bingo ni Dios, pero a mí me tranquiliza mucho.

Ah, antes de seguir… ¿Sabíais que compartir un post es gratis? Ahí lo dejo caer.

Lo primero que vimos fue a JJV preguntando a Adara quién quería que saliera y dijo la muchacha que Miguel, porque “no sólo me ha vacilado a mí, también a toda la audiencia con el tema del pelo“. Más adelante la amiga de Miguel aclararía este punto.

“Pol, ¿en Barcelona qué se celebra en Navidad?”, preguntó JJV y dijo Pol: “El Caganer”. Tócate los cojones. Este tío es de Barcelona pero sabe de tradiciones catalanas lo que yo de cómo oficiar una boda suajili.

JJV preguntó además dónde van a pasar las navidades los cuchufletos. “Vamos a pasarlas juntos, pero aún no sabemos dónde“, dijo Adara. ¿Qué os apostáis a que es en casa de Adara?

Los calzoncillos de Pol se expanden más rápido que el universo. Estuvo el Big Bang que creó las galaxias y los planetas y el Big Calzón que creó a Pol. Ninguno de los miembros de una pareja, esté conformada por quién lo esté, debería llevar a otro con correa. El día menos pensado Adara le dice a Pol que le de la patita y le premia con un trozo de salchicha.

Los protas indiscutibles de la noche fueron Meritxell y Alain. Madre del amor hermoso qué coñazo. Santa Virgen del Tostón, qué pesadez.

Vídeo: Meri diciendo que le podían dejar a ella y a Alain viviendo una semana solos en Guadalix. Sí, hacen eso y una mañana se encuentran a Alain con los cordones de los zapatos al cuello y colgando de la alcachofa de la ducha. Habría una nota para el juez: “cuando me entierren, asegúrense al cerrar la tapa del ataúd de que Meri no está dentro“.

Meritxell es como una puñetera lapa. Peor, porque las lapas por lo menos no hablan. Meri se agarra a Alain y se funde con él a nivel molecular. Por el amor de Dios, hay más ADN de Alain en Meri que en el propio Alain. Aquí vemos a Meri separándose de Alain un día cualquiera:

Situación: Ella se pone a saltar encima de la cama de Alain con unos calzoncillos de él, demasiado grandes para ella. Alain le ve todo el bivalvo saltarín y se lo dice. Ella le pega por ser un guarro y le acusa de llamarla fresca.

Alain está tan interesado por Meri que le ve todo el Bugs Bunny y lo único que le dice es que no se preocupe, que están en familia. Y se pone el antifaz para dormir. Alain está loco por ti, Meri. Sueña contigo. Pero no son sueños bonitos de pasear los dos dando saltitos y de la mano por un prado florido. Son sueños de los de un zombi te persigue y te quiere comer la sesera. Bueno, o lo que no es la sesera.

“Estoy harta de que se haga el pobrecito como si le estuviera agobiando“, dijo ella en un vídeo. Sí, joder, Alain, qué cabrón Alain, fingiendo que Meri se le pega como un pedo mochilero. Alain va a tener que quitarse a Meri con láser como los tatuajes.

“Alain ha cometido un error, no sentarse y decirle hasta aquí hemos llegado. No ha sido suficientemente duro”, dijo JJV. Joder, que no se ha sentado. Lleva todo GH diciéndole a Meri que no quiere nada con ella, incluido un “TÚ NO ME GUSTAS Y PUNTO” que le dijo en el jardín en una ocasión. Sólo le ha faltado espantarla pegando en el suelo con un periódico enrollado y gritar “ALAIN CACA, CACA, NO SE TOCA”.

Dijo JJV que cuando salgan él piensa que van a ser pareja. Antes se enrolla Rajoy con Pablo Iglesias y adoptan a Artur Mas. Porque no puede, si no, Alain se va a una farmacia a preguntar por repelentes de meritxitos.

Meri se ha quedado con el lenguaje de Adara: “Sinvergüenza” es su nueva palabra preferida. Joder. Con lo incómoda que es de escribir.

Inciso: Vimos un vídeo de Miguel bailando solo. Era como ver a un bicho palo electrocutándose. Si pones a bailar a Frankenstein cada parte cosida por su lado, resulta más armónico.

