BLOGS
El cielo sobre Tatooine

Un travelling por el cine más actual con flashbacks al clásico.

Cuando sobrevivir es la victoria. Tráiler de ‘Dunkerque’

En primer plano

Dunkerque (Dunkirk, 2017)

( ©Warner Bros )

Cine más grande que la vida misma, pero ocurre que la realidad acaba superando la ficción. Lo de la batalla en la playa de Dunkerque, Francia y durante la Segunda Guerra Mundial, fue brutal. Un enorme contingente de soldados aliados: belgas y franceses, un puñado de polacos y holandeses, y sobre todo un gran número de británicos atrapados por la maquinaria bélica de las fuerzas alemanas nazis. Un infierno el que se vivió en esos días de finales de mayo e inicios de junio de 1940, y en los que la heroicidad no fue ganar la batalla sino escapar con vida. ¿La historia de una derrota? quizás…

Es la historia de una retirada en toda regla, de una evacuación, pero que permitió salvar nada menos que unos 340.000 hombres, cifra que puede leerse sin inmutarnos, como quien lee las crónicas deportivas y las marcas batidas, pero debió de ser impresionante, descomunal. Aún muchos historiadores se refieren a esa batalla denominándola el “milagro de Dunkerque”.

Dunkerque 2017

( ©Warner Bros )

Pese a los numerosos conflictos y guerras lamentablemente mucho más actuales, el británico Christopher Nolan, como han hecho otros grandes cineastas, Spielberg por ejemplo en Salvar al soldado Ryan, o más recientemente Mel Gibson con Hasta el último hombre, ha querido posar su mirada atrás, retrocediendo a esos terribles hechos de hace más de 75 años con Dunkerque (Dunkirk). Recordar la Historia. Rendir tributo a la Historia y tratar sobre el coraje (que no siempre significa ganar batallas). Valor y mezquindad. Hablarnos del material del que está hecho el espíritu humano, para bien o para mal.

No son pocos los que han querido ver en la historia de redención que nos relata Hasta el último hombre, la de un objetor de conciencia, un paralelismo con la misma trayectoria de un Mel Gibson denostado y luchando por volver a ganarse el aprecio de público, medios y crítica (de momento, los Globos de Oro ya lo han nominado como mejor director, además de nominaciones como mejor película dramática y mejor interpretación para Andrew Garfield). En el mismo contexto de la Segunda Guerra Mundial, y en el grupo de las principales candidatas a hacerse con una nominación al Oscar en el apartado de mejor película extranjera, está la representante por Dinamarca Land of Mine (Bajo la arena), que tiene previsto llegar a nuestros cines a mediados de febrero. Una mirada también muy humana y en este caso sobre los prisioneros alemanes que, a cambio de su libertad, desactivaron millares de minas enterradas.

Siendo de Nolan, Dunkerque estará hecha a lo grande, y por muy espectacular y efectiva que sea probablemente ni siquiera nos acercará al horror que se vivió en esos parajes franceses. Eso sí, el reparto elegido es de lo más solvente, Tom Hardy, Mark Rylance, Cillian Murphy o Kenneth Branagh, y promete cine de 24 quilates. La fecha de estreno se ha fijado para el 21 de julio de 2017.

 

Los comentarios están cerrados.