BLOGS
En busca de una segunda oportunidad En busca de una segunda oportunidad

-Los hombres han olvidado esta verdad -dijo el zorro-, pero tú no debes olvidarla. Eres responsable para siempre de lo que has domesticado- 'El Principito'. Antoine de Saint-Exupéry.

Archivo de Agosto, 2016

Sire necesita una familia que la ayude a confiar de nuevo en el ser humano

image

Sire es una mestiza de chihuahua de ocho años que lleva dos en la perrera. Tímida, invisible, pese a su pequeño tamaño no ha encontrado su segunda oportunidad. Ahora está en una residencia en la que la están ayudando a superar su timidez y sus temores.

Es una perrita que se lleva bien con perros y gatos, muy tranquila, pero también es muy tímida y tiene algo de miedo a los seres humanos. De hecho me cuentan que sabe convivir mejor con animales que con personas.

Imposible saber que le ha pasado, que le han hecho para se encoja asustada en la esquina de su chenil.

Ese miedo sería su único problema. Un problema que seguro superará. Son muchos los animales que son rescatados llenos de temores por malas experiencias, pero pronto aprenden a confiar de nuevo con cariño y tiento. Y merece la pena la experiencia de convertirse en el merecedor de esa confianza recobrada, en ser el responsable de que un animal vuelva a ser feliz.

La pequeña Sire está en Madrid y necesita una familia con paciencia que desee una perrita tranquila.

Contacto: Irene 670959688 iasg12@hotmail.com

Los perros entienden lo que decimos (entonación y palabras) usando las mismas zonas del cerebro que los seres humanos

Gala necesita acogida o adopción. Madrid. acunrmadrid@gmail.com

Gala necesita acogida o adopción. Madrid. acunrmadrid@gmail.com

“Solo le falta hablar”, “parece que entienda todo lo que le digo”… frases como esas las han pronunciado muchas personas que conviven con perros, sin duda los animales en los que más se nota la mano del hombre. El perro es el compañero animal por excelencia del ser humano, al que durante miles de años ha criado para que se ajustara a sus gustos y necesidades.

Esas personas que presumen de lo bien que les comprenden sus perros no se asombrarían lo más mínimo con los resultados de una investigación publicada en la revista Science y liderada por el científico húngaro Attila Andics, de la Eötvös Loránd University, que concluye que los perros no solo distinguen la entonación, sino también las distintas palabras que se les dirigen. Y lo hacen empleando regiones del cerebro semejantes a las que usa el ser humano.

Los perros que participaron en el estudio escucharon grabaciones de sus entrenadores en las que se variaba la entonación y los términos empleados. Las resonancias magnéticas a las que se les sometió demuestran que, aunque la entonación es una fuente relevante de información para ellos, son capaces de reconocer también las palabras de manera independiente. “Esto demuestra que los perros no sólo separan lo que decimos de cómo lo decimos, sino también que pueden combinar ambos para una correcta interpretación de lo que esas palabras significan realmente”, asegura Andics.

No solo eso, además es el hemisferio izquierdo del cerebro el encargado de esos procesos, igual que sucede con los seres humanos. Esta investigación, por tanto, puede ayudar a comprender mejor la aparición y evolución de la comprensión y uso del lenguaje, ya que “no parece ser una capacidad exclusivamente humana que se deriva de la aparición del lenguaje, sino más bien una función más antigua”, ya que aunque los autores de la investigación no descartan que el proceso de domesticación podría haber apoyado el surgimiento de la estructura cerebral que subyace a esta capacidad en los perros, una evolución tan rápida de las asimetrías hemisféricas relacionadas con el habla es poco probable.

Una nueva prueba de que los perros son animales sensibles a los que hemos creado y de los que somos responsables. En absoluto instrumentos desechables.

Por cierto, no me extrañaría que los gatos entendieran aún más. También hay estudios que muestran que la inteligencia de los felinos domésticos es superior a la de los perros, al menos en la resolución de problemas, que la inteligencia es algo muy complejo. Otra cosa es que los gatos estén por la labor de obedecernos, hacernos caso y colaborar en experimentos que alumbren publicaciones científicos.

¿Veis? Al final va a ser verdad que son más inteligentes….