BLOGS

Si quieres que acuda a un evento cultural que organizas y en él dan bocadillos de jamón serrano escribe urgentemente a ezcritor@gmail.com.

Archivo de la categoría ‘escándalos’

Manuel Campo Vidal me cae de puta madre

(viene del post anterior)

Hoy volví a ver a Manuel Campo Vidal. Él estaba caminando por la calle como si fuera una persona normal y corriente. Vestía super elegante y a penas se le notaba la calva. La gente se arrodillaba ante él cuando le reconocían. Todos le decían:

¡Es el elegido para mediar entre los lideres mundiales de nuestro país! ¡Es él director de la Academia de Televisión!

La gente, además, le miraba fijamente a los ojos para sentirse inspirados, después de ver el brillo de las pupilas de tan magnífico periodista, la gente corría al Tercer Mundo a hacer buenas acciones. Manuel Campo Vidal caminaba por la calle con actitud humilde, aunque era consciente que su cuerpo desprendía bondad, conocimiento y sabiduría ilimitada. Las mujeres y los homosexuales se desmayaban a su paso, presas del deseo.

Yo le miraba lleno de envidia. Hasta que Manuel Campo Vidal reparó en mí, me tocó la frente y sanó mi maldad.

Besador romántico a domicilio

Últimamente, por las noches, me conecto al Messenger porque la maldita tesis de que el hombre no puede vivir solo es cierta. Ofrezco, a desconocidas que me hablan, quedar con ellas para darles un beso en secreto:

Baja en pijama a tu portal –les pido- nos besamos apasionadamente, nos abrazamos con cariño y desparezco para siempre de tu vida. Nadie se enterará nunca. Y te juro que no es una treta para follar. Sólo quiero que podamos disfrutar de un buen beso antes de que acabe el día.

Pero si no te conozco de nada.

No te estoy hablando de conocernos, sino de quedar y de comernos la boca. De sentir.

Lo siento, yo soy una señorita. No beso nunca en la primera cita.

Y lo dicen como si hubiera que admirarlas por ser “unas señoritas”. Si luego, como todas y todos, en la cama, no nos fuéramos a convertir en unos pervertidos. A todo el mundo le gusta follar. Pero en la vida “decente” follar es algo a lo que sólo se puede llegar tras tener “citas”. Bajo las capas de las personas decentes siempre te encontraras a un o a una zorra que te cagas. No sé a qué viene tanto rollo antes.

Eso no tiene nada que ver con que seas una señorita o no –les replico- Pero no quiero insistirte más pues veo que no eres de mi especie.

¿De qué especie?

De los románticos a los que les gusta quedar con desconocidas en mitad de la noche para besarlas y desaparecer luego para siempre. Tu mentalidad actúa de manera funcional y capitalista.

Dejo de hablar con ellas para siempre. Y sigo por el Messenger buscando a una chica de mi especie. Estoy seguro que habrá alguna suelta por Madrid. Espero que no todas se hayan echado a perder.

¿“Ez Cultura” es un blog de “El Mundo”? Noooooo

En unos días, Antena 3, emite el video que grabé por casualidad sobre Aída Nizar en la Feria del Libro de Madrid (ayer vino un mensajero a mi casa a buscarlo). Como soy muy friki, estoy muy contento en colaborar con un programa rosa.

Lo que no me ha hecho tanta gracia es que los compañeros del periódico digital Castilla La Mancha hagan un corta y pega de mi blog y que digan que “Ez Cultura” es un blog de el diario “El Mundo” periódico que me da un poco de asco por sus censuras y política durante el caso del 11-M.

Insultan a Aída Nizar en la feria del libro

Aquí el video de ese momento:

…y yo la mini-defendí. Hoy pasé toda la tarde por la feria del libro de Madrid y la verdad es que me divertí mucho. Me acerqué a la caseta de Aída Nizar, esa mujer que a todo el mundo cae tan mal (aunque hoy en la Feria, se hacía pasar por Miss Simpatía) que presentaba su “esperadísimo” libro “Aída Nizar se Confiesa”. La gente no dejaba de acercarse a su caseta para sacarle fotos y ella, con gracia, imploraba a la gente que parasen de sacarle fotos y le compraran un libro. En el tiempo que pasé delante de su caseta no vendió ni uno. Fue en ese momento cuando un madrileño se le acercó con aíre chulesco y le dijo delante de todo el mundo:

-¿Tú eres escritora? Tú lo que eres es una escritora de pacotilla.

Fuera de que el hombre tuviera o no tuviera razón, siempre he odiado a los que se hacen el chulito delante de una mujer. No pude evitar saltar. Así que le contesté:

-Quizá ella es más escritora que usted.

-¡Yo soy escritor! -replicó él.

-¿Y si su trabajo de escritor es más bueno que el de Aída por qué no está usted dentro de una caseta firmando y ella sí?

El hombre decidió no seguir la discusión. Puede ser que ese hombre fuera un gran escritor. Puede que tuviera la razón (no he leído ni su libro ni el de Aída ni pienso hacerlo a no ser que me paguen una buena cantidad de dinero). O quizá ese señor era un frustrado que gritaba, impotente, por no haber recibido reconocimiento en su vida de escritor. Pero nadie se hace el chulo frente a una mujer delante de Rafael Fernández. Tenga razón o no. Si hubiera sido una mujer quien la insultaba, me hubiera callado.

(en el video de arriba podéis ver todo esto que os he contado)

Predicción importante para el verano que está a punto de llegar

En el infierno va a ser verano todo el año.

Desde que te fuiste, el infierno es mi casa.

No tengo agua por los grifos. Sólo fuego.

Estoy desnudo.

Los ruidos de los vecinos me asustan.

Escondido bajo la cama.

Sudando semen en la bañera.

