BLOGS
La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

El Supremo prohíbe tener carpas, vender cangrejos, criar wakame o plantar pataca

Pocas veces una sentencia del Tribunal Supremo me ha parecido tan clara y ecologista como la que amplía el catálogo español de especies exóticas invasoras. A la ya larga lista oficial de plantas y animales introducidos tremendamente agresivos con la biodiversidad autóctona, y por ello a erradicar, se une ahora la carpa común (Cyprinus carpio), la trucha arco iris (Oncorhynchus mykiss), el alga comestible wakame (Udaria pinnatifida) y la pataca o tupinambo (Helianthus tuberosus). Tampoco se podrán montar granjas de cría de visión americano (Neovison vison), ni vender u ofrecer en restaurantes cangrejo rojo americano (Procambarus clarkii).

La parte mala es que todas las empresas que hacían negocio con estas especies deberán cerrar o cambiar de actividad. La decisión judicial se basa en informes científicos y prohíbe su posesión, transporte, tráfico y comercio, tanto de ejemplares vivos como muertos.

Lo has leído bien: no puedes tener carpas ni cangrejos en el estanque de casa. Tampoco galápagos de Florida, minás, cotorras o ruiseñores del Japón. Ni mapaches o ardillas. Y en los jardines, nada de ailantos, plumeros o la tapizante uña de gato.

¿Es que las plantas se van a escapar de los jardines? Pues sí. Las especies invasoras se escapan de macetas y parterres (sus semillas), de jaulas y estanques, y la lían parda. Es el principal problema en términos de conservación en los medios insulares y el segundo, después de la destrucción de hábitats, en medios terrestres.

Acabar con ellas es, además de casi imposible, carísimo. En diez años los costes de control y erradicación de las principales especies vegetales invasoras han superado en España los 50 millones de euros. Es una pequeña parte de los muchos cientos de millones que costaría dejar las cosas como estaban a mediados del siglo pasado, porque el problema es reciente y en la mayoría de las ocasiones fueron las propias administraciones las que protagonizaron estas sueltas, como ocurrió con cangrejos, truchas y arruis. Se calcula que en la Unión Europea las especies invasoras generan unos costes en torno a los 12.000 millones de euros anuales.

Para colmo de males, las consecuencias ambientales, sociales y económicas asociadas a las especies invasoras se han agravado por la histórica desidia de las instituciones, quienes lo han visto como un problema menor o, sencillamente, ni lo han visto, ni lo ven, ni puñetero caso que le hacen.

Es verdad que este decreto también afectará a la vida laboral de muchas personas. Aquellas que trabajan en la producción y comercialización de este tipo de especies ahora prohibidas, especialmente los viveros de trucha arcoiris y los pescadores de cangrejo rojo. Sólo la pesca de este cangrejo supone en el Bajo Guadalquivir 200.000 jornales al año y 20 millones de euros de facturación, de los cuales el 85% provienen de su exportación, según estimaciones del sector industrial.

Por eso es necesario que las mismas autoridades que durante décadas promovieron tan lesivos negocios, promuevan ahora un proceso de reconversión que proteja todos los puestos de empleo afectados. Así lo han exigido, a través de un comunicado de prensa conjunto, las ONG ambientales SEO/BirdLife, Ecologistas en Acción, Greenpeace, Ríos con Vida, Amigos de la Tierra y WWF.

Y así se lo transmitieron a la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, en una reciente reunión donde reclamaron medidas que permitan a las comunidades autónomas aplicar la sentencia asegurando la plena protección del empleo.

“El problema de las especies invasoras demuestra, una vez más, que el desarrollo económico sostenible solo es posible si se compatibiliza con la conservación de la biodiversidad”, afirman los ecologistas.

¿Servirá esta nueva y completa normativa para acabar con el problema? Ni mucho menos. Del dicho al hecho va mucho trecho, y en España somos famosos por demostrar que el papel lo aguanta todo. Aunque es un paso importante. Al menos para poner límites a ese dañino zoo y jardín loco que nos invade.

Si te ha gustado esta entrada quizá te interesen estas otras:

22 comentarios

  1. Dice ser Jesús

    Personalmente considero los transgenicos especies invasoras dañinas. ¿Para cuando los veremos postergados por actuaciones o sentencias judiciales y por supuesto incluidos en las listas oficiales?.

    08 Abril 2016 | 09:07

  2. Dice ser italeri

    ¿El prohibir la pesca (que no cría) de cangrejo rojo no va a provocar que aumente la población a lo bestia?

