BLOGS
Viaje a la guerra Viaje a la guerra

Hernán Zin está de viaje por los lugares más violentos del siglo XXI.El horror de la guerra a través del testimonio de sus víctimas.

Los grandes ojos de Lakho (y su pasión por los pelos de mis brazos)

En la puerta del hogar para huérfanos de guerra, situado en el centro de Juba, me recibe un niño con una gran sonrisa, que me toma de la mano y me lleva, a través de un polvoriento campo de fútbol, hacia el edificio principal. No habla. Sólo me mira y sonríe.

Nadie sabe cómo se llama ni cuántos años tienen. Lo encontró un grupo de soldados en una aldea que acababa de ser bombardeada por el ejército del Norte. Vagaba desnudo, solo, entre los escombros. Elías, el director del hogar, me dice que cree que el niño ha dejado de hablar como consecuencia del trauma que sufrió al ver morir a su familia bajo las bombas. Desde que llegó al centro, hace seis años, no ha dicho palabra alguna.

Mientras que Elías me presenta al resto de los integrantes del hogar, más de cincuenta, que al principio se muestran distantes, pero que, poco a poco, se van acercando a mí, pienso en el niño que ha dejado de hablar. Lo observo. Está sentado en una esquina, ajeno al resto, ausente. Supongo que su mente no pudo tolerar tanto dolor y que por ello decidió escindirse de la realidad, crear un universo paralelo, agradable, seguro, ante el que sonríe constantemente, negando toda la crueldad y la barbarie de esta guerra.

Las historias de los demás niños son similares: padres que murieron a causa de los disparos, de las bombas, o de las enfermedades y el hambre que provocaron durante cuarenta años los enfrentamientos entre las tropas del Norte y las del Sur, y que los dejaron solos en el mundo.

Como todos aquí, Elías agradece la reciente llegada de la paz. “Antes, casi no teníamos ropa ni comida para dar a los niños y el hogar estaba en ruinas”, me explica. “Ahora, un grupos de soldados de Naciones Unidas nos ha ayudado a reconstruir el hogar, y UNICEF nos ha dado cuadernos y bolígrafos para que los niños puedan ir a la escuela”.

Converso con Christine Milio. Tiene doce años y va al colegio St. Joseph. Es una niña algo tímida, pero dulce y entrañable. Dice que le gusta mucho ir a la escuela y jugar con sus amigas por la tarde. Como buena parte de sus compañeros de hogar, lleva varios años de retraso con respecto a los demás niños del colegio, pues durante la guerra no pudo asistir a clase. Su padre, soldado del Norte, desapareció en combate. Su madre murió como consecuencia de una enfermedad. La policía la encontró sola en su tukul (choza) junto al cadaver de su madre y la trajo al centro.

Paso todo el día en el orfanato. Veo cómo los niños juegan, realizan los deberes, lavan la ropa y preparan la comida. Me maravilla y me admira enormemente la alegría con la que hacen todo, el extraordinario deseo que tienen de progresar, de salir adelante.

En el hogar, las niñas mayores, como sucede en toda África, velan por las más pequeñas, las cuidan como si fueran sus propias hijas. Lakho, una de las más jóvenes, que debe tener dos o tres años, me toma de la mano y me sigue a todas partes. Es puro afecto, puro amor, no deja de observarme con una gran sonrisa.

En un momento en que el calor se hace difícil de tolerar, guardo la cámara de fotos en la bolsa y me siento en la galería del hogar. No hay luz, así que los ventiladores permanecen inmóviles. De fondo, se escucha el clamor de la radio a transistores de Elías. Está escuchando el Mundial.

Lakho parece fascinada por los pelos de mis brazos. Es algo que ya me ha pasado en muchas ocasiones en África, donde los hombres no suelen tener vello y a los niños les sorprende, les causa muchísima gracia, descubrir que mis brazos y mis manos están cubiertos por una suave estela de cabellos. Mil veces he estado conversando con alguien en un barrio de chabolas, en un campamento de refugiados o en la esquina de alguna ciudad, y un pequeño viene y comienza a acariciarme, riendo, llamando a sus amigos para que vengan a ver lo que ha encontrado (algunas veces, se entusiasman tanto que tiran de ellos, lo que no tiene tanta gracia).

Mi viaje a Sudán está por llegar a su fin. En pocas horas emprenderé el largo camino que me llevará a España. Siendo absolutamente sincero, no puedo decir que extrañaré este país. No resulta fácil trabajar aquí, entre tantas armas, bajo el escrutinio y la prepotencia de los soldados, entre tanta corrupción. Las guerras no terminan con la firma de los tratados de paz, perduran durante años en los traumas de quienes las sufrieron, en el comportamiento errático de sociedades que no saben relacionarse sino es a través del perverso lenguaje de la violencia.

