BLOGS
El nutricionista de la general El nutricionista de la general

"El hombre es el único animal que come sin tener hambre, que bebe sin tener sed, y que habla sin tener nada que decir". Mark Twain

¿Es la crisis económica un aliado contra la obesidad?

Supongo que quien más quien menos habrá escuchado ciertos razonamientos relativos a que como la actual crisis económica siga afectando a los salarios (a la baja) y a los precios de los alimentos (al alza) esta coyuntura terminará por poner suponer un freno a las crecientes cifras de obesidad en nuestro entorno. Yo no lo creo, es más, y en sentido contrario opino que la podría agravar. En pocas palabras, para comer “mal” se suele precisar de menos dinero que para hacerlo mejor.

Veamos algunos ejemplos. Pocos son los que defienden la comida rápida como el epítome de la saludabilidad alimentaria (muchas veces nombrada también como “basura” y sus equivalentes fast y trash food). Sin embargo, frente a la crisis económica uno de los argumentos de venta de las distintas empresas que facilitan esta opción a la hora de llenar el buche, porque parece que es de lo único que se trata, se encuentra el del precio, el más por menos, los “menús” económicos, etc. Como ejemplo baste este eslogan de “Telepizza” que tuve la ocasión de fotografiar el otro día mientras paseaba por Zaragoza: “Por poco como como loco” (por poco dinero, se entiende).

Pero la duda al respecto de este tipo de publicidad es inevitable ¿surten efecto este tipo de campañas, se compra más de este tipo de comida por estar más barata? Me parece que sí. Uno de los ejemplos más recientes lo tenemos en el impacto y el éxito entre los consumidores de la campaña de la misma empresa antes mencionada con motivo de que una vez cada 4 años es año bisiesto (o que el Pisuerga pasa por Valladolid, podría haberse utilizado): El 29 de febrero pasado Telepizza puso sus pizzas individuales a un euro. El resultado obtenido con la iniciativa fue más allá incluso de las previsiones más optimistas de la empresa. Según distintas noticias, “la compañía aumentó en más de un 700% el número de pedidos, superando el 600% previsto inicialmente, con más de 1,7 millones de pizzas vendidas en los cerca de 600 establecimientos de la enseña que participaron en la acción“.

Me temo pues, que salvo que la actual crisis económica nacional termine derivando en problemas de verdadera hambruna -y yo de estas cosas no entiendo- la crisis, lejos de ayudar a mejorar las cifras de obesidad, las empeore. De hecho, en la actualidad, son las clases más desfavorecidas social y económicamente hablando, las más sensibles al riesgo de padecer obesidad. Un hecho que se viene contrastando en diversos estudios recientemente publicados.

 

16 comentarios

  1. Dice ser SinVoz

    Sin duda.. sí. Nada como una buena crisis contra la mejor de las dietas. En breves quedarán en evidencia los que viven bien..por su panza y flotadores se les reconocerá.

    15 marzo 2012 | 10:12

  2. Dice ser heliogabalo

    Muy bien dietista. No, si resulta que ahora tendremos que agradecer a los especuladores de deuda que nos puedan dar la patada en el culo en el trabajo cuando les plazca y con una indemnización ridícula u obligar a que nos traslademos a Tayikistán bajo amenaza de perder el trabajo. Y cuando no podamos afrontar la deuda y nos veamos abocados a vivir debajo de un puente con el brick de vino como núcleo de nuestra dieta, ¿también habrá que considerar que la crisis nos vuelve saludables?

    Lo que hay que leer…

    15 marzo 2012 | 10:19

  3. Dice ser uno que lee

    No se si seré yo pero la síntesis de este articulo dice que a no ser que nos volvamos tan pobres como para siquiera poder comprar comida, lo que la crisis hace es que compremos los productos mas baratos, es decir la comida basura.
    El título es una pregunta no una afirmación

    15 marzo 2012 | 10:31

  4. Dice ser Ravioli

    Independientemente del artículo, se comía mucho mejor en época de postguerra (legumbres, caldos, potajes, sopas, verduras, frutas…) que ahora. Hemos pasado de la poca cantidad pero calidad de la comida, a la cantidad de comida sin calidad. http://www.ravioli.es

    15 marzo 2012 | 10:43

  5. Dice ser Rosa

    Yo creo que depende, no olvidemos que es más barata una bolsa de magdalenas que una de ensalada, hablando de la compra que realizamos para casa, claro.

    15 marzo 2012 | 11:01

  6. Dice ser ANTONIO LARROSA

    En cuanto empiecen a dar cartillas de racionamiento verás como nos ponemos todos la mar de elegantes, solo estarán gordos , los peces gordos. ¿Me entiendes?

