BLOGS
En busca de una segunda oportunidad En busca de una segunda oportunidad

-Los hombres han olvidado esta verdad -dijo el zorro-, pero tú no debes olvidarla. Eres responsable para siempre de lo que has domesticado- 'El Principito'. Antoine de Saint-Exupéry.

Entradas etiquetadas como ‘galicia’

Los animales no deberían ser la muleta emocional de nadie

Un animal puede ser un apoyo emocional importante en muchas circunstancias, eso es innegable. Pero no creo un animal que deba ser la muleta emocional de nadie. Nosotros somos sus cuidadores. Ellos nos pueden dar mucha compañía, mucho consuelo, mucho amor, pueden ser una presencia muy positiva en nuestra vida… pero no debe haber dependencias lesivas.

Dicho esto, os dejo con el último estudio de la Fundación Affinity sobre el vínculo con el animal de compañía en el núcleo familiar, en el que aseguran que la presencia de un perro o gato en el hogar puede ayudar a compensar emocionalmente cambios en la dinámica familiar como, por ejemplo, la marcha de los hijos, lo que se conoce como ‘síndrome del nido vacío’.

El estudio, de carácter cualitativo, ha analizado cinco tipos de familias (parejas con hijos independizados, parejas sin hijos, hogares con hijos, familias monoparentales y singles) para llegar a la conclusión de que tener un animal de compañía no sólo es beneficioso para las personas como individuos, sino que también mejora la dinámica familiar en todas las tipologías de hogares.

Según el Estudio de Fundación Affinity, en un hogar formado por una pareja aún sin hijos, el animal puede representar un entrenamiento para las futuras responsabilidades cuando estos se planteen ser padres. El beneficio que puede aportar el animal es ayudar a crear familia y hacerles madurar como pareja, porque refuerza el vínculo entre ellos y les prepara emocional y estructuralmente para la posible llegada de un nuevo miembro al hogar.

Pero eso sí, que cuando lleguen los niños el animal no pase a ser un juguete roto. Miedos infundados por la seguridad del niño, por la toxoplasmosis o la falta de tiempo tras la llegada del bebé no justifican nunca un abandono. Un perro o un gato pueden vivir entre quince y veinte años, y nuestras circunstancias pueden cambiar mucho y de muchas formas. Un perro o un gato son un miembro de nuestra familia y una responsabilidad que debemos asumir pese a esos cambios.

En un hogar con hijos, se ha observado que el perro o el gato son un nexo de unión, un motivo de orgullo y en cierto modo, el reflejo de esa familia. También puede ser un aliado en la educación de los niños, además de protegerlos y cuidarlos. Como demostró el I Análisis Científico del Vínculo entre personas y animales de compañía de la Fundación Affinity (2013), 8 de cada 10 niños, de entre 9 y 12, años prefieren jugar con su perro o su gato que con videojuegos. Además los lazos afectivos con sus mascotas les ayudan a superar situaciones de miedo o tristeza y son para ellos una fuente de consuelo igual que para los padres. La presencia del animal de compañía en casa puede facilitar que las tareas estén más repartidas.

Los beneficios de tener un perro o gato en el hogar también se han observado en el caso de familias monoparentales y singles. En el caso de las monoparentales, el perro o gato puede convertirse en el aliado del progenitor en la educación y protección de los hijos. En estos casos, el animal proporciona un gran apoyo emocional y ayuda a estrechar vínculos con los más pequeños. En el caso de los singles, que han tomado la opción de estar solos, el animal puede ser un apoyo emocional muy importante.

Y pese a todos los efectos positivos de los que hable esta Fundación, hay que tener muy presente que tener animales no es algo obligatorio. En absoluto. Tampoco algo que beneficie a todos. De hecho, si solo asumiera esa responsabilidad la gente que realmente está preparada para hacerlo, se evitarían muchas situaciones de maltrato y abandono.