Sí me llevo el recuerdo de esa gran parte de los sudaneses que desea superar las heridas del pasado, el horror de una guerra que ha provocado dos millones de muertos, y comenzar a vivir en paz. Me llevo en el recuerdo muchas historias conmovedoras, muchos gestos de grandeza. En situaciones como esta, sale a flote lo mejor y lo peor de la condición humana. Me llevo los grandes ojos de Lakho, cargados de esperanza, de luz.

63 comentarios

  1. Dice ser Patri

    qué penita, qué penita..

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  2. Dice ser maria y palo 15

    que articulo fantastico me recordo la gran labor k sta haciendo urmi(y muchos mas ) en la india bsos de la coruña

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  3. Dice ser MujerMadrid

    Los niños..los que más sufren.Inocentes ante la guerra, ante la barbarie de los adultos.Qué más decir?Quitando un poco de hierro al asunto, si es que se puede…también se extrañarian de ver pelos en las mujeres? ajaja, porque conmigo iban a llamar a toda una aldea..bueno más que en los brazos, en las piernas..En fin, Hernán, tienes toda la razón, las guerras, no terminan con una triste rúbrica en un tratado de paz, perduran y se incrusta en las almas.Yo también me quedo con esos ojitos, inocentes,clros y transparentes.

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  4. Dice ser Tu Fan Nº 1

    Acabo de terminar de leer el artículo con lágrimas en los ojos. Gracias por hacerme empezar la semana así, con los pies en la tierra. Mis problemas desaparecen. Soy una afortunada. Me das profunidad, me humanizas.Tu Fan Nº 1

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  5. Dice ser lazarillo

    Tus palabras y fotos tocan bien dentro,Tienes un don muy grande tío.Cuidate que tienes muxo viaje por delante.Un abrazo!

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  6. Dice ser Liza

    La verdad es que con gente como tú, el mundo se ve con otros ojos.Me gustaría ver tus ojos frente a frente y ver que brillo tienen después de este intenso viaje.

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  7. Dice ser Hernán Zin

    Querida Carmen F:Gracias por tu poema, y por hacer de esta zona de comentarios un lugar de encuentro e intercambio de ideas, sensaciones y aspiraciones. Es muy gratificante para mí, realmente.El poema está cargado de emotividad. Enhorabuena. Y también por el lenguaje simple, directo, austero, creo que sirve para acentuar la honestidad de los sentimientos que en el expresas.Un fuerte abrazo, HZPD: Sería un placer encontraros en la ruta, si os animáis a hacer las maletas, por supuesto…

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  8. Dice ser Hernán Zin

    Querida Mujer Madrid:Gracias también por compartir con nosotros los recuerdos de tu niño guineano y enriquecer también así el blog. Creo que muestra muy bien la situación sanitaria en los países pobres. Allí la vida vale poco, pende de un hilo. Cualquier enfermedad o accidente, puede terminar con tu vida sin más.Un abrazo!! HZ

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  9. Dice ser Pepe22

    Hoy me has emocionado tío…

    19 Junio 2006 | 11:55

  10. Dice ser Alex

    Grandes fotografías Hernán!!!! Las de la niña en tu mano dice mucho de tantas cosas. Y también esos ojos del final. Lo dicen todo de la guerra.Alex!!

    19 Junio 2006 | 13:07

  11. Dice ser ross

    buenos días Hernán……he llorado mucho con tu historia…pobres criaturas¡¡¡…lo normal, es que ese niño se refugie en su interior y todavía no quiera salir…esperemos que el tiempo mitigue de alguna manera el trauma pasado….lo malo es que son niños, no son adultos con más fuerza interior.los niños siempre dependen de los mayores…sabes…ese niño parece de la edad de mi hija Iria, 3 añitos, y me rompe el alma pensar que mi hija lo tiene todo y es muy feliz, cuando estos niños no tienen NADA…NADA…que duro¡¡pero son la esperanza…el futuro…pongamos los medios para ayudarlos a crecer sanos para que nuestro futuro (el del planeta), sea más justo, más solidario, más comprometido…para que nuestros hijos puedan soñar de verdad con un mundo en pazespero que vuestro regreso sea tranquilo…un besazo enorme y mil gracias por dejarnos acompañarte en tu viaje…

