BLOGS
Capeando la crisis Capeando la crisis

De cómo vivir sin dinero o con muy poco

Hazlo tú mismo

En las últimas semanas, la venta de máquinas de coser ha aumentado un 135% en Amazon.es, según leí ayer en un periódico. Y atribuían este boom a la serie televisiva El tiempo entre costuras, sobre la novela del mismo título de María Dueñas, que Antena 3 emite los lunes por la noche.

Sin embargo, la afición y el gusto por la costura, el punto o el ganchillo viene de cinco o seis años para acá y tiene más bien otra razón: la maldita crisis, que ha hecho del Do it yourself  (Hazlo tú mismo) más que una moda y una tendencia, una necesidad.

tiempo-entre-costuras--644x362

Como en la época de nuestras madres y de nuestras abuelas, las modistas han vuelto a coser con fuerza, porque la gente aguanta sin comprar y se arregla la ropa que ya tenía, lo mismo que las tiendas de retales, que languidecieron durante años y ahora están en alza. Y con ellas, se han abierto un sinfín de locales en todas las ciudades, en donde se dan clases de costura o de punto y ganchillo, y se toma uno un café o un té a la vez que aprende. Como en  Teté café costura o en  Blackoveja o  en el centro de Madrid.

También en la Red han proliferado los blogs, los cursos y los talleres para enseñar a coser, a tricotar y a hacer ganchillo. Un compendio muy útil lo recoge la web portaldelabores.com. Según su creadora, Lídia Cruells, “En momentos como el actual, no hay mejor terapia que crear con tus propias manos (el valor de lo hecho por uno mismo), compartir tus conocimientos con otros aficionados, reunirte para pasar un buen rato y sobre todo dejar volar nuestra creatividad y desconectar  por un momento de la difícil realidad que nos envuelve”.

Y blogs como Ohmothermine o Miprimeramáquinadecoser con cursos de costura, patrones y vídeos para aprender paso a paso, como también se hacen en tiendas online como  stitchersinn.com y weareknitters.

Lo último que he aprendido me parece increíble, se llama trapillo, se pueden hacer cosas que quedan muy bien, a pesar del nombre de la técnica, pero de esto hablaré mañana.

 

 

 

20 comentarios

  1. Dice ser Madrileña

    Puff,la costura nunca fue mi fuerte,y por mucho q me guste la serie o el libro no creo q consigan hacer de mi, una gran costurera.

    19 noviembre 2013 | 06:41

  2. Dice ser AreaEstudiantis

    Hay a gente que además le relaja muchísimo. Yo, que soy muy mala cosiendo, me pone de los nervios!

    http://areaestudiantis.com

    19 noviembre 2013 | 08:52

  3. Dice ser Suso

    Si es que, de cuartenta tacos para abajo -que no se me enfade ninguna- pero rarísimo es la que sabe siquiera enhebrar la agujita. Y es una lástima, porque viene muy bien saber de todos esos menesteres cotidianos para salir al paso del botón que cayó cuando menos falta hacía -sé coserlo requetebién sin que quede gurruñoso ni apretao- y lo mismo le meto un par de puntadas a un dobladillo, que al bolsillo la camisa, que al cinto el albornoz que siempre termina colgando. Reminiscencias de vivir solo muchos años. O aprendes o a pedir auxilio a mamá cada dos por tres.

    19 noviembre 2013 | 10:24

  4. Dice ser Madrileňa

    Que raro que no le diese por abrir un maquiborda en su ciudad natal,podía haber ido al semáforo y enseňarle su destreza al difunto Jordi Estadella.
    Le da a la aguja como a la tecla.
    Sin acritud.

    19 noviembre 2013 | 10:52

  5. Dice ser salmantina

    En mi barrio hay una chica que decora desde unos vaqueros hasta un bolsito vulgar con trapillo trenzado y quedan tan bonitos como los de Naf Naf o Agatha. Estamos animándola para que los ponga a la venta a precios populares.

    Suso, mi hora por la tuya. Me encantan los hombres apañados. ¿Podrías enseñarme a coser? Yo puedo enseñarte a pescar en kayak, cocinar redondo de ternera al estilo de la vieja del visillo, planchar con vaporeta… tengo más habilidades.

    19 noviembre 2013 | 12:09

  6. Dice ser jose

    Pues igual de útiles que programas para bricolaje casero, mecánica básica, pintura, electricadad, fontaneria… hay muchas cosas pequeñas/medianas que puedes arreglar tú mismo en casa y te ahorra un dineral.

    19 noviembre 2013 | 13:08

  7. Dice ser Suso

    Pasa que ahora estoy un poco pillao de tiempo, salmantina, pero como me gustan los deportes de riesgo, me apunto lo de aprender a pescar en kayak en algún momento de la mia vita. Como en el Tormes no hay tigurrones tiene que dar menos miedo. Ejem.

    Plancho estupendamente con la plancha de toda la vida. La otra no me gusta, que se me empañan las gafas. Pa cerca uso. Presbicia, lo llaman. Cocinar, es uno de mis pasatiempos favoritos. Estilo vieja del visillo, eso qué es? Al Oporto y con setas? Es como yo pongo el redondo y me hacen la ola. Me enseñó mi mamá y a ella mi abuela. El secreto, atar la carnecita con mimo sin apretujarla y mi mejunje de ingredientes secretos, que sumados a los ajitos de Cuenca, consiguen una ternerita suave y toreada; lista para servir.
    Soy mu apañao y un buen partido que dicen las abuelas, pasa que estoy pilladísimo de tiempo como te decía y de lo otro pues también. Saluditos.

    19 noviembre 2013 | 13:41

  8. Dice ser salmantina

    No no no, en el Tormes no tenemos tigurrones blancos pero se pescan unas truchas del Danubio nada despreciables, hermoso, de a metro la tirada, no olvides el portacañas y un carrete con anillas de carbono para tu primera clase.
    La ternera que preparo es rellena, te reservo otra clase de cocina, tú me enseñas la tuya y yo te enseño la mía.
    Pilladísimo, en fin…,nadie es perfecto.

    Alguien que sepa si hay un Banco del Tiempo en Cáceres?? Algún local con actividad similar?

    19 noviembre 2013 | 18:56

  9. Dice ser salmantina

    Muchísimas gracias Charo, ahora mismo lo linkeo en mi Fb.

    19 noviembre 2013 | 19:06

  10. Dice ser lucía

    Desde el año pasado le he dado vuelta al ropero y actualizo todo lo que tengo. Los vaqueros pitillo que ahora se llevan con reflejos dorados, plata…me los customizo con remaches que compro en bolsas en los mismos chinos. Por menos de 2 euros tengo ropa tejana de total actualidad.
    Con los jerseis de punto y los chalecos hago algo parecido pero con la máquina de coser, les agrego encajes, superposciones, les sumo centímetros con otras prendas de punto como bufandas que ya no utilizo…después con descoser tengo prenda ‘base’ para empezar de nuevo y actualizarla siguiendo la moda.
    Antes me compraba la ropa en cadenas como Blanco y las que son parecidas ahora mi economía solo me permite comer y pagar mi hipoteca. No quiero renunciar a la moda por eso aprovecho lo acumulado por años de derroche.
    Te sigo Charo.

    19 noviembre 2013 | 21:09

  11. Dice ser Charo

    Lucía, qué apañada. hija, qué gusto, xdsss

    19 noviembre 2013 | 21:15

  12. Dice ser digo yo

    lucía qué envidia, que a mí todo eso me gusta y conste que lo intento, pero tengo más poca gracia…

    19 noviembre 2013 | 22:37

  13. Dice ser rosa

    Felicitarte por este blogque ayuda a tanta gente en situaciones como las que estamos viviendo. Pienso que todos los testimonios pueden ayudar y aquí os dejo el mío.
    Cuando perdí mi anterior empleo, decidí ser práctica y vender mucha de la ropa buena que tenía por la mitad o menos de lo que me había costado. Me quedé con lo justo, prendas básicas y algo de fondo de armario. No necesitaba muchas cosas y las fui vendiendo en tiendas de segunda mano. De esta forma pude capear el temporal mientras cobraba el paro. La hipoteca me ahogaba y lo que más me quitaba el sueño, era perder mi casa. Sin casa, es como si estuvieras sin vida, sin nada.
    En mi nuevo trabajo no me hace falta ir arreglada, gano mucho menos y no necesito toda la ropa elegante que me vendí. Mi fondo de armario es lo suficiente como para no parecer una pordiosera y ahora por muy poco dinero, me hago alguna prenda al mes, sobre todo de punto. Compro lanas al peso con otras personas y amigas en mi misma situación y nos sale más económico, con las telas hacemos lo mismo. Tenemos una especie de taller en el piso de una de ellas sin ánimo de lucro, sólo para vestirnos y reformar nuestra ropa siguiendo la moda. Una de ellas es modista y su madre también.
    Juntas, también nos hacemos menús semanales, para poder comer con poco dinero y tomar todos los alimentos necesarios. Aprovechamos ofertas del super, conocemos los mejores precios de todos, nos hacemos rutas y nos juntamos en un solo coche para ahorrar combustible mientras vamos a las tiendas más baratas.
    Esta crisis es muy dura, nunca pensé que llegaría a estar en esta situación tan complicada. He pasado días con velas en casa, para no consumir luz, he minimizado las lavadoras que pongo, las llamadas desde el teléf., el tiempo de ducha, he probado alimentos que no tomaba desde pequeña porque son más baratos y con un sólo paquete de legumbre, puedes comer varios días si congelas las raciones…
    No sé cuándo pasará, pero si algo bueno hay en esta desesperada situación, es que nos está volviendo más solidarios y conscientes de que los buenos tiempos, tardarán en volver.

