BLOGS
Fuentesycharcos

“Mark Twain tendría hoy un blog, pero jamás habría escrito gratis”. Robert Hirst, estudioso de Mark Twain

Archivo de la categoría ‘Charcos’

¿Periodismo independiente?

Captura de pantalla 2015-02-23 a la(s) 21.14.00

Información reciente de El País sobre HSBC.

El periodista Peter Oborne dimitió como corresponsal político del Daily Telegraph por no estar de acuerdo con el trato de favor que ha recibido el banco HSBC en la información que ha dado (o, mejor dicho, que no ha dado) el diario sobre la lista Falciani.

Es absurdo repetir las noticias de los demás“, dice acertadamente Jeff Jarvis. Así que les recomiendo la lectura de “Peter Oborne y la muerte del periodismo (tradicional)”, de Íñigo Sáenz de Ugarte (@guerraeterna) quien explicó muy bien lo de Oborne hace unos días.

En la actual situación de los medios españoles que un periodista renuncie a su empleo como Oborne es casi una heroicidad porque la alternativa a un puesto de trabajo puede ser el paro o, como mucho, el autoempleo.

En El País, un diario que tiene entre los accionistas más importantes de su grupo a HSBC — un 9,6% de los derechos de voto, casi lo mismo que la  suma de Caixabank (4,9%) y Santander (4,6%)— , no han demostrado mucho interés por contar las cuitas del banco. Eso sí, no le ha faltado espacio a la versión del HSBC.

Desde hace semanas circula el runrún de que la vicepresidenta del Gobierno pidió la cabeza de Carlos E. Cué, el periodista que se ocupa de la información del PP en El País. Después de Semana Santa, Cué dejará Madrid para pasar a ser el corresponsal en Buenos Aires del periódico de Miguel Yuste. Francisco Peregil, el actual corresponsal en Argentina, se trasladará a la corresponsalía en Marruecos y Javier Casqueiro, que fue desterrado a Rabat después de ser jefe de Nacional con Javier Moreno, volverá a Madrid para ocuparse del PP y los consejos de ministros. Todo un juego de sillas que les ha costado lo suyo completar a Antonio Caño y su equipo tras semanas de un silencio que se interpretó en la redacción como indecisión.

El problema, aunque no sea un asunto baladí, no es solo que un periódico como El País, que ha sido la referencia en español, quiera complacer al Gobierno actual. Lo grave es que estamos asistiendo, como bien explica Sáenz de Ugarte hablando de las injerencias en las decisiones editoriales, a una espiral viciosa en algunos medios de comunicación españoles que conduce a la decadencia y a la falta de credibilidad. Y lo peor es que no sabemos dónde puede terminar. 

El Mundo pierde a Baeta a la vez que su web deja de ser líder mundial en español

Captura de pantalla 2015-02-04 a la(s) 21.45.36

Fernando Baeta, director hasta ayer de ElMundo.es, pasará a formar parte de la plantilla de El Español, según anunció Ecotev.es después de que el periodista zaragozano comunicara su renuncia.

La semana pasada el director de El Mundo se reunió con la redacción, tras un gabinete de crisis, para explicarles la gravedad de la situación: El Mundo cerró 2014 perdiendo el liderazgo de la web en español, mientras que El País le sustituía en el primer puesto. Pero lo más grave para el diario que dirige Casimiro García-Abadillo es que ABC se acerca peligrosamente a El Mundo.

En las intervenciones que se produjeron en la reunión, Fernando Baeta (Zaragoza, 1954), responsable de la web de El Mundo desde 2006, solicitó la colaboración de los redactores para que realizaran propuestas innovadoras y les animó a generar tráfico para el periódico desde sus cuentas personales en las redes sociales. El veterano Baeta, que fue nombrado vicedirector de El Mundo cuando Casimiro García-Abadillo llegó a la dirección, no mantiene un perfil en una red tan periodística como Twitter, al menos de una forma pública.