    19 Junio 2006 | 13:09

  12. Dice ser sare

    Hernán, has dado en mi punto débil.Madre mía! que fotos, que caras más bonitas!Yo no podría aguantar las lágrimas cuándo un niño como ellos me cogiéra de la mano, o de ver como se divierten con el bello de los brazos. Cómo me gustaría poder vivir eso.Gracias por todas éstas historias, y por éstas fotografías tan magníficas, que nos muestras estas caritas.Vienes a España? pero seguirás escribiendo, no?Voy a hechar de menos todas tus historias de Sudán.Un abrazo muy fuerte,Teresa

    19 Junio 2006 | 14:06

  13. Dice ser Siouxie

    “ZAS ZAS!!”… como siempre necesito recibir estos “azotes” de realidad para centrarme y olvidar la banal euforia que me producen las mini tormentas del finde en Madrid.Gracias.

    19 Junio 2006 | 14:07

  14. Dice ser teresa

    Te felicito por tu excelente trabajo, las fotos hablan por sí solas.Ha sido un placer acompañarte en este viaje. Cuando uno se va de sitio como éstos, siempre te queda, como tu dices, esa sonrisa, ese afán de superación y la esperanza de que las cosas mejoren,lo sé por experiencia. Seguro que nos vemosTeresa.

    19 Junio 2006 | 14:32

  15. Dice ser NATALI

    Impresionante el texto, me ha recordado el relato de tus libros y también una “presentación” dónde hacías referencia a esta anécdota del vello y a la manía de los niños de acariciarte los brazos, que como tú bien dices, debe de ser muy bonita y te debe transmitir cariño, siempre y cuando no te tiren fuerte, claro!Emocionante y triste a la vez, pero destacar la alegría de vivir y la sonrisa permanente que tienen estos niños, a pesar de lo que han visto y vivido. Toda una lección.El pasado 16 de junio fue el día del niño africano y me preguntaba si ibas a escribir algo sobre los más pequeños, mi debilidad.Ya habías hablado de los niños soldados, también de corta de edad…pero necesitaba saber qué pasaba con los huérfanos de guerra. Ya has satisfecho mi curiosidad. Gracias.Gracias por estar ahí, gracias por contarnos lo que ves, y lo que sientes y nos haces sentir y sobre todo… gracias por volver.Preciosas las fotos. Preciosos ojos. Preciosa esperanza.Me alegro de que regreses, sano y salvo, pero con un equipaje lleno de recuerdos y sensaciones que seguro seguirás plasmando en tus escritos.Que tengáis un buen viaje de vuelta.Y espero veros pronto.BesosNatali

    19 Junio 2006 | 14:43

  16. Dice ser Hernán Zin

    Querida Teresa (sare):Claro que seguiré viajando!!!!Ahora, tras un fugaz paso por Uganda, cuyas historias colgaré esta semana en el blog, volveré a Madrid durante unos días para descansar un poco, hacer trámites, ver algunos amigos y cargar las baterias antes de volver a partir.La semana que viene ya salgo rumbo a Palestina. Unos muy buenos amigos me esperan en Nablús para mostrarme cómo es el día a día de los palestinos. Desde allí seguiré escribiendo y mandando fotos para 20 Minutos. Estaré por allí 22 días.Y luego, a finales de julio, si todo sale bien, y tras otra breve estancia en Madrid, partiré hacia Congo. Quiero seguir las primeras elecciones de este país en 40 años y perderme después tanto en el norte como en el sur, en Bunia, como en el sur, en Katanga, para retratar las consecuencias de una guerra que ha matado a cuatro millones de personas.Después, si consigo los permisos, espero comenzar septiembre en Somalia, para viajar después a Afganistán, Colombia, Haití, Irak… en un largo viaje que me llevará al menos siete u ocho meses.Así que, esto recién empieza, gracias a vuestro apoyo, tan importante en vuestros comentarios y correos electrónicos, y al de 20 Minutos, que ha creído en esta iniciativa, que me ha abierto esta puerta tan extraordinaria hacia vosotros y el mundo.Un abrazo!!! HZ

    19 Junio 2006 | 14:54

  17. Dice ser Alejandro

    Hernán:La mirada de los pequeños es increible. Deberías realizar un albúm de fotos.Es fascinante la mirada y sonrisa de esos niños, sin nosotros pensar todas las cosas vividas por ellos.Gracias, por mostrarnos ese lado oscuro que pocos se atreven a explorar y que muchos ignoramos.Un abrazo H, y buen viaje.Espero verte y coincidir en Madrid.Alejandro.

