BLOGS
Fuentesycharcos

“Mark Twain tendría hoy un blog, pero jamás habría escrito gratis”. Robert Hirst, estudioso de Mark Twain

Daniel Gascón, nuevo responsable de la edición española de Letras Libres

Foto: Josu Euba.

Foto: Josu Euba.

Daniel Gascón (Zaragoza,1981) es el editor responsable de la edición española de la revista Letras Libres. El nuevo colaborador de Enrique Krauze, que es quien dirige las ediciones de México, España e iPad, sustituye a Ramón González Férriz, que dejó la revista para dirigir el periódico semanal Ahora que impulsa Miguel Ángel Aguilar. Gascón colaboraba con Letras Libres en la elección de temas y personas que podían escribir sobre ellos, además de editar, traducir, escribir y corregir. Entresuelo (Mondadori, 2013)  es su último libro publicado.

Pregunta. ¿Tienes ya previstos algunos cambios o mejoras para la revista?

Respuesta. La edición española cumplirá 14 años en octubre y tiene una identidad muy consolidada: es una revista que posee la vocación de ser un puente entre las dos orillas del idioma español, de combinar la literatura y la política, que tiene un compromiso con los ideales democráticos y la aspiración de mostrar la complejidad de las cosas y la diversidad de opiniones. Esas cualidades, así como la visión crítica y autocrítica, una perspectiva internacional y colaboradores como Gabriel Zaid, Vargas Llosa, Mark Lilla o Amartya Sen, son algunas de las razones por las que mucha gente admira la revista (y son algunas de las razones por las que yo empecé a leerla hace mucho tiempo, en la época en que Ricardo Cayuela era el editor en España).  Me gustaría seguir en esa línea y en la dirección de los últimos años: que la revista continúe participando en el debate de ideas en España, de una manera rica y productiva, aprovechando que la periodicidad mensual te libera de la necesidad de cubrir la última hora o el último giro de los acontecimientos; que publiquemos textos excelentes, originales y cuidados; que convivan los escritores consagrados con gente nueva que merece ser escuchada; que prestemos una atención especial a Europa.

P. ¿Cómo valoras la situación de las revistas culturales en España?

R. Creo que sufren la crisis de la prensa y la crisis del sector cultural. Han desaparecido revistas que tenían una trayectoria larga y otras viven en una situación precaria. Pero también vemos que surgen otras, en papel y en internet, y que hay apuestas interesantes y valientes en un contexto durísimo.

P. ¿internet solo es un aliado para la difusión de contenidos?

R. No, no solo eso. Nuestra edición para Ipad tiene contenidos exclusivos y, además de los contenidos de la revista, la página web tiene posts y blogs escritos especialmente para ella. Por ejemplo, la web te permite tratar de forma rápida un acontecimiento. Luego, en la revista en papel lo tratas de otra manera. Hay blogs que hablan de asuntos que aparecen en el papel (como la política internacional), pero hay otros que hablan de cosas que no salen tan a menudo en la edición impresa (como las series). Hay podcasts, relecturas de escritores, etc. La web también permite contactar con un público joven.

P. ¿Qué papel juegan las redes sociales en una revista cultural de periodicidad mensual?

R. Letras Libres es mexicana y española, literaria y política, en papel y en digital. Y también tiene que estar en las redes sociales (en Twitter tenemos 419.000 seguidores). Las redes sociales sirven para anunciar los contenidos de la web, para que los lectores sepan que hemos subido un nuevo número y de lo que este contiene. También funcionan como una especie de llave: si le dan el Cervantes a Juan Goytisolo, que es colaborador de la revista desde hace mucho, seleccionamos en un post algunas de sus colaboraciones y anunciamos eso en las redes sociales. Las redes sociales sirven para anunciar lo que es nuevo, pero también como guía de un archivo muy valioso.

1 comentario

  1. Dice ser Carla

    Impresionante el número de seguidores en twiter.

    Carla
    http://www.lasbolaschinas.com

    04 Febrero 2015 | 07:33

Los comentarios están cerrados.