Otro inciso: JJV recuerdó en directo los Miguelitos de la Roda y dijo que están buenísimos. JJV: en eso coincidimos. Quedemos, comamos miguelitos hasta reventar y riámonos del mundo. ¿Habéis probado los rellenos de chocolate? Quiero que cuando palme me entierren dentro de uno.

Vídeo de  broncón entre Meritxell y Miguel. Bueno, fue más bien Miguel diciendo cosas tranquilamente y Meri (celosa) chillando. Pero claro, cuando estás cabreado con alguien y le gritas si ese alguien te habla con calma te jode el doble.

Es verdad que Meri se intentó ir y Miguel fue detrás hablándole, con lo que la discusión se prolongó más de lo debido. “Me da pena que un maletín haga tanto daño a la sociedad”, dijo Miguel en el confe. (Este vídeo lo vimos en la gala como diez veces).

Sí, amigos y amigas, los maletines son la causa de todos los males. Si queremos una sociedad más justa debemos destruir todos los maletines del mundo. Los documentos los tendremos que llevar en bolsas del Mercadona. Los ejecutivos VIP usarán bolsas de El Corte Inglés.

Vídeo de la prueba. Meritxell salía diciendo que estaba mala y que no podía hacer la prueba. Se puso el termómetro y le dio 36,4. Ja ja ja ja. No se puede estar más sana, joder. Eso sí, de encontrarse mal y del dolor tremendo de su enfermedad  pasó a ponerse tranquilamente a maquillarse en un minuto. Sí, amigos, es lo que haces cuando estás mala: maquillarte.

Ni caldo de pollo, ni cama, ni hostias: base y colorete. Qué gilipollas Alexander Fleming dando por saco con la penicilina, cuando se puede curar todo con un poco de rímel y sombra de ojos.

Y ante un vídeo de las quejas de Rodri porque Meri y Bea son más vagas que pedirle a otro que haga pis por ti, dijo JJV “que se queje Rodri todo el día tumbado en la cama…”. Una cosa es que estés tumbado en tu tiempo libre y otra que no des el callo en las pruebas. Y Meri y Bea no es que no den el callo, es que tienen limadas las durezas.

Tercer inciso. Bea tiene que aprender una cosa: si la cagas tienes que pedir perdón primero, y aprender para no volver a hacerlo después. “Yo no me río si veo a alguien que está jodido y menos si le quiero”, dijo Rodri y tiene razón. Bea es una orgullosa. A su lado Cristiano Ronaldo es un tío humilde que no le gusta destacar sus méritos.

“A Alain, por mucho que no fuera mi prototipo, me lo habría comido antes que ella“, dijo Rebeca en el plató, porque Meri dijo en la casa que con Alain se habría comido un colin.

Joder, pues si Rebeca se come un colin con Alain, Meritxell se está comiendo un pan de hogaza de un kilo. Y es que Meri en cuanto entró Rebeca se puso celosa. Aquí tengo unas imágenes inéditas de cómo Meri trató a Rebeca cuando vio que ésta intentaba meterle ficha a Alain:

“Queda tan cateto saludar”, dijo JJV a dos del público que estaban diciendo hola con la manita cuando les sacaba la cámara. Sólo les faltó interrumpir preguntar que cuándo sale.

Y el expulsado fue… ¡¡ALAIN!!

Vaya por Dios. Alain se carga la semana pasada a Adara y esta semana se va él entre cinco. Mi no entender.

Total, que Meritxell le hizo una llave de judo y se le agarró que no la separaban ni los bomberos con una sierra para metal. Eso sí, Alain antes de irse tuvo que abrir su regalo. Eran fotos de su familia. En el fondo de la caja había un papel, pero los dedos como morcillas de Alain no le dejaban cojerlo. Es lo que tienen las pesas, que te dejan las manos que parece que te ha picado una abeja en cada dedo.

“Lleva Meri llorando toda la semana porque es su amor y ahora se va Alain y se queda así” (tal cual), dijo Clara ahora en plató. Adara da la réplica: “Es que Meri está en shock”. Ja ja ja ja, y una mierda, como dice Fer, lo que está es aliviada porque pensaba que se iba ella.

La semana pasada Adara, hoy Alain… Meritxell ¿cómo estás?“, dijo JJV para meter el dedo en la llaga. Así, sin buscar joder ni nada.

– Se ha muerto tu padre violado por un rinoceronte africano que antes pisoteó a tu madre, ¿cómo estás?