    19 Junio 2006 | 15:07

  18. Dice ser Hernán Zin

    Gracias Alejandro!! Me alegra que la fuerza de la mirada de los niños trascienda el tiempo y el espacio. Siempre me preocupa no llegar a captar del todo ciertos gestos, ciertos vislumbres, de una realidad tan honda y compleja. Un abrazo!! HZ

    19 Junio 2006 | 15:17

  19. Dice ser matiexu

    Hola Hernán,Busco un hueco en el trabajo, toda decidida, me digo “ahora mismo me meto en el blog de Hernán, a ver qué hay de nuevo”.Y leo las primeras líneas y me imagino a ese niño, me lo imagino viviendo en directo el terrible asesinato de su familia, de sus seres queridos, de la gente que tenía alrededor.Por mucho que uno lo intente, nosotros, los “occidentales afortunados” no podemos ni remotamente imaginarnos la cantidad de sufrimiento que semejante experiencia puede acumular en una persona.Ayer me comentaba una mamá, respecto a su bebé al que estaban saliendo los dientes, que según el pediatra si tuviéramos que sufrir de adultos el dolor que suponen esos dientes incipientes, no podríamos soportalo.Quizá este caso sea algo parecido. Sólo el alma de un niño, con su bondad infinita, con su inocencia, es capaz de sobrevivir ese dolor.Y no sólo de sobrevivir, sino de hacer las cosas con ese amor, con espíritu solidario, con vocación de seguir adelante y progresar.Siempre he pensado – bueno, quizá no siempre, pero sí desde que pisé Africa por primera vez – que la gente del tercer mundo tiene mucho que enseñarnos. Esos niños que ínsisten en sonreírle a la vida un día tras otro a pesar de los terribles obstáculos con los que se tienen que enfrentar merecen nuestra más sincera admiración y respeto.Pequeños maestros.Buen viaje de regreso !!MAITEXU

    19 Junio 2006 | 15:20

  20. Dice ser Montse

    Otro día más acabo de leer tu crónica y noto como se adentra por mis venas esa angustia que han padecido los pequeños que fotografías y de los que narras toda esa crueldad de los despóticos políticos.Esos ojos hacen que se me caigan lágrimas por las mejillas, de emoción al recordar, como bien dicen Maria y Palo 15, la labor que hacen Urmi y mucha más gente en India.Entre libros vuelvo a bajar a la realidad y me siento impotente, triste, con un nudo en la garganta al leer y sentir todo lo que cuentas.Hernán, gracias por brindarnos la posibilidad de descubrir la cara más cruel de Sudán que tan escondida está aquí.Suerte en tu largo viaje a Nablús, Congo, Afganistán…Un abrazo de una mujer con ansias de seguir leyendo tus historias,Montse

    19 Junio 2006 | 15:32

  21. Dice ser irene

    Hola Hernan ¿como te fue con los remedios caseros para las bacterias?? espero que bien…solo entro para comentar que ese niño no necisita palabras para mostrar sus pensamientos…sus ojos lo dicen todo….tu relato me entristece pero las fotos me forman un nudo en la garganta que no puedo deshacer ni con todas las lagrimas del mundo…yo he cuidado niños “marignados”(no me gusta lo de marginales pues ellos no lo han elegido, les han marginado)en mi ciudad, y se que su sufrimiento no es comparable pero tambien son niños con graves traumas…te digo esto porque es dificil, sino imposible, curar esas penas….yo creo que la unica forma de curarlas es ayudandoles a que sus hijos (cuando sean ellos mayores y los tengan) no pasen por lo mismo…tal vez toda esa inocencia robada se recupera cuando lo que mas quieres es feliz…el mundo siempre ha llevado la misma dinamica, unos sufren para salvar a los que vienen…lo realmente triste es que tampoco se puedan salvar sus hijos y nietos…por eso tienen que acabar ya esas guerras promovidas en parte por occidente y en parte por la ignorancia….Necesitamos mas gente como tu Hernan…me despido sin decirte adios…tan solo hasta la proxxima historia..muchos besos y abrazos pues te deben hacer falta a ti y a todos los que os rodean en cada viaje…dile a esos niños de nuestra parte que desde aqui luchamos por ellos con las aportaciones a las ong’s y que pensamos en ellos, aunque no se rezar, pido por ellos todos los diasbesos

