BLOGS
Capeando la crisis Capeando la crisis

De cómo vivir sin dinero o con muy poco

Otra solución colaborativa al problema del aparcamiento

Las plazas de estacionamiento regulado son escasas, lo que provoca que de media perdamos 20 minutos buscando aparcamiento, gastamos combustible, perdemos el tiempo y llegamos cabreados a nuestro destino. Mientras tanto, miles de aparcamientos subterráneos se encuentran infrautilizados, sólo en Madrid hay 160.000 plazas que se quedan vacías durante unas 10 horas al día.

Cada vez son más las plataformas que nacen con un negocio que se basa en el consumo colaborativo y Parquo se une a esta forma de economía para intentar reducir el problema del aparcamiento con este modelo. Se trata de una plataforma que pone en contacto las plazas de garaje que se quedan vacías con los usuarios que las necesitan.

Vista-de-la-app

Con base en Madrid, Parquo saca a flote estas miles de plazas de comunidades de vecinos, hoteles y parkings a través de una aplicación móvil y una web que las conecta con los usuarios que las necesitan.

“Con este revolucionario sistema ganamos todos, los parkings y propietarios consiguen ingresos extras, los usuarios aparcan cerca de su destino a mejor precio y las ciudades logran una mayor eficiencia en la movilidad”, señala Íñigo Campos, socio fundador de Parquo.

La mecánica es muy sencilla y similar a la de Blablacar o Amovens. Los propietarios dan de alta su plaza en la web e indican el horario de disponibilidad y el precio al que quieren alquilarla. Según las estimaciones de esta empresa, un particular puede ganar en torno a los 1.500 euros al año.

Parquo-sentados

El usuario, al abrir la aplicación, se carga un mapa que muestra las plazas más cercanas a su ubicación con las diferentes opciones de precios, horarios y localización. Solo tienen que elegir el que más se ajuste a sus necesidades y reservarlo.

Parquo está disponible en iOS y Android. En su primera fase lanzaron su plataforma en Madrid y Valencia, y ya están expandiéndose a las principales ciudades de España. Ahora, tienen planes de dar el salto al extranjero, ya que el problema del aparcamiento es de escala mundial y uno de los principales retos de las smart cities o ciudades inteligentes.

Los comentarios están cerrados.