He aquí una metáfora de la pregunta de JJV a Meri:

“La semana pasada se salvó con un montón de apoyo, porque para que se fuera Adara… yo pensaba que era de los tres que se quedaban en el club“, dijo Meri, que no se creía que se hubiera ido Alain. “A lo mejor en lugar de salvarlo a él echaron a su rival”, explicó JJV.

“No me encuentro bien”, replicó Meri, que se pasa la vida no encontrándose bien. En su regalo tenían que haberle puesto un GPS con su localización memorizada para que pueda encontrarse bien.

A la parejita Chonija-Pijoasecas les pusieron un vídeo de Bea jodiendo a Rodrigo de mil formas diferentes. Ella veía en el vídeo a su chico cabreado y ¿qué hacía? Reírse. Afortunadamente Rodrigo también se reía.  Bueno, reirse… estaba enseñando los dientes. Parecía un anuncio de colgate.

“Joder que masa pan me sale últimamente”, dijo Bea al verse. Sí, que se ha puesto jamona en la casa. Cosa, por cierto, que no tiene por qué ser malo, que un poco de chicha buena nunca viene mal. Y no os digo más, que sois menores y no se os puede hablar de cochinadas.

“Yo me he dado cuenta y viéndome ahí lo aluciflipo, pero es que cuando me cabreo trato a la gente como si no la quisiera y es un problema gordo que tengo que cambiar… se me va la piña, me hace contacto, chocan las dos neuronas y estalla”, explicó Bea. Es lo normal que responderías en una entrevista de trabajo para currar en una armería si te preguntaran por tu carácter.

“Yo soy muy activa de esas… muy fogosa, necesito descargar” dijo Bea en un vídeo, refiriéndose a que se metía a Rodrigo hasta el corvejón. Él respondió: “yo también”. Lo dijo con una pasión que si lo hace con el mismo interés en una película porno la califican para todos los públicos.

Meri es muuuuy pava. En un momento dado estaba Bea mirando a Rodrigo con cara de cogerlo y hacerle comer marisco fresco hasta que Rodrigo acabara lleno de anisakis y va Meri y dice: “Qué cara de enamorada”. Sí, era una mirada de amor. De amor del que te exprime los kiwis hasta que acaban como dos ciruelas pasas.

Ya en directo Rodri abrió su regalo. Eran un álbum y una carta que el propio Rodrigo le hizo a su madre el día de la ídem. Rodrigo lloraba como si le hubieran atacado con un spray de pimienta.

Y al final del álbum había una carta de su padre. Rodri la leyó mientras sus ojos echaban lágrimas como una boca de incendios rota. Era una misiva tan alegre y pizpireta como el propio Rodri. Decía cosas de que su padre estaba orgulloso como si en lugar de haber entrado en Gran Hermano Rodrigo hubiera escalado el Everest sin oxígeno y descalzo.

Nos veremos con los 300.000 euros“, le decía el padre. Qué jodío.

Turno de Bea. Su regalo era un álbum de color rosa con una naranja en la portada. Elegante como lamer el fondo del plato en una cena con la reina Isabel II. Había fotos. “Es tu madre, ¿no?”, dijo Rodri, “parece tu hermana”, añadió. Ahí, ahí Rodrigo, ganándose a la suegra desde ya.

ALAIN ENTRÓ EN PLATÓ

Ja ja ja ja ja, le abrazaron y besaron todos. TODOS. Pero cuando llegó el turno de Adara él no la vio y pasó de su cara. Adara se quedó con cara de Chenoa siendo cobreada. Pero JJV le hizo ver a Alain que estaba allí y Adara perdió la oportunidad de hacerse la despreciada. He aquí el momento. No, no es un GIF de mierda:

Alain, Adara y una cobra que se podría comer un elefante.

Alain, Adara y una cobra que se podría comer un elefante.

Y vimos el primer vídeo de Alain, en el que salía Miguel diciendo que había tenido un sueño en el que se lo trincaba. “No veo yo a Alain recibiendo”, dijo Rodrigo. Pues mejor así, porque si lo hacen al revés Alain coge a Miguel y lo desmonta. Le pega un empujón que le condensa las vértebras a Miguel. Se las deja en plan acordeón.

En el sueño, Alain estaba en la postura del mejillón. Una cosa que hemos aprendido: te agarras los pies y levantas las piernas hacia arriba. Eso deja el asterisco pidiendo guerra, claro.