    19 Junio 2006 | 16:11

  22. Dice ser Hernán Zin

    Gracias Irene por lo que escribes sobre los niños, me parece muy sentido y profundo, y también por los consejos de remedios casos.Afortunadamente, no tuve que tomar remedio alguno. Con descansar un día y hacer dieta todo se solucionó. Ya sabes, el estrés, el cansancio y todas las emociones que entrañan los viajes, sumados a las bacterias de un lugar desconocido para mi cuerpo, tuvieron ese efecto. Creo que lo peor fue que me asusté. Ya tuve malaria varias veces, y es algo por lo que no querría volver a pasar. Así que, a los primeros síntomas de fiebre pensé que pasaría lo peor.De todos modos, y tomando perspectiva, todo lo que me pueda pasar a mí es ínfimo comparado con lo que sucede a los niños y a las mujeres en conflictos. Y eso es algo que siempre ayuda. Estar en contacto con el sufrimiento ajeno, sobre todo cuando tiene semejante magnitud, empequeñece nuestras preocupaciones, nos da perspectiva.Gracias por el mensaje y espero que algún día nos cuentes acerca del trabajo con niños marginados, como bien los llamas.Un abrazo!! HZ

    19 Junio 2006 | 16:44

  23. Dice ser kekuraz

    “Las guerras no terminan con la firma de los tratados de paz, perduran durante años en los traumas de quienes las sufrieron, en el comportamiento errático de sociedades que no saben relacionarse sino es a través del perverso lenguaje de la violencia”.Pocas veces he leido una VERDAD mas grande.Ya me lo dijo Fran…. tienes que leerle…Gracias por todo y VUELVE.

    19 Junio 2006 | 17:02

  24. Dice ser Hernán Zin

    Muchas gracias Kekuraz por el comentario. Hay cuestiones que, estando en el terreno, se ven claridad meridiana. Y en Sudán he comprendido que las consecuencias de la guerra – si la paz es definitiva y no vuelve la violencia – van mucho más allá de lo que pensamos, se perpetuan en el tiempo y en miles de historias de pérdida y desgarro.Haces muy bien en seguir los consejos de Fran. Yo siempre lo hago. Un gran amigo y un maestro.Un abrazo, HZ

    19 Junio 2006 | 17:46

  25. Dice ser una amiga

    hoy tambien me has tocado la fibre sensible, siempre lo haces es cierto pero hoy con esas fotografias, esos ojos, esa pequeña mano, sus historias…me han producido mucha ternura y no deja de emocionarme y tambien inquietarme.Emocionalmente me tocas la fibra sensible siempre que te leo o te escucho. Personas como tú hay pocas, ojalá fuese esto una moda de la que nos contagiáramos todos.Me alegra ver todos los planes que tienes, tus próximos viajes y proyectos, pero sobre todo la ilusión con la que te imagino.Es una alegria muy grande para mi tambien, nadie como tu para hacer lo que estás haciendo.ES bonito ver como de distintos lugares de este mundo la gente te sigue.desde este rincon estamos contigo y lo estaremos siempre ya lo sabes.una amiga

    19 Junio 2006 | 17:58

  26. Dice ser laura

    Tengo 26 años y soy madre de una niña de 2. Doy gracias cada día por la salud de la que goza mi hija, por poder darle comida, ropa y sobre todo amor.Todo lo que se haga será poco cuando de trata de penas como éstas. Los niños son siempre las víctimas en todo tipo de conflictos. Trato de explicar a mi niña (con la dificultad que supone que tenga sólo 23 meses) lo afortunada que es. Al leer tus relatos no se me ocurre quejarme por nada. Es muy triste leer estas cosas. Es una alegría ver las caras de los niños que sobreviven.El trabajo que realizas es muy generoso. Muestras aquello que nosotros, los ausentes, los acomodados, los ciegos nos negamos a ver. Crees tú que se pueda hacer algo para acabar con todo esto? Hay algún nexo de tipo sociológico o político común en las guerras que nos de alguna pista para averiguar qué hacer?.Enhorabuena. Un saludo

    19 Junio 2006 | 18:04

  27. Dice ser ross

    me sorprendes cada día…hasta el último minuto aprovechas para seguir contestando y dando las gracias….cuando somos nosotros los que te damos UN GRACIAS ENORME a tí por acercarnos una realidad que no se atreven a mostrar otros muchos…..y descansa, que te lo has ganadohasta pronto¡¡ross

    19 Junio 2006 | 18:25

  28. Dice ser Ana

    Querido Hernán: ¿Qué más puedo añadir a todo lo pensado, soñado, dicho y escrito en este blog? Veo que toda la gente te apoya de todo corazón y sin compromisos forzados y que te anima día a día. Eres muy afortunado. Y no solo por la cantidad de amigos que demuestras tener, sino porque eres capaz de enseñar a una parte del mundo como es la otra.Eres una persona excepcional. Solo quisiera decirte una cosa: no cambies nunca. Sigue teniendo esos grandes referentes que tienes en la vida, libertad, justicia, igualdad…Sigue luchando por un mundo más justo, pero nunca olvides una palabra de la que jamás carecen las grandes personas como tú: la humildad.

