BLOGS
1 de cada 10

Contamos historias extraordinariamente cotidianas que nombran cada una de las realidades de la diversidad sexual y de género.

Si ya se pueden casar y tener hijos, ¿qué más quieren?

Juan Andrés Teno (@jateno_), periodista y activista LGTBI especializado en Diversidad Familiar

‘The times are a Changing’… (Los tiempos están cambiando…) / Foto: Tom Driggers

Es como un ruido sordo que a veces te impide avanzar, un viento que no sopla y te obliga a cerrar los ojos, un impulso que te condiciona a ser perfecto en tu papel de padre y que transmites sin saberlo a tu propio hijo. La homofobia* existe cuando una voz, siempre anónima, te sacude el corazón y la conciencia: “Si ya se pueden casar y tener niños ¿qué más quieren?”.

Y lo único que queremos las familias homoparentales es ser tan sencillas, visibles y, ¿porque no?, tan aburridas como lo puedan ser las demás. Los gais, las lesbianas y las personas transexuales tenemos hijos después de un largo proceso de reflexión al que nos obligan los necesarios trámites de la adopción, el acogimiento, la inseminación artificial o la gestación por subrogación. Son meses y años en los que miras a los ojos de tu marido (o tu mujer) y vas asumiendo la revolución del amor en la que se convertirá tu casa, en los que comprendes que tendrás que dar explicaciones que a las demás familias nunca les solicitan.

Y dices una y mil veces que no tiene mamá, que tu hijo tiene dos papás; que no sois los cuidadores del centro de acogida, que sois sus padres; que por favor no celebren el Día de la Madre, que él no lo tiene; que, por favor, -otra vez, siempre por favor- le expliquen en el “cole” que hay muchos tipos de familia; meses en los que disfrutas del permiso de maternidad y no te importan las palabras sino las horas que pasas junto a tu hijo… Con los años adviertes que ninguna otra familia pide por favor ejercer la maternidad o la paternidad con normalidad. Y respiras hondo, mirando a tu hijo, y sonríes, porque por él y solo por él seguirás haciéndolo.

Además, las madres y los padres de familias homoparentales arrastramos una historia personal más o menos nutrida de rechazos y de fobias debido a nuestra orientación sexual. Somos conscientes de lo que nos ha costado llegar donde estamos y tratamos, por todos los medios, que esas situaciones desconcertantes no alcancen a nuestros hijos.

Como asumimos nuestro pasado y nos sabemos observados, intentamos alcanzar la perfección en el papel de la crianza: los más felices, los más responsables, lo más comprometidos… para que nada ni nadie pueda cuestionar nuestra capacidad, nuestro amor filial, nuestro compromiso familiar.

Cuando aparecen estudios universitarios afirmando que nuestros hijos son más solidarios, socialmente más comprometidos y que no arrastran los determinismos de género, tenemos que asumir las miradas de reproche de los otros padres y madres, porque, por primera y única vez en su vida, han experimentado lo que supone sentirse diferente por su orientación sexual.

Esa es la homofobia sorda en la que transitamos, ese rumor constante al que casi nunca puedes ponerle cara pero que te condiciona como madre o como padre y que intentamos que no se derrame sobre la cotidianeidad de nuestros hijos. Vivimos en un país en el que, por fortuna, la homofobia* está políticamente mal vista, lo que no implica que no exista y que se nos presente con una sonrisa, un beso o una palmada de camaradería en el hombro.

Porque la igualdad legal existe pero la igualdad real todavía no la hemos alcanzado. Por todo ello, no queremos más (ni menos) que la felicidad sin explicaciones que tienen el resto de familias. Y que cese ese ruido sordo, en muchas ocasiones almibarado, que nos impide ser más felices de lo que ya somos.

*Aunque el término LGTBIfobia es el correcto por inclusivo, utilizo el de homofobia por ser socialmente el más asumido.

10 comentarios

  1. Dice ser Acuerdo y desacuerdo

    Estoy totalmente de acuerdo en el 90% del artículo. La homofobia está erradicada de derecho, pero no de hecho en nuestro país.
    A partir de aquí, mencionar algunos puntos con los que no estoy de acuerdo:

    – Me parece absurdo el decir “que por favor no celebren el Día de la Madre, que él no lo tiene”. Es que, viéndolo así, no se puede celebrar casi ninguna festividad. Todas las religiosas, fuera, el día del padre para quien tenga 2 madres, fuera, el día de la constitución para quien sea anarquista, fuera… Y no soy precisamente religioso.

    – Lo de “ninguna otra familia pide por favor ejercer la maternidad o la paternidad con normalidad”, bueno, ahí estás olvidándote de todas las familias (y padre/madre soltero) que adoptan (por lo menos a las adopciones “más evidentes”, donde se observe claramente, por ejemplo que los hijos son de distinta etnia), que ellos también sufrirán un bombardeo de preguntas, “es que no podéis tener hijos?” y cuestiones similares. [Y en estos casos se puede observar que no todas las preguntas incómodas provienen de fobias o son malintencionadas].

    – “Y respiras hondo, mirando a tu hijo, y sonríes, porque por él y solo por él seguirás haciéndolo.” bueno… principalmente lo haces por tí y por vosotros. El ser padre/madre es una cuestión en gran parte egoísta o como mínimo no altruísta, (excepto en los casos de adopciones por cuestión de conciencia, para mejorar la calidad de vida de los menores, anteponiéndolo a tener un hijo “de sangre”, existiendo la posibilidad). De “sólo por él”, en la mayoría de los casos, nada. “Por nosotros”.

    24 Marzo 2017 | 14:54

  2. Dice ser PEDRO

    No se puede pedir que no se celebre el día de la madre o del padre porque un hijo de una pareja homosexual no tenga uno de los dos, tenemos que convivir en igualdad, no se trata de eso? Todos iguales, no un colectivo por encima de otro. Si se celebra el día de la madre y un hijo de dos padres no tiene, lo que se debe hacer entender al niño es precísamente lo que dices en la carta. Existen familia con una madre y dos madres y también deben tener su día. No puede estar nunca un colectivo por encima de los demás. IGUALDAD REAL.

    24 Marzo 2017 | 15:03

  3. Dice ser italeri

    A las familias monoparentales no las veo yo pidiendo que quiten el día de la madre o del padre, me parece.

    24 Marzo 2017 | 15:34

  4. Dice ser Danilo

    La igualdad de derecho existe, he leido el articulo porque me parecio intersante la pregunta que mas quieren? Me parece un colectivo egoista y es por eso que para mi nunca tendran la igualdad real.
    En Lugar de pedir no celebrar un dia de la madre o padre, deberian de crear otro dia dentro del concepto que ellos o ellas creen.
    Creo que si quieren vivir en igualdad, deben respetar la ideologia de los demas. No todos tenemos la obligacion de aceptar la filosofia LGTB. Yo educare a mis hij@s como yo quiera dentro de lo que soy. Soy heterosexual puro y duro. Eso si, les inculcare el respeto a quien piense diferente a lo que piensen aunque no esten de acuerdo.
    En españa para mi la libertad de expresion es una falacia, puesto que no es cierto que se puede expresar lo que se quiera. PUes lo que se dice es como la biblia, cada quien o religion la interpreta a su conveniencia e intereses.

    24 Marzo 2017 | 16:15

  5. Dice ser CARMEN

    a mi no me parece bien que pidas que no celebren el día de la madre porque un niño tenga dos papas……. entonces qué, viene otra pareja de lesbianas y piden que no se celebre el del padre porque el suyo tiene dos mamás? y el que sea huérfano de algo, igual? De toda la vida ha estado esta problemática, ahora quizá algo más porque haya más familias homoparentales pero siempre ha habido niños que le faltaba uno o los dos….. y no creo que haya sido un trauma.
    Y celebrar sólo el día del progenitor tmapoco es solución puesto que los hay huérfanos de padre y madre, así que nada mejor no celebrar nada para no ofender a nadie.

    24 Marzo 2017 | 16:25

  6. Dice ser maddox

    creo q lo de no celebrar el dia de la madre, se refiere a tener que dar explicaciones de que tiene dos papas (a veces este hecho se puede ignorar como si no existiera y ahi viene el problema, es por lo que creo que se refiere el articulo), que no tiene mama y que nunca la ha tenido, y que lo ideal en esos dias, es celebrar el dia de la madre, o del padre, pero aprovechar para hablar de las diversas familias, pq habra tambien niños adoptados, niños con solo un padre o solo una madre, y son situaciones todas normales.