Gigi es una mastina que con tan sólo 18 meses ya ha pasado de todo. Apareció cuando tenía un año abandonada a esa edad junto a sus cachorros en el estado que veis en la siguiente foto:

Sus cachorros fueron adoptados, pero ella que era poco más que una cachorra no ha logrado una familia. Ahora está acogida por unos estudiantes, pero antes del verano se marcharan y lo ideal sería lograr para ella una familia.

Aunque pese 40 kilos es una maravilla lo bien que se ha adaptado, hace sus necesidades fuera, se porta genial, le encanta dormir, se lleva bien con otros perros. En definitiva, es un encanto de perrita rechazada simplemente por ser grande y ahora necesita de nuestra ayuda.

Se encuentra en Lugo, pertenece a la Protectora de Lugo
Contacto: voluntariosprotectora@hotmail.com

 

Otros contenidos relacionados:

¿Cómo obtener la licencia para tener un perro considerado potencialmente peligroso PPP?

Hace unos dias me escribió una voluntaria de la Protectora de Lugo. Me decía que lo siguiente:

Llevo tiempo pensando como poder hacer más visibles las adopciones de los mal llamados PPP, me parece injusto las leyes sobre este tema, pero no quiero entrar en ese tema ahora….. prefiero pensar métodos para que la gente se fije en ellos y les de una oportunidad. Tu que tuviste una sabes mejor que nadie que son un amor, no se merecen ese calificativo. A mucha gente les “echa para atrás” tener que sacarse una licencia, y esto dificulta mucho la adopción de estos perros. En mi caso, veo como se estancan estos perros en la Protectora de Lugo.

Es cierto. Yo también he visto cómo crece el número de estos animales en las protectoras y perreras. Perros como cualquier otro, criminalizados sin conocerlos solo por su aspecto, por la potencia de su mandíbula. Perros que son, con frecuencia, inofensivos y cariñosos. Pero da igual que muchos ejemplares tengan un carácter perfecto. Las adopciones apenas salen.

A la gente le impone su apariencia, no quieren verse obligados a llevar un animal con bozal y siempre atado (con una correa de menos de dos metros, no extensible) y mayores restricciones que el resto, no desean que les miren con miedo por la calle, que haya gente (también gente con perros) que se cambie de acera…

Y también es verdad que obtener la licencia obligatoria para su tenencia es algo que tira para atrás, aunque sea un trámite muy sencillo.

¿Cómo se obtiene esta licencia? Algo necesario para adoptarlos y que debemos llevar siempre con nosotros. No es difícil. Hay que solicitarla en nuestro ayuntamiento (o el órgano municipal que lo tenga delegado, pero en el ayuntamiento nos informarán). Tenemos que acreditar lo siguiente:

  • Nuestra mayoría de edad.
  • Un certificado de penales que muestre que no tenemos antecedentes.
  • Aportar un certificado de aptitudes físicas y psicológicas que se obtiene en los mismos sitios en los que se renueva el carnet de conducir o la licencia de armas.
  • Contar con un seguro de responsabilidad civil por daños a terceros con una cobertura mínima de 130.000 euros.

El perro (o los perros, una misma licencia vale para varios) que tengamos y que corresponda con las características de un PPP debe además estar identificado con un chip e inscrito como tal en el registro municipal.

Puede sonar complicado, pero no lo es. Mi anterior perra era un cruce, clasificada como PPP y más buena que el pan. Tuve que obtener la licencia justo cuando salió la ley en 2002 y aún había mucha confusión incluso desde los ayuntamientos sobre cómo tramitarlo. Hoy en día está todo ya instaurado y no es nada difícil, en el ayuntamiento informarán de todo.

Por cierto, que lo del certificado de aptitudes es un cachondeo. Lógico teniendo en cuenta que a los que los facilitan les interesa tener el mayor número de ‘clientes’ posibles, pero ese es otro tema.

En definitiva, que ese trámite no debería suponer un freno para adoptar a uno de estos animales.