    19 Junio 2006 | 18:26

  29. Dice ser irene

    Querido Hernan, estare encantada de compartir mis mini(superminis comparadas con las tuyas) con mis niños marginados y los no tan marginados con los que he tratado….espero tu siguiente minireportage con ansiamuchos besos y lo dicho : un abrazo que siempre viene muy pero que muy bien…a los niños…muestrales lo inteligentes y valiosos que son, a veces esas muestras hacen mas que todos los regalos del mundo…solo si les muestras atencion real (no como si fueran niños, sino adultos…despues de todo lo que han pasado por desgracia tienen el entendimiento de un adulto en muchas cosas)ellos se abriran para explicar sus emociones y sentimientos…poco podemos hacer, pero pienso que les reconfortara saber que no son los olvidados..mas bien los recordados por todos los que en algo nos toca este tema, bien sea por experiencias o por emociones…diles que los queremos…saludos

    19 Junio 2006 | 19:07

  30. Dice ser Tu Fan N° 1°

    Querido HZ:Mas que nunca me has emocionado con tu articulo, con cada una de tus palabras y con cada foto. No sabes lo que fue leer esto, en el medio tuve que esperar a que mis lagrimas se cecaran, se me habian empañado los ojos…Gracias HZ por ser un escritor magnifico y un fotografo tambien maginifico, y por sobre todo un ser tan sensible.Muchos cariños,Tu Fan N° 1!

    19 Junio 2006 | 19:22

  31. Dice ser Pilar

    Hernan, me has dejado el corazon llorando…No tengo palabras para expresar lo importante que es para mi leerte.Me acompañas cada dia, sos una de las razones que me da fuerzas para levantarme.Fuerzas, por favor no pares nunca de hacer esto, viaja por todas partes, escribenos cada detalle.Besos,Pilar

    19 Junio 2006 | 19:25

  32. Dice ser 3,14

    Hernan, espero que me contestes a este comentario, me haria mucha ilusion…es increible todo lo que estas haciendo por todos, y he decidido que de mayor voy a ser como tu, la gente me pregunta:¿que vas a ser de mayor? y yo les contesto: hernan zina,y aunque no me entiendan se perfectamente d elo que hablo creeme.Sigue asi un besaz0!!

    19 Junio 2006 | 19:34

  33. Dice ser Hernán Zin

    Gracias 3,14. O debería llamarte: Hernán Zina. Me hace mucha gracia. Y es todo un halago. Pero yo no tengo mérito. Soy apenas un altavoz. A los que tenemos que admirar y escuchar es a ellos, los niños y las mujeres que quieren seguir adelante a pesar de todo, que no se rinden, que se apegan a la vida y luchan por dejar atrás las heridas del pasado, los terribles golpes que han recibido.Un abrazo!! HZ

    19 Junio 2006 | 20:33

  34. Dice ser Sarai

    Enhorabuena Hernán!! Me sorprenden todos los registros, tonos y colores que tienes como escritor. Cada día me sorprendes. Y eso es muy importante. Algunas he entradas han sido muy divertidas, otras irónicas. La de hoy, sin dudas, la más emotiva de todas. Conmovedora.Sarai!!

    19 Junio 2006 | 20:35

  35. Dice ser Carlos

    que emocion tu blog Hernan, realmente da gusto leerte, a la vez que emociona…Hoy ademas te has pasado con las fotos, son maravillosas.Realmente extraordinario.Carlos

    19 Junio 2006 | 21:11

  36. Dice ser Tu Fan N°1!

    Querido Hernan:Otra vez, soy Tu Fan N°1! es la terecera de hoy…Es que sigo emocionada…Quede terriblmente sensibilizada.Mas cariños,Tu Fan N°1!

    19 Junio 2006 | 21:13

  37. Dice ser Lucila

    YO TAMBIEN QUIERO SER HERNAN ZINA CUANDO SEA GRANDE!!Vamos ser muchos vos!Lucila

    19 Junio 2006 | 21:14

  38. Dice ser Jhonny

    Recomende tu blog a todo el que conozco porque quede tan sorprendido que no quiero nadie se pierda de leerte a ti.El de hoy es el mas emotivo sin dudas, y esa foto de tu mano con la mano de Lakho la llevare en mi retina para todas partes.Prometo ser un portavoz de tu trabajo.Saludos,Jhonny