No va a ser el mejor de mis veranos.

Pero va a ser el mejor de mis infiernos.

Haberte tenido. Haber descuidado el cielo.

El amor únicamente existió cuando te fuíste.

Sin ti, el aire es una puta mierda.

Contra el fútbol

Si te gusta el fútbol es porque eres un desgraciado. Porque tienes tu vida vacía. Si lo que más te mola es ver a tíos en pantalón corto, enseñando las piernas, corriendo y sudando, es que eres un memo. Si cantas e idolatras (en la grada) sus nombres, los de esos millonarios, y pagas euros de tu sueldo de trabajo de mileurista para verlos por la tele o en el campo, en directo, es que además eres un pobre gilipollas. Si para colmo tienes problemas de obesidad, eres ridículo: no malgastes tu tiempo animando a correr más por la banda a un futbolista: haz tú el deporte.

Si a diario compras periódicos sobre fútbol es que eres un desgraciado de clase suprema orgulloso de serlo, el payaso de la oficina: has perdido la noción de la realidad, posiblemente tu mujer te la esté pegando ya que estará buscando vida inteligente en otros cuerpos. El fútbol, una acción que hacen otros, llena tu vida de vegetal. Te alimentas de papillas para bebés.

Como te has abandonado, como no luchas por nada en la vida, todos tus momentos de euforia, todos tus logros personales, los centras en ese equipo que sigues. Llega al fondo del problema. No eres nada. Sólo eres algo a través de ellos. Si ellos ganan, te sientes bien ¿Pero qué has hecho tú para que ellos ganen? ¿Animarles? ¡Oh! ¿Y si pierden? ¿Acaso no los has animado también?

Ellos, los futbolistas. Que ni te miran si te los encuentras por la calle. Que se podrían follar a tu esposa, por capricho, si se empeñasen. Ellos son unos tipos que viven como reyes gracias a idiotas como tú. A los futbolistas no les importas nada.

El fútbol es el circo romano del siglo XXI. Hombres musculosos peleando por un balón en el foso. Todos los futbolistas corren por el campo, con mechas rubias y las piernas depiladas. Castrados y metrosexuales: si pegan un puñetazo o dan una patada son expulsados.

Das mal ejemplo –dice el árbitro.

Pero la violencia es algo natural en el ser humano. Nos ha acompañado siempre –replicaría el futbolista filósofo Saramago- Es más normal en el hombre hacer la guerra, que la paz.

El fútbol es un deporte de nenazas.

El boxeo, mola. Es arte y dolor.

……………………………………………………………………………………………………………..

P.D: Lo único que me gusta del fútbol es esto.

Maldini contra Dios

Dios, tras muchos años creando por la infinidad del universo, regresó a la Tierra. Y vio al hombre: a quien había hecho a su imagen y semejanza, con el propósito de que hiciera grandes cosas dentro de sus existencias. Y vio que todos los hombres miraban una sola cosa: el televisor.

Y Dios dijo:

¿Quién es ese hombre que ofrece camisetas con el logotipo de su programa de televisión a cambio de un SMS a las tantas de la madrugada? ¿Para esto creé yo al ser humano?

Y le hizo llamar:

-¿Quién es usted?

-Mi nombre es Julio Maldonado.

-¿A qué dedica su vida?

– A ver y comentar fútbol en televisión. Tengo 5 antenas parabólicas en casa. Poseo la mayor biblioteca y videoteca del mundo, con miles de publicaciones y grabaciones de partidos de fútbol de todas las épocas. Mi rutina diaria incluye el visionado de varios partidos de fútbol, cuyas emisiones recibo a través de las antenas instaladas en mi domicilio. Soy uno de los primeros en ver a muchas de las estrellas extranjeras de hoy en día.

-Hijo mío, regresa a tu casa. Y vuelve a poner tus 5 antenas parabólicas a funcionar.

Y Julio Maldonado así lo hizo. Y cuando puso el televisor vio 5 vidas diferentes que podría haber tenido si no se hubiera pasado la vida delante de un televisor viendo fútbol. Y en todas esas vidas era muchísimo más feliz que en la que tenía ahora. Incluso, en una, había logrado aprender a volar utilizando únicamente su mente. Y Julio Maldonado comprendió que no se debe ser espectador de la vida de los demás, sino ser protagonista de tu propia vida.

¿Cómo estoy más bueno? ¿Con verruga al lado de la nariz o sin verruga al lado de la nariz? ¿Me la quito?

¿Cómo estoy más bueno? ¿Con gafas o sin gafas? Opinad, por favor. Es muy importante para mí.

¿Por qué escribo mierdas?

Todo el post de ayer es inventado. Por culpa del aval, aun no he encontrado piso en Madrid, no me ha contratado ningún canal de televisión y mi sueldo no es, ni de lejos, de 5.000 euros al mes. La casa que os mostré en el video es la de una amiga ¿Por qué mentí?

Porque quería subir la audiencia y comentarios de mi blog. Hace tiempo que comprendí que a la gente le importa una mierda la cultura. Cuando escribo cosas serias, cuando trabajo y documento post sobre el mundo cultural, cuando me esfuerzo en correr para ser el primero en mostraros una noticia, os importa una mierda. Ni me comentáis ni me visitáis varias veces al día.

En cambio, cuando voy de “eZcritor” en lugar de “cultura” el blog es un éxito: os hierve la sangre, me insultáis, los comentarios suben hasta arriba del todo (he tenido más comentarios ayer con ese post de mierda -159- que en toda la semana pasada). Y bueno, al fin y al cabo me pagan por proporcionar tráfico a “20minutos”. Prefiero escribir mierdas que volver a ser freganchin.

Pues eso. Espero que quede claro, a partir de hoy, porque escribo mierdas y no serios post culturales.

Buenas noches.