BLOGS
La crónica verde La crónica verde

Podrán cortar todas las flores, pero no podrán detener la primavera. (Pablo Neruda)

Doñana será repoblada con linces salvajes capturados en Jaén

Está decidido. Muy pronto, probablemente este mismo otoño, tres linces salvajes de la Sierra de Andújar (Jaén) serán capturados y trasladados a un cercado de seis hectáreas en el Parque Nacional de Doñana (Huelva) para forzar allí su reproducción. Una vez consigan criar, su descendencia será liberada por la zona, el sotobosque cercano a las bellísimas lagunas de Santaolalla, famosas por sus rosadas bandadas de flamencos.

Técnicamente se trata de una traslocación. En lenguaje de la calle, de una deportación o, por decirlo más suavemente, de un destierro perpetuo. Pero en realidad este trasiego de ejemplares es una de las muchas patas sobre las que se asienta el complejo Plan de Conservación del lince ibérico, el felino más amenazado del planeta. Otras patas son la mejora del hábitat, la recuperación del conejo (su principal fuente de alimentación), la reducción de la mortalidad y el exitoso programa de cría en cautividad.

Es el plan más ambicioso y con mayor dotación económica jamás destinado en España a un animal. Y no es para menos. Tras una terrible caída poblacional en el vacío de la extinción, en apenas 20 años ha desaparecido el 90 por ciento de sus efectivos. Tan sólo nos quedan en el mundo 184 ejemplares separados en dos poblaciones que ya nunca volverán a unirse, Sierra Morena (24 hembras reproductoras) y Doñana (8 hembras).

Para los responsables de Medio Ambiente, la mudanza de ejemplares es una decisión valiente, la única viable para evitar la desaparición del reducido núcleo marismeño. La llegada de sangre nueva, además de reforzar la población, permitirá reducir la grave endogamia detectada. Esta escasa variabilidad genética les hace más propensos a sufrir enfermedades, a morir todos de golpe por culpa de un virus como la leucemia felina y la tuberculosis bovina, las dos últimas amenazas invisibles detectadas.

Sin embargo, Ecologistas en Acción tacha el proyecto de “grave irresponsabilidad”, pues supone extraer ejemplares de donde no sobran para llevarlos a un lugar donde tienen altas probabilidades de morir atropellados o enfermos. Y añaden una certera valoración política:

“se trata de apuntalar la crítica situación de la especie en este espacio natural protegido, y así de paso evitar el mal trago de reconocer el fracaso institucional, político y social por haber permitido la extinción del lince ibérico en Doñana, en pleno siglo XXI y en el espacio natural con más prestigio en el ámbito europeo”.

¿Quién tiene razón? En mi modesta opinión los dos. Durante décadas, políticos y técnicos han perdido el tiempo hablando mucho del lince pero haciendo muy poco por él mientras la especie se extinguía en Extremadura, Castilla-La Mancha y varias zonas de Andalucía. Pero aunque tarde, por una vez se han sentado las bases para poner en marcha un completo programa que, como novedad en este país, está siendo impulsado por auténticos especialistas, no por expertos de oficina. Llegamos in extremis, pero llegamos. Y respecto a Doñana, tampoco podemos permitirnos el lujo de perder una de las dos únicas poblaciones mundiales. Por muy mal que se haya hecho hasta ahora. Y por poco que nos puedan gustar todos estos polémicos manejos.

9 comentarios

  1. Dice ser wandernais

    La causa principal del deterioro de las poblaciones de cualquier especie y en especial de las que que están en peligro de extinción es la pérdida y deterioro de su hábitat natural.Se piden carreteras, se piden autovias, se contamina, se dividen bosques, se parten montañas, se agrietan entornos naturales valiosos, se vierten residuos sin cesar…Y todo ello contribuye a la pérdida y fragmentación de espacios naturales.Así vamos de culo.

