BLOGS
La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Entradas etiquetadas como ‘fuerteventura’

Las cabras felices de Juan Pérez y su perro Arrogante

Con el amanecer de cada mañana Juan Pérez salta de la cama, desayuna un buen tazón de leche con gofio y saca a pastar sus 20 cabritas felices. En realidad 25 si contamos los pequeños baifos, palabra de origen aborigen con la que se nombra en la isla canaria de Fuerteventura a los cabritos o chivos lechales. No olvida la lata, una larga pértiga de fibrosa madera con punta de hierro a modo de cayado con la que lo mismo se apoya en ella que da unos saltos increíbles por entre la lava. El salto del pastor lo llaman. Tampoco se olvida cubrirse la cabeza con su raído cachucho de lana, típico sombrero con al menos el medio siglo de vida de su propietario al que Juan es tan fiel como a su flamante bigote setentero.

Le acompaña su fiel perro Arrogante, un bardino majorero de cinco años con pelo grisáceo tirando a verde y las rayas atigradas propias de los de su raza. Otra peculiaridad de esta isla. El bardino o perro majorero es una de las cinco razas caninas autóctonas de Canarias. Tradicionalmente se usó como perro ganadero y guardián, por eso ahora está tan amenazada como la misma profesión de pastor. Por el abandono del campo pero también por su mala fama. Se les acusa de ser celosos, desconfiados y traicioneros; de no avisar, acercarse cautelosos y soltarte una fuerte dentellada con sus poderosas mandíbulas cuando menos te lo esperas.

No es el caso del animal de Juan, o al menos eso espero cuando me los cruzo en el campo, ellos vigilando el ganado y yo buscando con mis prismáticos esos machos de avutarda hubara encelados estos días en sus carreras vertiginosas de amor ciego. Lee el resto de la entrada »

50 experiencias que no te puedes perder en Fuerteventura

Hoy os traigo al blog todo mi orgullo de escritor; el nuevo libro que acabamos de presentar en FITUR Madrid, la Feria Internacional de Turismo. 50 experiencias que no te puedes perder por nada del mundo cuando visites La Oliva, el norteño municipio de la isla de Fuerteventura donde yo vivo. Son las que personalmente recomiendo a los amigos o familiares que me visitan. Rincones muy especiales, paseos, museos, gastronomía, aves, nubes, volcanes, barrancos, cielos estrellados pero, por encima de todo, sensaciones únicas.

No por casualidad, 2017 ha sido declarado por las Naciones Unidas como Año Internacional del Turismo Sostenible para el Desarrollo. Un turismo comprometido con la protección del medio ambiente y las culturas autóctonas, al tiempo que contribuye a generar ingresos y empleo para la población local pues busca lo pequeño, que cuando uno es turista de verdad se convierte en lo grande, lo inolvidable. Es el que yo llamo turismo salvaje, campero, pacífico y pausado. Lee el resto de la entrada »

¿Por qué no reciclamos las cápsulas de café?

Cápsulas de café encontradas en la basura doméstica.

Cápsulas de café encontradas en la basura doméstica.

Prácticamente ya no hay una casa en España que no tenga un máquina de café por cápsulas de un solo uso. Sus precios han bajado muchísimo y hay además muchas marcas blancas ofreciendo productos económicos en cualquier supermercado.

El café sale muy bueno y rápido, pero no tiene nada de limpio. Porque además de ser muchísimo más caro que el café de cafetera tradicional (haz cuentas y verás), el sistema de cápsulas supone una pérdida de valiosos recursos naturales, su reciclaje es costoso y no hay un sistema de reciclado cómodo que funcione correctamente. En otras palabras, las compañías fabricantes te dejan la responsabilidad del reciclado a ti, el consumidor. Ellas se lavan las manos. Lee el resto de la entrada »

La incultura declara la guerra al amenazado cuervo canario

Cuervo canario fotografiado en la isla de Fuerteventura.

Cuervo canario fotografiado en la isla de Fuerteventura.

Todos contra el cuervo canario. ¿Nuestros políticos están locos o son tan sólo unos incultos?