    Clica sobre mi nombre

    15 marzo 2012 | 11:11

  7. Dice ser Sicologo Del Casting De Foolyou

    A mi me molesta que en los cines cuando vas a comprar palomitas te ofrezcan mas palomitas y bebida por el mismo precio.son como el demonio tentandote.si me puedes dar mas dámelo de entrada y punto.si quiero comerme unas palomitas no quiero comerme el doble de las palomitas que he ido a buscar,eso es diabólico y una fábrica de gordos.

    15 marzo 2012 | 11:17

  8. Dice ser pollito

    Las clases bajas siempre están más gordas que las altas porque los hidratos de carbono son mucho más baratos que las proteínas. Dar de comer filetes de añojo a una familia de cinco personas cuesta 6 euros (y en eso en las ofertas del carrefour); en cambio darles macarrones cuesta 50 céntimos.

    La costumbre de tomar hidratos de carbono como plato principal (en lugar de como primer plato seguido de carne o pescado) tiene una gran culpa del aumento de la obesidad. Ahora, y no solo en las casas más pobres, es muy corriente comer 125 g de pasta por persona y una ensalada. Antes se tomaba una ración moderada (60 g) de pasta y luego carne con verduras. La diferencia de calorías entre ambos menús no es significativa, pero sí lo es la de la glucemia que producen (y por tanto el apetito).

    15 marzo 2012 | 12:21

  9. Dice ser ersipi Tarsus,

    Mi abuelo siempre decía que en la guerra y la post-guerra no se veían gordos.
    Bueno, quizás algún cura y algún fascista, pero nadie más.

    15 marzo 2012 | 12:36

  10. Dice ser Antonio

    Vivo fuera de España desde hace tres años, así que quizá mi comentario no sirva de mucho. En mi caso no he notado una diferencia económica importante al cambiar el ir de restaurantes al llevarme la comida de casa y cocinar yo. Pero creo que me está saliendo algo más caro. Eso sí, estoy seguro de que mi alimentación ahora es mucho más equilibrada (http://khalkarrodiet.blogspot.com)

    Y el comentario de Pollito se acerca mucho al problema que creo que ha habido en mi casa a la hora de comer. Hasta hace poco, lo que yo consideraba 1 porción normal de pasta o de arroz eran los 125 gramos, no los 60 y 70 gramos que tomo ahora.

    15 marzo 2012 | 13:18

  11. Dice ser nose ara mismo

    con la crisis se adelgaza antes, tanto tiempo en el paro te amargas y no comes

    15 marzo 2012 | 13:39

  12. Dice ser Lola

    ¿Qué ha sucedido para hayamos dejado de comer fruta y verdura? Por mucho que se diga, siempre hay buenos precios en los mercados si son productos de temporada.

    15 marzo 2012 | 13:43

  13. Dice ser Óscar

    Pues yo creo que a más crisis, más obesidad ya que se come peor y alimentos que nos llenen pero no son sanos.

    15 marzo 2012 | 14:42

  14. Dice ser Tia de Sobrino

    Pues yo tambien lo creo. Antes con las crisis o en la posguerra cuando mas hambre paso este pais en la historia moderna se comian patatas los menos pobres o sus mondas los mas pobres porq no habia alternativa. No podian ir al telepizza a por pizza por un euro para toda la familia. Si tenian 166,386 pesetas las gastaban en patatas y legumbres y leche y de vez en cuando mataban algun gato. Mi madre cuenta q cantaba eo eo eo patatas con fideos! Escaso si, en algunas fotos se la ve realmente delgada. Ahora la crisis no tiene porq estar unidad a esta delgadez cuando por escaso dinero tienes a los niños felices y gorditos pero bien alimentados? No creo q mas q mi madre con sus patatas con fideos aunq ella estuviera flaca y los niños de ahora esten gorditos muchos de ellos

    15 marzo 2012 | 23:00

  15. Dice ser Lidia

    ¿¿Pero alguien se ha molestado en leer el artículo antes de comentarlo??

    Me da la impresión de que mucha gente se ha quedado en el título porque no entiendo los comentarios…

    Corto y pego textualmente partes del artículo para los que no lo habéis leído:

    “¿Es la crisis económica un aliado contra la obesidad? ”
    “Yo no lo creo, es más, y en sentido contrario opino que la podría agravar. En pocas palabras, para comer “mal” se suele precisar de menos dinero que para hacerlo mejor.”

    15 marzo 2012 | 23:41

  16. Dice ser como adelgazar

    Totalmente de acuerdo con este artículo. En Estados Unidos se puede predecir la obesidad a partir del código postal. Ese dato dice mucho de la clase social y el poder adquisitivo de sus habitantes. Y ya se sabe: a menos dinero, más kilos.

    16 marzo 2012 | 00:26

Los comentarios están cerrados.