Para finalizar os dejo algunos perros de la Protectora de Lugo que esperan su segunda oportunidad. Todos se entregan con contrato de adopción, microchip, vacunados, desparasitados, castrados, y también se necesitará licencia. Hacen cuestionarios pre adopción a los futuros adoptantes.

Contacto: voluntariosprotectora@hotmail.com, www.protectoralugo.org

Moredo y Moreda son los que más tiempo llevan, llegaron juntos y nos gustaría que se fuesen juntos, son tal para cual, dos brutotes hiper cariñosos, llenos de energía que te saltan y te suplican caricias, mimos, paseos, juegos…. son dos perros espectaculares, llevan demasiado tiempo encerrados allí y el estrés los tienen desbordados, necesitan ya una familia y una estabilidad.

Tex es espectacular, salta a la vista, quizás sea el más guapo y fuerte, un par de personas preguntaron por él y ¿sabéis por qué se echaron atrás? Por la edad. Sólo tiene 5 añitos y por ello mucha gente ya no se plantea ni conocerlo, una tristeza…. Tex es un bonachón, juguetón que se lleva bien con otros perros y que le encanta socializar con el ser humano a pesar de lo egoistas que somos.

Rocco, este jovenzuelo llegó hace poco, y como buen adolescente solo piensa en saltar jugar y correr, pura felicidad, ojalá no llegue a pasar mucho tiempo encerrado en un canil….

Y por último las dos nenas, Tura y Sasha, dos jovenzuelas que no pueden ser más buenas. Se derriten por una caricia y se llevan fenomenal con otros perros, llevan ya meses entre rejas y ladridos de cientos de compañeros, necesitan una familia en la que crecer felices PARA SIEMPRE.

Kira lleva ocho años esperando en la protectora de Lugo su segunda oportunidad

Kira es una pastor alemán mestiza de 10 años. Gran parte de esa década ha transcurrido en la protectora de Lugo, sin saber lo que es una familia. De hecho es la veterana del lugar.

Ocho navidades ha visto pasar sin tener un hogar y sin que haya un motivo claro que explique el que nadie se haya fijado en ella. Bueno… la razón de que sea invisible tal vez responda a que “no tiene una historia especial, ni un abandono trágico como otros perros”.

También puede que haya otra causa:

Casi desde el principio de su estancia vive en uno de los dos patios, nosotros pensabamos que era una privilegiada al tener mucho mas espacio que los que viven en caniles, pero nos equivocamos… la gente no la  sacaba a pasear como al resto al disponer de un sitio mas amplio y esto hizo que se volviese una perra distante con el ser humano.

Por fortuna desde hace meses tiene una madrina que, con paciencia, ha conseguido que ahora a Kira le guste pasear y busque nuestro cariño. Pero un paseo a la semana no es suficiente, lo que necesita es una familia para todos los días, dispuesta a compartir su vida con ella.

Es una perra muy tranquila, se adaptaría a cualquier piso o casita. Ojalá entre todos consigamos hacerla visible y encontrar esa familia que merece por fin.


A Kira le pueden quedar muchos años de fidelidad por entregar. Lo sé bien, una de mis perras tiene ese tamaño y 17 años. Pero independientemente del tiempo que tenga por delante, sigue mereciendo encontrar esa segunda oportunidad que hasta la fecha se le ha negado.

Contacto: sarichu4@hotmail.com

Eran diez cachorros, ya han muerto tres por las condiciones en las que están en una perrera gallega

Gigi y sus bebés entraron el miércoles en una perrera infame. Tuvo a su camada en un palleiro (un pajar) y allí los recogieron a todos. Entonces eran diez cachorros, ahora ya son siete. Están muriendo por las condiciones en las que están en una perrera de Ourense en la que ni siquiera permiten que se les ponga bajo una manta. Ahí podéis verla, intentando protegerles tanto como puede en una esquina del chenil.

En algún momento puntual que no están con la madre lo que hacen es meterlos en un cubo para guardar el calor y que no estén en contacto con el frío hormigón. Soluciones precarias de un lugar vergonzante.