    19 Junio 2006 | 21:18

  39. Dice ser Sofia

    Me has emocionado hasta las largrimas con tu nota y tus fotos, no sabes lo que te agradezco por enseñarme cada dia las cosas que valen la pena.Gracias,Sofia

    19 Junio 2006 | 21:20

  40. Dice ser MujerMadrid

    Hola de nuevo Hernán.Yo te iba a preguntar sobre tus próximos viajes, pero veo que ya te lo habian preguntado.Palestina..me apasionaria conocer el día a día de los hombres, niños..y claro está esas Mujeres que están en la sombra.Espero que regreses felizmente a Madrid y descanses,del ruido, ese ruido de disparos que tan espantosamente has soportado.Un abrazo

    19 Junio 2006 | 22:01

  41. Dice ser Hernán Zin

    Querida Mujer Madrid:Sí, Palestina va a ser seguramente apasionante. Tengo ganas de descansar, pero también ya de estar allí. La curiosidad, el deseo de aprender, pueden más que las ganas de dormir (que no me faltan).Y, sobre todo, dejar atrás, en lo laboral, la falta de infraestructura de Sudán, que tantos problemas me ha provocado. Me dicen mis amigos en Nablús que allí, aunque es la ciudad más aislada de Cisjordania, hay cibercafés por todas partes. Va a ser un lujo.Sólo espero que los soldados me dejen pasar por los “check points” con el ordenador y las cámaras. Dicen que son bastante pesados y que hay que tener mucha paciencia, sobre todo porque no son profesionales, sino adolescentes que están haciendo el servicio militar.(Aprovecho y lanzo un mensaje al foro: ¿hay alguien que tenga información al respecto? Lo agradecería mucho, pues he escuchado muchas versiones contrapuestas: que te sacan el ordenador apenas llegas a Tel Aviv, que te revisan todo el material antes de dejarte salir del país, me comentaron algunas personas. Otras me han dicho que no hay problema alguno).Si todo sale bien, a finales de la próxima semana comenzaré a colgar las primeras entradas desde Palestina. Buscaré a las mujeres en la sombra, lo prometo.Un abrazo, HZ

    20 Junio 2006 | 02:39

  42. Dice ser Vyolet

    Me he pasado la tarde despotricando por lo mal que me siento, por un cúmulo de circunstancias que me han entristecido bastante.Y…miro esas fotos, y leo lo que escribes, y se me saltan las lágrimas.Son entrañables…Gracias por compartir esto “conmigo”

    20 Junio 2006 | 02:51

  43. Dice ser chüpetina

    hola, hernán,es genial tu blog, te lo he dicho ya? nos cuentas las cosas que los medios se olvidan o malversan. los medios nos enseñan los cadáveres sangrientos o mutilados después de una guerra.pero no nos cuentan el drama humano que queda detrás de ese cadaver.los niños son débiles, y los débiles son siempre los que pagan las injusticias.aún así, con tu blog das esperanza, porque muestras a gente que está trabajando para que el mundo sea un poco mejor.