Nota oficial del Cabildo de Fuerteventura (las negritas son mías):

El Gobierno de Canarias se ha puesto como objetivo reducir el nivel de protección del cuervo para hacer frente a la proliferación de estos animales y los daños que están provocando a agricultores y ganaderos de Fuerteventura. Así se lo ha trasladado la viceconsejera de Medio Ambiente, Blanca Pérez, al presidente del Cabildo de Fuerteventura, Marcial Morales, a quien ha comunicado que ha urgido la finalización del estudio de campo realizado por técnicos de la Consejería y que fue acordado durante la última edición de Feaga.

“Preocupa mucho en el sector primario los daños que producen los cuervos. En estos momentos están destrozando cosechas y en unas semanas se teme que se ceben con los baifos”, asegura Marcial Morales, que espera el inicio inmediato de medidas de control sobre la población del Corvus corax canariensis.

Hagamos un mínimo análisis a tan vergonzoso texto. En primer lugar hablemos de la especie: Lee el resto de la entrada »

Descubre la Fuerteventura más salvaje y llévate gratis un libro

Nada mejor para celebrar hoy la Pascua Florida que regalaros a todos un libro. Uno de naturaleza pero también de viajes. Uno mío, el último que he publicado y que espero os guste. Se titula Guía de la Naturaleza de Pájara y propone conocer con detalle uno de los municipios más extraordinarios de Canarias, el situado en el sur de la isla de Fuerteventura. Lee el resto de la entrada »

Fuerteventura logra la cuadratura del círculo con la gestión integral del agua

agua

La isla canaria de Fuerteventura es un desierto rodeado de agua… salada. Altas temperaturas, vientos constantes, estériles tierras salinizadas, sin ríos de agua dulce y con un régimen de lluvias tan escaso como irregular (apenas cien litros al año) hacen muy difícil la vida.

Precisamente por esta escasez, la supervivencia de sus habitantes ha estado siempre ligada al agua. A la falta de agua para ser más precisos, la lógica de un terreno extremadamente árido en mitad del Atlántico y a escasamente 100 kilómetros de distancia de las costas del Sáhara, el desierto más terrible del Planeta. Lee el resto de la entrada »

¿Conoces la isla canaria del tesoro?

La isla de Lobos desde el mar es un volcán en medio del Atlántico.

La isla de Lobos desde el mar es un volcán en medio del Atlántico.

Todos los viajeros tenemos una deuda con el escocés Robert Louis Stevenson y su iniciática novela La isla del tesoro. Alimentó nuestros primeros sueños de aventuras en países exóticos, de personajes fascinantes como John Silver El Largo y de playas paradisíacas con aguas de color turquesa.

¿En el Caribe? Muy pocos saben que en Canarias existe uno de esos islotes deshabitados que durante siglos sirvió de refugio a belicosos corsarios; quizá también oculta algún tesoro escondido. Se llama la isla de Lobos, un espectacular volcán surgido hace 135.000 años entre Fuerteventura y Lanzarote, visitable y muy, pero que muy recomendable. Lee el resto de la entrada »

Los dragos de Fuerteventura ‘aberruntan’ un invierno lluvioso

Dragos Fuerteventura

Si te pasas este verano por la isla de Fuerteventura, donde yo vivo, descubrirás algo más insólito que sus famosas playas de arena dorada con aguas de color turquesa. La mayoría de los dragos (Dracaena draco), ese típico y sorprendente árbol canario, están florecidos.

No es habitual. Lo normal es que sólo florezcan cada 15 años a partir de un esfuerzo biológico tal que, a modo de parto natural, acaban ramificando a través de las cicatrices producidas. Por eso, contando cada una de esas heridas hechas cada tres lustros es posible calcular su edad. Lee el resto de la entrada »

Mucho cuidado con las falsificaciones de Aloe vera canario

Aloe vera

No soy muy dado a creer en productos milagro, pero respecto a las bondades del Aloe vera no tengo dudas. En realidad hay 450 especies diferentes de Aloe, pero la vera (verdadera en latín) es la especie más potente y rica en vitaminas, minerales y aminoácidos. Y su producción ecológica en Canarias, considerada la de mayor calidad, toda una reciente revolución agrícola de floreciente futuro. Si los estafadores no lo impiden.