Pocos días después, Baeta entró en el despacho de Antonio Fernández-Galiano, presidente de Unedisa y salió camino de El Español, el nuevo diario que está poniendo en marcha Pedro J Ramírez, tras perder el liderazgo en la internet en español, que el periódico consiguió en la época en que fue dirigido por Gumersindo Lafuente y que ha mantenido con algunos altibajos a lo largo de los últimos diez años.

El temporal que viene azotando al diario que fundó Pedro J no amaina. El pasado domingo, Manuel Jabois, uno de los columnistas estrella, que se instaló en Madrid a raíz de su fichaje por El Mundo, firmó por primera vez en El País. Y su nombre apareció nada menos que en la primera página.

Un mes después del cierre de Google News, el canon de la AEDE no satisface ni a quien lo parió

Página web de la AEDE.

Página web de la AEDE.

Transcurrido un mes desde el cierre de Google en España, los efectos  no son los mismos para todos los diarios digitales. A los grandes medios online les ha afectado poco, Sin embargo, para dos importantes medios que también se publican en papel, uno de Madrid y otro de Barcelona, sí que ha tenido una mayor incidencia porque obtenían un tráfico de entre el 6% y el 8% procedente de Google News.

En las ediciones digitales de diarios de papel de tamaño medio, especialmente en las algunos regionales de una gran cadena, han comprobado cómo se reducía su tráfico de forma clara porque una quinta parte de las visitas provenía de Google News.

Los medios más pequeños, muchos de ellos de reciente creación, también han visto cómo mermaban las entradas a sus publicaciones al no recibir tráfico de Google News. A estos medios, para contrarrestar el efecto del cierre, no les favorece su poca influencia en redes sociales y el todavía escaso conocimiento de sus marcas.

Algunos responsables de cabeceras digitales que reciben un menor tráfico y que han resultado más afectadas por el cierre de Google, no han dudado (al menos en privado) en cuestionar la iniciativa de la Asociación de Editores de Diarios Españoles, AEDE, para que se estableciera un canon que les permitiera cobrar por los enlaces de noticias en agregadores. Una vez conseguido, el canon se ha convertido en una patata caliente que circula por la AEDE sin que nadie se decida a corregir una decisión que, además de no aportarles un nuevo ingreso económico, reduce sensiblemente los que ya obtenían sus asociados, especialmente los diarios medianos y pequeños.

Así, mientras los asociados de la AEDE comienzan a sospechar que los grandes grupos les están complicando la vida, los nuevos medios pierden “ventanas de visibilidad” y consideran que el canon es un mazazo a la libre competencia.

Por ahora, una de las primeras conclusiones que se obtiene es que se ha aprobado el canon de la AEDE y, un mes después del cierre de Google News, ya no satisface ni a quien parió el canon.

¿Cuánto ingresan por la publicidad de internet los periódicos tradicionales de papel?

Kiosco en Pike Place Market, Seattle. Foto: FGM

Kiosco en Pike Place Market, Seattle. Foto: FGM

En los últimos meses, los diarios españoles que se venden en el kiosco han logrado un 16% de los ingresos publicitarios a través de sus ediciones digitales, pero la media de los cuatro grandes periódicos es muy superior y alcanza casi el 24%.

La caída de la publicidad en papel parece que frena (por fin)  y, para algunos, el resultado económico comienza a acercarse a los números negros. No obstante, la publicidad que crece es la digital. Desde el verano, algunos meses El País consigue alrededor del 28% de sus ingresos publicitarios por las ediciones digitales. El tanto por ciento digital de El Mundo es todavía superior (29%) y ABC logra en torno al 25%. No obstante, queda claro que lo digital es para quien se lo trabaja: La Razón no alcanza ni siquiera el 3% de los ingresos publicitarios por la edición digital.

Algunos medios regionales invierten poco en la edición en internet y apenas logran el 13%. Aunque pueda parecer extemporánea, su estrategia consiste en guardar los recursos y la información de elaboración propia y de mayor impacto en su ámbito geográfico para la edición en papel.