En esta otra imagen Alain y Adara… perdón, no sé qué estaba diciendo, algo ha distraído mi atención.

Y al fondo, las montañas imponían su tamaño.

Y al fondo, las montañas imponían su tamaño.

En fin, seguimos con Meri y Miguel. Les pusieron en directo el vídeo del sueño erótico de Miguel sobre Alain, para que lo vieran juntos. Ambos miraban los vídeos como el que ve un anuncio de cebollas en una revista. En el vídeo Meri dijo “vas de bueno y la clavas por la espalda”. No, la clava en postura de mejillón.

Miguel responió, ya en directo, diciéndole a Meri que es “la viuda de España”. Miguel destacó que Meri se hace amiguita de muchos pero que luego no ve lloros. “Se fue Adara y a los cinco minutos estaba bailando y cantando en la cocina”, dijo Miguelito mejillonbreaker.

“Y ahora con la expulsión de Alain ya veo lo mal que estás“, añadió Miguel. Meri respondió llamándole “sinvergüenza”. JA JA JA La palabra que vale para todo.

En la casa, Meri siguió gritando e imitando a Miguel cuando le tocó los pezones a Alain tocándoselos ella a Bea. Bea se reía del sobo mamario. Meri es la primera que le toca las tetas a Bea en esa casa. Eso no dice mucho de Rodri.

Y PREGUNTAS SOBRE LA NO-CALVICIE DE MIGUEL

“En gran hermano tampoco te crece el pelo porque sí, a lo mejor traía el pelo de casa“, insinuó JJV, pero la amiga de Miguel en plató dijo que lo que pasa es “que se maquilla las entradas“. “Él ha dicho ‘yo no soy calvo’, si no tengo entradas y poco pelo”, añadió la amiga.

Uoooo, hemos descubierto el secreto de la calvicie perdida. Eso sí, el porqué de que Miguel se pegara en la cabeza al primo moreno del flequillo de Donald Trump aún es un misterio.

JJV defendió a quienes llamaron mueble a Alain porque “describiendo una actuación suya en la casa“. Bueno, es verdad que Alain parecía un anuncio del IKEA las primeras semanas. En los centros de entrenamiento ninja estudian los vídeos de GH para ver cómo Alain conseguía ser invisible.

JJV dijo en plató que sigue mucho al blog del Gato Encerrado. ¿Y A MÍ QUÉ, EH? ¡A MI QUÉ! Bueeeno, sé que me lees JJV, picarón. Si en la próxima gala vas vestido de oscuro con camisa blanca sabré que es una señal de que estás enganchado a mi blog.

JJV le preguntó que qué pasó con Meri debajo de las sábanas. “Besos y caricias”, dijo Alain y como JJV le pidió que fuera más concreto, Alain añadió que “caricias, que es mejor tener respeto y no preguntar por ciertas cosas” y que “cuando venga al plató que te lo cuente ella”.

Vídeo de Meri lapeando a Alain. Él dijo que era como su botella de oxígeno porque siempre la tenía pegada a la espalda. Ella se lo tomó como si fuera un piropo.

Viendo este vídeo opino que Alain se merece ser canonizado y tener el premio Nobel de la Paz, el de la Concordia y hasta el de Física por su estudio del aguante y tensiones de la paciencia humana.

OJO. JJV descubrió en directo que Alain se pone rímel en las pestañas de abajo. Cágate. ¿Este chaval se piensa que está en una peli de cine mudo en blanco y negro que se tiene que maquillar los ojos?

Y otro vídeo de las chicas de la casa chorreando al ver a Alain. Ahora, os digo que es sólo les por el acento francés, que les pone. Por nada más. Que si yo tuviera acento me pasaba lo mismo. Éste soy yo un día cualquiera cuando pongo acento francés:

Y hala, que Alain se despidió de la casa. A Meri le dijo que la quiere mucho, que quiere que siga en la casa y que espera que gane. Y que no discutiera más con nadie, que tuviera autocontrol. “Espero que me eches muchísimo de menos”, le respondió Meri. De más, Meri, te va a echar de más.

Y los finalistas de Gran Hermano 17 son…

Seguimos con Meri y Miguel. Les ponen el vídeo del sueño erótico y sus confes en directo, para que lo vean juntos.

