BLOGS
La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

¿Quiénes son los verdaderos piratas, las petroleras o los ecologistas?

Artic

La catástrofe del accidente de una plataforma petrolífera en el Golfo de México no llevó a nadie a la cárcel. Tampoco hay nadie en la cárcel por el terrible accidente del Prestige. Ni por supuesto, ningún responsable de ninguna compañía petrolera acaba en la cárcel por los permanentes derrames de petróleo que a lo largo de todo el Planeta tiñen de negro nuestros mares. Son negocios o daños colaterales, justifican.arcticFI

No ocurre lo mismo con los ecologistas. 30 miembros de Greenpeace han sido detenidos en Rusia por protestar contra las perforaciones de la petrolera rusa Gazprom en el Ártico, cuando intentaban encadenarse a una plataforma petrolífera.

Entre los 30 hay ciudadanos de Rusia, Francia, Turquía, Polonia, Suecia, Canadá, Nueva Zelanda, Argentina, Reino Unido, Australia, Estados Unidos e Italia, además de un fotógrafo y un cámara procedentes del barco de Greenpeace, Arctic Sunrise.

Desde el 18 de septiembre se encuentran en prisión preventiva sin juicio en la cárcel rusa de Murmansk. Las autoridades pretenden dejarles allí durante dos meses hasta que llegue el juicio.

Lo peor es que les han acusado de “piratería” para que no vuelvan a acercarse a la plataforma. Si finalmente les condenaran por este cargo pasarían entre 5 y 15 años de prisión. Gracias a la fuerte presión internacional, la Justicia rusa acaba de retirar los cargos de piratería contra los activistas de Greenpeace y en su lugar ha rebajado la acusación a delitos de vandalismo. 

¿Piratas? ¿Quiénes son los piratas? ¿Quiénes los vándalos? ¿Quiénes saquean y roban lo que es de todos? ¿Las petroleras o los ecologistas?

Este post se une a otros miles en todo el mundo adheridos a la acción bloguera de apoyo a los activistas de Greenpeace detenidos en Rusia #FreeTheArctic30

Ciberacción: Firma en Avaaz para pedir la puesta en libertad de los 30 activistas de Greenpeace.

Otras entradas relacionadas:

9 comentarios

  1. Dice ser pablo getafe

    Lo que demuestra que Rusia es de todo menos una democracia… claro, q no sé de q me extraño, teniendo como Presidente a un ex-agente del KGB…

    Libertad para estas personas! ya está bien de dedicarse a arruinar la vida de personas q solo protestan por el bien común pacíficamente! estamos en el siglo XXI!

    24 Octubre 2013 | 02:51

  2. Dice ser Antiparras

    César-Javier, los responsables directos de Macondo (el pozo del golfo de México) están ya en la cárcel cumpliendo sus condenas por negligencia y otros cargos.

    En cuanto a los activistas de Greenpeace, en mi opinión, se lo tienen merecido. Una cosa es protestar, poner pancartas frente al congreso y demás, y otra muy distinta es abordar (si, abordar, porque es lo que hacen; de ahí la piratería…) una plataforma e intentar encadenarse a la torre de perforación.

    Este último caso, es totalmente inaceptable. Ya sabemos que una plataforma es un lugar delicado, donde hay que extremar las medidas de seguridad. Sin embargo, estos activistas se dedican a correr por la plataforma, sin tener conocimiento de las medidas de seguridad, y poner en peligro no sólo su vida, sino la de todos los que están trabajando en esa plataforma y las operaciones que en ella se están llevando a cabo.

    24 Octubre 2013 | 08:01

  3. Dice ser Daniel L.

    ambos dos son los piratas, o mejor dicho son lo mismo.
    Greenpeace es protesta controlada, financiada por el mismo Rockefeller y sus petroleras para que no molesten demasiado, solo hasta donde les dejen.
    por favor, dejad de engañarnos con este tipo de informaciones.

    24 Octubre 2013 | 08:31

  4. Dice ser repsolito

    petroleras=timo contra la naturaleza, los países, las personas y la flora y fauna.

    pequeras en el índico=timo contra la naturaleza, los países, las personas y la flora y fauna.

    24 Octubre 2013 | 08:42

  5. Queridos ciudadanos:
    Me llamo Carlos Rubio Recio, tengo 26 años, estoy en el paro, vivo con mis padres, y practico el activismo pasivo. Sé que esto último puede sonar un poco raro, lamentablemente, lo otro suena bastante normal, pero me parece la mejor manera de definir mi “estado actual”.

    Llevo meses colgando videos, enlaces a noticias, montajes de fotos y viñetas gráficas, en mi muro de Facebook, criticando las últimas medidas que esta tomando el gobierno, y sobre todo, su enorme soberbia al hacerlo. Pero hace un mes que no voy a una manifestación. Esta semana no fui a recibir a los mineros, y ayer no fui a las distintas concentraciones que hubo en Madrid. Ahí esta el problema.

    Es cierto que puedo, que debo compartir en mi muro la foto de los mineros manifestándose, pero si no voy a recibirles cuando llegan a Madrid, no sirve de nada. El día que los mineros llegaron al kilometro cero, después de haber recorrido cuatrocientos durante veinte días de marcha, yo no fui capaz de salir de mi casa, pagar el “módico” precio de un billete combinado, y plantarme en la Puerta del Sol para recibirlos. Me dio pereza. Así, con todas las letras.

