BLOGS
El blog del Becario El blog del Becario

Se presenta el encargado de moderar los comentarios, el personaje más odiado de 20minutos.es

Entradas etiquetadas como ‘tigre’

El Ejército de Indonesia destruye una estatua por fea

Una operación militar, organizada por el alto mando del Ejército de Indonesia o casi (mejor crear un poco de expectativa), destruyó la estatua de un tigre que adornaba la entrada de una base militar. ¿¿¿¿????

La razón de peso, diría que de más de una tonelada, es que las redes sociales se habían llenado de memes ridiculizando la figura que ilustra el post. ¿Os parece tan horrible? Lee el resto de la entrada »

La cabra macarra que planta cara a un tigre pasota

tigre_cabra1b

En esta historia de animales, las especies han cambiado los papeles, el tigre dominante ha pasado a ser un lindo gatito, y la que iba a servir de alimento, se ha convertido en el León de la Metro. Con un par de… cuernos

Los trabajadores de un zoo de Primorie, una región rusa fronteriza con Corea del Norte (si el líder supremo Kim Jong-un ve las imágenes del caprino, seguro que lo convierte en símbolo de la nación) indicaron en la web del parque que la chiva era el plato principal del almuerzo del felino. Lee el resto de la entrada »

Un tigre sufre un ataque de pánico tras ser abrazado por un borracho

Está el mundo tan suavecito, tan flojito, que hasta los animales en apariencia más fieros blandean de mala manera. Eso, al menos, es lo que le ha pasado a un tigre del zoológico de Kiev, que, aparentemente, sufrió un agudo ataque de pánico después de que un hombre borracho se saltara las medidas de seguridad para entrar en su jaula y abrazarlo. ¿Miedo a un borracho? ¿Un tigre? Esto no es lo que nos han enseñado los documentales Wild life de National Geographic. ¡Qué decepción de fauna, de verdad!

Nicolas Vollmer / Flickr

Nicolas Vollmer / Flickr

Bien es verdad que la historia tiene algunos recovecos que dan pie para que el animalito, de nombre Malysh, se llevara un susto, pero me parece exagerado el estado de ansiedad en el que entró tras el incidente, que aconteció de la siguiente manera. El borracho, en un alarde de estupidez propia de aquellos que se han pasado con las copas -me imagino la clásica conversación etílica que acaba con un amigo retando a otro al grito de ¡no hay huevos!-, escaló la reja que separa a Malysh de sus visitantes y se dio un soberano hostión, que no fue óbice para que tuviera el arrojo de acercarse al tigre y propinarle un abrazo. El animalito, en principio, sujetó fuertemente a su inesperado visitante (ya hay que tener ganas, porque debería de apestar a vodka) y éste, para zafarse, sacó como pudo una pistola y disparó al aire.

Tras el tiro, el hombre fue detenido y trasladado a un hospital, donde recibió atención médica. A mí, personalmente, me gustaría que además de los cuidados médicos también hubiera recibido un par de bofetones, pero eso no lo sabemos… El caballero, seguramente, se encuentra ahora tan pancho, vacilando de ir sobrado de testiculina por su ‘hazaña’.

Peor le fue a Malysh. Según uno de los trabajadores del zoo, como consecuencia del incidente, el felino lleva varios días conmocionado. “Sufrió un ataque de ansiedad y miedo y durante horas permaneció acurrucado en un rincón de su jaula, rehuyendo cualquier tipo de contacto”. El mismo empleado asegura que Malysh suele ser muy afable con los humanos y que le va a costar un tiempo recuperarse del susto. Es lo que tienen los animales en cautividad, que se ablandan tanto que no son capaces de poner a los intrusos en su sitio. Y, encima, se asustan. ¡Ay, National Geographic, cuánto nos has engañado!

Lo más raro de la semana (23-29 de mayo)

BecConsejo: “Los becarios no se crean ni se destruyen, solo se transforman”

Bueno, cada semana se me aparece Bill Murray para comentarme que la marmota sale, se mira la sombra y tal. Traduzco: siete días son pocos para todas las tontunas que hay que contar, por eso cuando agoniza la semana recojo algunos que me habría gustado contar y no conté.

1. La niña más fuerte de Gran Bretaña

Lectores, aquí Charley Craig. Charley, aquí los lectores. Una vez presentados procedo a decir que Charley tiene 11 años, mide 1,20 metros y pesa 35 kilos y os pido que no os dejéis engañar, porque Charley no es una niña normal y corriente.

Supongo que muchas chicas de su edad forran carpetas con Robert Pattinson y Mario Casas. Charley no. Esta joven de Glasgow es famosa porque levanta por encima su cabeza su propio peso algo que, por si no os hacéis a la idea, es una auténtica barbaridad y la convierte en la niña más fuerte de Reino Unido.

A mí no me convence mucho que la pequeña entrene 12 horas a la semana y que, en lugar de disfrutar de la infancia, se dedique a este pasatiempo extraescolar, pero supongo que su madre, que la lleva al gimnasio, y su hermano, que es también su entrenador, no coincidirán conmigo.

2. EE UU se prepara para un apocalipsis zombi

Se nos está yendo de las manos el rollo de The Walking Dead. Una cosa es que la historia esté bien y otra que se nos vaya la mano haciendo chanzas con el asunto.

El otro día, en un blog del Centro Para la Prevención y Control de Enfermedades de Estados Unidos, donde se prepara y aconseja a la gente sobre cómo actuar en casos de huracanes y otras tragedias humanitarias, publicaron una especie de guía para sobrevivir a un apocalipsis zombi.

Ojo, que a mí me hace gracia. Eso no lo discuto. Igual que soy consciente de que el asunto fue un éxito, porque se colapsó la web y fue Trending Topic en Twitter. Dicho lo cual, no sé si una publicación seria debe hacer hueco a este tipo de contenidos. No sé, imaginad que un periódico de información general, como 20 minutos diera cabida a un blog en el que un descerebrado se dedica a contar chorradas y a criticar todo lo que le parece para intentar ocultar su mediocridad. ¿No sería una vergüenza?

Mmmm… Un segundo, que me llama Trolly… mmm… vale, aquí lo dejo.

3. Alerta máxima por… un tigre de peluche

Me avisó Carmen, un encanto de criatura que pertenece a “los del otro lado”, que es como cariñosamente llamo a la comunidad becaria de Facebook. La Policía de Hampshire, en Reino Unido, se movilizó (y cuando digo se movilizó, quiero decir que montó un pollo de Dios es Cristo) ante el aviso de que un tigre andaba suelto.

Desplegaron un helicóptero, cámaras térmicas, numerosos agentes, desalojaron zonas… ¡Si hasta iban a tirarle dardos tranquilizantes! Vamos, todo parecía una operación Perejil hasta que se dieron cuenta de que el peligroso felino era de peluche, un material que, de momento, salvo que en su interior albergue bombas, no suele ser peligroso.

Bien es cierto que el peluche era de tamaño real, pero supongo que alguien tendría que haberse dado cuenta de que, para ser un tigre, era capaz de pasar horas sin ni siquiera pestañear. Además, ¿qué ha sido de La navaja de Ockham? ¿Es más lógico pensar que un tigre se ha escapado a que puede ser un juguete?

4. Vigila las fotos de tu móvil

Chavales, no sé si entre vuestras aficiones está la de haceros fotos con el móvil a lo Tuenti, poniendo morritos y medio desnudos, pero os advierto desde ya que no es una buena idea.

No, si no sois famosos no tenéis que temer que os hackeen el teléfono, como a Miley Cyrus, Vanessa Hudgens o Rihanna. Sin embargo, os puede pasar lo que a una joven de 23 años que perdió su móvil en un bar de Boiling Springs, en Carolina del Sur (EE UU).

Perder el teléfono es una faena, sí. Hay que apuntarse los números, pueden usarlo para llamar y, en el peor de los casos (éste) pueden enviar mensajes a todos tus contactos con fotos en las que sales tú (en este caso, ella) desnuda.

La joven avisó a la Policía, pero la búsqueda del pornófilo está siendo infructuosa. No digáis que no os avisé.

FOTO (evidentemente, no es nuestra protagonista): VolaVale)

PD: Uno de mi calle me ha dicho…

 

La chica que se acuesta con un tigre

BecConsejo: “Organízate lo mejor que puedas”

Cada uno duerme con quien quiere, eso vaya por delante. No obstante, si luego hay algún problema, no me vengáis a protestar, porque yo ya os he advertido alguna vez que vigiléis bien con quién dormís. Al lío.

La introducción va por Felicia Frisco, una joven diecisieteañera de Florida que tiene una costumbre algo extraña: comparte su cama con un tigre de bengala de seis meses que responde (digo yo que responderá) al nombre de Will. Desde Jesulín y Currupipi no se había visto cosa igual (Currupipi… qué tiempos… ¿recordáis que llegaron a sacar un ‘Currupipi Mix’? Somos un país difícil, lo sé).

Duerme con él desde que nació y su plan es seguir haciéndolo hasta que la criatura cumpla un año. Dentro de lo insano es una decisión sensata, porque parece obvio que según se vaya haciendo mayor el tigre será más peligroso, lo que no quita que ahora sea como una piraña en un bidé.

“Me levanto con un montón de pelo en la nariz“, dice Felicia en declaraciones recogidas por la prensa británica. Según nuestra intrépida joven, es igual que criar un perro. Bueno, igual que criar a un rotweiller gigante, ¿no?

La muchacha está siendo educada en casa, así que no puede presumir en el instituto de mascota, aunque no sé yo si el rollo “mi tigre me lame por las noches en la cama” tendría mucho éxito… claro, digamos que da pie a malinterpretar los términos, ¿o no?

En cualquier caso, no es la primera vez que comparte cena y desayuno (mi forma educada para decir “pasar la noche”) con un tigre. Antes de Will, Felicia Frisco cuidó de su padre (del padre de Will, creo que queda claro, pero por si acaso, que no quiero líos) hasta que cumplió un año.

Es llegado este punto cuando me surgen las dudas: ¿haber compartido la cama con tigres elevará o bajará sus expectativas cuando se eche novio? ¿Le dará un vaso de leche con galletas a Will antes de acostarle para evitar que se le vayan los dientes? ¿Tiene sentido que yo siga teniendo este trabajo mientras hay tanta gente en el paro? ¡Ah, no! ¡¡¡Esta última pregunta es la que se hace siempre Trolly!!!

PD: ¿Qué es lo más raro (animal, persona o cosa) con lo que habéis dormido?

¿Te has perdido las últimas entradas?

Aquí puedes verlas de una forma diferente y rápida.