Ambos miran los vídeos como el que ve un anuncio de cebollas en una revista. En el vídeo Meri dice “vas de bueno y la clavas por la espalda”. No, la clava en postura de mejillón.

“Yo no había pensando en ningún momento en el maletín, pero ya veo que tú sí, Miguel”, dice en directo Meri. “Me acusa, me dice mil cosas, hace mil cosas delante mío y si digo algo me hago la víctima”, añade.

Se está viniendo arriba y dice que le parece todo “muy feo”.

Miguel responde diciéndole a Meri que es “la viuda de España”. Ahora, Miguel destaca que Meri se hace amiguita de muchos pero que luego no ve lloros. “Se fue Adara y a los cinco minutos estaba bailando y cantando en la cocina”, dice Miguelito mejillonbreaker.

“Y ahora con la expulsión de Alain ya veo lo mal que estás”, añade Miguel. Meri responde llamándole “sinvergüenza”. JA JA JA

La palabra que vale para todo.

En plató Alain dice que no entiende por qué le molesta y le afecta tanto a Meri que él baile o se ría con Miguel.

En la casa, Meri sigue gritando e imita a Miguel cuando le tocó los pezones a Alain tocándoselos ella a Bea. Bea se ríe. Meri es la primera que le toca las tetas a Bea en esa casa. Eso no dice mucho de Rodri.

Miguel abre su regalo. Ojo que promete ser lacrimógeno por los vídeos que hemos visto de la infancia dura y sin regalos de Miguel. En su caja hay un ciempiés de peluche. Sí, es lacrimógeno. Miguel llora. En plató, Clara llora. La amiga de Miguel llora. Meri mira de medio lado y tose.

“En gran hermano tampoco te crece el pelo porque sí, a lo mejor traía el pelo de casa”, dice JJV, porque la amiga en plató dice que es “que se maquilla las entradas”.

“Él ha dicho yo no soy calvo, tengo entradas y poco pelo”, añade la amiga. Uoooo, hemos descubierto el secreto de la calvicie perdida.

Joder, JJV se pone ahora a contar la peli de Julie Andrews porque le recuerda al gesto de quitarse el peluquín de Miguel. ¿Esto que es, una convención de abuelos cebolleta o que?

Vídeos de Alain. Sale Bárbara chillándole como una histérica e insultándole como una posesa y luego marchándose al confe a llorar. Y una encerrona que le hicieron ella y Adara en la habitación en el que le pusieron a parir trillizos.

Adara dice un montón de chorradas victimarias y luego parpadea como si fuera Belén Esteban y Alain se descojona. “Yo perdí ocho kilos porque no había comida y ellas se levantaban por la noche y robaban”, dice Alain.

JJV defiende a las Adarinas diciendo que nunca le llamaron “mueble”, no, claro, sólo le llamaron zapato, que no valía para nada…

JJV dice que estaban “describiendo una actuación suya en la casa”. Bueno, es verdad que Alain parecía un anuncio del IKEA las primeras semanas. En los centros de entrenamiento ninja estudian los vídeos de GH para ver cómo Alain conseguía ser invisible.

Vídeo de Meri con el ratón que se metió en el amacén. Era la versión 2016 de Fresita con la vaca. “Yo pensaba que me atacaba, pensé que venía a por mí. Era una rata, tenía una cola larguísima. Eso ataca”, dijo Meri, que no es nada exagerada.

Eso no era un ratoncito de campo, no, era una hiena africana con la rabia.

Meri abre su regalo. Es un marco en el que sale con su amiga. Por detrás hay una carta. En el plató su amiga llora. Meri no. Meri sólo llora cuando tiene que hacer una prueba o algo que implique esfuerzo.

En el vídeo de casting de Meri dice: “En mi grupo de amigas me consideran Meri la pibón”, “no me gusta hacer las tareas de la casa” y “soy muy insultona”. Literal. Es verdad que por lo menos fue sincera.

JJV dice en plató que sigue mucho al blog del Gato encerrado. ¿Y A MÍ QUÉ, EH? ¡A MI QUE! Buah, paso.

Y vídeo de Meri acosando a Alain. Y a Alain diciéndole que no. NO. NO y NO.

Y vídeo de Meri diciendo que se habían “liado” y cuando el le dijo que era un error. “Tú eres consciente de que algo de gracia me haces”. Y vídeo de la segunda pajilla.

