BLOGS
¡Que paren las máquinas! ¡Que paren las máquinas!

¡Que paren las máquinas! El director de 20 minutos y de 20minutos.es cuenta, entre otras cosas, algunas interioridades del diario

Peajes para entrar a los centros urbanos

Es una pena que el globo sonda del PSOE sobre la imposición de un peaje para entrar en coche privado en las grandes ciudades se haya pinchado en agosto y haya sido retirado por los propios socialistas a las primeras críticas, sin apenas debate público.

La movilidad, la poca movilidad, se está convirtiendo en uno de los principales problemas de las grandes urbes. Los enormes, permanentes atascos (no sólo en las entradas y salidas, sino en gran parte de los cascos centrales), nos cuestan mucho dinero, tiempo y salud a los ciudadanos y a las administraciones públicas, y deterioran el medio ambiente y a las propias ciudades.

Hace unos meses, en una visita del alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, a la sede central de 20 minutos, hablamos largamente de este asunto. Él no era partidario de los peajes, y ahora ha anunciado la construcción de 30 grandes aparcamientos periféricos en las principales entradas a Madrid que le quiten a la ciudad cada día unos 50.000 vehículos. Hay otras fórmulas (la prohibición de entrada a los coches en días alternos, en función del número par o impar de la matrícula, por ejemplo), y creo que merecería la pena que en el curso que comenzamos, que tiene dentro de ocho meses una cita electoral municipal, los políticos que aspiran a gobernarnos nos digan por cuál de ellas se inclinan. ¡Y si todas ellas parten o no de una decidida apuesta por el transporte público, que creo que es la clave de fondo del asunto!

8 comentarios

  1. Dice ser alcalaino

    El peaje es una barbaridad. Los ricos podrian pagarlo y los demás no. Lo que hace falta es mas transporte publico más barato y con mas servicio.

    30 noviembre -0001 | 00:00

  2. Dice ser enhiro

    No es un tema tan simple como parece. Cobrar peaje para entrar en centros urbanos debe llevar asociado un tranporte público capaz de absorver la demanda, así como buenas alternativas para circular por otros medios, como la bicicleta. Esto se da en más de una ciudad europea, sobre todo lo segundo, pero en España no he visto ninguna ciudad, incluida Madrid, donde ocurra.Pienso por ejemplo en mi ciudad, aquí el transporte público deja mucho que desear, y lo seguirá dejando por muchos años, porque las obras de la línea 1 del metro van despacio, y cuando esten, sólo será una linea de momento, que poco hará. La alternativa de la bicicleta, en este momento, es impensable, hay poco carril bici, el que hay no se respeta demasiado y suele haber gente paseando por él, cuando no niñatos en motillos. Si esto no fuera suficiente, no conozco a nadie que se haya movido habitualmente en bicicleta a la que en pocos meses no se la hayan robado, esto es un hecho.Y mira que a mí me gustaría quitar los coches de las calles, que conste.

    30 noviembre -0001 | 00:00

  3. Dice ser enhiro

    Y en cuanto al metro, una sugerencia, todo el mundo está mirando ahora a la viga caída en la SE-30, y por lo que se escucha por ahí, donde realmente habría que mirar es hacia la tuneladora.

    30 noviembre -0001 | 00:00

  4. Dice ser gret

    Sí bueno, habrá que joderse… nada nuevo. Tener cuidado porque la capa de ozono puede que se regenere no precisamente con algo bueno.

    30 noviembre -0001 | 00:00

  5. Dice ser gret

    También con las confrontaciones dialécticas no contra el poder, sino entre los ciudadanos, los efectos mariposas pequeños en la dirreción no adecuada, producen inadecuados graves conflictos en otras partes del mundo. Las energias negativas se acumulan hasta explotar cuando no se desarrollan en una actividad positiva. Y que es tonto discutir entre los ciudadanos, son mechas que no se apagan adecuadamente. Se queda la mala leche colgando, sin apagarla en una exigencia de actividad por parte del poder.Cualquiera diría que fue no al peaje, los mensajes era más bien un: Sí quiero pero protexto. No quiero pero si me gustaría.

    01 septiembre 2006 | 13:06

  6. Dice ser yo la del cuento

    sin una exigencia al poder, y sin una exigencia personal.

    01 septiembre 2006 | 13:13

  7. Dice ser la del cuento

    Una exigencia personal y una exigencia al poder… si los ciudadanos se organizan son consecuentes y en la misma linea acaparán la acción política, todo irá mejor…si la línea se rompe, son un montón de energias oscuras sobre vuestras cabezas que llevan al desastre, os empecináis en pelear, pues que surjan conflictos en Oriente Miedo en consecuencia del mal hacer de todos… No solo vuela el olor a rosas… puede que por eso los marcianos no puden aterrizar… es un veneno para ellos el ruido, la superactividad, y la confrontación del sí y el no. Confrontación superficial en la mayoría de veces.Me han contado que la peli la chica del agua, me pegaría mucho haberla yo guionizado, jijijiij, tengo que ir a verla, pero el mundo así funciona: Uno es lo que quiere ser, un dragón o un principito con planeta propio. Puede que cada uno tengamos dentro un bondadoso potencial. Y un poderoso hacedor de bondades.

    01 septiembre 2006 | 13:22

  8. Dice ser tremola

    Excelente columna.

    02 septiembre 2006 | 05:45

Los comentarios están cerrados.