BLOGS
El cielo sobre Tatooine

Un travelling por el cine más actual con flashbacks al clásico.

Sitges 2016: Anne Hathaway, una chica “Colosal”

Colossal 2016 - Anne Hathaway

( Anne Hathaway en ‘Colossal’ ©Brightlight Pictures )

¿Cómo rodar una película de monstruos (“kaijus”) prácticamente sin presupuesto? o… ¿cómo rodar una comedia romántica sobre tormentosas relaciones amorosas sin seguir caminos trillados?… Se me ocurre otra pregunta, ¿cómo hablar incluso sobre la guerra de sexos, con un toque femenista, desde un punto de vista totalmente distinto? Bueno, todo esto y más es lo que pretende Nacho Vigalondo en Colossal. El presupuesto ínfimo está allí, apenas 5 millones de dólares y coproducción entre España y Canadá, y lo demás, también.

Colossal es otra de esas películas destinadas a dividir al público. Personalmente añadiría que el ritmo se resiente de una duración algo larga. Debo confesar que durante una hora (quizá algo más) pensé que su historia resultaba morosa. No justificaba tanto metraje para incluir algunas escenas, eso sí, realmente sorprendentes e hilarantes. Me parecía como si hubiera tres películas en una, la de kaijus, la romántica y otra que interpretaba una Anne Hathaway excelente, sí, pero demasiado perfecta. Hathaway es Gloria, una mujer con serios problemas de adicción al alcohol. Tras una ruptura con su pareja, regresa a su pueblo natal, sin trabajo y sin blanca, donde intentar recomponer su vida bajo el techo de su vacía casa familiar.

Colossal 2016 - Anne Hathaway, Jason Sudeikis

( ‘Colossal’ ©Brightlight Pictures )

Su ex es Tim (Dan Stevens, de Downton Abbey) y el ex amigo de su infancia que la ayudará, regalándole muebles, televisores de pantalla enorme e incluso ofreciéndole trabajo en el bar de su propiedad, es Oscar (Jason Sudeikis, uno de los cómicos potenciados por el Saturday Night Live). Además, Gloria y Oscar además unidos, sin saberlo, por un antiguo “trauma” de su época de escolares. Y en todo esto, ¿dónde están los kaijus? Pues en Corea del Sur, con la aparición repentina de un enorme monstruo que se materializa a las 08:05 horas de la mañana en Seúl, no necesariamente cada día, sembrando el caos en esa ciudad que está en la otra punta del lugar que vive Gloria.

Cuando menos se sepa de Colossal mucho mejor. Es original, es increíble lo que puede lograrse con un presupuesto tan ínfimo (la recreación de los keijus o una escena, en la que unas simple botas pisando la tierra de un parque se relacionan con los efectos desastrosos en Seúl), contiene los que tal vez sean algunos de los mejores momentos de comedia en los últimos años y es “colosal” comprobar como su historia se redondea en un final que es seguramente también sea el único posible para la historia de Gloria. Y, ¿Anne Hathaway? Finalmente, hay que reconocer que está de Oscar (frase hecha para señalar que está espléndida).

Han sido las primeras críticas aparecidas en medios y blogs norteamericanos, o el premio a la mejor película fantástica en el pasado Fantastic Fest de Austin, Texas (la muestra de género más importante en Estados Unidos y en el que Vigalondo es un ídolo. En 2007 ya ganó también con Los cronocrímenes) las primeras en reconocer los méritos del nuevo trabajo de Vigalondo. Su mejor película hasta el momento, superando Los cronocrímenes. ¿Ingeniosa, distinta, bajo presupuesto, arriesgada…? Lo malo es que películas como ésta poca o nula cabida parecen tener hoy en día en una sala de cine. Una verdadera lástima. Así que…

Puntuación:

Icono 8

 

 

 

1 comentario

  1. Dice ser Andres

    vaya vya

    12 noviembre 2016 | 23:41

Los comentarios están cerrados.