Y nueva conversación de él diciéndole que no quiere nada. “Tú a mi no me gustas y punto”, le dijo Alain a la mañana siguiente. Joder, más claro que eso es cagarse en su almohada.

NOTA: Meri llora ahora en la casa. Que no se diga que no lo cuento tó.

JJV le pregunta que qué pasó debajo de las sábanas. “Besos y caricias”, dice Alain y como JJV le dice que sea más concreto, Alain dice que “caricias, que es mejor tener respeto y no pregutar por ciertas cosas” y que “cuando venga al plató que te lo cuente ella”.

JA JA JA JA JA

JJV ha soltado una disertación sobre el asunto Alain-Meritxell y cuando acaba Alain le dice que no ha entendido nada. Esto es como un polideluxe.

Vídeo de Meri lapeando a Alain. Él dijo que era como su botella de oxígeno porque siempre la tenía pegada a la espalda. Ella se lo tomó como si fuera un piropo.

Viendo este vídeo opino que Alain se merece ser canonizado y tener el premio Nobel de la Paz, el de la Concordia y hasta el de Física por su estudio del aguante y tensiones de la paciencia humana.

OJO. JJV acaba de descubrir en directo que Alain se pone rímel en las pestañas de abajo. Cágate.

El vídeo de presentación de Bea es como Paco León imitando a Ylenia mezclada con Arantxa de Gandía Shore. JA JA JA Rodrigo la mira y dice “no pareces choni”.

“Entonces a ti quién te pone cachondo”, le dice JJV y Alain dice… “bueno, Clara…”. Uy, uy, a mi Clara que no me la toque.

Vídeo de las chicas de la casa chorreando al ver a Alain. Ahora, os digo que es sólo por el acento, que les pone. Por nada más. Que si yo tuviera acento me pasaba lo mismo.

Vídeo de cásting de Miguel. Qué pelazo tenía.

Alain se despide de la casa. A Meri le dice que la quiere mucho, que quiere que siga en la casa y que espera que gane. Y que no discuta más con nadie, que tenga autocontrol. “Espero que me eches muchísimo de menos”, le dice Meri, que dice que le va a echar de menos.

Y se acabó lo que se daba. Mañana, como siempre, resumencito de la gala y vídeo. ¡Sus quiero!

Y el expulsado que se queda fuera de la final de Gran Hermano es… ¡¡ALAIN!!

Vamos a ver quién se va.

“A Alain, por mucho que no fuera mi prototipo, me lo habría comido antes que ella”, dice Rebeca ahora en el plató, porque Meri dijo en la casa que con Alain se habría comido un colin.

Joder, pues si Rebeca se come un colin con Alain, Meritxell se está comiendo un pan de hogaza de un kilo.

“Queda tan cateto saludar”, le dice ahora JJV a dos del público que están diciendo hola con la manita cuando les saca la cámara. Sólo les ha faltado preguntar que cuándo sale.

Y el expulsado es… ¡¡ALAIN!!

Vaya por Dios. Alain se carga la semana pasada a Adara y esta semana se va entre cinco.

Total, que Meritxell le hace una llave de judo y se le agarra que no la separan ni los bomberos con una sierra para metal. “No quiero que te vayas Alain”, dice Meri. No hace falta que lo jure.

Eso sí, Alain antes de irse tiene que abrir su regalo. El francés está como desorientado, mira a todos lados como si se acabara de despertar en The Walking Dead. “No entiendo nada”, dice. Yo creo que pensaba que iba a ganar.

Total, que abre su regalo. Son fotos de su familia. En el fondo de la caja hay un papel, pero los dedos como morcillas de Alain no le dejan cojerlo. Es lo que tienen las pesas, que te dejan las manos que parece que te ha picado una abeja en cada dedo.

“Lleva Meri llorando toda la semana porque es su amor y ahora se va Alain y se queda así” (tal cual), dice Clara ahora en plató.

Adara da la réplica: “Es que Meri está en shock”. Ja ja ja ja, y una mierda, como dice Fer, lo que está es aliviada porque pensaba que se iba ella.

“La semana pasada Adara, hoy Alain… Meritxell ¿cómo estás?”, dice JJV para meter el dedo en la llaga.

– Se ha muerto tu padre violado por un rinoceronte africano que antes pisoteó a tu madre, ¿qué tal?