Probablemente originario de Arabia, en la Antigüedad se generalizó su cultivo por todo el Mediterráneo, que ya elogiaran egipcios y griegos. También en Canarias, desde donde se dice que Colón lo llevó a América y es origen de que “pomada canaria” sea en esas tierras sinónimo de remedio milagroso. De hecho, su otro nombre latino, barbadensis, es una confusión del científico inglés William Miller que describió la planta al tomarla por natural de las islas Barbados, cuando en realidad debió de llegar allí de la mano de algún canario.

No hay huerta o jardín en Fuerteventura o Lanzarote sin al menos una planta de la conocida como sábila. Tradicionalmente formó parte de la botica popular, pues su jugo es excelente para curar dermatitis, quemaduras, acné, eccemas, verrugas y hasta gastritis y úlceras.

Desde hace 20 años existen pequeñas plantaciones ecológicas dedicadas a la producción artesanal de cosméticos, pero la competencia es terrible. Aprovechando la merecida fama de las plantas canarias, el mercado se está llenando de imitaciones que se hacen pasar por producidas en Canarias, pero en realidad están fabricadas en otros países y tienen escasa pureza.

Anuncian productos de Aloe vera 100%, sí, aunque en concentraciones inferiores al 1%. Y nos los pintan de fuerte color verde cuando el extracto natural es incoloro.

Los productos que se venden como aloe canario y no lo son triplican en número de ventas a los locales. No están hechos con jugo natural si no a partir de extractos en polvo. Y no cuentan con las bondades medicinales de unas plantas cultivadas en un ambiente desértico pero volcánico dulcificado por los húmedos vientos alisios, característica que se nota en el resultado final: único. Pero al carecer de una marca de garantía propia, los listillos están haciendo su agosto.

Así que mucho ojo a las etiquetas, porque nos es aloe canario toda gelatina verdosa que nos venden como tal.

En Change.org hay una petición solicitando al Gobierno de Canarias la protección efectiva de este producto natural.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

Llegan las viejas locas a Canarias

Pardela

Un año más han llegado, puntuales a su cita. Son mis queridas viejas locas, las pardelas cenicientas (Calonectris diomedea). Las he visto ayer cuando regresaba en el ferry de Lanzarote a Fuerteventura, justo enfrente de ese solitario volcán en medio del Atlántico que es la isla de Lobos.

Espantadas por las espumas (y ruidos) del barco, levantaron cansinas el vuelo más de 50 de estas curiosas gaviotas nocturnas, nuestro albatros europeos. No me extraña que se hicieran las remolonas.

Desde que abandonaron las aguas de Canarias, hace ahora cinco meses, se han metido entre pecho y pluma más de 10.000 kilómetros de océanos impetuosos. Sin tocar tierra firme, durmiendo y alimentándose en el mar, buscando esas curiosas “autopistas de viento” que les permiten surfear sobre las corrientes marinas, han visitado las aguas del sur de África pasando antes por Brasil como quien se da un pequeño rodeo. Y ahora regresan de nuevo a Canarias con el difícil empeño de sacar adelante un nuevo pollo, tan sólo uno por pareja, que entre incubación y cría no estará listo para enfrentarse a tan formidable aventura viajera hasta dentro de seis meses; todo un récord de crianza en la naturaleza.

Aún más. Para encontrar pesca suficiente los adultos se verán obligados a hacer largos desplazamientos entre Canarias y la costa del Sáhara y Mauritania, mientras el pollo esperará pacientemente en su hura la llegada de la pitanza incluso durante varios días de exigente ayuno.

Tanto trabajo para que muchas de estas aves se queden en el camino enganchadas en los anzuelos de algún palangre, intoxicadas por un vertido tóxico o por los numerosos plásticos de nuestra basura marina que trágicamente ingieren al confundirlos con comida. Tanto trabajo para que luego un descerebrado se canse de su gato y lo suelte cerca de la colonia, con el torpe propósito de que el minino acabe con decenas de estas aves maravillosas y protegidas. O para que otro bodoque capture los pollos y se los coma en ese escalofriante desafío a la razón en que consiste el bestialismo de buscar raros caprichos gastronómicos.

Todo eso pensaba yo ayer mientras seguía con la vista el vuelo pausado de las pardelas sobre las olas canarias. Buena suerte viejas compañeras. Locas, que estáis locas.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras: