BLOGS
Viaje a la guerra Viaje a la guerra

Hernán Zin está de viaje por los lugares más violentos del siglo XXI.El horror de la guerra a través del testimonio de sus víctimas.

¿El final de 21 años de anarquía en Somalia?

En este blog hemos estado en Somalia en varias ocasiones a lo largo de los últimos años, lo que nos ha permitido seguir de cerca la evolución de unos acontecimientos que hoy parecen indicar que finalmente, tras 21 años de caos, anarquía y ausencia de Estado, la guerra civil que comenzó en 1991 tras la caída del dictador Siad Barre podría estar en sus últimos estertores.

La catedral de Mogadiscio da cuenta en su devastada fisonomía de las heridas dejadas por 21 años de guerra civil (Foto: Hernán Zin).

Hace ya unas semanas que sabíamos que, tras la liberación de la ciudad costera de Merca por parte de las tropas de la Unión Africana, la siguiente ficha en el dominó islamista iba a ser su gran cuartel general y puesto fuerte, Kismayo, que está situada a 582 kilómetros de Mogadiscio, también a orillas del Índico.

De mano en mano

Recordemos que los islamistas, bajo el amplio paraguas de la Unión de Cortes Islámicas (UCI), ganaron el control de Kismayo a principios de 2006. Meses más tarde dominaban buena parte del país. La tropas etíopes que en diciembre de ese mismo año invadieron Somalia con el apoyo de la administración Bush, arrebataron la ciudad a los islamistas. Acción que ayudó a encumbrar al ala más radical de la UCI, Al Shabab, que en árabe quiere decir “los jóvenes”.

Al Shabab logró recuperar su feudo el 22 de agosto de 2008, tras la que fuera conocida como Batalla de Kismayo, que en dos días dejó 89 muertos. Otra vez esta urbe portuaria de 180 mil habitantes fue el trampolín para la posterior dominación del país hasta el punto de que, como vimos en una de nuestras visitas, la propia Mogadiscio estaba dividida – al mejor estilo de la Beirut de los 80 o la Sarajevo de los 90 – entre las fuerzas del Gobierno de Transición y los islamistas radicales.

A punto de caer

Las noticias que desde hace unos días llegan desde el sur de Somalia hablan del avance de las tropas de la AMISOM y del Gobierno frente al retroceso de los combatientes Al Shabab. Finalmente, ayer las agencias de noticias se atrevían a anunciar la retirada de los radicales.

¿Se puede hablar ya con cierta certeza del final de la guerra civil? Todo parece indicar que dependerá de la gestión que haga el nuevo Gobierno de Somalia, que asumió el poder el pasado domingo. Si hace una gestión de los recursos públicos justa, eficiente, más allá de los clanes, que responda a las expectativas generales de la gente de a pie. Una fuerza insurgente como Al Shabab poco terreno podrá recobrar si no es con el apoyo de la población civil.

Quizás ahora, lo más interesante sea analizar cómo fue que los islamistas aliados de Al Qaeda perdieron en poco más de un año el férreo control que ostentaban sobre la mayor parte de Somalia. Repaso de acontecimientos que haremos en una próxima entrada.

3 comentarios

  1. Dice ser Pepe22

    Buen artículo, como siempre. Me alegra que se haya borrado ese comentario injurioso del analfabeto que no sabe diferenciar entre anarquía y anarquismo. Hay cada gañán. PP22

    19 Septiembre 2012 | 15:21

  2. Dice ser ANTONIO LARROSA

    Quien mal anda mal acaba. El destino o posiblemente Dios pone a cada cual en su sitio.

    Clica sobre mi nombre

    19 Septiembre 2012 | 16:06

Los comentarios están cerrados.