BLOGS
Viaje a la guerra Viaje a la guerra

Hernán Zin está de viaje por los lugares más violentos del siglo XXI.El horror de la guerra a través del testimonio de sus víctimas.

Bum, bum, bum… Afganistán (vídeo)

Hace un par de semanas reverberaron en la noche de Madrid estruendos de fuegos artificiales – quizás alguna celebración deportiva o el final de las fiestas de alguna localidad vecina – que me devolvieron a las semanas que pasé junto a la 82 División Aerotransportada del Ejército de EEUU en el Valle de Tagab. Apenas caía el sol en aquel perdido confín de la geografía afgana, comenzaba indefectiblemente la danza de los morteros de 120 mm en dirección a las montañas.

Al poco tiempo de haber llegado, como el martilleo de los cohetes me impedía dormir, me arranqué a escribir un “bum” en el tirante de madera de la cama superior en respuesta a cada detonación. Una suerte de juego, divertido en un principio, pero que luego se volvió tan absurdo y tedioso como las largas noches en vela. En tres días ya había abarrotado de onomatopeyas el lecho de mi vecino próximo al techo. Sin embargo, los artilleros continuaban infatigables en su laboriosa misión de sembrar de metralla cuanto nos rodeaba.

En realidad, la culpa no era de ellos, sino del comandante que había decidido situar la base Kutchbach en medio de un valle que conduce directamente a Pakistán. Los talibanes de la zona, y los que venían del vecino país, no podían reprimir la tentación y se abocaban obstinados a tratar de alcanzarnos con sus viejos e imprecisos cohetes soviéticos desde las laderas de las montañas que nos rodeaban. Éramos un pato de feria en toda regla. La estrategia de defensa de la 82 Aerotransportada consistía en lanzar periódicos disparos preventivos, que se sucedían con mayor velocidad cuando llegaba información de la llamada intel (inteligencia) sobre movimientos de insurgentes por la zona.

En alguna ocasión acompañé a los muchachos de la compañía Able en sus misiones para tratar de cazar a los talibanes en las montañas, pero la mayor parte de las noches las pasaba en la base. Para combatir el insomnio, además de sumar “bum, bum” a las tablas de madera, salía a jugar con los perros o a fumar bajo las redes diseñadas para impedir el impacto directo de los morteros. La luz roja en la cabeza, iluminando las piedras; el run run de los aire acondicionados; y esa detonación, anunciada siempre con un fire, que te hacía agacharte inconscientemente. Una honda sensación de soledad, de estar en el fin del mundo, en la luna. Si caía algún proyectil talibán, el gran acontecimiento de la mañana siguiente era acercarse a ver dónde había impactado.

Los niños de la guerra

Recuerdo la noche en que crucé la hilera de vehículos MRAP y las letrinas para hablar con los artilleros. Me sorprendieron muchas cosas: los pantalones cortos y las camisetas; la forma casual, casi despreocupada, en que lanzaban los morteros; pero sobretodo cuán jóvenes eran. Siempre supe que la guerra es una cuestión de niños que son enviados por sus mayores a matar y morir, pero creo que en esa noche de insomnio lo tuve más claro que nunca.

Desde entonces me he preguntado en más de una ocasión cómo será la existencia futura de esos chavales que pasan de la adolescencia a la edad adulta en conflictos armados. Supongo que dependerá tanto de lo que hayan vivido como de sus familias y educación. Uno de ellos me dijo con orgullo que su abuelo y su padre también habían estado en el ejército durante el mismo período de sus vidas. ¿Qué impacto social tiene esta realidad en países cuyos muchachos se han enfrentado generación tras generación a la guerra?

16 comentarios

  1. Tiro de recuerdos mientras preparo nuevamente las maletas… saludos, HZ

    20 octubre 2010 | 10:10

  2. Dice ser Amaia

    No es de las primeras veces que recaigo en este blog sin apenas darme cuenta! Que un “click” me lleva a otro “click” y acabo en el recuerdo de tus “bum”!
    Y pienso que mientras haya gente capaz de recorrer mundo, para acercarnos a los que la mayoria del tiempo nos ponemos tapones en los odios para no escuchar los “bum”-s de nuestro alrededor, otros mundos son posibles!
    Asique GRACIAS, por recordarme un miercoles cualquiera a las 10:20, todo aquello que se nos olvida “escuchar”!!
    Un abrazo… y buen viaje!! Nos vemos por la vida!