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  2. Dice ser Lucy Love

    Pues ojalá salga bien, porque es un animal precioso… es una pena que acabe perdiéndose para siempre en el tiempo, aunque tarde o temprano todo lo haga.

    02 Octubre 2007 | 09:12

  3. Dice ser Tom

    Llevo casi 20 años oyendo hablar de la extinción del lince ibérico. Hace 15-20 años quedaban unos 2.000 ejemplares, ahora menos de 200. Puede que sea demasiado tarde, cuando se extinga definitivamente, a aquien pediremos responsabilidades por haberse jugado el presupuesto de los recursos públicos para nada?. Ciertamente me averguenzo que la sociedad no sea capaz de salvar a este animal, lamentablemente si desaparece, tendremos la prueba que no seremos capaces de compaginar desarrollo y medio ambiente y si no somos capaces mal pronóstico.

    02 Octubre 2007 | 09:42

  4. Dice ser andros

    lo que no entiendo que, con los enormes avances en fecundación in vitro y genética, se siga hablando de extinción.este verano estuve con un criador de halcones viviendo en directo los magníficos resultados con una inversión pequeña. los crían como pollos (de calidad claro),hacen hibridaciones, crían accipíteres que son los más delicados, etc. hablamos del águila imperial y de como se dilapida el dinero público para unos pobres resultados cuando, unos profesionles como ellos podían criarlas sin problemas.imagino que lo mismo se podía hacer con nuestros linces; se me ocurre, aunque no entiendo del tema,la fecundación in vitro y la implantación en úteros de alquiler, gatos por ejemplo o las técnicas empleadas para la clonación….pero no, nuestros políticos erre que erre, aunque los resultados sean los que, por desgracia todos conocemos.salú.

    02 Octubre 2007 | 10:30

  5. Dice ser curro

    Como no entiendo de genética no opino del como asegurar la supervivencia, conservando sus características, de tan bello animal, pero se me ocurre que su merma estará ligada a la destrucción de su entorno natural.

    02 Octubre 2007 | 11:46

  6. Dice ser Toño

    Seguro que habrá más de uno esperando con ansiedad la muerte del último lince ibérico. Así podrá tachar a esta molesta especie de la cada vez más exigua lista de trabas urbanísticas

    02 Octubre 2007 | 20:31

  7. Dice ser oscar

    Es muy importante q la sociedad lo exija,los politicos no tienen sentimientos,no los tienen con los de su misma especie,

    04 Octubre 2007 | 16:46

  8. Dice ser Andres

    Los animales tienen que estar en sus habitats y todos los esfuerzos han de ir encaminados a proteger los habitats, a mí me parece totalmente surrealista lo de “sacar” linces de donde no sobran para llevarlas a Doñana, solo por ser Doñana,….a lo mejor la solución pasa por aumentar las medidas de protección de donde todavia se mantienen poblaciones y no llevarlos a “nuevos” lugares donde su supervivencia en modo alguno está asegurada. creo que en el fondo todo es porque a “alguien” le iba a sentar muy mal que su nombre se recordase como el señor bajo su dirección/consejeria/ministerio…. se EXTINGUIÓ el LINCE en DOÑANA!!!!!!

    10 Octubre 2007 | 23:44

  9. Dice ser clarisa

    CADA VEZ SOMOS MAS LOS HUMANOS Y NOS OLVIDAMOS QUE NUESTRA VIDA NO VALE MAS QUE LA DE CUALQUIER OTRO SER VIVO, APRENDAMOS A CONVIVIR Y RECUPEREMOS A LOS QUE ESTAN DESAPARECIENDO POR NUESTRA INEFICIENCIA Y NUESTRA ARROGANCIA DE CREER QUE VALEMOS MAS, CUANTAS ESPECIES MAS SE VAN A IR MIENTRAS PENSAMOS COMO HACER,, SALVEMOS AL LINCE COMO SEA!!!!

    10 Enero 2008 | 19:18

Los comentarios están cerrados.