    08 Abril 2016 | 14:28

  3. Dice ser Agüelo

    Si se permite la pesca sin licencia del cangrejo rojo, puedo asegurar que en mi comunidad autónoma se erradica la plaga en un mes. Hace años se les permitió coger sin licencia ni limitación de reteles, aquello era la jungla de los jubiletas, pero vieron el negocio y exigieron licencia por erradicar una plaga. País de jilipuertas, ahora se nos comerán vivos, pero alguien chupa del bote que es lo importante.

    08 Abril 2016 | 15:21

  4. Dice ser Mar

    Lo del cangrejo no tiene ni pies ni cabeza.
    Como se nota que se tiene ni idea del tema, ni que la gente fuera la que los introdujo o los criara.
    Ojala nadie fuera a limpiar los rios de ellos y en unos años se comieran todo, me iba a reir.

    08 Abril 2016 | 16:43

  5. Dice ser Alberto

    ¿proceso de reconversión? Sí. En el INEM los reconvertirán en parados de larga duración.

    08 Abril 2016 | 18:07

  6. Dice ser Contestataria

    Está bien, pero el problema será hacerlo cumplir. Además no hacen nada por erradicar las especies invasoras. Solo hay que ver cómo está el Retiro de cotorras argentinas. Habría que hacer algo para poder devolverlas a sus países, donde pueden incluso estar en peligro de extinción.

    08 Abril 2016 | 21:33

  7. Dice ser nos aburrimos mucho

    …esto no puede tirar palante, sencillamente si no se puede pescar el crayfish pasará lo de los conejos en australia…

    08 Abril 2016 | 23:19

  8. Dice ser Jaime

    En otras especies puede estar justificado, pero el cangrejo rojo si no se pesca se extederá mucho más, en un paraje como son los arrozales proximo a Doñana e incluso el mismo parque nacional. Precisamente su captura y beneficio económico es el control. Si no hay beneficio, nadie los cogerá y su erradicación será imposible sin consecuencias ecológicas. Ahora es una especie que sirve de sustento alimenticio a cientos de aves y otros animales. No tiene sentido arruinar la economía de muchas familias que viven del cangrejo y arruinar el ecosistema donde ya está plenamente integrado.

    09 Abril 2016 | 09:03

  9. Dice ser Raúl

    Para los que no lo sepáis esta sentencia puede acabar con la pesca deportiva, nos puede afectar a miles y miles de personas y sobre todo a muchísimos negocios que viven de ello! si esto prospera muchísimos pescadores podemos enfrentarnos a multas solo por devolver una carpa al embalse donde la hemos pescado!! Además considerar invasora a una carpa es ridículo, lleva aquí para desde tiempos de los romanos!!! Ah la ley ampara a los que tengan plantas de la lista, ya que permite mantenerlas!

    09 Abril 2016 | 10:19

  10. Dice ser ECOLOGISTAS

    Lo proximo seran los perros, los gatos, las.cobayas, los hamster, no pararemos hasta la exterminacion.

    09 Abril 2016 | 13:42

  11. Dice ser Josema

    Hagamos las cosas bien de una vez y pongamonos serios. Por que parar en las especies del catálogo…. arranquemos todos los eucaliptos, acabemos con los peces, exterminemos perros y gatos, demolamos presas y embalses, arrasemos las ciudades, repoblemos los campos de cultivo con encinas y alcornoques… Volvamos a la edad de piedra… con más especies autóctonas, pero haciendo fuego con dos palitos…
    Venga ya, que hay de eso tan cacareado del DESARROLLO sostenible? Señores ecologistas, no ven más allá de su radicales ideas, por cierto, muy lejos de la realidad. De verdad creen que el decreto acabará con las especies alóctonas? Si, ya veo a los cangrejos rojos haciendo las maletas y volviendo a Luisiana…
    Se dice que una ardilla podía cruzar España saltando de árbol en árbol, ahora lo puede hacer saltando de gilipollas en gilipollas

    Atentamente, un ambientólogo

    09 Abril 2016 | 14:34

  12. Dice ser jose maria blanco arias

    ¿Y que ocurre con las personas que ya tienen mascotas de las que ahora se prohíben ?,

    09 Abril 2016 | 14:47

  13. Dice ser julian

    Y los políticos también los catalogamos como especie invasora que roba al pueblo

    09 Abril 2016 | 21:41

  14. Dice ser patarota

    Pues muy bien. Llevo cultivando Helianthus Tuberosus en mi huerto toda la vida, y de la misma manera que hasta 2013 lo hacía ilegalmente, después de esto me veré obligado a volver a hacerlo.