    24 Marzo 2017 | 17:37

  7. Dice ser Juan Andrés

    Buenos dias y gracias por los comentarios, de todo se aprende y todo enriquece. En cuento a las celebraciones en en los colegios, ¿no creéis que si celebramos el Día de la Familia (15 de mayo) ningún menor se sentirá excluido pues todos tienen familia?.
    No existe una filosofia LGTBI, existe algo mas genérico y profundo: la defensa y el respeto de los los derechos humanos. Y si, claro que existe la libertad de expresión en este país, prueba evidente es que aquí estamos debatiendo sobre un tema, con ideas diferentes, y nadie será multado o encarcelado por hacerlo.
    En cuanto al primer comentario “Acuerdo y Desacuerdo”, por favor lee de nuevo lo escrito…. yo no recuerdo que nada ni nadie se haya manifestado públicamente en contra de las familias monoparentales o adoptivas por una mera cuestión ideológica, en el caso de las familias homoparentales si ocurre.
    Abrazos

    26 Marzo 2017 | 12:40

  8. Dice ser Cuando aparecen estudios universitarios afirmando que nuestros hijos son más solidarios

    No estaría de más que citaras esos estudios para que podamos contrastar y verificar sus conclusiones, tal y como lo mencionas son simples opiniones interesadas, en principio tuyas.
    A mi personalmente me resulta indiferente el tema, quiero decir que por mi pueden vivir felizmente todas esas personas que mencionas. Lo que me parece falto de rigor es que no menciones que hay estudios que muestran que no todo es color de rosa, también consta que personas que han sido adoptadas por parejas formadas por individuos del mismo sexo han tenido experiencias poco satisfactorias debido precisamente al hecho de haber vivido en el seno de ese tipo de familias, también consta que parejas del mismo sexo mantienen dudas respecto si esos modelos de familia son totalmente saludables para los niños, son dudas que surgen de su experiencia y de la autocŕitica, no de hipótesis.
    Todo lo anterior lo abservo desde un punto de vista neutro, ya he dicho que no tengo nada que objetar, mis objeciones van dirigidas a la ausencia de rigor y verdad en algunas de tus aseveraciones y a la ausencia de otros puntos de vista neutros que muestran la realidad tal cual es, guste o no guste.

    27 Marzo 2017 | 00:26

  9. Dice ser Acuerdo y desacuerdo

    #7

    1.
    No, no todos tienen familia. Es muy difícil celebrar algo un poco personal (con esto quiero decir que no sean celebraciones de llegada de estaciones del año, del planeta en general, o similar) no excluyendo a nadie.

    Una cuestión: ¿Estás de acuerdo, en eliminar la semana santa y cualquier tipo de festividad religiosa? Porque a mi la religión (al menos las más importantes) me parece algo infinitamente más dañino que una cuestión banal como “el día de la madre” o del padre. La lucha contra la promoción de una cultura misógina, homófoba, genocida… me parece algo de mucha mayor prioridad.

    Hasta qué punto la limitación de la organización de festividades por las circunstancias/intereses de diferentes partes de la población (familias homoparentales, creyentes de diferentes religiones o no creyentes de ninguna…) limita la libertad de expresión?

    2.
    No he dicho que alguien se haya manifestado públicamente contra familias monoparentales o adoptivas por cuestión ideológica, he dicho que hay más familias que no viven la “maternidad/paternidad” con total normalidad, que padecen algunas preguntas incómodas y algunas miradas de desaprobación por no ir por la vía “convencional” para los más tradicionales.
    Dicho esto, está claro que las manifestaciones en contra más duras por cuestión ideológica afectan en su 99% a las familias homoparentales como bien dices.

    Un saludo

    27 Marzo 2017 | 17:21

  10. Dice ser Juan Andrés Teno Gutiérrez

    Buenos días,

    Sigo opinando que todos las niñas y todos los niños tienen familia, tienen alquilen que les cuide, alguien en el que ellos depositar su confianza y su amor. Y hay que dejarles que ellos elijan.
    Cada uno tiene su prioridad, yo la centro en la Diversidad Familiar por que entiendo que es el germen de la aceptación de lo diverso como algo enriquecedor del ser humano. Si tu ( no se tu nombre por que te identificas como “Acuerdo y desacuerdo”) consideras que se debe trabajar en otras causas, hazlo, seguramente nos veremos por el camino.

    Un abrazo

    11 Abril 2017 | 08:58

Los comentarios están cerrados.