BLOGS
Goldman Sachs is not an after shave Goldman Sachs is not an after shave

Tampoco Breton Woods es una marca de Whisky. Porque el periodismo internacional no es solo cosa de hombres, ocho mujeres ofrecen un punto de vista diferente sobre lo que pasa en el mundo.

VUELO MH17: SANCIONES Y MÁS SANCIONES

12124_10204370863050686_1359147856539443888_nEuropa condena y sanciona pero no termina de actuar. Tras el derribo del Boeing 777 de Malaysia Airlines el pasado 17 de julio en el que fallecieron 298 personas, entre pasajeros y tripulación, la UE se ha empeñado en meter presión a Putin, conjuntamente con EEUU, ejecutando una serie de acciones que ya están empezando a surtir efecto en el acceso a los mercados de capital, la defensa, los productos de doble uso y las tecnologías sensibles, incluso en el sector energético.

Pese a que los líderes de los Veintiocho están en su mayoría de vacaciones y revisarán el paquete comercial con Rusia dentro de tres meses una vez calibren su impacto real, el presidente ruso sigue en Moscú intentando mitigar los efectos de dichas medidas. No obstante, pese a las sanciones, Europa sigue teniendo cierto temor a que este conflicto vaya más allá y Putin cierre la llave del gas, de la que dependen casi al 100% varios países del Este, y supone el 30% de las necesidades de Alemania. Ahí está el miedo.

Las medidas del Consejo Europeo fueron aprobadas finalmente el 28 de julio y están consideradas como las medidas más duras adoptadas contra Rusia desde el fin de la Guerra Fría, pero aun así Putin parece que sigue como pez en el agua con esta situación.

Pruebas en contra de Rusia

La alta representante de asuntos exteriores en Europa Catherine Ashton insinuó que Rusia era culpable del derribo del avión y el gobierno de Obama detalló la evidencia de que hubo complicidad rusa. El Washington Post publicó imágenes de satélites y otra información de inteligencia que muestra como Moscú había entrenado y equipado a los rebeldes en Ucrania responsables del ataque. Asimismo, se publicaron otras imágenes que demostrarían que hubo movimiento de un lanzador de misiles tierra-aire y la evidencia de una acumulación de actividad militar de Rusia a través de la frontera.

Algunas compañías occidentales empiezan a verse afectadas por el impacto de las sanciones, lo que podría lastrar el crecimiento de Europa y EEUU

Según explica el Financial Times, la imposición de estas sanciones a Rusia está provocando también que las acciones de ciertas compañías occidentales estén bajando. Es el caso de la norteamericana Adidas, el segundo mayor fabricante de ropa deportiva del mundo, que sufrió un descenso del 5% de sus activos después de que la compañía emitiera una advertencia de ganancias y afirmó que acelerará el cierre de tiendas en Rusia debido a que se verá afectado el consumo en la región.

Asimismo, la alemana Volkswagen, que es la automotriz más grande de Europa por ventas, reportó un descenso de 8% en las ventas en Rusia en el primer semestre del año, en comparación con el mismo período de 2013. Por otra parte, en la City de Londres, los banqueros advirtieron que las compañías rusas no cotizarán en la Bolsa de Valores de Londres hasta que bajen las tensiones.

La gravedad de la catástrofe ha puesto a este conflicto regional –un tanto olvidado en las últimas semanas– en el primer plano de la atención mundial y parece que a Occidente le siguen creciendo los enanos mientras Europa no termina de definir bien una postura que le lleve a la acción, más allá de establecer sanciones y emitir comunicados instando al primer ministro ruso a que deje de facilitar armas a los separatistas.

Por ello, uno de los peores accidentes aéreos de los últimos 15 años en Europa, se está convirtiendo en otro dolor de cabeza para una Unión Europea que no termina de enfrentarse a una Rusia que cada vez se siente más cómoda con tanto ajetreo

MARIA GOBERN

@mariagobern

maria.gobern@gmail.com

Los comentarios están cerrados.