    No dudo que el tupinambo sea una especie invasora en determinadas condiciones; si hay informes científicos que lo avalan yo no soy quién para decir lo contrario. Lo que pasa es que la península ibérica tiene una geología, una edafología, unos ecosistemas y un clima tremendamente variables, y lo que en un sitio es un peligro en el otro, lo puedo asegurar, no lo es. Conozco muchísimos hortelanos que cultivan tupinambos en mi pueblo, y jamás en la vida he visto una sola planta asilvestrada. En mi zona, eso sencillamente es inviable.

    Los tubérculos de Helianthus Tuberosus son persistentes, sí; si se deja de cultivar es posible que durante unos pocos años los restos del ñame sigan produciendo plantas. Sin embargo, al cabo de un tiempo, sencillamente desaparecen (he sido testigo en varias ocasiones), y desde luego, en mi clima jamás se han propagado un centímetro más allá de la plantación original. No pueden. Esto es un secarral.

    En vez de hacer las cosas bien, y hacer un buen estudio donde se discriminen las condiciones en que la especie suponga un peligro de invasión, lo más fácil, lo que siempre hacemos en este país, es lo siguiente: PROHIBIDO, sin tener ni idea del tema. Y a tirar millas.

    Pues nada, a jugármela y a esperar que algún vecino con mala leche me las vea y denuncie. Vivaspaña.

    10 Abril 2016 | 10:37

  15. Dice ser Iraman

    Me parece vergonzoso que en un país donde cada vez hay más niños cuyos padres no pueden alimentarlos como es debido, el gobierno junto con el tribunal supremo se dediquen a sacar leyes ridículas sobre especies invasoras que llevan en la península más de 2000 años. Invasores los políticos que se meten en cada hogar español a robar un grano de trigo para llenar sus sacos

    11 Abril 2016 | 01:32

  16. Dice ser Araphoe

    Josema, me encanta tu comentario. ¡La has clavado macho!

    11 Abril 2016 | 23:23

  17. Dice ser Antonio

    Increíble pero cierto, cada día hay más estúpidos tocando los cojones pero de verdad, llevo pescando toda mi vida en ríos embalses y marismas y ahora no voy a poder porque 4 gilipollas no tienen otra cosa que hacer más que buscar lo tres pies al gato,
    Las especies invasoras están más controladas precisamente por su pesca y aprovechamiento, si no las pescamos contribuimos a que proliferen más facilmente, a mi me van a tener que meter en la cárcel, nopienso dejar esta afición, y por su puesto si me apetece comerme un adobo de carpa o una buena espuerta de cangrejo rojo,lo pienso hacer
    Lo que hay que hacer es controlar la introducción o trasvase de estas especies a personas que no tienen licencia para ello y a aquellos que se les ve venir de lejos su intención de trasvasar especies nuevas a entornos vírgenes de ellas pero claro,es más fácil prohibir sin pensar en las consecuencias que sufrirán las personas que NO OLVIDEMOS aunque a los putos ecologistas no le guste somo la especie dominante y por tanto pieza fundamental en todo ecosistema,conste que soy amante de la naturaleza pero prefiero comerme un cangrejo que ver a una sola familia sin nada que comer porque mi puto ecologismo los ha dejado en la puta cola del paro

    12 Abril 2016 | 13:14

  18. Dice ser Pedro López

    Señores, ¿Qué me están contando?
    Lo que no hay que anteponer es el disfrute o interés particular, (pesca, caza, acuariofilia, etc) a la conservación de un bien común, un patrimonio que puede suponer u recurso a la larga.
    Gracias.

    18 Abril 2016 | 22:59

  19. Dice ser Sergio

    ¿Porqué en toda la CE somos los únicos ESPABILAOS que no tenemos una catalogación de especial Alóctonas Naturalizadas? Por interés Social, Deportivo y Económico. ¿Porqué? ¿En qué razón cabe EXTERMINAR ESPECIES en el siglo XXI, promovidos por Asociaciones ECOLOGISTAS, como la SEO o ECOLOGISTAS EN ACCIÓN? Señores dedíquense a regular, conservar, proteger … y no metan a todos los Seres Vivos en el mismo saco, es un ERROR GRAVE. La carpa lleva en España 2000 años !!! como oyen … ahora hay que ELIMINAR MILLONES DE CARPAS ??? Ustedes saben que eso es IMPOSIBLE !!! Además de MILLONES DE EUROS !!!! el BLACK BASS en embalses españoles … qué daño hace ??? que alguien lo argumente por favor !!!! si son ECOSISTEMAS ARTIFICIALES !!!!
    Ningún país del Mundo propone esta cosas, ningún país de Europa (con la misma Ley de PNyB) propone estas cosas … PORQUÉ EN ESPAÑA SI ???? ESTAMOS LOCOS ??? NI ES UN BIEN ECOLÓGICO NI ES UN BIEN SOCIAL NI ES UN BIEN ECONÓMICO … ¿A quién beneficia esto? ¿A quién?