La Vanguardia quiere reducir un 18% el gasto salarial del periódico

Portada La Vanguardia de 9 de enero de 2015La Vanguardia ha anunciado su intención de disminuir un 18% el gasto salarial del periódico y reducir o suprimir algunos complementos como el seguro médico. El convenio colectivo de La Vanguardia finalizó en 2014 y la negociación del nuevo comenzará este mes de enero.

La empresa no ha querido hacer declaraciones porque se trata de “una negociación interna” y, por el momento, es una propuesta de inicio. Por su parte, el comité de empresa “no está dispuesto a aceptar este tipo de recortes salariales” y trabajan para presentar “propuestas que permitan un acuerdo satisfactorio”.

Desde el inicio de la crisis, La Vanguardia ha reducido el sueldo de sus trabajadores en un 5% y lo ha congelado en los demás ejercicios. También han recortado en otros conceptos como la antigüedad y el plan de pensiones. Para el comité de empresa, la propuesta resulta incompresible porque “las cuentas del diario están saneadas”. Para obtener más beneficios, “se trata de aumentar los ingresos y no de recortar los sueldos a los trabajadores“.

La Vanguardia tiene una difusión de alrededor de 140.000 ejemplares diarios, una cifra que para el cierre de 2014 puede ser inferior en un 9% con respecto a 2013. En su informe anual de 2014, la  Asociación Española de Editores de Diarios (AEDE) explica que “desde 2007, los diarios han acompasado la gradual reducción de ingresos con una disminución equivalente de los gastos, en un proceso de contención de costes que se ha acentuado desde 2011 y que, a juicio de Deloitte, ha resultado decisivo para que el conjunto del sector haya alcanzado el punto de equilibrio”.

Llama la atención que entre las empresas periodísticas la reducción del coste medio por empleado haya sido de un 4,7% en los años duros de la crisis, según reconocen en el libro blanco de la AEDE, y ahora el tercer periódico español con mayor difusión, de los que se venden en el kiosco, pretenda reducir casi una quinta parte su coste de personal.

¿Es cierto que se ha “desplomado” el tráfico de los medios españoles por el cierre de Google News?

Comparación realizada por Chartbeat del tráfico de ayer (azul) y el del mismo día de la semana anterior (verde).
Comparación realizada por Chartbeat del tráfico de ayer (azul) y el del mismo día de la semana anterior (verde).

A raíz de un artículo publicado en Gigaom se difundió ayer que en España se ha “desplomado” el tráfico externo de los periódicos en internet tras cerrar Google News. La noticia parte de la información que ha facilitado Chartbeat, un servicio de analítica web, donde se reseña que el tráfico externo ha caído entre un 10 y un 15% al por el cierre de Google News. Estas cifras se han obtenido, según explica Josh Schwartz, responsable de datos de Chartbeat, con el seguimiento de 50 medios de comunicación españoles, grandes y pequeños, que han consentido que se utilicen sus datos de forma anónima.

La precipitación no es buena consejera. Menos cuando se trata de lanzar informaciones. Y la que ha ofrecido Chartbeat es inexacta. Aunque no revelan qué medios han auditado para realizar el estudio, no resulta difícil saberlo. Para que funcione Chartbeat, el medio inserta un código oculto en la página que facilita la información a la empresa de análisis.

En España,  solo han incorporado el código de Chartbeat medios tales como ABC.es, LaVanguardia.es, El Confidencial.com, Publico.es, LaRazon.es, NoticiasCanarias.es, La Voz de Galicia.es, Ara.cat y Vilaweb.cat,

Sin embargo, la mayoría de los medios españoles con un mayor tráfico en Internet no se han tenido en cuenta en el estudio porque no emplean el código de Chartbeat, como son: ElPais.com, ElMundo.es, 20Minutos.es y ElPeriodico.com, entre otros.

Así que, sin entrar en la materia todavía, habrá que esperar a tener resultados fiables. Por el momento, no se puede afirmar que el tráfico externo de los medios españoles se haya desplomado por el cierre de Google News, aunque tampoco hay suficientes datos disponibles que permitan afirmar lo contrario.

El Gobierno reparte ministros por los periódicos

Captura de pantalla de la Galería de fotos en la web de La Razón Digital.

