BLOGS
El cielo sobre Tatooine

Un travelling por el cine más actual con flashbacks al clásico.

‘Que Dios nos perdone’, la opción de un buen thriller

Entre los estrenos de este fin de semana hay dos que muy probablemente se llevarán la mayor parte del pastel de la taquilla. En fechas tan cercanas a Halloween el terror de Ouija: El origen del mal, y que tiene el poltergeist añadido de situarse a años luz, en cuanto a calidad, de su predecesora de 2014, atraerá a muchos espectadores; luego está la nueva adaptación de un superhéroe de Marvel, quizá no tan carismático como otros, pero que puede convertirse en una de las sorpresas cinematográficas de la temporada, es Doctor Strange (Doctor Extraño) y con el atractivo extra de tener como protagonista a Benedict Cumberbatch. Pero, a estas dos buenas opciones otra es darle una oportunidad a un thriller de factura española, Que Dios nos perdone.

Podría pasar desapercibida. Y es que está el precedente de otro thriller excelente como es Tarde para la ira, el inmejorable debut como director de Raúl Arévalo, que obtuvo grandes críticas, mejores recomendaciones aún a través de tuits y, pese a todo, pasó por nuestra cartelera sin pena ni gloria y, para más inri, con la mancha de que el título español más taquillero de las últimas semanas fuera… Cuerpo de élite. Y esto aterroriza, pensar que una notable película, y hecha aquí, pueda pasar sin suscitar interés entre el público. Que Dios nos perdone, dirigida por Rodrigo Sorogoyen ( que empezó a destacar con su segundo largometraje, Stockholm, en 2013), actualiza y lleva a nuestro contexto el cine negro, un género tan reconocido y que, sobre todo durante los años 40 y 50, dio algunas de las mayores obras maestras del cine norteamericano.

Que Dios nos perdone

( ©Warner Bros )

En la trama criminal propia del cine negro no es la resolución del caso, la intriga en sí, lo más relevante sino el estudio de los personajes y el reflejo del entorno social, político y económico en el que se mueven. En la película de Sorogoyen la excusa es la presencia de un violador y asesino de ancianas (inspirado en el caso real del “Mataviejas” de a finales de los 80), y dos inspectores de policía tras su búsqueda y captura. Está enorme, como siempre Antonio de la Torre, precisamente otro de los protagonistas de Tarde para la ira; y la revelación, ¡que ya era hora!, en la gran pantalla es un Roberto Álamo poderoso, y frágil, sin fisuras en su interpretación.

Ocurre que ambos representantes de la ley y el orden son también humanos, demasiado humanos como para esconder sus deficiencias. Los dos pueden a llegar a ser tan violentos como el psicópata al que persiguen. El inspector Alfaro (Roberto Álamo) se nos presenta al inicio como un tipo brutal: acaba de ser sancionado por golpear y mandar al hospital a un colega. En cambio, el inspector Velarde (Antonio de la Torre) parece lo contrario, un tipo tranquilo y cabal, reacio a las relaciones sociales a causa de su tartamudez, encerrado en su trabajo. El desarrollo les irá poniendo en su lugar. Habrá espacio para ir descubriendo tanto al hombre como a la bestia en uno y otro.

La historia (ficticia) fechada en el caótico y caluroso mes de agosto del Madrid de 2011 retrata una ciudad marcada por fenómenos sociales y económicos no menos convulsivos o dignos de estudio, por un lado, el de la crisis y el movimiento social de los indignados que empezó con el 15-M y, por el otro, el trasiego con millares y millares de peregrinos poblando calles, parques y metros ante la inminente visita del Papa Benedicto XVI. Pese a las influencias de los códigos y mecanismos del cine negro propiamente norteamericano, o francés, pocas películas pueden parecernos tan nuestras como ésta, y con la crispación siempre a flor de piel.

El guion, coescrito por el propio Rodrigo Sorogoyen e Isabel Peña (una de sus colaboradores habituales) y premiado en el pasado Festival de San Sebastián, nos deja claro que lo menos importante es ese macguffin de saber quien es el asesino y cómo descubrirlo, las pistas para llegar hacia él aparecerán como por arte de magia, exactas y clarividentes. Lo que importa son los personajes, la ciudad, la naturaleza de la violencia… en definitiva, nos habla de personas, y lo hace muy bien, así que Que Dios nos perdone se lleva un…

Puntuación:

Icono 8

 

 

 

Y además:

Entrevista con Antonio de la Torre y Roberto Álamo: “Sobre la España negra, siempre hay una película que hacer y una causa que ganar”

Entrevista con Rodrigo Sorogoyen: “Tenemos la responsabilidad de que los espectadores vayan a los cines”

8 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser que haga lo que desee, si existe, que seguro será mejor

    Pues conmigo que se ahorre el perdón.
    De hecho, si ya era poco, ahora después de lo de las cenizas, he dejado dicho que cuando muera no pase por la Iglesia, ni toquen por mí las campanas. Misas, ni una, que si algo existe será muy inteligente si hizo todo como dicen y no necesitará de intermediarios humanos, con lo torpe que somos, para hacerle cambiar de opinión. Y si es posible, que haya fiesta, por dejar atrás un mundo tan impuesto.

    29 octubre 2016 | 11:57

  2. Dice ser error en link duplicado

    El blog con el asunto “Asesino psicópata en el ballenero” de DAVID YAGÜE linkea también a este blog.

    29 octubre 2016 | 13:41

  3. Dice ser María José

    Qué alegría comprobar que en España también se puede hacer buen cine, y con poco presupuesto.

    29 octubre 2016 | 22:19

  4. Dice ser Desfibrilador

    Muy buena pelicula, la verdad es que me encanta saber que la pelicula ha sido grabada en españa .

    30 octubre 2016 | 08:56

  5. Dice ser Pedro Ruiz

    Me ha encantado! un guión espectacular y un Antonio de la Torre y Roberto Álamo impresionantes!

    04 noviembre 2016 | 10:08

  6. Dice ser Victor Gomez

    Me alegra ver que en España sabemos hacer buenos thriller con un contexto actual, la verdad es que la peli sorprende mucho y para bien!

    04 noviembre 2016 | 10:09

  7. Dice ser jaime

    Me llama la atención el primer comentario! la peli no va de nada de eso! es sólo el título y la única referencia a la Iglesia son las noticias que se oyen de fondo por la visita del Papa. No se trata el tema religioso ni cae en un discurso moral

    04 noviembre 2016 | 10:12

  8. Dice ser Maxi

    Acabo de ver que el cielo nos perdone y me ha parecido una muy buena película. Los actores impecables y todo lo demás también. He de decir que no veo mucho cine español porque casi siempre me decepciona y el cine tiene un precio que en mi caso me aseguro mucho que valga la pena pues en este caso lo doy por muy bien empleado desde el principio a fin no te deja indiferente.

    19 noviembre 2016 | 23:19

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.