    29 Abril 2016 | 13:07

  20. Dice ser Harto

    Vamos a ver, que para recuperar los ecosistemas tendriamos que derribar las presas para empezar. Al construir estas se crearo nuevos entornos a los cuales no se adaptaban lasespecies autoctonas al carcer de corrientes, frezaderos y las altas temperaturas que se alcanza el agua en estos. Si de los centenares de embalses de España eliminamos las carpas, black bass, cangrejos etc no quedara nada.
    Aqui se ha metido en el mismo saco a estos peces con el mejillon cebra, camalote etc mientras que en el resto de Europa existen las especies aloctonas naturalizadas, las cuales por estar perfectamente adaptadas o por bien social, economico, deportivo etc no son considersdas especies a ecterminar. Spain is diferent.

    29 Abril 2016 | 13:33

  21. Dice ser Pescador deportivo

    Para erradicar la carpa en una pequeña laguna de Córdoba (Zoñar) los ecologistas que llevaron el proyecto obtuvieron una subvención de 600.00 euros. Traslademos esto a la totalidad de aguas interiores españolas, ¿De que cifras estamos hablando? ¿A quien interesa esta locura? ¿Son ecologistas y quieren matar millones de peces? . En este desaguisado no cuadra nada. ¿Esto se mueve por intereses ecológicos o económicos?

    29 Abril 2016 | 13:59

  22. Dice ser ecologista y pescador

    Creo que escribes tu crónica como fiel miembro de ese grupo mal llamado “”ecologista””ya que ser ecologista no puede significa masacrar miles o millones de seres vivos.
    No se puede meter en el mismo saco a todas las especies introducidas en la península. Hay que ver cual son realmente dañinas (caso ej. Mejillón cebra, avispa africana etc. Etc.) Y cuales aportan algo a la humanidad y a la biodiversidad (ej. lucio, Black Bass, carpa, trucha arcoíris …..)Estas especies fueron introducidas hace unos 100 años legalmente por el gobierno con más o menos acierto pero sí que era para llenar un nicho ecológico nuevo como eran los embalses que antes no existían, y en el caso de la carpa hace 2000 años por los romanos al igual que el cangrejo italiano (que para sorpresa de más de uno –yo el primero – no es autóctono según informes científicos) el caso es que estas especies se han adaptado y conviven en su hábitat aportando mucho a la sociedad. Creo que en el resto de los países de Europa pueden enseñar a esos colectivos como lo han solucionado.
    En cuanto a los daños que puede causar en la economía no se ha sabido cuantificar y me parece muy poco responsable tirar la piedra y dejar que otros carguen con el mochuelo cuando se emprende una acción se debe mirar las consecuencias y nunca buscar la ruina del pueblo que es a lo que quedarían abocados al perder su medio de vida. El gobierno no puede permitirse gastar la cantidad de miles de millones que supondría intentar su erradicación. Cuando repito hay otras soluciones como han hecho en otros países con el consenso de ecologistas con más sentido común. En tu artículo solo piensa en los que viven del cangrejo rojo y la trucha. Has pensado también en los pueblos que viven de la pesca, en las gasolineras, en los hoteles y hostales, en los restaurantes, en las tiendas de pesca, en el turismo de pesca, etc.etc. Creo que no porque eso ya se te va de las manos.
    Por supuesto que estoy a favor de controlar las especies que entren en nuestro país pero no las que ya llevan montones de años aclimatadas ,que si ya no han causado una catástrofe malamente pueden hacerla.
    Por último si lo que se pretende es dejar la península ibérica como estaba habría que empezar por derribar los embalses, eliminar los olivos, patatas, etc. etc. Que fueron también introducidos y si vamos más lejos radicalmente “”yéndonos los humanos”” ya que según publica hoy el diario 20 minutos nos introdujimos hace unos 800000 años como se ve tampoco somos autóctonos.
    Solo pretendo con este largo comentario hacer constar que no todo es como parece sino como a cada uno le afecta.
    Un saludo

    29 Abril 2016 | 21:27

Los comentarios están cerrados.