Es pleno invierno, son solo unos bebés, seguirán muriendo a menos que puedan salir de ahí, y para eso necesitan una casa de acogida con mucha urgencia, para la madre y para los cachorros. Preferiblemente por la zona o regiones limítrofes.

No mirar a otro lado, hacerles un hueco sí que sería una demostración de espíritu navideño de las de verdad. Si alguien puede ayudar, que mande un correo a pacarballino@gmail.com o que escriba un mensaje por facebook a Proanimales Ourense, voluntarias que se dedican a rescatar a los animales de la perrera de Orense, voluntarias a las que no dejan entrar con mantas, leche, camas ni ningún otro tipo de ayuda. En su página podéis ver otros casos.

Evitar que con dinero de todos se mantengan perreras como esa también sería una demostración de humanidad. Las perreras municipales deberían estar gestionadas, con fondos suficientes, por protectoras de animales que busquen su bienestar y no empresas que se conformen con la escasa dotación e ignoren el sufrimiento.

Os recuerdo un post que publiqué el pasado mes de mayo: ¿Sabes cómo funciona la perrera de tu municipio? ¿Quién tiene la gestión? ¿Si se esfuerzan en salvar vidas?

Tal vez también sería buena idea proponerle (de buenas maneras y con educación por favor) un cambio en la gestión del servicio municipal de recogida de animales de Ourense al presidente de las poblaciones de Diputación Provincial de Ourense, Manuel Baltar, de la que dependen las cuatro perreras que dan servicio a la provincia. Y si se deciden a hacer algo, espero sinceramente que no sea poner más trabas a las personas que intentan salvar vidas.

Deberían aprender de la ciudad de Ourense, que tiene la gestión de la perrera en manos de una protectora: Progape.

ACTUALIZACIÓN- la misma tarde del 23 de diciembre Gigi y sus cachorros han logrado salir en acogida. Pronto necesitarán adoptantes. Y se siguen necesitando acogidas y adopciones para los animales que hay en esa perrera. Más información en Proanimales Ourense.

Chusca es una cruce de beagle que tiene diez años y ya ha pasado por cuatro abandonos

received_10208508291081997Hay perros con mala suerte, perros cuya vida transcurre por completo en el chenil de una protectora sin conocer un hogar, pero creo que hay una suerte peor: tener la oportunidad de saber lo que es un hogar y luego perderlo.

Eso es exactamente lo que le ha pasado a Chusca. De los diez años que tiene, me cuentan que esta cruce de beagle lleva ocho en la Protectora de Lugo.

Lo malo no es eso, lo malo es que de en ese tiempo ha sido adoptada en tres ocasiones y en las tres ha tenido que volver a la protectora. Tres rechazos unidos al primero, el que la llevó a acabar en un centro de protección animal. Cuatro en total.

Y sin merecerlo. Me cuentan que Chusca “es una fiel compañera de sofá, siestas y mimos; ahora es muchísimo más tranquila, de hecho lo demostró hace unos meses en la televisión. La llevamos a un programa de la TVG a ver si así cautivaba el corazón de alguien, pero sólo recibimos un par de llamadas que después desaparecieron. Estuvo toda la entrevista tumbada, tranquila, ajena a todo lo que ocurría a su alrededor y el viaje en coche lo hizo también genial”.

fb_img_1475674750334

Chusca pesa unos quince kilos, está castrada desde hace años y se ha convertido en una abuelita que merece “tener una jubilación llena de paz, amor, tranquilidad y, sobre todo, una familia”.

Contacto: voluntariosprotectora@hotmail.com

received_10208508290881992

Kruger, macho de raza galinesa, precio: 400 euros

Por Paula G, Periodista, perriturista y aventurera (Perrunadas y Perriturismo).

kruger

Hay dos cosas infinitas: el universo y la estupidez humana. Y de la segunda no estoy seguro.
Cita falsa de Einstein pero que es una verdad como un templo.

Si la raza Galinesa fuese real, en vez de una invención del Comando G y Os Pillabáns, dos manadas gallegas empeñadas en luchar contra la absurda racitis, Kruger ya tendría familia. Incluso habría lista de espera para adoptarlo, como está pasando con una raza autóctona gallega, el can de palleiro. Pero Kruger no tiene raza y vive desde 2014 en la Protectora de Animales de Lugo sin que nadie se fije en él.

Yo adoro al can de palleiro, todos los gallegos lo adoramos, es nuestro pastor. El que tenemos en la memoria quienes tenemos aldea; lo recordamos caminando junto a nuestros abuelos con ese andar lento, vigilante, imponente. Y todos nos alegramos mucho al saber que se iba a intentar preservar esta raza tan nuestra, un raza fuerte, producto del mestizaje instintivo. Pero resulta que ahora tenemos un nuevo absurdo: un nuevo juguete para regalar y fardar… y luego abandonar.

El can de palleiro no es un perro para cualquier humano, para empezar porque es un perro de trabajo, no de compañía, y además tiene carácter, ¿cómo si no iba proteger a su pastor y a su ganado de los lobos en el monte? ¿Pero qué más da el carácter que tenga, verdad? Compramos y adoptamos por estética, sin pararnos a pensar si un perro se adaptará a nuestra vida. ¡Los beagles son tan monos y están tan de moda! ¿A quién le importa que sea un sabueso que necesita rastrear? ¡Ya se acostumbrará al parque de perros, que yo lo de ir al monte…! Y los galgos, ay, los galgos, pobrecitos, ¿eh? Vamos a traernos uno que vive a 400 km aunque vivamos en el monte gallego, letal para su carrera, porque esos mil sabuesos y podencos con los que me bombardean al día las pesadas de las animalistas no sufren tanto en Galicia, lo sé de buena tinta que mi primo es cazador y los trata de maravilla (el tono ironía está activado no, activadísimo: la vida de los perros de caza en Galicia es dramática).

Cuando leímos la noticia de que hay lista de espera para comprar un ejemplar de can de palleiro, que se ha puesto de moda gracias a un anuncio de un supermercado gallego (sí, hasta este punto somos estúpidos los humanos), se nos ocurrió ironizar sobre este tema poniendo nombre a uno de los perros más comunes en Galicia, esa mezcla de pequinés indefinido, rabudo (una palabra gallega que define a la perfección su carácter) y adorable.

Le llamamos galinés o galinesa, nombre que ideó una de las seguidoras del Comando G, Elena, jugando con pequinés y galego. Nos han enviado ya muchísimas fotos de galineses, y alguna gente empieza a creer que de verdad es una raza. Ojalá eso signifique que Kruger, y tantos otros mestizos hacinados en perreras y protectoras, deje de ser invisible y consiga un hogar.

Kruger tiene unos seis años, es de tamaño pequeño y tiene buen carácter. Aquí tenéis su ficha, por si os animáis a darle un hogar.

Y para terminar, la genial viñeta de Deuxpression (gracias por permitirme usarla en este post):
image

Galicia aprueba el anteproyecto de Ley de protección y bienestar de animales de compañía, que prohíbe mutilar orejas y rabos

La semana concluye con una buena noticia: el Gobierno gallego ha aprobado el anteproyecto de Ley de protección y bienestar de animales de compañía. Os destaco algunas novedades:

nala– La primera es que prohíbe de forma expresa mutilaciones estéticas en animales. Una fantástica noticia. Hace muy poco os contaba en este mismo blog que ojalá en toda España fuera algo proscrito. Los cortes de orejas y rabos en determinados perros, para que parezcan más fieros o por tradición cazadora fácilmente desmontable (si las orejas y rabos estorbaran cazando, hace tiempo que por selección darwiniana los lobos, zorros y demás cánidos salvajes cazadores carecerían de ellas), es una intervención quirúrgica innecesaria y que entorpece la sociabilización de los animales. Sin contar que muchos lo hacen a su manera, incluso a tijeretazo limpio.
– Otra es que fija la obligación de obtención previa de la licencia municipal para canes de razas peligrosas, algo que hace más de diez años es necesario en media España. Esta medida estaría bien si se aplicara como es debido. Mientras no haya controles (los que realmente es peligroso que tengan estos perros siguen teniéndolos y sin chipar ni sacarse licencia) y mientras los que tramitan las licencias sean negocios privados que más dinero sacan cuantos más clientes tengan (la prueba que me hicieron a mí era de risa, como las que hacen para renovar el carné de conducir o la licencia de armas), apenas sirve para otra cosa que para entorpecer las adopciones de estos animales.
Se introduce la obligación de identificación en todos los perros, mediante microchip, y la inscripción en el Registro gallego de identificación de animales de compañía. Ya era hora, que en otras partes de España es algo que lleva décadas. De todas formas, como en la licencia de ppp, si no hay control y campañas que favorezcan la identificación, no servirá de nada. También habrá que identificar con michochip o anilla a las aves de presa en cautividad, para las que será necesario obtener una autorización administrativa.

Lee el resto de la entrada »

Capítulo 42 de Mastín: No, no lo haría

Todos los viernes desde enero publico en este blog un capítulo de Mastín, una novela juvenil apta para adultos con la protección animal como fondo.

CAPÍTULO 42

Paseaba con Logan notando los cincuenta euros que su abuela le había dado como regalo de cumpleaños en el bolsillo delantero del vaquero. Se los entregó doblados en cuatro partes, como formando un paquetito, y así tal cual los había guardado. “Tu regalo de cumpleaños, para que convides a tus primos y te compres lo que quieras”, había dicho ella, sonriendo pero triste, como siempre. El hijo perdido le dolería siempre en la mirada, como no le dolía a él o a su madre. Y no es que no lo echaran de menos o que lo quisieran menos. Tal vez es que era distinto, peor, perder a un hijo que a un marido o a un padre. Puede que, sencillamente, hubiera gente que estaba hecha para tirar para adelante con lo que la vida les mandara y otra que no.

Esa tristeza constante y sus manías de persona mayor que lleva años viviendo sola dificultaban la convivencia durante el verano. Las manías eran lo más llevable, pero la pena contagiaba a veces a su madre, Martín lo veía en sus ojos, en su necesidad repentina de irse a otra habitación o salir a la calle.

– Vamos Logan – murmuró tirando del perrazo, que se había anclado al suelo con su mejor tracción a las cuatro patas para oler la base de un raquítico árbol urbano. Si en su ciudad de la periferia madrileña ya le chocaba ver esos arbolillos míseros, en Gijón con las imponentes arboledas que cercaban la ciudad e incluso colonizaban algunas partes, era irrisorio.

Tiró de nuevo. Logan no se movía. Por lo cabezón que se había puesto debía haber dejado allí su aroma la caniche del segundo, que estaba en celo.

– Estás tú como para hacerle los honores. Casi ni puedes levantar la pata para hacer pis. Eso sin contar con que no debe de pesar más de cinco kilos. Lo vuestro es imposible. Andaaa, ¡vamos!  Tenemos que volver a casa, que he quedado –

El viejo pitbull reanudó la marcha dócilmente, como si hubiera entendido lo que Martín decía. El chico miró al perro con ternura, pensando vagamente en amores imposibles.

***

La noche aguantaría, “no va a llover” había sido el veredicto de su abuela cuando lo vio listo para marcharse.  Otra peculiaridad de aquel lugar: la preocupación por el tiempo que hacía y cómo evolucionaría. Con Madrid en agosto no había dudas: calor más o menos infernal, ropa ligera y mucha agua. Allí la gente se asomaba a las ventanas al levantarse, consultaba aplicaciones meteorológicas en el móvil, veían el parte de la tele y oteaban el cielo como expertos. ¿Llovería? ¿Luciría el sol? ¿Haría tarde de chaqueta? ¿Abriría la tarde? ¿Merecía la pena alisarse el pelo? (de la íntima relación entre peinado y clima se había enterado por su prima).