    19 noviembre 2013 | 22:45

  14. Dice ser Charo

    Muchas gracias por tu testimonio, Rosa. En eso estamos mucha gente, yo, también. Saludos

    19 noviembre 2013 | 23:01

  15. Dice ser Noa

    Tengo el sueldo recortado y congelado desde hace cinco años. Mi nivel adquisitivo ha bajado muchísimo. Poco a poco he tenido que ir renunciando a muchas cosas, en pro de mantenerme a flote y no perder mi independencia, no me apetece nada volver a ‘casa’ después de diez años. He tenido que ir olvidándome de mis vacaciones anuales, el cine, salir algún día entre semana, comer fuera, cenar, tomarme unas cañas más a menudo y me he buscado también mis trucos con la ropa, los productos de belleza, maquillaje…todo para seguir el día a día sin que se apodere de mí el desánimo.

    Me he apuntado a las marcas blancas a las que ante no prestaba interés y salvo para algunos productos concretos a los que si puedo prefiero no renunciar, los productos que menos me ‘importan’ limpieza, lavadora, lavaplatos, varios alimentos envasados (pastas, cacao, refrescos….) y las celulosas, siempre son la marca blanca más baratilla que encuentro.
    La ropa la compro en centros outlet. Me monto mis estilismos siguiendo algún blog de moda con el que identifico y me llevo una lista muy ajustada de lo que necesito. Con el mismo pantalón que te queda de escándalo y un buen calzado, puedes vestirte en diferentes ocasiones añadiendo algún complemento actual (chaleco, blusas con cinturón, jersey…) y la sensación de que cambiaste de ropa ya la tienes. Invierto en tres o cuatro prendas ‘fetiche’ que me favorezcan mucho y de ahí parto para hacer el look definitivo.
    En mi piso ahorro en luz, consumo de agua, calefacción, etc, siguiendo los consejos de Consumo y de las propias empresas proveedoras, se pueden ahorrar bastantes euros al año siguiendo al pie de la letra algunos consejillos.

    La peluquería era mi mayor vicio y ahora me es imposible ir, sólo cuando necesito dar forma a mi corte de pelo (2 veces al año) los reflejos veraniegos he aprendido a hacerlos en casa. Para mis tratamientos de belleza, me reservo un domingo casero y compro todo lo necesario en un almacén de estética que antes sólo vendía al por mayor y con la crisis, ha comenzado a vender a todo el que pasa por allí. Los productos son de primera calidad y los precios de súper.

    #Suso

    Te cambio una clase de cocina: Mi receta de ‘Carne en crisis con patatas guisadas y verduritas de temporada’ por tu Ternera al Oporto.

    #Rosa

    Me parece una idea genial ir en un solo coche a hacer la compra. Voy a plantear la idea entre varias compañeras que estamos en ‘crisis’ terminamos coincidiendo en los mismas tiendas después del trabajo, buscando todas las mismas ofertas . ¡Gracias!

    Me gusta este blog 😉

    20 noviembre 2013 | 10:05

  16. Dice ser Diana

    El DIY está de moda, y ahora con esta serie más todavía. La verdad es que has puesto dos buenos ejemplos de DIY’ers de ropa, aunque cada día son más los que dedican su tiempo libre a ello, por hobbie o por reutilizar lo que tienen en casa.

    Te recomiendo que eches un vistazo a Handbox (www.handbox.es), donde se agrupan los mejores bloggers de DIY en castellano. Ahí tienes de tutoriales de todo, hasta de trapillo 😉 ¡Te va a encantar!

    20 noviembre 2013 | 12:37

  17. Dice ser Cin

    Amo coser desde niña, y ahora que puedo Diseñar y Confeccionar todo lo Diseñado por mi, puedo decir que las máquinas de coser son lo mejor del mundo, junto con todas las mujeres que se dedican a este Gran Oficio¡¡¡¡¡Además cuando estoy trabajando me olvido de todos mis problemas y me hace sentir Muy Feliz¡¡¡¡

    20 noviembre 2013 | 15:06

  18. Dice ser Susana

    Si buscas un banco del tiempo,

    vete al buscador de bancos del tiempo
    de Cronobank – El Banco del Tiempo Mundial
    http://www.cronobank.org

    Pon la localidad y te salen los resultados.
    También hay un mapa mundial de los bancos del tiempo.

    Espero que te sea útil.

    Saludos,

    Susana
    Community manager
    http://www.cronobank.org

    20 noviembre 2013 | 19:18

  19. Dice ser Evelyn

    A mi me encanta… lo necesito, busco el tiempo de donde sea, pero no por ahorrar ni por nada de eso… sino por el simple placer de crear algo con mis manos.

    21 noviembre 2013 | 00:15

Los comentarios están cerrados.