    20 Junio 2006 | 09:58

  44. Dice ser Carmen F.

    Hola a todos,Si la situación de las mujeres me importa especialmente, los niños son mi debilidad, mi gran pasión y vocación…los niños son lo mejor del mundo…basta con mirar a un niño a los ojos para sentir en un instante toda la ternura, la alegría, la paz…el sentimiento de felicidad más intenso yo siempre lo he experimentado rodeada de niños, de hecho siempre me siento bien cuando tengo cerca alguno, en cambio, con adultos no siempre me he sentido tan bien…además es algo recíproco, pq no sé cómo lo hago pero parezco un imán de niños…No tengo hijos aún, y quizá nunca los tenga, pero no necesito q sean míos para derramar todo el amor posible con ellos, con los niños…eso intento en el hospital con mis peques…cuando la gente me pregunta donde veo yo a Dios, lo primero q me viene a la cabeza es la mirada de los niños…Hoy Hernán, viendo esas fotos (sobre todo esa foto donde aparece Lakho, tan graciosa y peloncita)y esas historias q nos has contado, me he acordado especialmente de mis pequeños enfermos, de su sufrimiento…y sí, el silencio y la reticencia a q te acerques a ellos es lo primero con lo q sueles encontrarte, un silencio y una actitud defensiva, muchas veces a la medida del dolor q han padecido, de su deterioro tanto físico como emocional…pero los niños tienen una capacidad increíble y fascinante de renacer, de revivir, de regenerarse, de evadirse con su imaginación, y eso es muy esperanzador tanto para ellos como para los q estamos cerca…pero cuando se sufre un daño muy profundo, se necesita tiempo, mucha ayuda, paciencia y cariño para curarse por dentro y por fuera…yo lo he visto, lo veo a menudo, y cuando además has participado en ello, aunque sea mínimamente, es algo realmente maravilloso y emocionante…pq compruebas q la vida no sólo se rompe y se muere, sino q también renace y vive…Desde luego esto mundo q hemos creado no es el mejor, ni para los adultos, ni especialmente para los niños, pues ellos son los más indefensos y los q menos recursos tienen…pero también son los q más posibilidades albergan de q el futuro sea distinto, mejor…ayudémosles con nuestro apoyo y enseñémosles con nuestro ejemplo, más q con nuestras palabras…eso repercutirá positivamente, tanto en ellos como en nosotros…Odio esa frase q te dicen, ante situaciones como la q nos describes, todos aquellos q se han rendido por egoismo o comodidad : “El mundo es así”; NO, el mundo no es así, lo hacemos así nosotros, en mayor o menor medida todos contribuimos al mundo q tenemos, aunque es cierto q muchos no lo merecemos, mereceríamos algo mejor…En fin, no me extiendo más…la brevedad sigue sin caracterizarme…Gracias Hernán por permitirme participar en tu espacio, pues es para mí bálsamo y refugio, reencuentro con lo mejor de mí, un lugar donde es posible expresar todo aquello q, a menudo, por falta de oportunidad no es posible hacer en otros contextos q la lógica de este mundo exige.Cuídate, Hernán, y mucha suerte en tus nuevas andaduras, pero descansa, q estas experiencias desgastan mucho, tanto física como psicológicamente…Y respecto a los poemas…gracias…hoy mismo cuelgo uno q escribí a los niños…Un afectuoso saludo a todos.

    20 Junio 2006 | 10:31

  45. Dice ser Arya_chan

    Hola Hernán:Te leo todos los días aunque escasamente dejo comentario, por falta de tiempo o porque mis palabras me suenan estúpidas al lado de lo que narras, o por ambas cosas…Este artículo es el que más me ha impresionado, me has dejado pensando desde que lo leí ayer. La foto de la manita de la niña sobre la tuya se me quedó en la retina. Es muy tierna…Entre tanta emoción me hiciste soltar una carcajada con eso de que te tiren de los pelillos de los brazos jajajajaEn fin, ánimo con tus próximos proyectos y que descanses en Madrid.Besos!!

    20 Junio 2006 | 11:39

  46. Dice ser ross

    Hola CARMEN F.lo que tú haces con los niños, también es una labor de admirar y tus palabras dicen de tí que eres una gran persona…te animo a que sigas ese camino y a que compartas con nosotros tus experiencias(con el permiso de Hernán, por supuesto)….nos valdrán…seguroun beso,

    20 Junio 2006 | 11:45

  47. Dice ser MujerMadrid

    Carmen F.Has plasmado muy bien tus sentimientos y tu experiencia con los niños. Es cierto, ellos tienen una gran capacidad de renacer como dices.Yo también estuve con niños, enfermos, unos terminales y otros con patologias muy complicadas.Cuando nadie daba un duro por la supervivencia de un niño/a, yo siempre tenia la esperanza de esa fuerza y vitalidad que tienen para salir y luchar por la vida.Y milagrosamente…se recuperaban!!Efectivamente, el mundo no es así.Hay que intentar cambiarlo, mejorarlo, ideando.Hernán dijo una vez que los grandes cambios en el mundo se harian con gente de a pié.Gente normal, humilde con grandes proyectos.Cada dia estoy convencida de que será así.Un beso Carmen y espero tus escritos.

    20 Junio 2006 | 11:56

  48. Dice ser yo

    Como cada vez que te leo, me dejas con el corazon en un puño, lagrimas en mis retinas, y una gran sonrisa en mi cara…Hernan, sigues asi, gracias x ser la camara, el visor, ese portavoz que nos muestra un mundo tan cruel, pero a la vez con una sensiblidad indescriptible.Te admiro

    20 Junio 2006 | 13:02

  49. Dice ser Hernán Zin

    Gracias Liza. Todo un halago. Por ahora sólo puedo decirte que tengo unas grandes ojeras y los ojos muy cansados. Nada que con un par de días de descanso no se pueda solucionar. Un abrazo!! HZ

    20 Junio 2006 | 13:50

  50. Dice ser Sonrisa Radiante

    Que dulzura sus miradas, el silencio de Lazlo lo entiendo cuando eres niño y sufres te encierras interiormente para evadirte de la realidad, hasta que no se curan las heridas del alma no surgirá la palabra.

    20 Junio 2006 | 14:24

Los comentarios están cerrados.