    20 octubre 2010 | 10:21

  3. Dice ser Rafa

    Escalofriante… no sé qué es más duro, si pensar en las consecuencias de esos misiles o el ver que para estos muchachos lo de enviar misiles ha entrado a formar parte de lo cotidiano de sus vidas.

    20 octubre 2010 | 10:59

  4. Dice ser Manuel

    A todo se acostumbra uno en la vida y el ser humano en ese sentido todo lo admite, así es posible ver niños soldado, paises enteros dominados por una ideologia racista y agresiva ( Alemania en su dia , Corea, Israel, etc hoy ) que no caen en la cuenta del daño que producen a sus semejantes, ideologías, religiones y sistemas de gobierno que causan millones de muertes y sufrimientos incontables y que nunca reconocen la maldad de sus acciones, es mas, incluso achacan a otros los desafueros que cometen.

    Ni los catolicos reconocen su extremismo a lo largo de la historia ni los musulmanes el suyo, ni los sionistas su racismo, ni los americanos su doble rasero, ni los paises desarrollados el ser la causa de la mayoria de los males del mundo, nadie en suma esta dispuesto a renunciar a la violencia que sea necesaria para mantener su estatus. En este sentido los viajeros como tu siempre tendrán frentes abiertos en los que denunciar la barbarie congénita del ser humano, la injusticia de su comportamiento.

    Ojalá todos fuesemos HZ en alguna medida, quizá denunciando con nuestro testimonio esas situaciones lograríamos que muchas de ellas no se perpetuarsern en el tiempo como ahora lo hacen.

    20 octubre 2010 | 12:42

  5. Dice ser temasarte.com

    Extremismo, locura, ambición. Afganistan,Colombia…guerras de intereses.
    Otro tipo de fuegos menos gratos.
    http://www.temasarte.com/esculturas-arte-a/angel_gustavo_pecado_deber_loc/ficha/Angel-Gustavo—Pecado,-deber…-%C2%A1Locos!.html

    20 octubre 2010 | 14:03

  6. Dice ser PAOLA

    Me gustaría saber que tipos de tramites y posibilidades hay de adoptar una niña afgana no importa la edad, si existe algún tipo de información me gustaría saberla, gracias.

    20 octubre 2010 | 20:50

  7. Dice ser muro de berlin

    un día de estos nos levantamos con un nuevo khe shan !!

    21 octubre 2010 | 08:51

  8. Dice ser Satan_Claus

    No hombre, no. En Afganistán tortitas y magdalenas, que se nos enfada la Chacón y la liamos.

    21 octubre 2010 | 09:57

  9. Dice ser Aranzueque

    Un 107 es un CSR (cañon sin retroceso) llamar a un 107 “misil” es de risa.Lo mismo cuando se confunde un misil con un cohete.

    21 octubre 2010 | 10:42

  10. Dice ser Manuel

    Es complicado esto de la guerra, señores mayores que se conocen y se odian, que envían a matarse a jovenes que ni se conocen ni se odian.
    Pero el hombre es un ser violento, guerrero. La guerra es imponer con la violencia tus ideales sobre el semejante. Penoso.

    21 octubre 2010 | 11:13

  11. Dice ser andres iniesta

    JOder cuántos tecnicismos

    21 octubre 2010 | 12:31

  12. Dice ser Milciades

    Los politicos del siglo XX (stalin, adolfo,churchill,einsenhoover,harris,lompen,mao,azaña,negrin,rooswel,robles,castro,l,…………etc),causaron mas de 100 millones de muertos por ambicion y poder.

    26 octubre 2010 | 00:04

  13. Dice ser korvec

    Mucho ojo por esos mundos…

    Saludotes y a cuidarse mucho

    31 octubre 2010 | 12:40

  14. I agree with your thoughts here and I really love your blog! I’ve bookmarked it so that I can come back & read more in the future.

    18 noviembre 2010 | 05:20

Los comentarios están cerrados.