    Vivimos tiempos difíciles, no hay día que no haya, que no nos den, un motivo para quejarnos, y con razón. Esta semana, que ha sido especialmente intensa, he visto como mi muro de Facebook se saturaba de mensajes y videos de mis amigos, compartiendo su indignación por todo lo que está pasando. Sé que muchos de ellos, no solo cuelgan videos de las manifestaciones, sino que también asisten a ellas. Son gente coherente. Activistas activos. Pero también sé que muchos de mis contactos, pese a estar profundamente indignados, y hacérmelo saber a través de sus publicaciones, no salen a la calle a manifestarse. Son en definitiva, activistas pasivos. Como yo. Nosotros somos los indignados favoritos de los políticos. Nos quejamos, sí, pero no molestamos demasiado.

    Porque la verdad es que a los políticos les da igual que hagamos ingeniosos montajes con sus fotos, que colguemos videos haciendo repaso de sus viejas promesas, o que comentemos en foros todo lo que creemos que están haciendo mal. Sí, esta claro que les incomoda que la información circule más libremente de lo que a ellos les gustaría, pero en realidad lo que más les molesta son las manifestaciones, las grandes concentraciones, que los ciudadanos llenen “sus” calles. Y me temo que yo, en este sentido, soy un ciudadano muy poco molesto. Me he acomodado, me he conformado con “compartir” mi descontento, sin hacer nada más. Y eso es algo que los que gobiernan este país no se merecen. Creo que se merecen mucho más por mi parte. Ellos se están esforzando al máximo para sacarme de casa, para que me de un poco el aire, y yo sigo sin corresponderles adecuadamente. Y creo que se han ganado a pulso mi metro noventa haciendo sombra en la calle, y que mi voz, unida a muchas otras, les taladre los oídos a base de bien. No se merecen menos. Y en este punto, reconozco que tengo que hacer un esfuerzo por no perder las formas, porque sé que si las pierdo, el mensaje se desvirtúa, o al menos, eso es lo que me enseñaron en el instituto público donde estudié. También, algo que he aprendido a lo largo de los años, y que la historia se ha obstinado en demostrar una y otra vez, es que los políticos, los que gobiernan, la inmensa mayoría, siempre han sido muy duros de oído, y muy ciegos. Hay que decirles las cosas muchas veces y muy alto, para que te oigan. Hay que llenar mucho las calles, para que reconozcan que están llenas.

    Y como ya os digo, si, puedo twittear, o compartir un bonito eslogan, una frase que en pocas palabras exprese lo que siento, pero si luego no lo escribo en una pancarta y salgo a la plaza, no sirve de nada. O bueno, tal vez sí, tal vez sirva para que otra persona lo lea por internet, y decida ponerlo en su pancarta, o en su camiseta, o corearlo en la manifestación, y que esa persona, que no soy yo, pero que se manifiesta por mí, le saque partido mientras yo me quedo en casa, tal vez compartiendo más tarde en mi muro la foto de ése manifestante, con ésa pancarta, con ésa cara que no es la mía.
    Así pues, he decidido que si bien es importante compartir, comentar, difundir por internet mis preocupaciones, y los motivos de mi indignación, esto solo puede ser concebido como una actividad completaría, pero en ningún caso sustitutiva de nada.

    Esto es, debo salir a la calle a manifestarme. No me gustan las aglomeraciones, me intimida sobremanera la policía, más si va a caballo, y todavía más si dispara pelotas de goma, pero debo hacerlo. Aunque solo sea para tener el derecho de quejarme, y que el pataleo que me cojo a diario no se quede en casa.
    Soy un activista pasivo, y quiero dejar de serlo. Quizá tú, que ahora me estás leyendo, también lo seas, así que piénsatelo, porque quizá tú también quieras dejar de serlo.

    Por último, queridos ciudadanos, solo me queda agradecer vuestra atención y, por favor, disculpadme si esta carta se os ha hecho demasiado aburrida, demasiado larga, o demasiado intranscendente, pero es que a veces, la mejor manera de hablar con uno mismo, es escribir para otros.

    Un cordial saludo:
    Carlos Rubio Recio.

    P.D. Si os ha gustado esta carta, podéis compartirla en vuestro muro, o no.

    24 Octubre 2013 | 09:00

  6. Dice ser ecoloJeta

    Sin lugar a dudas los ecologistas, el negocio de extorsión esta servido:

    1º ¿Cómo es posible que “hoy” te salgan en los telediarios con sus pancartas y manifestaciones en la puerta de una central nuclear y mañana ya no son noticia?, ¿es que la central nuclear, industria, mina, caza de ballenas, etc, han dejado de ser perniciosos para el medio ambiente?, ¿o es que ya han cobrado el soborno y esas actividades han dejado de ser negativas de la noche a la mañana?

    2º La triste realidad de los ecologistas: no son mas que gentuza en busca de parasitar del negocio ajeno, ojala se dedicasen al ecologismo.

    Se amparan en la libertad de expresión para extorsionar argumentando mentiras o verdades a medias, “vendiéndolas” como verdades absolutas.

    24 Octubre 2013 | 10:14

  7. Dice ser ANTONIO LARROSA

    Yo creo que en todas partes hay Hijos de la gran P y esta vez no me refiero a los del PPSOE, que todo hay que aclararlo.

    ¿Os habéis percatado que desde ayer ya no escribo al final de los comentarios … Clica sobre mi nombre?

    24 Octubre 2013 | 12:33

  8. Dice ser deyute

    Nos unimos a la petición de libertad de los Arctic30. Ayudanos a cambiar el planeta #freetheartic30 @greenpeace_esp http://cort.as/6Vcv

    25 Octubre 2013 | 10:13

  9. Dice ser Se te ha olvidado decir señor César

    Que en el barco de greenpeace se encontró droga.Motivo suficiente para detenerlos.
    Seguramente en la carcel en Rusia se les acaba la tontería.

    25 Octubre 2013 | 14:44

Los comentarios están cerrados.