Lee el resto de la entrada »

Nadie debe vivir encadenado, tampoco los perros #StopChaining #SinCadenas

Muchos perros en nuestro país viven atados a una cadena. Los hay mejor cuidados que otros, en términos de veterinario y alimento claro, porque ningún animal encadenado está bien atendido. Un perro no es una alarma antirrobo, no es un portero ni un guarda de seguridad. Un perro es un animal social que es infeliz viviendo atado, que necesita estímulos, que no merece ver transcurrir su vida en los mismos pocos metros cuadrados. Muchos acaban desarrollando estereotipias, “movimientos repetitivos asociados a un posible problema neurológico causado por la actividad extrema y la carencia de estímulos”.
image
Cuando era niña, en la aldea de Asturias en la que pasaba mis veranos, recuerdo a algún familiar trayendo un cachorro con el que los niños no teníamos permitido jugar. Tenía que crecer hosco, desconfiado, mal socializado, para poder soltarlo de noche por la finca y mantener a raya a los intrusos.

No tenía ni pies ni cabeza, torturar un pobre animal para convertirlo en un peligro que era más probable que sí alguna vez atacaba a alguien fuera a algún inocente y no a ningún ladrón.

Fincas, chalets, naves industriales, talleres… si es para vivir atados a una cadena no son lugares para un perro. Igual que los gatos no son tampoco una solución desratizadora.

1 ARGOS SEÑALA Argos me lo presentan como el mastín más bueno del mundo. Está en Salamanca, en el refugio de la Protectora de Animales de Salamanca (ASPAP).

A Argos lo rescataron con una señal de tráfico enorme colgada del cuello, que le habían puesto para que no se escapara (tremendo), sin comida ni agua por que su dueño insistía en que “los perros aguantan bien sin comer”, en un lugar cochambroso. “Encontramos un precioso mastín muy jovencito que en cuánto nos vió empezó a mover el rabo y a poner su cabeza contra los barrotes de la puerta para recibir una caricia de dos extrañas”.

Argos es noble, bueno, cariñoso, obediente, le encantan los niños, “es muy delicado cuando le damos las chuches y sobre todo el perro ideal para dar abrazos”.

Contacto: Asociacion Salmantina Protectora de Animales y Plantas protectora_salmantina@hotmail.com

10 ARGOS PROTE

Por cierto, la asociación anima lista Libera! tiene una web en la que está pidiendo que se denuncien estos casos de perros encadenados, de perros maltratados. Se llama Sin Cadenas y de momento los casos están concentrados en Galicia, pero nada impide que se introduzcan denuncias en otros lugares. En redes sociales están usando dos hashtags #StopChaining y #SinCadenas.

Relacionada con esta iniciativa, este verano Dean y su perro Zeus, junto con otros siete perros rescatados de abandono y cadenas han recorrido el Camino de Santiago concienciando y reivindicando que todos los “encadenados” vivan libres.

La pequeña Blanca necesita un hogar (y los beneficios de la esterilización)

Blanca, la belleza que veis en la foto, tiene apenas nueve semanas. A Blanca la dejaron junto a sus dos hermanos en muy mal estado a unos cazadores en la puerta de la casa de David. Tuvieron suerte de dar con una de esas personas que no miran hacia otro lado y que deciden complicarse la vida para ayudar a los animales desamparados que se encuentran en su camino.

David me cuenta que Blanca es cruce de teckel, que tiene muy buen carácter y es muy sociable. Está creciendo con sus niños y con su perro labrador, es decir, bien socializada.

Ahora qya está recuperada, limpia, desparasitada y vacunada y necesita un buen hogar. Mide unos diez centímetros de altura, será tirando a pequeña, es poco probable que pase de los ocho kilos de adulta.

Está en Muros, A Coruña. Hay que ir que ir a buscarla y se hará seguimiento.

Contacto: davidmiranda1988@gmail.com 637260659 (de 16:00 a 20:00 atiende whatsapps).

image
Lee el resto de la entrada »