Captura de pantalla de la galería de fotos en la web de La Razón Digital.

¡Tú a La Razón y yo a El Mundo!

El Gobierno y el PP reparten ministros y altos cargos por los actos de algunos periódicos. El lunes pasado, según lo previsto, a la fiesta de la entrega de los premios de El Mundo en el hotel Palace asistieron la vicepresidenta Soraya Saéz de Santamaría, Luis de Guindos, ministro de Economía, y José Ignacio Wert, ministro de Cultura.

El martes, La Razón organizó una conferencia de Carlos Lesmes, presidente del Consejo General del Poder Judicial. En la primera fila estaban sentados el ministro del ramo, Rafael Catalá, titular de Justicia, y Jorge Fernández Díaz, ministro de Interior. Junto a ellos, María Dolores de Cospedal, secretaria general del PP y presidenta de Castilla La Mancha.

En el primer párrafo de la crónica de la conferencia de La Razón alardean de la lista de invitados:

«…se celebró en la sede del diario LA RAZÓN, al que acudieron las principales autoridades del mundo judicial, entre ellos, el ministro de Justicia, Rafael Catalá, el vicepresidente del Tribunal Supremo, Ángel Juanes, así como vocales del CGPJ, el presidente de la Audiencia Nacional, José Ramón Navarro, y los presidentes de los tribunales superiores de Justicia de Castilla La Mancha, La Rioja y Madrid, Vicente Rouco, Ignacio Espinosa y Javier María Casas, respectivamente, y el nuevo presidente de la Sala Penal del Supremo, Manuel Marchena. Entre otras autoridades, estuvo presente el ministro del Interior, Jorge Fernández, la presidenta de Castilla La Mancha, María Dolores de Cospedal, el director general de la Policía Nacional, Ignacio Cosidó, así como el consejero de Justicia de la Comunidad de Madrid, Salvador Victoria, y el ex ministro de Trabajo en el Gobierno de Aznar Eduardo Zaplana».

Ante semejantes despliegues, en ABC estarán esperando un acto para no ser menos que sus colegas. Estaremos atentos porque en el reparto de “cariños populares” solo queda por saber si Rajoy se decidirá a asistir a un evento de uno de los tres medios, aunque sea en su conocida versión de plasma.

Javier Moreno sigue firmando como director de El País (en los tarjetones)

El País sigue enviando tarjetones firmados por Jesús Moreno, el anterior director.
El País sigue enviando tarjetones firmados por Javier Moreno, el anterior director.

 

En agosto, El País lideró la difusión de los periódicos españoles con unas cifras pírricas , solo 3,5 veces superiores a las que obtuvo La Razón. Pero ese mes los ingresos del periódico de Prisa y los que consiguió el diario de Planeta casi fueron los mismos.

Como ya se sabe, las prisas son malas consejeras (y no he pretendido hacer un chiste fácil). Así que no resulta extraño que en los despachos se produjera más de una reunión de urgencia para poner en marcha acciones que frenaran la caída de ingresos.

Me malicio que una de esas reuniones pudo ser más o menos así:

—La difusión continúa bajando (un 15% menos en agosto que el mismo mes en el año pasado)

—¡Hay que mantener el número de lectores de El País como sea!

—¿Qué tenemos por ahí?

—…

—Reactivemos el proyecto de ElPais +, pensado para que no se vayan los suscriptores.

—Además, tenemos preparada hasta la campaña: publicaremos páginas de publicidad en el periódico, enviaremos por correo la tarjeta a cada uno de los suscriptores, un folleto explicando las ventajas que tienen. Ah, y un tarjetón del director saludando y dando las gracias por confiar en El País.

—¡Enviad las cartas ya!

Y las cartas salieron.

Nadie reparó en que la firma no era la de Antonio Caño, el actual director de El País, sino la del anterior, Javier Moreno.

Eso sí, al menos los departamentos de marketing y suscripciones del “periódico global” han ahorrado unos euros aprovechando los tarjetones antiguos. En estos tiempos, ya se sabe, se empieza por no gastar y hasta que el cuerpo aguante.