BLOGS
El Blog Solidario El Blog Solidario

Un blog desde el terreno de la mano de Ayuda en Acción, Cruz Roja, Ingeniería Sin Fronteras, Unicef, Médicos del Mundo, HelpAge, Fundación Vicente Ferrer, Médicos Sin Fronteras, PLAN Internacional y Farmamundi.

Sudán del Sur: se avecina una hambruna que puede ser catastrófica

Por James Elrington, director de comunicación de UNICEF en Sudán del Sur.

Se avecina una catastrófica hambruna en Sudán del Sur, donde miles de niños y niñas menores de cinco años corren el riesgo de sufrir los efectos de la desnutrición aguda grave. UNICEF y sus aliados están ya sobre el terreno en las zonas remotas para llegar a los niños antes de que caigan en la desnutrición, y proporcionarles el tratamiento adecuado. El hospital de niños de la capital, Juba, ya recibe también nuestro apoyo.

María es uno de los niños que está recibiendo tratamiento para salvar su vida. La semana pasada, el 3 de Julio, conocí a María, que estaba siendo tratada de una forma específica de desnutrición aguda grave, denominada kwashiorkor, en el hospital de Al-Sabbah para niños en Juba.

Aunque la mayoría de los casos de desnutrición se pueden tratar en casa con medicinas, esta forma específica de desnutrición aguda grave requiere atención de urgencia en el hospital hasta que su condición mejore. Estaba terriblemente débil, con un exceso de líquidos en su cuerpo, que le causaba inflamación y estiraba su piel. Era una situación muy dolorosa, y su incomodidad era evidente, ya que lloraba la mayor parte del tiempo que estuve con ella. Fue desgarrador verla así.

Volví al hospital el martes 8 de julio, apenas cinco días después de mi última visita, y la transformación era notable. María había recibido leche terapéutica y atención médica.En poco tiempo, su condición había mejorado.

Esto es lo que suele pasar con la desnutrición, que hace que los niños estén tan débiles que se vuelven más propensos a sufrir una serie de enfermedades que si estuvieran saludables y fuertes no les afectarían. Con sólo darle la leche terapéutica que está diseñada específicamente para el tratamiento de la desnutrición aguda grave, y tratar sus complicaciones médicas, su pequeño cuerpo comenzó a recuperar la fuerza para luchar contra la enfermedad. Con un poco más de tratamiento y atención, regresará muy pronto a casa, algo para lo que hacen falta fondos.

 

El antes y el después de la pequeña María. (UNICEF/SOUTH SUDAN/ JAMES ELRINGTON).

El antes y el después de la pequeña María. (UNICEF/SOUTH SUDAN/ JAMES ELRINGTON).

6 comentarios

  1. Dice ser 3margaritasdam

    Pobres hijos!!!

    11 Julio 2014 | 15:00

  2. Dice ser gargamel08

    Pobres críos. Con una tasa de fertilidad de 5 hijos por mujer, ¿no sería mejor que tuvieran 1 o 2 hijos y los pudieran atender normalmente?

    11 Julio 2014 | 15:01

  3. Dice ser Antonio Larrosa

    Es increible que en los paraisos fiscales existan tantisimos millones que HDLGP de parásitos tengan inmovilizados, mientras mueren de hambre tantas criaturas.¿Hasta cuando permanecerá el mundo consintiendo este crimen ?

    Clica sobre mi nombre

    Clic

    11 Julio 2014 | 15:04

  4. Dice ser jl_vk

    mis hamsters y mis ratas comen mas q ellos…la culpa es de los q tienen dinero q no ayudan uy son egoistas,a mi no me ayudan a tener trabajo ni me dan dinero ni nada…estoy igual q ellos ,solo q como algo mejor.ESpañistan esta casi igual

    11 Julio 2014 | 15:13

  5. Dice ser Paco

    Selección natural. Lo siento pero hay que dejar que la naturaleza siga su curso.

    11 Julio 2014 | 16:20

  6. Dice ser Vasili Blokhin

    Antonio Larrosa “¿Hasta cuando permanecerá el mundo consintiendo este crimen ?”

    Hasta que los que compramos móviles y ordenadores estemos dispuestos a pagar nuestro sueldo de 8 meses por electrónica con coltán no sacado del Corazón de las Tinieblas.

    Hasta que mantener un campo irrigado en en Sahel por una sola persona sea tan fácil como bajar al Mercadona y llevarse seis tomates.

    Hasta que disfrutar de energía limpia 24 horas al día sea más barato que tirar un barril de vertidos nucleares en las costas de Somalia.

    Hasta que el precio del combustible sea tan prohibitivo que los occidentales no saquen el coche más que para emergencias.

    Hasta que una paz de Westfalia a la africana redibuje las fronteras respetando que pueblos que nunca quisieron vivir juntos (como los hausa y los igbo, o los nuer y los dinka) vayan cada uno a su bola.

    Hasta que los medios y las escuelas dejen de contarnos que los civilizados y democráticos blancos somos los salvadores del mundo y que los pobres negritos necesitan ser llevados de la mano al sagrado y occidental camino de la Libertad, la Democracia y los Derechos Humanos o se masacrarán entre ellos.

    Basta de racismo institucional.
    Basta de mostrarnos a los africanos como si fueran o bien un niño desnutrido o bien un mercenario desalmado.
    Los africanos son gente como vosotros y como yo. Tienen problemas como todos, y quieren resolverlos, como todos. Eso la prensa no nos lo cuenta. Nos cuenta que son o una víctima o un salvaje. La gente de África no se merece ese desprecio.

    11 Julio 2014 | 17:16

Los comentarios están cerrados.