Así

“La semana pasada se salvó con un montón de apoyo, porque para que se fuera Adara… yo pensaba que era de los tres que se quedaban en el club”, dice Meri, que no se creía que se hubiera ido Alain.

“A lo mejor en lugar de salvarlo a él echaron a su rival”, explica JJV.

“No me encuentro bien”, dice Meri, que se pasa la vida no encontrándose. Espero que en su regalo de Reyes haya un GPS con su localización memorizada para que pueda encontrarse bien.

VÍDEO: Bea jodiendo a Rodrigo de mil formas diferentes. Ve a su chico cabreado y ¿qué hace? Reirse. Afortunadamente Rodrigo también se ríe.  Bueno, se ríe… está enseñando los dientes. Parece un anuncio de colgate.

“Perdón”, le dice ahora Bea cuando ve un vídeo a Rodri en el confe más jodido que una muñeca hinchable en una despedida de soltero.

“Joder que masa pan me sale últimamente”, dice Bea, que sí, que se ha puesto jamona en la casa. Cosa, por cierto, que no tiene por qué ser malo, que un poco de chicha buena nunca viene mal. Y no os digo más, que sois menores y no se os puede hablar de cochinadas.

“Yo me he dado cuenta y viéndome ahí lo aluciflipo, pero es que cuando me cabreo trato a la gente como si no la quisiera y es un problema gordo que tengo que cambiar… se me va la piña, me hace contacto, chocan las dos neuronas y estalla”, dice ahora Bea.

“Yo soy muy activa de esas… muy fogosa, necesito descargar”, dice Bea en un vídeo, refiriéndose a que se metía a Rodrigo hasta el corvejón. Él dice: “yo también”, responde Rodri. Lo dice con una pasión que si lo hace en una película porno la califican para todos los públicos.

Meri es muuuuy pava. En un momento dado estaba Bea mirando a Rodrigo con cara de cogerlo y hacerle comer marisco fresco hasta que Rodrigo acabara lleno de anisakis. Y va Meri y dice: “Qué cara de enamorada”. Sí, era una mirada de amor.

Vamos al directo. Rodri abre su regalo. Un álbum y una carta que el propio Rodrigo le hizo a su madre el día de la ídem. Rodrigo llora como si le hubieran atacado con un spray de pimienta.

Y al final del album hay algo que Rodri ve y dice “hostias” y ya se pone a llorar en plan aspersor regando el césped. Es una carta de su padre. Rodri la lee. Es tan alegre y pizpireta como el propio Rodri. Le dice cosas como si en lugar de haber entrado en Gran Hermano Rodrigo hubiera escalado el Everest sin oxígeno y descalzo.

“Nos veremos con los 300.000 euros”, le dice el padre. Qué jodío.

Turno de Bea. Es un álbum de color rosa con una naranja en la portada. Hay fotos. “Es tu madre, ¿no?”, dice Rodri, “parece tu hermana”, añade. Ahí, ahí Rodrigo, ganándose a la suegra desde ya.

ALAIN ENTRA EN PLATÓ

Ja ja ja ja ja, le abrazan y besan todos. TODOS. Pero cuando llega el turno de Adara él no la ve y pasa de su cara. Adara se ha quedado con cara de Chenoa siendo cobreada. Pero JJV le hace ver a Alain que está ahí y Adara pierde la oportunidad de hacerse la despreciada.

Primer vídeo de Alain viendo a Miguel diciendo que había tenido un sueño en el que se lo trincaba. “No veo yo a Alain recibiendo”, dijo Rodrigo. Pues mejor así, porque Alain coge a Miguel y lo desmonta. Le pega un empujón que condensa las vértebras a Miguel. Se las deja en plan acordeón.

En el sueño, Alain estaba en la postura del mejillón. Una cosa que hemos aprendido: te agarras los pies y levantas las piernas hacia arriba. Eso deja el asterisco pidiendo guerra, claro.

Pero claro, la historia del sueño llegó hasta Meritxell, “¿Hola, perdona?”, dijo Meri, “el otro día ya tuve que ver que le hacía un striptease, ¿ahora tengo que aguantar que Miguel le haga bromas a Alain?”, dijo la muchacha.

“Encima me tengo que callar porque Alain no es nada mío”, dijo. EXACTAMENTE, MUCHACHA. Y lloró.

CAMBIAMOS DE POST. CAMBIOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO