BLOGS
El blog del Becario El blog del Becario

Se presenta el encargado de moderar los comentarios, el personaje más odiado de 20minutos.es

Entradas etiquetadas como ‘entrevista’

Dani González: “Por suerte no hay recortes en nuestro sentido del humor”

Estaba el otro día desempolvando la sección de entrevistas y haciendo recuento: ¿sabéis que en total llevamos ya 42? (43 con la de hoy). Parece que fue ayer cuando recopilaba vuestras preguntas para hacérselas llegar a Veronika Nágrová y Marco Banderas, mis conejillos de indias a los que les estaré infinitamente agradecidos. Parece que fue ayer, pero corría el año 2009, ¿tan mayores nos hemos hecho?

En fin, dejándonos de melancolías vamos con nuestro protagonista de hoy, Dani González, que pertenece a esta nueva generación de entrevistados que se salen de las caras y respuestas habituales. Por si no sabéis quién es, Dani es el autor de TuitToons, una genialidad que consiste en representar tuiteos en viñetas. Yo lo conocí gracias a su homónimo, mi compañero @20hitcombo, y me quedé con ganas de saber más. Por eso pregunté y pregunté hasta que… hasta que quedó este resultado.

– ¿Por qué empezaste a dibujar los tuiteos?
Tengo que reconocer que Twitter no es de mis grandes pasiones, pero tiene algunas cosas muy buenas (también malas, por supuesto). Pensé que llevar algunos tuiteos a un formato distinto más visual podría funcionar y decidí ilustrar aquellos que más gracia me hacían.

– ¿Dibujas lo que te piden o rebuscas en tu ‘timeline’ las viñetas potenciales?
Nunca he dibujado lo que me piden, solo lo que creo que puede funcionar y que es dibujable. Los tuiteros son los primeros en sorprenderse al ver el toon y siempre terminan encantados y agradecidos. Qué bonicos…

– Ya llevas unas cuantas… ¿cuál es tu favorita de las que has hecho hasta ahora?
Quizás aquella de Batman cantando el “nananananananananana…yooo”. Es una tontería muy grande. Y genial.

– Muchos de los dibujos son políticamente incorrectos. ¿Te has metido en algún lío por las viñetas?
De momento no, y mira que hasta hay referencias a Mahoma. Con uno de los primeros, el de las monjitas enseñando chicha, mucha gente se impactaba. Al igual que con Jesucristo en El Señor de los Anillos. Siempre hay algunos temas que llaman más la atención que otros pero por suerte no hay recortes en nuestro sentido del humor.

– También tienes El microondas, un programa de radio de noticias frikis. ¿Te has planteado dibujar sobre eso?
Sí que me lo he planteado y ya caerá algo. El Microondas es sobre todo un programa de curiosidades perfecto para echarte unas risas. Si algún día te levantas con la necesidad de descubrir el origen de “poner los cuernos” échale una oreja al programa porque te lo vas a pasar bien y si no, pago yo las cañas.

– Te describes como un “filólogo inglés con resaca”. ¿Cómo termina alguien así presentando un programa de radio como ‘El Microondas’?
La universidad en general te da resaca de por vida. Ya durante la carrera hacía el mindango por televisiones locales y terminé conociendo la radio, un medio con el que me divierto muchísimo. Y aquí hemos venido a pasarlo bien.

– Bueno, vamos a pasarlo bien entonces. Dicen por ahí que eres un amante de los derechos de los velociraptores. ¿Por qué no aparcamos todo este rollo de la crisis y nos preocupamos de las cosas que realmente importan, como resucitar dinosaurios?
Es que los velociraptores son las mascotas del futuro. ¿Nunca has tenido un día de esos que te apetece salir al parque a pasear tu velociraptor?

– Como experto en cosas serias. ¿Qué crees que ha hecho más daño: el falso final de Doraemon en el que Nobita es un niño enfermo o aquella vez que el gato cósmico le dio las tijeras mágicas a Rajoy para que hiciera recortes?
Está claro que Doraemon hizo un gran daño dándole las tijeras mágicas a Rajoy. Como en todos los episodios, el presi terminará desbordado con el invento y pidiendo ayuda al bueno de Doraemon.

– Volvemos a las cosas serias, si te parece, para cerrar esto como si fuera una entrevista normal… ¿tienes algún proyecto nuevo entre manos?
Pues en breve verá la luz un libro con dibujos míos del gran Alberto Romero, un crack en Twitter, y en el que colaborará también Risto Mejide. Además, inauguro una exposición de mis dibus a la vuelta de la esquina. ¡Ah! Y para el finde mi madre me va a hacer un arroz a la leña buenísimo.

PD: Si no tenéis nada que hacer, nos vamos a comer arroz a la leña, que a mí me está entrando hambre.

Su año, en 365 segundos: graba un segundo de cada día durante un año entero

Si conocéis el blog desde hace tiempo, ya sabéis que de vez en cuando publico alguna entrevista. Pues bien, hoy me apetece explicaros cuál es mi sistema de elección del entrevistado. A diario leemos charlas con actores y actrices famosos diciendo lo mismo en todos sitios si están de promoción, con cantantes que parecen tener respuestas enlatadas, y con futbolistas, que rara vez dicen algo.

Sin embargo, ahí fuera el mundo está lleno de gente que merece contar su historia, que está llena de ideas. Algunos son famosos, como Iñaki Urrutia, otros no tanto, como Cesar Kuriyama, protagonista de la entrevista de hoy, pero todos coinciden en una cosa: su presencia en los medios es menor de la que debería.

Al final nos acostumbramos a las mismas caras, a las mismas frases, a la misma cadencia… y lo asumimos. Pues bien, como este es un blog becario, sin orden ni concierto, tan pronto intentamos hacer el humor como nos ponemos serios. Hoy es un poco de ambas cosas, pero no me lío más: os presento a Cesar, un estadounidense nacido en Lima de ascendencia japonesa que creció en Nueva Jersey y ahora vive en Brooklyn, Nueva York. De esa mezcla solo podía salir algo bueno.

Cesar decidió hace algo más de un año que estaría bien grabar un segundo de cada día de su vida para poder recordarlo siempre y lo llamó One second everyday. Algo así como un registro diario que permitiera, en 365 segundos, hacerse una idea de lo que había dado de sí el año entero. Cuando descubrí a Kuriyama me pareció una idea genial y después de ver el vídeo no puedo sino reafirmarme en mis palabras.

Este treintañero es un artista que ahorró dinero durante mucho tiempo para poder tomarse un año sabático. Llegado ese momento, aprovechó para hacer todo aquello que había dejado aparcado hasta entonces: viajar, dedicarse a sus propios proyectos, pasar más tiempo con la familia… de modo que durante ese año no paró de hacer cosas interesantes, digamos que casi se obligó a ello, y el resultado lo han visto millones de personas, no os exagero. Os dejo el vídeo y a continuación mi charla con él.

¿Por qué hiciste el proyecto ‘One second everyday’?
Comenzó como una manera divertida para hacer una crónica de mi año sabático: así podría recordar todo lo que hice durante esos días. Sin embargo, después de unas semanas me di cuenta de que me ayudaba en muchos aspectos de mi vida y decidí rápidamente que lo haría el resto de mi vida.

– ¿Quién te ayudó a hacerlo?
Nadie, lo hice yo solo.

– Leí que cambiaste algunas de tus costumbres… ¿te creaste un nuevo estilo de vida?
Cuando te obligas a grabar algo cada día empiezas a darte cuenta de los patrones en tu vida. Te empiezas a dar cuenta de que eres un poco más perezoso de lo que pensabas, o de que no pasas el tiempo suficiente con tu familia, o que estás gastando demasiado tiempo libre trabajando. ¡Darte cuenta de estos patrones te permite ajustarlos!

– ¿Qué pasó los días 28 y 29 de marzo, los únicos que no quedaron registrados?
Lo expliqué en mi charla TED: simplemente se me olvidó. No tengo precisamente una gran memoria. Pero me ayudó a darme cuenta de que una de las razones por las que me había olvidado era porque no había hecho nada interesante esos días. Siempre nos acordamos de llevarnos la cámara cuando estamos haciendo cosas divertidas, pero rara vez lo hacemos cuando no estamos haciendo nada o cuando está pasando algo horrible. Esos días me ayudaron mucho, sobre todo porque me quedé tan digustado conmigo mismo por olvidarme… ¡que no se me volvió a pasar ningún día desde entonces!

– ¿Cuántos segundos grababas cada día hasta que elegías el momento oportuno?
Si era un día genial en el que había varios momentos memorables… quizás unos cuatro o cinco, pero la media era de tres. Luego esperaba al menos un mes para coger el momento que, retrospectivamente, querría recordar el resto de mi vida. Por lo general, aquel que mejor me ayudaba a recordar lo que hice ese día.

– ¿Qué piensan tu familia y amigos del proyecto? Ellos son una parte importante dentro del vídeo, ¿verdad?
Estaba bastante seguro de que mis amigos simplemente pensarían que era algo “guay”, pero me preocupaba lo que pudiera pensar mi familia al respecto. No obstante, al final terminaron siendo un gran apoyo y les encantó. Se dieron cuenta de que solo intentaba recordar cómo había sido cada día de mi vida… y todos nosotros tenemos un gran sentido del humor. He recibido centenares de mensajes de amigos y desconocidos que dicen que lo van a empezar a hacer ellos.

– ¿Cuál fue el mejor segundo de ese año que has grabado?
Uf, eso es muy difícil. Si tuviera que elegir solo un segundo, supongo que elegiría la Nochebuena, cuando mi cuñada volvió a casa del hospital después de dos meses. Ella ha vuelto al hospital desde entonces y su recuperación durará mucho tiempo, pero aquel fue un día grandioso para toda la familia.

También me encanta cómo conjugan los segundos de los días 12 y 13 de diciembre, cuando la mujer de mi hermano vio el vídeo que grabé para ella de su hija cantando en público por primera vez.

– Entonces… ¿me confirmas que lo harás otra vez?
Lo voy a hacer el resto de mi vida, de modo que sí, jeje.

PD: Me parece una idea absolutamente genial y os animo a todos a que lo hagáis. Tiene que ser bonito ver resumido tu año entero en 365 segundos.

Una de las entrevistas más divertidas que verás nunca

Hay muchas formas de hacer humor, ya lo sabéis. Podemos hacer humor como los guiñoles franceses (de mal gusto), humor como el de Padre de familia (absurdo), humor como el mío (sin gracia), humor que a veces te tienes que guardar (negro) y otro que suele estar reservado para cuando cumples los 65 (verde). Pues bien, la entrevista que os traigo hoy es una mezcla de todo, y no me voy a enrollar con la introducción porque quiero que la veáis y la disfrutéis tanto como yo la disfruto.

Jimmy Kimmel es el presentador de un late night estadounidense que lleva su nombre y el otro día invitó a Will Ferrell, un actor de películas como Embrujada y Melinda y Melinda, para hablar de su nueva película, Casa de mi padre, en la que también actúan Diego Luna y Gael García Bernal.

La cinta tiene una particularidad y es que está grabada enteramente en español, de modo que decidieron hacer una entrevista diferente: de principio a fin en nuestra lengua materna (con subtítulos en inglés, eso sí). Para que os hagáis una idea antes de ver los vídeos: es como si Buenafuente invita a Santiago Segura a su programa y no dicen ni una palabra en español.

Lo que en cualquier programa se habría transformado en un insulto fácil hacia lo latino, en éste no. En el fondo se ríen de todo: de ellos mismos, de cómo hablan español… y eso que el presentador empieza anunciando que van a “confundir, decepcionar y, posiblemente, ofender a la mayoría de nuestro público latino”. El vídeo está en tres partes, así que yo os voy poniendo cada trocito y entre vídeo y vídeo os lo comento. Empezamos con los primeros cinco minutos de la entrevista, que concluyen con un momento mítico en el que Will confiesa cómo aprendió a hablar español. No os lo perdáis, de verdad.

Algunos amigos míos me suelen decir que tenemos que aprender todavía muchas cosas de la forma de hacer televisión que tienen los estadounidenses. No les falta razón. Además de la parafernalia debéis saber que los vídeos son del canal del propio programa, que los sube a YouTube y te da la opción de incrustarlos, lejos de lo que hacen la mayoría de cadenas españolas. Pero bueno, no me lío: ¿qué os ha parecido este trozo? ¿No es espectacular la entrada, en un caballo falso arrastrado por dos cowboys en calzoncillos? Bueno, si no os gusta esa parte siempre podéis disfrutar con sus aspiraciones para ganar un Oscar: “Si una película muda puede ganar, ¿por qué no una en español?”. Entre eso y el particular español que utilizan… no puedo parar de reír.

En fin, aquí va la segunda parte. Ahora toca reírse un poco de Casa de mi padre y de la trayectoria de Will Ferrell, a propósito de sus recurrentes desnudos en las películas en las que interviene. Son algo más de dos minutos y medio, probablemente los menos graciosos de toda la entrevista, he de confesar.

“El calor estaba muy máximo” creo que es la frase que puede resumir a la perfección este trocito. Y que conste que no me río de cómo hablan español, ¿eh? Primero porque seguro que son capaces de hacerlo mejor, con otro vocabulario (pero no quieren), y segundo porque tendríais que verme a mí hablar inglés. Lo mío con el inglés sí es la lengua del amor, que diría el bueno de Will… pero porque serías capaz de besarme con tal de no oírme perpetrar un atentado así contra la lengua de Séxspir (os dije que no se me daba muy bien el idioma).

Y ahora la tercera parte, donde entra en escena el bueno de Diego Luna. Lo encontramos sentado en el público y es el único que habla en inglés durante la entrevista (además del guardia de Salt Lake City del primer vídeo, claro). Su discurso anglosajón no está subtitulado, pero viene a hacer un pequeño ataque a EE UU, una defensa a ultranza de México (dice que los mexicanos son gente guapa y que él y Gael son un ejemplo de ello) y ataca al pobre Will, pidiéndole que se dé cuenta de una vez de que no es mexicano, que se lo quite de la cabeza. No os digo más, aquí van los últimos cuatro minutos y medio de entrevista. Deliciosos.

“¿Cómo te va mi muy muy bueno amigo viejo de muchas semanas?”, dice Ferrell. En serio, es volver a ver los vídeos y volver a partirme de risa. Será que tengo un humor tonto, o la risa fácil… o las dos cosas. Es espectacular la rajada (de broma) que pega Diego Luna y más genial aún cómo la subtitulan (“I’m fine”, que viene a ser “estoy bien”).

Y para cerrar, dos apuntes. Primero, comparto con el pobre Diego que es difícil aguantar a alguien que ve 400 horas de Dora la exploradora “y una mochila que habla”. Segundo; después de todo eso, Will tiene el valor de decirle que su dominio del español “está mejorando”. En serio, me quedo sin palabras.

PD: La película se estrena este viernes en Estados Unidos, pero yo ya estoy deseando que llegue a España y leer lo que le parece a mi compañera @sinefectos.

“No me toman en serio, ¡verás cuando pida una hipoteca!”

Juanjo Albiñana y Javi Sancho son cómicos de los buenos. Probablemente os sonarán sus caras si sois aficionados a Paramount Comedy o sois asiduos a los monólogos. La primera vez que contacté con Juanjo fue por el post del fin del mundo, el 11/11/11, y allí me dio la solución ante un eventual impacto de meteorito.

Pues bien, resulta que ahora Juanjo (manchego) y Javi (catalán) actúan cada jueves, a partir de este 16 de febrero, en el Teatro Capitol de Barcelona (ya se pueden comprar las entradas por Internet y Servicaixa) y me pareció que era una oportunidad idónea para entrevistarles. Además, Juanjo estrena monólogo en la Paramount con lo que dejar pasar esta oportunidad no tenía perdón. ¿Quieres conocerlos más? Son geniales, os aviso.

JUANJO ALBIÑANA

Le pregunté una vez a Raúl Cimas y no me supo concretar. ¿Qué tiene Albacete (o qué no tiene) para que salgan cómicos como churros…? ¿Es todo cosa del lomo de orza y el queso?
En Albacete no hay mucho que hacer, como máximo ir a ver un partido del Albacete Balompié, ¡¡del que soy fiel seguidor aunque estemos en 2ªB!! Así que nos pasamos el día en la calle como buenos gambiteros, con el grupo de colegas… y nos dedicamos a soltar tonterías una detrás de otra. La esencia es que en Albacete somos muy de ir a echar unas cañas por la mañana a “LA ZONA”, que es como se conoce la zona de fiesta de Albacete, y no paramos hasta por la noche. Durante todas esas horas hay tiempo para sacar muchas ideas, es un brain storming pero más natural.

– ¿Le has explicado ya a Javi Sancho que no vivís en “casuchas” y que lo tenéis bien asfaltadito, o él ya lo sabía?
A él le suena a pueblo, todavía no ha estado pero ya lo llevaré… ¡va a flipar! Sobre todo en las fiestas, del 7 al 17 de Septiembre a las que estáis todos invitados.

– ¿También te pasa eso de que cuando hablas en serio la gente se ríe igualmente, digas lo que digas?
La verdad es que sí, a veces durante una actuación cuento que estuve actuando en inglés en Londres y se empiezan a reír, llega un punto en que la gente no me toma en serio, ¡verás cuando vaya a pedir una hipoteca!

– Eres motero, pero… ¿siempre te gustaron las motos o te compraste una porque los moteros ligan y los cómicos son el amigo gracioso de las chicas?
Siempre me gustaron, desde jovencillo, con 14 años iba por Albacete con mi Rieju RR tó tuneá como un choni y trucailla, hasta que me la robaron y apareció al día siguiente sin ruedas, sin tubo de escape, sin carburador y en el barrio más chungo de la ciudad…

– En tu actuación te oiremos hablar de tu madre y las abuelas. ¿Cuántas veces te han dicho eso de “hijo, por qué no dejas eso del humor y te dedicas a algo de provecho”?
La verdad es que mi madre y mi abuela ahora están orgullosas de mi trabajo, pero cuando empecé en esto del humor mi madre me llegó “Nunca saldrás en Paramount Comedy porque estás muy gordo” y ya llevo cuatro monólogos, el nuevo se estrena este miércoles 15 de Febrero a las 23.00 horas.

JAVI SANCHO

– ¿Cómo se siente un catalán cuando va por Madrid, te ves obligado a invitar a todas las rondas y a criticar a Guardiola para acabar con los tópicos?
Pues hace un poco mas de frío y menos humedad, pero me siento como en casa. Paseando por Madrid veo un Kebab o un bazar chino y me siento como en Tarragona… siempre me han tratado muy bien, pero el tema de las rondas prefiero no tratarlo, no me gusta meter el dedo en el ojo…

-Yo soy muy fan de las conspiraciones y hace tiempo que me corroe una duda: ¿esto de los monólogos es una tapadera de los Gobiernos para que nos olvidemos de la crisis?
Creo que el Gobierno no es capaz de pensar algo tan inteligente y teniendo en cuenta que esta solución crea empleo, va en contra de sus principios.

– Te he oído rajar de tu hermana de lo lindo. ¿Te han dejado de hablar en casa, tu hermana ahora es tu hermano, te han obligado a cambiarte el apellido…?
Sí, mi hermana es un poco especial pero se lo digo todo desde el cariño y no digo nada que no sea cierto, muchos que la conocen lo pueden confirmar, y cuando digo muchos, es muchos… En casa no hay problema porque mi madre es consciente de todo, pero ya no la pueden cambiar, el ser sueltecilla se nace, no se hace.

– Cuentas en tu actuación que el nuevo novio de tu madre mide dos metros. ¿Es verdad que prefieres mandarle Whatsapp antes que hablar con él para evitar que te dé tortícolis de tanto mirar para arriba?
Sí, mide casi dos metros y tiene varias características que lo hacen un poco especial. Es muy majo y da mucho juego en el día a día, me facilita mucho el hecho de entretener a la gente de una manera diferente. Con el tiempo lo conocerá mucha gente, solo puedo avanzar que se llama Gulo Gulo…

PD: Si vivís en Barcelona, lo tenéis cerca u os encontráis un jueves cualquiera por la ciudad condal, no os perdáis su espectáculo. Tiene una pinta buenísima.

Cuando te roban el protagonismo en una entrevista

[Si vas con prisa puedes ver el vídeo y volver a tus quehaceres]

Sabéis que la mezcla de periodistas y animales no siempre sale bien. Yo admiro a Almudena Ariza, corresponsal de TVE, porque es capaz de transmitir tensión en todos sus reportajes, pero también os digo que a mi Almudena me la quiero yo ver corriendo delante de una alpaca o atacada por un reno. Eso sí que da tensión.

Bien entonces, tratando el tema que nos ocupa, hablemos de los camellos y tratémosles con la seriedad que se merecen, que está llegando su fecha clave. El camello, para quienes no lo conozcáis, no es solo ese tipo con chándal que veis mirando para todos lados, acercándose a la gente, con aspecto desaliñado y unas papelinas en la mano. El camello también es ese animal que tiene a veces una joroba, a veces dos (según el belén) y que trasladó a los reyes magos hasta el pesebre en el que dieron oro, incienso y mirra (un regalo de mierda este último, con perdón) al niño Jesús. Si los llega a pillar Urdangarin al final esos regalos no llegan a Belén.

¿Sabéis ya cómo es un camello? Más o menos, ¿verdad? Bueno, si queda algún despistado siempre puede recordar aquel mítico post en el que un bichejo con jorobas (a ver, ese que ha dicho “Quasimodo”, cara a la pared lo que resta de clase) quiso comerse a un reportero. Hoy viviremos la segunda parte de aquella película, o el remake… o la versión española, si queréis, porque hay amor, es peor que la original y hay un señor que se parece a Antonio Resines. Poco a poco te vas dando cuenta de que meter a Resines en un chascarrillo es tan recurrente como que te pregunten por una calle y empieces diciendo: “No me hagas mucho caso, pero…”.

Cuatro párrafos después, si eres uno de los que no ha entrado a ver el vídeo y ha vuelto a sus quehaceres; es más, si no eres uno de los que ha saltado después del primer párrafo a la sección de comentarios a escribir insultos, mereces saber de lo que estamos hablando hoy.

Recientemente, un reportero y su cámara del Kanal Urfa TV hacían una entrevista a dos turistas en Şanlıurfa, Turquía. Todo parecía ir bien hasta que un camello (entenderéis que no vuelva a explicar qué tipo de animal es) se acercó y besó en primera instancia al más calvo de los dos entrevistados. Su amigo no se inmutó y, pese a la sonrisilla del periodista, siguió respondiendo… hasta que la cosa se puso fea. Lo vemos y seguimos.

La cosa se puso fea cuando el camello quiso algo más que un par de besos y buscó compartir cena y desayuno con quien fuera. Yo he tenido amigos que actúan igual en las discotecas a las cinco de la mañana. Es más, he tenido amigos que se han acercado a una chica, el han preguntado “¿Quieres rollo?”, ella ha dicho que no, y él ha respondido “¿Y tu amiga?”. Aquel amigo mío no liga desde que retiraron el anuncio de “Curro se va al Caribe”, haceos una idea del tiempo que hace.

Os parecerá una chorrada (lo del reportero… lo de mi amigo es obvio que sí), pero a lo tonto a lo tonto el vídeo lleva un chorro de reproducciones en YouTube (es difícil medirlo con exactitud, porque lo han subido y resubido desde decenas de cuentas distintas) en poco más de cuatro días y se ha colado en numerosos medios de información internacionales. Vivir para ver.

PD: Nunca des calabazas a un camello. Por si las moscas.

Iñaki Urrutia: “El día que crea que lo sé todo montaré una churrería”

BecConsejo: “Ríe siempre que puedas”

Iñaki Urrutia es cómico desde antes de nacer. Ataviado con camisa roja y chaqueta negra le verás entretener a la muchachada desde lo alto del escenario. Empezó en El club de la comedia, ha participado en 7 vidas, Ruffus & Navarro, ha sido un Escapista y ha presentado Euskadi Comanche. Os animo a que le conozcáis, porque es un crack:

Iñaki, aún no sales en la Wikipedia. ¿Podríamos decir que has fracasado?
Hostia, pues salir… ¡¡¡salía!!! ¡La han borrado! Creo que cuando uno fracasa realmente es cuando tenía una página en Wikipedia y se la quitan, así que puedo decir, sin atisbo de equivocarme, que he fracasado estrepitosamente…

– ¿Te consideras más humorista o crítico gastronómico?
¡Más crítico gastronómico, por supuesto! Ten en cuenta que comer, llevo comiendo 33 años y como cómico profesional tan sólo 8 años, así que… ¡Y además soy de buen yantar!

– ¿Es cierto que te hiciste cómico porque querías ser químico pero en la preinscripción escribiste mal la palabra?
Algo hay de cierto, porque con 11 años me regalaron un Quimicefa y fantaseaba con ser químico… ¡Yo, que he sido malísimo para las ciencias! Bueno, para las letras tampoco he sido nada del otro mundo, la verdad.

– Me han dicho que te encanta que la gente se acerque a contarte chistes para que los incluyas en tu espectáculo. ¿Quieres que aprovechemos para que todo el mundo lo haga?
¡Es lo que más ilusión le hace a un cómico! Querido público, si queréis hacer feliz, pero feliz de verdad, a un cómico, no dejéis de acercaos cuando acabe una actuación a contarle chistes o cualquier chascarrillo, por favor. Lo agradecerá, os lo aseguro…

– Llevo tiempo intentando convencer a Telecinco de que el proyecto bueno es ‘El Gran Cómico’: una casa con diez humoristas españoles. ¿A qué nueve cómicos meterías contigo?
Que sepas que tendríamos que presentar la idea al alimón porque siempre tuve ese proyecto en la cabeza. Yo no sé si me metería, pero tengo unos 15 nombres de gente que metería y sería tan grande…. Como dice J.J. Vaquero: “Lo ibáis a flipar…” (que sirve tanto de manera positiva como negativa).

– Ahora que ‘Sé lo que hicisteis’ sólo pone imágenes de La 1 e Intereconomía, podías hablar con Berta para que te dieran una sección. ¿Tanto rencor le guardas?
A Berta sólo le puedo guardar admiración absoluta y total amor no correspondido. No creo que les haga falta yo en el equipo, está todo muy compensado.

– Ahora hablando un poco en serio. Has coincidido con una de las mejores hornadas de cómicos. ¿Eso es bueno porque te ayudan a mejorar o es malo porque te quitan trabajo?
Pues aunque suene muy a tópico: te ayudan a mejorar y a hacer que esto crezca. Piensa que aún estamos en fase de desarrollo porque americanos e ingleses nos llevan 30 años. Aunque les cogeremos pronto, porque aquí no hay que hablar ya de caldo de cultivo sino de realidad. El día que crea que ya lo sé todo y que nadie me va a enseñar nada me montaré una churrería, que creo que últimamente lo petan.

– Como el que no quiere la cosa llevas una década enredado en la tele. ¿Cómo recuerdas los inicios?
Pues lo recuerdo como una alimaña, porque yo lo primero que hice sobre un escenario fue salir en El club de la comedia. ¡Así, sin anestesia ni nada! ¡Toma ya! Y creo que sigo teniendo un poco esa idea de que me han invitado y voy haciendo cosas así sin pensarlas mucho y sin medir lo que tengo que hacer o mis posibilidades. Así sigo, en mis inicios…

– Algunos de los cómicos dicen que después de unos años acaban hartos de los monólogos. ¿Te pasa a ti también?
Yo es que me aburro mucho oyéndome decir lo mismo, por eso intento, al menos una vez al año, tener media horita nueva para divertirme yo también y jugar en el escenario.

– ¿Cuáles son tus proyectos de futuro?
Pues como siempre tengo muchos proyectos (¡que también suena a tópico y a hacerse el importante!). Pero hay dos de teatro que me hace mucho ilusión y uno de tele que si sale me voy a reír todas las mañanas al despertar! Va ser como la mañana después de ser campeón del Mundial, ¡¡¡pero todos los días!!!

PD: Si no le habéis visto nunca en directo, os lo recomiendo mucho muchísimo. Es de lo mejorcito.

La genialidad de Berto Romero

BecConsejo: “No intentes ocultar un pedo con tos. No funciona”

Alguna vez os lo he dicho, que cuando ves a las estrellas de la tele te preguntas cómo serán, si realmente lo de su simpatía es apariencia o no, si cuando los conoces se te cae el mito… bueno, pues hay de todo, como supondréis, personas más agradables y personas más estúpidas. Seguro que cuando veis a Berto Romero con Buenafuente alguna vez habéis dudado: ¿será majo? ¿será borde? Si aún os lo seguís preguntando, hoy os saco de dudas: es un tipo la mar de agradable, tal y como parece.

Estuvo el viernes en la redacción y yo aproveché para charlar un poco con él, porque después de nuestra entrevista tenía ganas de conocerle personalmente. Nuestra conversación, de lo más surrealista, comenzó de esta forma, más o menos:

Berto: ¿Tú eres el becario?

Bec: Sí, sí, pero es que sin máscara pierdo mucho.

Berto: Te imaginaba más joven…

Bec: Jajajajaja. ¡Qué va! Soy del 85.

Berto: ¡Eres un pimpollo!

Después de esa presentación (todo por obra y gracia de @MirenM, una de las mejores periodistas con la que vais a tratar jamás, ya os aviso), hubo unos minutos de intercambio de impresiones justo antes de que respondiera a vuestras preguntas en el encuentro digital. Durante el encuentro, además, respondió a las 20 del 20, como es tradición en nuestros invitados y nos dejó para el recuerdo uno de los mejores vídeos de la historia de nuestros encuentros digitales. Disfrutadlo:

Desde la presentación (“Soy el tío éste que sale ahí en la Sexta de madrugada… con el otro señor”) hasta la respuesta de la isla desierta (ésta prefiero que la descubráis por vosotros mismos) pasando por sus travesuras (“era un niño muy calmado, con mucha vida interior… a veces parecía autista”), cada una de las respuestas hacen que merezca la pena ver el vídeo, jejeje.

PD: El mérito en este caso es 100% de Berto, sólo faltaría, pero hay que darle las gracias también a Buenafuente porque, como ya os he dicho alguna vez, sabe rodearse de gente con talento. ¿Recordáis a Corbacho, a Edu Soto, a Santi Millán, a Sergi Mas? Pues eso… que es digno de admiración.

Hoy hace un año

Los burros y la ignorancia

Cristiano Ronaldo necesita a Pelé

– Envía el post:

Bookmark     and Share

Una sorpresa grata e inesperada


BecConsejo: “Si te pillan en la cama con otra persona no digas ‘Cariño, no es lo que parece’. Di mejor ‘Cariño, aquí hay sitio para alguien más’. Si cuela…”

A veces pasan estas cosas. Tú haces las cosas con la mejor intención y luego te llevas una recompensa. En los tiempos que corren no es lo habitual, pero pasa.

Quizás por eso me hizo ilusión cuando se pusieron en contacto conmigo desde el programa de radio Tot es comèdia, de la cadena SER Cataluña (sábados y domingos de 12h a 14h con Rosa Badia).

Resulta que tienen un espacio donde hablan de blogs y tuvieron a bien entrevistarme, supongo que porque se confundirían o pondrían palabras al azar en Google (en plan “hinler, monker, frenguer, jaler”) y salió el mío. Aún así, me hizo ilusión, qué queréis que os diga.

Por primera vez en un año y pico me paré a pensar en cómo empezó todo y en lo mucho que me he reído haciendo el blog durante este tiempo, en gran parte gracias a vuestros comentarios. Por eso, cada vez que citan al blog, el mérito es de todos, no mío, y esta vez no es excepción.

¿Os preguntabais cómo era la voz de Bec cuando no está rodeado de conejitas Playboy o niños de San Ildefonso? (Por Dios, qué mala mezcla me ha salido en esa frase :-/ ). Pues es así, para bien o para mal:

Soy consciente de que en el post de hoy podría haber dado mucho más, así que me veo en la obligación de dejaros un Retrospecter para que al menos os compense haber pinchado en el blog.

(FOTO: Photogramma1)

PD: Chicas, no me mandéis más fotos en ropa interior. ¡Eso es para el blog de Chapi!

PD2: Chicos, no me mandéis más dinero. Os lo agradezco, de verdad, pero es que ya no sé que hacer con él.

Hoy hace un año…

Los genios del ladrillo

Una risa muy contagiosa

– Envía el post:

Bookmark and Share

Ponseti: “La primera vez en ‘Carrusel’, Pepe me presentó como Polveti”

Me pasó con Ainhoa Arbizu y me ha vuelto a ocurrir. Cuando quiero entrevistar a alguien que parece muy majo en la radio o en la tele me pregunto… ¿será así en la vida real?

Pues bien, nuevamente la respuesta vuelve a ser afirmativa. José Antonio Ponseti, el crack que presenta Ser Aventureros y ameniza (entre otros) la primera hora de Carrusel deportivo, es un fenómeno también en lo personal.

Vive en Miami, narra la Superbowl, su blog va de rallies y su programa, de aventura. ¿Alguien da más?

Habrá quien te oiga en ‘Ser aventureros’ y luego en la primera hora de Carrusel no te reconozca, ¿qué tiene de especial esa primera hora que os revoluciona a todos?

Jajaja, no te creas, la gente que me escucha sabe que son historias distintas. La primera hora de Carrusel se pensó como la hora más transgresora; la idea era hablar de todo y decir cosas que no son políticamente correctas dentro de la programación habitual.

La primera hora es una reunión de amigos que se cuentan lo que les apetece, en la que además hablamos de deporte y vendemos de todo… bueno, Pepe vende de todo el resto hacemos de comparsa.

¿Sueles tener algo preparado para esa primera hora?

Si, siempre hablamos antes del programa, no se prepara mucho pero sí que hay cuatro cosas listas… bueno quizás solo tres.

Lo que me fascina de la primera hora es que funciona según nuestro estado de ánimo. Hay días locos y desmadrados y hay días mucho más serios. También es verdad que los oyentes nos dan caña si no soltamos alguna gorda.

Entre la radio del otro lado del charco y la de aquí… ¿te queda tiempo para hacer otra cosa que no sea trabajar?

¡¡¡SÍ!!! Me fascina mi trabajo, pero necesito tiempo libre para poder disfrutar del mar. Miami es una ciudad que te obliga a estar fuera constantemente: el sol, el mar, la playa… Si amas la naturaleza esta ciudad te da casi todo. Además contamos con un valor extra: estar muy cerca de muchos lugares fascinantes de Latinoamérica.

¿Cómo recuerdas tu época de becario?

Con cariño, igual de esclavizado que cualquier becario de hoy en día, me pasó de todo pero valió la pena. Hoy siguen ganando lo mismo que en mi época, 45 mil pesetas de las de antes… ¡buf, qué desastre!

El tema de los becarios es algo a solucionar en España. No sólo no ha cambiado nada sino que además hoy tengo la sensación de que se aprovechan mucho más de ellos obligándoles a funcionar como profesionales de primera línea cuando no lo son.

¿Qué anécdota de tu carrera recuerdas con más cariño?

Muchas, pero ya que hablamos de Carrusel… mi primera intervención tenía que ser en un partido de Balonmano en Barcelona: todo era fácil, decían mi nombre y yo daba el minuto de juego y resultado.

Llegó el momento esperado y a Pepe Domingo le pasaron mal el nombre o él se lió, no sé muy bien qué pasó, pero cuando me tocaba me presentó como ¡¡José Antonio POLVETI!!

La carcajada fue de los dos a la vez y la conexión nunca se hizo, pero la recordamos con mucho cariño.

¿Lo tuyo al final son los rallies, el fútbol americano, el alpinismo… o aún no lo sabes ni tú?

Todo y nada, en realidad. Me fascina estar vivo, siempre he amado la montaña, cada vez que puedo estoy haciendo el cabra en Pirineos.

Lo de los rallies me viene de familia: a mi padre le encantaban las carreras, él me llevó a ver mi primer Cataluña y el resto es historia gracias a los angelitos que me ayudaron a formar parte de lo que han sido sin duda, los mejores años del Mundial de Rallies.

Lo del Fútbol Americano es más difícil de explicar. Mis años estudiando en Estados Unidos me acercaron a este deporte que es absolutamente alucinante… si te enteras de qué va, claro.

¿Te imaginas siendo el locutor de un partido de fútbol?

Sí, pero para eso ya le pagan a Manolo Lama y a Carlos Martínez, que lo hacen estupendamente. No sé qué tal me saldría el invento, pero seguro que más o menos, jajaja.

¿Qué es lo mejor y lo peor de vivir en Estados Unidos?

No sé si hay algo mejor o peor, sí sé que estoy muy a gusto en el sistema de vida americano. Al final uno es de donde come.

Quizás el vivir todo el lío de ser inmigrante en este país te hace ver la vida de otra manera; da igual que seas residente o tengas la mejor visa del mundo si no eres ciudadano, la película es de otro color en esta tierra.

¿No te tienta la posibilidad de volver a España para quedarte a vivir?

Regresaré, no se muy bien cuando, pero al final todos volvemos a casa aunque sea a morir… qué profundo, ¿no? Bueno, eso… que antes o después estamos de vuelta.

¿Qué series de EE UU nos recomiendas?

Venga, tres bien distintas: una que estrena ahora Cuatro que se llama Castle y va de un escritor seducido por el trabajo de una mujer policía y algo más, otra espectacular con Edie Falco que se llama Nurse Jackie, la historia de una enfermera un tanto especial, y terminamos con Secret Diary of a Call Girl con Billie Piper que esta fenomenal dando vida a una prostituta high-class en Londres.

Ya tienes casi 5.000 amigos en Facebook. ¿Das abasto?

Jaja. Sí, la verdad es que se ha convertido en una parte más de mi trabajo y una forma estupenda de ver cómo reaccionan los oyentes a lo que haces todos los días. Además, para mí también es un buen camino para mantenerme cerca de los míos.

Me parece un instrumento obligatorio hoy y se esta mostrando como algo fantástico en caso de desastres como los últimos terremotos para saber qué tal está tu familia o tus amigos.

En Estados Unidos hay compañías que exigen que en tu hoja de vida incluyas todas las redes sociales a las que perteneces. Si no tienes no te contratan, así de simple.

Tienes fama de estar siempre rodeado de chicas guapas, ¿eso es porque eres un conquistador o el “mejor amigo”?

Como diría mi abuelo no se puede ser tan cabroncete con estas preguntas becario.

Me ha pasado de todo en la vida, he tenido amigas de las que quería ser algo más y otras que he sido lo que he querido ser. Ni conquistador, ni mejor amigo, simplemente he hecho lo que todo ser humano hace, ya sea chica o chico en este mundo: relacionarse… piensa lo que quieras.

En ‘Callejeros viajeros’ te metieron en la noche más caliente de Miami… ¿cómo te convencieron para hacerlo?

La gente de Callejeros son muy buenos profesionales, trabajaron como bestias para sacar el programa y nadie de los que contactaron querían dar la imagen de ser los que conocían los locales más calientes; esas tonterías tan nuestras en España donde tenemos un problema de prostitución de tres pares de narices pero todos, absolutamente todos, somos almas puras.

Bueno pues resulta que yo conozco al dueño de un local, que es un americano forrado casado con una muy buena amiga, así que le pedí permiso y me divertí mucho; al final nadie se acuerda de las almas puras del reportaje y todos de la chicas.

Te cuento que para sorpresa mía que semanas después de salir al aire en Cuatro se presentaron en el local un grupo de españoles que querían conocer a Lolita, una de las protagonistas de mi pedacito de historia, y le contaron que la habían visto en la tele, ya ves.

– Como experto viajero… ¿qué país nos recomiendas que visitemos?

Panamá.

PD: ¿Veis como llevaba razón? ¡Ponseti es un crack!

Hoy hace un año…

Así es la reina de YouTube

En ’20 minutos’ se bebe mucho

Una chica Playboy encarece los coches de segunda mano

– Envía el post:

Bookmark and Share

El niño de la suerte, un tío bien majo

Brandon es el niño de la suerte, pero hablando con él compruebas que, más que niño, es el hombre de la suerte. Los medios se lo rifaban, uno tras otro, y el chico respondía con tranquilidad a todas las preguntas chorras que le hacíamos.

Primero una tele:

Luego una radio:

Y también el blog del becario… :S

Dice que sus amigos se cachondean de él (ya les vale) por el tonito de los premios y que aún no ha visto a su madre (la pobre estaba en una sala adyacente al salón de loterías nerviosita perdida a la espera de que llegara Brandon.

Por cierto, supongo que en este edificio no se puede fumar… y ya he visto a tres o cuatro personas con el cigarro en la mano.

A Brandon no podemos calificarle de “estrella por un día”. a van, por lo menos, dos días, jejeje. ¡¡Y EN DOS AÑOS DIFERENTES!!

Antes me preguntábais por los regalos… pues bien, me han dado un bolígrafo, un bocadillo y un refesco de cola… jejeje.

No me puedo quejar.